La Voz de Galicia
Hablando de riqueza, pobreza, exclusión y con quienes no quieren quedarse al borde del camino
Seleccionar página

¿Qué puedo hacer, con sensatez, por las personas refugiadas?

Refugiados El Roto causas huirDicen que a los españoles nos dan igual los refugiados. Es mentira.

Como en otras muchas ocasiones, ante el sufrimiento ajeno, miles de personas están dando una vez más una lección de solidaridad. Lo comprobé por primera vez tras el genocidio en Ruanda o con el huracán Mitch en Centroamerica. Está demostrado que mientras una tragedia humanitaria sale en medios de comunicación, la sociedad española responde.

Pero lamentablemente estas explosiones de solidaridad tienen dos problemas: que suelen desaparecer cuando dejan de ser noticia (y cuando más ayuda necesitan quienes sufren) y que se actúa desde la emoción y la urgencia. Hay que ayudar ya, como sea, sin pararse a pensar en las causas del problema ni en asegurar que se hace de la mejor forma posible. Con el argumento de «lo importante es hacer» se han desperdiciado y se desperdician millones de euros.

Ninguna persona decente se puede quedar tranquilaSeguir leyendo

Diario optimista de un amputado

Esta es una historia optimista, entusiasta incluso. Una de tantas historias de dignidad y superación que se viven en muchas organizaciones e instituciones que luchan por la inclusión social y los derechos humanos.

La protagoniza Jaime Cortazar. En su recomendable blog «Diario de un amputado» nos cuenta como va recuperando la ilusión y abandonando el riesgo de exclusión desde que sufrió la tragedia de amputarle la pierna. Y lo hace con elegancia.

Jaime no está solo. Cuenta con la ayuda de profesionales que tienen la empatía como norma como la educadora social María Rodríguez Lago. María trabaja en la Fundación Érguete – Integración, una organización sin ánimo de lucro que pretende facilitar la incorporación socio laboral de personas en riesgo o situación de exclusión social. Seguro que conocen a su prestigiosa presidenta, Carmen Avendaño, una trabajadora y luchadora incansable por la justicia social y contra el … Seguir leyendo

Emprendimiento social: Qué es, qué no y cómo hacerlo viable

¡Emprender, emprender! Una demanda de muchos responsables políticos que no lo han hecho en su vida, una fuente creciente de subvenciones y en demasiadas ocasiones un insulto a muchas personas empobrecidas a las que sólo se les da la opción de convertirse en emprendedores de la noche a la mañana para salir de su situación o sentirse culpables por no hacerlo.

Emprender, crear una empresa viable, es tan difícil como gratificante, y lo es mucho más cuando la motivación principal para hacerlo no es el beneficio económico sino el cambio social. Hace unas semanas ya les presenté (también a su Majestad) algunos ejemplos de economía al servicio de las personas.

Para la Fundación Skoll, un emprendedor social es un «lider probado cuyos enfoques y soluciones a los problemas sociales están ayudando a mejorar las vidas de incontables individuos desfavorecidos«. En la premiada Ashoka nos dicen … Seguir leyendo

Mozas e mozos tutelados. Vítimas, non culpables

¿E ti por qué estás nun centro de menores se non tes cara de mala?”.

Preguntáronllo nunha entrevista de traballo a Jenni, unha xoven ex tutelada, cando ainda residía nunha das vivendas de acollida da ONG Igaxes3. Non se trata dun caso aillado, «Te miran distinto. La primera frase que suele soltarte la gente es ‘por algo estás ahí», din nesta imprescindible entrevista José Antonio, Ibrahim, Quique e Xabier. Os xóvenes que viven en centros de protección vense día a día na difícil tarea de procurarse un futuro e, ademáis, de combatir a sospeita dos demáis. A sospeita de quen quere ver neles persoas problemáticas ou conflictivas.

Como calquera outro prexuicio social é mentira: os mozos e mozas que viven nunha situación de protección non son culpables, senon vítimas. As razóns de que viviran separados das súas familias non son responsabilidade súa: nalgún intre padeceron … Seguir leyendo

Jóvenes tutelados: víctimas, no culpables

¿Y tu por qué estás en un centro de menores, si no tienes cara de mala?”.

Se lo preguntaron en una entrevista de trabajo a Jenni, una joven ex tutelada, cuando aún residía en una las viviendas de acogida de la ONG Igaxes3. No se trata de un caso excepcional, «Te miran distinto. La primera frase que suele soltarte la gente es ‘por algo estás ahí», decían en esta imprescindible entrevista José Antonio, Ibrahim, Quique y Xabier.

Los jóvenes que viven en centros de protección se ven día a día en la difícil tarea de procurarse un futuro y, además, de combatir la sospecha de los demás. La sospecha de quien quiere ver en ellos personas problemáticas o conflictivas.

Como cualquier otro prejuicio social es mentira: los chicos y chicas que viven en situación de protección no son culpables, sino víctimas. Las razones de que … Seguir leyendo