La Voz de Galicia
Tecnología y productividad en movilidad

Apple presenta una grieta

Apple , , ,

 

iPhone-5S-Dorado

Apple ha presentado ya sus nuevas gamas de dispositivos iPhone. El iPhone 5C, la C es por color, en 5 preciosos colores: verde, amarillo, blanco, rosa y azul y el iPhone 5S, que es una evolución del iPhone 5 y se presenta en 3 tonos: dorado, plateado y “gris espacial”. Son terminales que se podrán adquirir con contrato con una operadora o bien libres por precios que parten de los 549 $ para el iPhone 5C y de 649 para el iPhone 5S (impuestos no incluidos).

Los nuevos dispositivos incorporan mejoras respecto a los anteriores modelos. En cuanto a los procesadores introducidos, la separación de las gestiones de los sensores hacia un coprocesador independiente parece que es una muy buena opción, se ha trabajado también en la cantidad de luz que captarán los sensores de las cámaras y además se ha introducido una innovación avanzada: la capacidad de desbloquear el terminal mediante un sensor de huella digital; esto es algo que lleva muchos años en el mercado y hemos podido ver en varios dispositivos, pero nunca ha cuajado entre los usuarios. Apple ofrece ahora esta fórmula reinventada, de una forma tan mágica, que hace que todos queramos pasar nuestro dedo por su botón de inicio: ¡cristal de zafiro oiga!

Los usuarios damos, pero también quitamos

Los usuarios que tanto le hemos dado a Apple, decidimos aplicar el término “low cost” a su próximo dispositivo tan pronto como aparecieron las primeras filtraciones de información. Si se denominaba iPhone 5C, no puede ser que esa C no sea otra cosa que “Cheap = Barato” pensamos. No es precisamente el adjetivo en el que estaba pensando Apple y  mucho menos el que les hubiera gustado que se utilizase. Ellos estaban pensando en C de color. Seguro que les hubiera gustado poder aclarar que sí, que siguieran los rumores en las redes sociales, pero que mejor olvidar el “low cost”, al fin y al cabo ese adjetivo empezaría por L.

iPhone-5C-Color

Atentos a la evolución en los países

Vistas las reacciones a los precios anunciados, uno no puede dejar de preguntarse en qué medida habrían cambiado las valoraciones de no haber existido los rumores sobre un iPhone “asequible”. Solo el tiempo podrá decir si esta desilusión termina influyendo sobre las ventas de este modelo, especialmente en el caso de los países donde las operadoras han dejado de correr con una parte importante del coste del terminal a cambio de un compromiso de consumo elevado durante un plazo de dos años.

Con esta maniobra Apple deja claro que por ahora no va a entrar en la guerra de precios de los terminales libres sino que se seguirá manteniendo casi exclusivamente en el segmento de los precios más altos. Sí que se observa un nuevo giro hacia la venta de terminales subsidiados por las operadoras, por lo que será interesante ver la evolución de las ventas en los distintos países y si existe una relación con las ofertas de las operadoras.

Llama la atención que Apple no haya aprovechado esta renovación para unificar la gama con pantallas de 4 pulgadas y conector Lightning, ya que Apple ha decidido dejar como modelo más económico el iPhone 4S con sus 3,5″ y su conector dock por un precio de 399 EUR en España (eso sí, con tan solo 8 GB de capacidad).

¿Y si mi próximo móvil no es un iPhone? La grieta

La grieta que veo que ha aparecido se abre porque ahora los usuarios parecen haber visto la posibilidad de que su próximo teléfono no sea un iPhone. El mercado se ha vuelto muy interesante y algunos empiezan a ver que el esfuerzo de tener un iPhone quizá ya no merezca tanto la pena. Por ese mismo dinero se puede adquirir un terminal con características comparables a las del iPhone y disfrutar de las ventajas de otros sistemas operativos como Android o Windows Phone, que también las tienen. Además, si no se quiere gastar tanto dinero en el dispositivo, existen opciones muy económicas como las que plantean los asiáticos de las marcas Xiaomi, Meizu, Huawei o ZTE entre otros que le sacan los colores a las marcas más tradicionales.

En estos momentos muchos usuarios de Apple disponen de la tableta de la casa, el iPad, en su versión estándar o en su versión mini. El iPad es un dispositivo que fideliza y con el que el usuario se encuentra satisfecho. Ofrece una serie de apps tan bien confeccionadas que dejarlo atrás para cambiar de plataforma supone un problema para el usuario. Sin embargo esta tendencia no es tan marcada en el caso de los smartphones, donde Windows Phone avanza a buen ritmo mientras que Android ha comido gran parte del terreno que tenía perdido al principio de esta carrera. Quedará siempre la duda de saber si Apple se ha equivocado al no frenar el gran avance androide lanzando un terminal más asequible.

¿Os parece que Apple ha abierto esa grieta por la que se escaparán algunos usuarios fieles?

Saludos

David Serantes