Tevagustar.es Tevagustar.es Tevagustar.es Tevagustar.es
La Voz de Galicia
Blogs de lavozdegalicia.es
No me pidan calma

Posts tagged ‘Otra iglesia’

¿Por qué la pobreza no se ha enterado del fin de la crisis?

7 de agosto de 2017 a las 0:32

¿Cómo es posible?

Todos los días tenemos buenas noticias de crecimiento económico, menos desempleo, más optimismo gubernamental…pero la población en riesgo de pobreza en España sigue prácticamente igual.

Si leen este blog, sabrán de sobra que el empleo ya no es suficiente para tener una vida digna. Las razones que motivaron el aumento de la pobreza en España siguen exactamente igual y casi seguro se repetirán y agravarán en la siguiente crisis. Se las recuerdo recomendándoles de nuevo 6 vídeos breves, una Guía Didáctica y un libro de apenas 100 páginas “Metáforas para entender la crisis (y no volver a repetirla)” de Kiko Lorenzo.

Sería ridículo pretender hablar sobre desigualdad, pobreza o exclusión social en España sin conocer los imprescindibles estudios de la Fundación Foessa. Es habitual el rigor e independencia de esta fundación impulsada por Cáritas, tanto en informes periódicos como el reciente Análisis y Perspectivas 2017  (en donde constatan que el 70% de los hogares no están notando los efectos de la recuperación económica), como en sus monumentales Informes sobre exclusión y desarrollo social (los llamados Informes FOESSA). 

En el último hicieron un enorme esfuerzo de divulgación con vídeos, resúmenes, gráficos y un detalle por cada comunidad autónoma. Compruébenlo en su web o en su canal de Youtube. Pero sobre todo nos dejaron un auténtico regalo de material pedagógico con seis vídeos breves y una guía pedagógica para que cualquier persona o organización interesada pueda conocer algunas de las cuestiones recogidas en el VII Informe FOESSA.

Pueden descargarse la Guía didáctica aquí. Les resumo algunas de las preguntas, conclusiones y enlaces de cada uno.

Que lo disfruten.

Materiales_pedagogicos_del_VII_Informe_FOESSA

 

La pobreza no es un “problema de la crisis”, sino de modelo social

¿Las personas en pobreza o exclusión deberían poner más de su parte para salir de su situación?

¿Uno nace pobre o se hace pobre?

El 65% de las personas en exclusión ya lo estaba antes de la crisis económica. Lo que ha entrado en crisis es nuestra idea de lo que es vivir en comunidad.

Ya no se trata de incorporar a pobres y excluidos al entramado social, sino directamente no tenerlos en cuenta, ignorarlos, invisibilizarlos, trasladarlos o recluirlos en espacios donde no molesten.

Más información:

Resumen capítulo 1 

Enfrentarse a la crisis desde la perspectiva de las víctimas

Búsquense la vida

¿Crees que hemos vivido por encima de nuestras posibilidades?¿Y eso qué significa?

¿Es posible mantener un Estado de bienestar como el nuestro sin pagar más impuestos?

La protección social ¿tiene que cubrir unos mínimos y a partir de ahí que cada cual se pague lo que considere necesario?

Poco a poco estamos asistiendo a la transferencia al ámbito privado de lo que antes era colectivo (pensiones, sanidad, educación, cuidados…) y esto tiene enormes implicaciones para las personas con menos posibilidades.

No estamos ante una crisis temporal, sino ante un cambio de época en donde debemos decidir o consentir seguir avanzando hacia un modelo de privatización e individualización de los riesgos sociales, donde cada ciudadano se busque la vida para complementar sus formas de asegurarse, o hacia nuevas formas de socialización de riesgos donde sigamos haciéndonos cargo unos de otros y la ciudadanía social sea la propuesta principal.

Más información:

Resumen capítulo 5

La opinión pública sobre las políticas sociales

El empleo ya no es suficiente para tener o mantener una vida digna

¿Conoces situaciones de empleo precario, desempleo de larga duración o de personas que ya hayan dejado de buscar?

¿Son culpables las personas que se encuentran en paro?

¿Qué podemos hacer para fomentar el trabajo digno desde donde tú te ubicas?

Mientras el aumento de la precariedad laboral entre los jóvenes es alarmante, muchos trabajadores con escasa formación conforman una “generación expulsada” sin posibilidad de trabajar en su sector y con cualificaciones inútiles en otros sectores. Resulta muy difícil imaginar que puedan volver al empleo a corto plazo cuando se recupere la contratación.

A pesar de que la economía española ha comenzado a crear empleo neto desde 2014, después de un periodo de seis años en que se ha destruido más del 18% del empleo existente a finales de 2007, el mercado laboral español sigue teniendo los mismos problemas estructurales que ya tenía anteriormente. De hecho el 14,8% de las personas con trabajo está en situación de pobreza.

La recuperación económica, sobre todo del empleo, puede contribuir a reducir la magnitud de los indicadores, pero para modificar sustancialmente el empleo como mecanismo de inclusión social, de sentirse miembro de la sociedad, son necesarias muchas otras cosas, como una mayor inversión de recursos sociales y un diseño global mucho más ambicioso de políticas públicas inclusivas.

Más información:

Resumen capítulo 4

Empleo precario y Protección Social

Los recortes en el gasto social vulneran los derechos de cada vez más capas sociales

¿Sientes que te han recortado algún derecho?

¿Crees que hay que apoyar a las personas y familias que están padeciendo con más intensidad el debilitamiento de nuestros derechos?

El debilitamiento de los derechos, y la reducción práctica de la inversión o gasto social, genera un impacto rápido y directo en las personas más pobres y excluidas. Pero no solo en estas: cada vez más capas sociales de población se están viendo afectadas: 645.000 hogares han sufrido algún tipo de amenaza de expulsión de su vivienda. El 15,8% de los hogares ya no puede comprar medicamentos. Se han dejado de invertir 7.100 millones en dependencia.  Hay 700 millones menos en becas para educación obligatoria.

Estamos pasando de un discurso de fondo sustentado en la garantía de derechos a otro estructurado alrededor de los valores de la revolución neoliberal y meritocrática. Esto está generando un incremento de la fractura social, de la distancia entre la posición social de las personas.

Más información:

Resumen Capítulo 3  

Desigualdad y pobreza en España en el largo plazo

Curarse del conformismo: Afrontar la resignación, la impotencia y la incertidumbre como elementos que bloquean la participación ciudadana

¿Tienes esperanza de que las «cosas» van a ir a mejor?

¿Crees que en ese «ir a mejor» tú tienes algo que ver?

¿Cuáles crees que deben ser tus compromisos como ciudadano o ciudadana?

El compromiso, la implicación y la esperanza como actitudes para la construcción de un nuevo modelo de sociedad. En los últimos años han surgido multitud de iniciativas de participación ciudadana que huyen de la impotencia y la resignación y buscan actuar como “garantes de la ética, los valores, la dignidad y los infrarrepresentados“.

La sociedad civil mantenemos la capacidad social para ayudarnos y cooperar. Una excelente noticia, pues constituye la condición necesaria para poder desarrollar iniciativas que aunque todavía no supongan la realización de ese otro mundo posible, sí permitan anticipar sus rasgos esenciales. Sin embargo, no hay garantía de que ese modelo alternativo acabe conectando con lo normativo e institucional o con el conjunto de la sociedad.

Más información:

Resumen Capítulo 6      

De un individualismo placentero y protegido a un individualismo no placentero y desprotegido   

¿Qué sociedad saldrá de la actual crisis?

¿Reaccionamos? O estado del bienestar o crecimiento sin sociedad

¿Crees que puedes salir individualmente de la crisis?

¿Crees que el Estado de bienestar (sanidad, educación, pensiones y servicios sociales públicos) sigue siendo sostenible o debemos reducirlo?

¿Y aquellas necesidades que no pueda cubrir que cada uno busque su forma de satisfacerlas?

Se está produciendo una confrontación entre mayores demandas y menores recursos, lo que coloca a los asistidos en el foco de la sospecha de por qué ese gasto, no visualizándose como inversión. No es más que el resultado de la lógica que entiende la crisis como la oportunidad para un nuevo modelo de sociedad que pasa del “contrato social” al “contrato mercantil“. Que cuestiona la lógica de los derechos universales y del Estado de bienestar.

A medida que las políticas públicas dejan de ser para todas, pierden ambición universalista y dejan de ser espacios para la cooperación, el reconocimiento y el encuentro, y se convierten en campos de batalla donde distintos colectivos sociales pugnan por recursos cada vez más escasos.

Tenemos una oportunidad si entendemos como ciudadanas y ciudadanos que es imprescindible fortalecer los valores cívicos y defender la necesidad y la implicación personal y colectiva de mantener y potenciar nuestro actual Estado de Bienestar. La necesidad de un nuevo proyecto social que abandone la lógica del “crecimiento sin sociedad

Más información:

Documento de conclusiones del VII Informe FOESSA
Transformaciones en los dinamismos de participación política y asociativa en la sociedad española

@xosecuns

NOTA. Entrada actualizada. Original: “Todas las cosas son imposibles mientras lo parecen” publicada el 22 de junio de 2016

Todas las cosas son imposibles

Administración, Comunicación, Derechos humanos, Desigualdad, Educación, Empleo, Exclusión, Formación, Impuestos, Incidencia, Innovación social, Inversión social, Mujeres y hombres, Organizaciones No Lucrativas, Otra Iglesia, Participación, Personas, Pobreza, Rentas Mínimas, Servicios sociales, Tercer Sector, Voluntariado
Escrito por xosecuns 4 Comentarios
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net

Mujer en la iglesia: ¿Acaso Dios no quiere la igualdad?

27 de abril de 2017 a las 12:38

Defender que hombres y mujeres tienen los mismos derechos y exigir una igualdad efectiva parece obvio, pero sorprenden los muchos enemigos y su violenta resistencia machista a un cambio inevitable. Si: “El tiempo de los orcos termina“.

Por eso tienen un mérito especial las mujeres y asociaciones que defienden la igualdad entre hombres y mujeres (lo que es el feminismo), en espacios especialmente difíciles, como la iglesia católica.

Hoy tengo el honor de dejarles con una de estas mujeres, Marisa Vidal. Gracias por tu compromiso, coherencia y entusiasmo, por ficharme para esto de la pobreza y la desigualdad y por demostrarme que sirve de algo!

Mujer en la iglesia: ¿Acaso Dios no quiere la igualdad?

No conozco muchas asociaciones en las que participen hombres que tengan el feminismo, la igualdad real entre hombres y mujeres, como práctica política. La mayoría la dan por supuesta y se instalan en la comodidad, maquillándose con estadísticas de cuotas de participación y otros subterfugios. El maquillaje cae cuando sale a la palestra el iceberg de sexismo que hay en la sociedad.

¿Qué queréis que os diga? Sigo viendo aún, por ejemplo, demasiada presencia masculina en los espacios públicos y mucha presencia femenina en las puertas de las escuelas y las consultas de los pediatras.

A nadie se le escapa que en las instituciones no hay igualdad real entre hombres y mujeres y que sí no se cambian los modelos sociales y de participación va a ser difícil conseguir igualdad real.

Es verdad que cuando no queremos mirar para nuestro propio patio, echamos el ojo en el patio ajeno, y que es muy fácil tirar piedras en los tejados de otr@s, pero yo quiero hoy haceros conocedores de lo que pasó en la Iglesia gallega a finales del mes pasado. Vaya por delante mi condición de cristiana, perteneciente a la Asociación de Mulleres Cristiás Galegas Exeria y colaboradora habitual en Encrucillada, Irimia y otros proyectos de la Iglesia Gallega.

La coruñesa Christina Moreira es la única española ordenada presbítera Foto: Marcos Míguez. La Voz de Galicia

Hace unos días, Isabel Gemio entrevistaba a Christina Moreira, una gallega que resulta ser la primera mujer sacerdote en el estado español. Casi al mismo tiempo, entrevistas similares se publicaban en la prensa escrita: “Oficio misa todos los domingos

Al día siguiente de esta publicación, desde el Arzobispado de Santiago se emitía un comunicado que, en un tono un tanto displicente, desautorizaba a “esa señora” y deslegitimaba su ordenación.

Reparad en un detalle: en la página de Religión Digital acompañaron el comunicado del arzobispado con las pocas pero contundentes imágenes de mujeres presidiendo celebraciones y partiendo el pan y el vino en los primeros siglos de cristianismo, en las primeras comunidades. Hablan por sí solos los frescos de las catacumbas o los mosaicos que aún se conservan de mujeres revestidas de autoridad ministerial.

No tardaron en alzarse voces en apoyo de Christina y su papel como sacerdote en una comunidad cristiana que al tiempo defendían también la larga lucha por la igualdad que las mujeres llevamos en la Iglesia. Dos días después Engracia Vidal Estévez contestaba al arzobispado en el mismo medio pidiendo a los “señores masculinos” que abran los ojos ante esta realidad de discriminación que clama al cielo.

La Asociación Mulleres Cristiás Galegas Exeria a la que Engracia y yo pertenecemos desde su fundación, hay más de 20 años, no tardó también en preparar un documento de respuesta, una carta al señor Arzobispo en apoyo a Christina Moreira y en defensa de la igualdad en la Iglesia. Puede leerse completo en este enlace.

Capilla de San Zenón, Santa Práxedes, Roma, s. IX

La iglesia cambia con los tiempos, lo hizo siempre. También lo hará ahora

Ya pasaron unos días de todos estos acontecimientos (aunque el Arzobispado de Madrid acaba de impedir a Christina dar una charla en una parroquia), pero la causa de la igualdad de la mujer en la Iglesia sigue su camino. Los pasos que vamos dando vienen desde muy lejos en el tiempo y siguen avanzando.

Nuestro discurso por la igualdad, de sonar imposible hace unas décadas, ahora resuena fuerte y verdadero, y todas las personas vamos asumiendo que es un derecho irrenunciable, a pesar de los miedos que pueda provocar. El miedo es mal compañero de camino: reposa en la ignorancia y los prejuicios, y resulta un pésimo consejero sí lo que se quiere es mirar hacia delante y avanzar.

La Iglesia cambia con los tiempos, lo hizo siempre. No hay que tener miedo a los cambios, pues son consustanciales a la naturaleza humana. No cambian las verdades fundamentales, pero sí la manera en que respondemos a ellas con el paso del tiempo. En el siglo II la Iglesia hubo de adaptarse a una sociedad, la romana, si no quería que el mensaje de Jesús se perdiera para siempre.

No hay más que echar un vistazo a la historia de la Iglesia para ver como, buscando la fidelidad al mensaje, hubo que ir dando pasos nuevos que supusieron grandes aciertos en la historia de la Humanidad. Avanzar, adaptarse a las nuevas realidades, proponer respuestas nuevas allí donde no se veían salidas. En muchas ocasiones a Iglesia levantó su voz profética denunciando injusticias y corrigiendo el rumbo de la historia humana, y en otras asumió sus errores y recondujo situaciones que se revelaban injustas.

Igualdad es tener presencia en los órganos de gobierno y en la toma de decisiones

Cada situación histórica presenta sus retos y propone nuevas cuestiones a las que no podemos no dar respuesta. El debate por la igualdad hace tiempo que está abierto en la Iglesia. Tal y como está hoy la organización eclesial, negar a las mujeres el acceso a los ministerios ordenados impide que podamos tener presencia en los órganos de gobierno y en la toma de decisiones.

Por eso, la cuestión de la ordenación de las mujeres es un asunto con mucho más calado que lo que de principio puede parecer. Dentro de las feministas cristianas hay diferentes sensibilidades acerca de la cuestión de la ordenación pues muchas no estamos de acuerdo con un modelo de organización jerárquico, pero no hay dudas acerca de nuestro derecho al acceso a los lugares de culto, gobierno y decisión en la estructura eclesial.

Otra cuestión con carácter histórico es la conformación de la práctica sacramental tal y como la conocemos hoy. Es también fruto de un proceso iniciado en gestos y ritos de Jesús, pero conformado según los cánones rituales de las épocas en las que se fueron configurando. En la Iglesia tenemos que perder el miedo a cambiar las maneras de decir y hacer siempre que no dejemos de ser fieles al mensaje de Jesús, fieles al Reino de Dios que intentamos construir.

Hubo un tiempo en el que, por ejemplo, las personas que no eran blancas no tenían voz ni voto en la organización eclesial, porque tampoco tenían voz ni voto en el contexto social. Pero ese tiempo ya finalizó. Los hombres de diferentes razas ya disfrutan de plenos derechos en la Iglesia… Y las mujeres: ¿Por qué no?

Está llegando a su fin el tiempo de la desigualdad. Las mujeres ya no podemos seguir esperando y aceptando que hablen y decidan por nosotras.

Precisamos ya algo más que gestos y buenas intenciones. En la Iglesia precisamos con urgencia pasar de la tolerancia a la aceptación.

¿O es que acaso hay quien piensa aún que Dios no quiere la Igualdad?

Marisa Vidal Collazo

Más información:

Mujeres ordenadas en la iglesia primitiva. Libro publicado por la Asociación de Teólogas.

Movemento pola ordenación de mulleres.

Décimo aniversario da primeira ordenación de mulleres no Danubio (2002-2012)

Corrupción, Derechos humanos, Desigualdad, Educación, Exclusión, Incidencia, Inclusión, Mujeres y hombres, NO Violencia, Otra Iglesia, Participación, Voluntariado
Escrito por xosecuns 3 Comentarios
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net

Muller na Igrexa. Acaso Deus non quere a igualdade?

26 de abril de 2017 a las 20:05

Defender que homes e mulleres teñen os mesmo dereitos e esixir unha igualdade efectiva semella ser obvio pero sorprende os moitos inimigos e a súa violenta resistencia machista a un cambio inevitable. “O tempo dos orcos remata“.

Por iso ten un mérito especial as mulleres e asociacións que defenden a igualdade entre homes e mulleres (tamén chamado feminismo), en espazos especialmente difíciles, como a igrexa católica.

Hoxe teño a honra de deixalos cunha destas mulleres, Marisa Vidal. Grazas polo teu compromiso, coherencia e entusiasmo, por ficharme para isto da pobreza e a desigualdade e por demostrarme que sirve de algo!

Muller na Igrexa. Acaso Deus non quere a igualdade?

A día de hoxe non coñezo moitas asociación nas que participen homes que teñan o feminismo, a igualdade real entre homes e mulleres, como práctica política. A maioría dana por suposta e se instalan na comodidade, maquillandose con estatísticas de cotas de participación e outros subterfuxios. A maquillaxe cae cando sae á palestra o iceberg de sexismo que hai na sociedade.

Qué queredes que vos diga? Sigo vendo, por exemplo, aínda demasiada presenza masculina nos espazos públicos e moita presenza feminina nas portas das escolas e as consultas dos pediatras.

A ninguén se lle escapa que nas institucións non hai igualdade real entre homes e mulleres e que si non se cambian os modelos sociais e de participación vai ser difícil acadar igualdade real.

É verdade que cando non queremos mirar para o noso propio patio, botamos o ollo no patio alleo, e que é moi fácil tirar pedras nos tellados de outr@s, pero eu quero hoxe facervos coñecedores do que pasou na Igrexa galega a finais do mes pasado. Vai por diante a miña condición de cristiá, pertencente á Asociación de Mulleres Cristiás Galegas Exeria e colaboradora habitual en Encrucillada, Irimia e outros proxectos de Igrexa Galega.

A coruñesa Christina Moreira é a única española que foi ordenada presbítera Foto: Marcos Míguez. La Voz de Galicia

Hai uns días Isabel Gemio entrevistaba a Christina Moreira, unha galega que resulta ser a primeira muller sacerdote no estado español. Case ao mesmo tempo, entrevistas similares publicábanse na prensa escrita: «Oficio misa todos os domingos»

Ao día seguinte desta publicación, dende o Arcebispado de Santiago emitíase un comunicado que, nun ton un chisco displicente, desautorizaba a “esa señora” e deslexitimaba a súa ordenación.

Reparade nun detalle: na páxina de Relixión Dixital acompañaron o comunicado do arcebispado coas poucas pero contundentes imaxes de mulleres presidindo celebracións e partindo o pan e o viño nos primeiros séculos de cristianismo, nas primeiras comunidades. Falan por si sós os frescos das catacumbas ou os mosaicos que aínda se conservan de mulleres revestidas de autoridade ministerial.

Non tardaron en alzarse voces en apoio de Christina e o seu papel como sacerdote nunha comunidade cristiá que ao tempo defendían tamén a longa loita pola igualdade que as mulleres levamos na Igrexa. Dous días despois Engracia Vidal Estévez, muller de grande valía, contestaba ao arcebispado na mesma Relixión Dixital pedindo aos “señores masculinos” que abran os ollos ante esta realidade de discriminación que clama ao ceo.

A Asociación Mulleres Cristiás Galegas Exeria á que Engracia e eu pertencemos desde a súa fundación, hai máis de 20 anos, non tardou tamén en preparar un documento de resposta, unha carta ao Sr. Arcebispo en apoio a Christina Moreira e en defensa da igualdade na Igrexa. Pódese ler completo neste enlace.

Capilla de San Zenón, Santa Práxedes, Roma, s. IX

A Igrexa cambia cos tempos, fixoo sempre. Tamén o fará agora

Xa pasaron uns días de todos estes acontecementos (ainda que o Arzobispado de Madrid ven de impedir a Christina dar unha charla nunha parroquia), o foco mediático xa xirou para outro sitio, pero a causa da igualdade da muller na Igrexa segue o seu camiño. Os pasos que imos dando veñen dende moi lonxe no tempo e seguen avanzando. O noso discurso pola igualdade, de soar a imposible hai unhas décadas, agora resoa forte e verdadeiro, e tódalas persoas imos asumindo que é un dereito irrenunciábel, maila os medos que poida provocar. O medo é mal compañeiro de camiño: repousa na ignorancia e os prexuízos, e resulta un pésimo conselleiro si o que se quere é mirar cara adiante e avanzar.

A Igrexa cambia cos tempos, fíxoo sempre. Non hai que ter medo aos cambios, pois son consubstanciais á natureza humana. Non cambian as verdades fundamentais, pero si o xeito en que respondemos a elas co paso do tempo. No século II a Igrexa houbo de adaptarse a unha sociedade, a romana, se non quería que a mensaxe de Xesús se perdera para sempre.

Non hai máis que botar unha ollada a historia da Igrexa para ver como, buscando a fidelidade á mensaxe, houbo que ir dando pasos novos que supuxeron grandes acertos na historia da Humanidade. Avanzar, adaptarse ás novas realidades, propoñer respostas novas alí onde non se vían saídas. En moitas ocasións a Igrexa ergueu a súa voz profética denunciando inxustizas e corrixindo o rumbo da historia humana, e noutras asumiu os seus erros e reconduciu situacións que se revelaban inxustas.

Presenza nos órganos de goberno e na toma de decisións

Cada situación histórica presenta os seus retos e propón novas cuestións ás que non podemos non dar resposta. O debate pola igualdade hai tempo que está aberto na Igrexa. Tal e como están hoxe a organización eclesial, negar ás mulleres o aceso aos ministerios ordenados impide que podamos ter presenza nos órganos de goberno e na toma de decisións.

Por iso, a cuestión da ordenación das mulleres é un asunto con moito máis calado que o que de principio pode parecer. Dentro das feministas cristiás hai diferentes sensibilidades acerca da cuestión da ordenación pois moitas non estamos de acordo cun modelo de organización xerárquico, pero non hai dúbidas acerca do noso dereito ao acceso aos lugares de culto, goberno e decisión na estrutura eclesial.

Outra cuestión con carácter histórico é a conformación da práctica sacramental tal e como a coñecemos hoxe. É tamén froito dun proceso iniciado en xestos e ritos de Xesús, pero conformado segundo os canons rituais das determinadas épocas nas que se foron configurando. Na Igrexa temos que perder o medo a cambiar as maneiras de dicir e facer sempre que non deixemos de ser fieis á mensaxe de Xesús, fieis ao Reino de Deus que tentamos construír.

Houbo un tempo no que, por exemplo, as persoas que non eran brancas non tiñan voz nin voto na organización eclesial, porque tampouco tiñan voz nin voto no contexto social. Pero ese tempo xa rematou. Os homes de diferentes razas xa gozan de plenos dereitos na Igrexa… E as mulleres. Por qué non??

Está chegando á súa fin o tempo da desigualdade. As mulleres xa non podemos seguir esperando e aceptando que falen e decidan por nós. Precisamos xa algo máis que xestos e boas intencións. Na Igrexa precisamos con urxencia pasar da tolerancia á aceptación. Ou é que acaso hai quen pense aínda que Deus non quere a Igualdade?

Marisa Vidal

Máis sobre o tema:

Mujeres ordenadas en la iglesia primitiva. Libro publicado pola Asociación de Teólogas.

Movemento pola ordenación de mulleres.

Décimo aniversario da primeira ordenación de mulleres no Danubio (2002-2012)

Derechos humanos, Educación, Exclusión, Incidencia, Inclusión, Mujeres y hombres, Otra Iglesia, Participación
Escrito por xosecuns 1 Comentario
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net

Personas decentes de Compostela

10 de junio de 2014 a las 9:47

Desde Santiago de Compostela, creo que debemos agradecerle a Juan Carlos I que abdicara el lunes pasado. Con su gesto, además de recuperar una pequeña parte de su  perdido prestigio, nos evitó que fuera aún mayor el espectáculo patético que está dando la corporación municipal de mi ciudad.

Llevamos años viviendo pesadillas y esperpentos en esta ciudad: el robo del Códice, el accidente del tren, el asesinato y vodevil mediatico de una niña… Y siempre en el fango de una corrupción patética, cutre y chulesca.

No se merecen tanto insulto, tanto ridículo y tanta vergüenza ajena las miles de personas honradas y decentes que viven en una ciudad hasta hace poco orgullosa de su pasado, su presente y su futuro.

Hoy necesito hacer “autoterapia”. Recordarme las razones por las que estoy orgulloso de vivir en Santiago de Compostela y de paso presentarles a algunos de mis vecinos y vecinas que luchan contra la desigualdad, la pobreza y la exclusión social. Les pido disculpas antes de empezar: no puedo citarlas a todas, por eso les agradezco especialmente que lo hagan en los comentarios.

No sólo en Santiago. Seguro que en su ciudad o en su pueblo se podría hacer un artículo semejante. Desde luego en A Coruña, Lugo, Ourense u otras ciudades gallegas asoladas por la corrupción con la complicidad hasta entusiasta de los prinicipales dirigentes políticos gallegos. Les pido un favor: No se queden callados. Escríbanlo.

Es obligado empezar recordando que en Compostela viven las personas de Angrois que no dudaron en arriesgar su vida y demostrar en que consiste la banalidad del heroismo.

En Compostela se acaban de celebrar unas primarias modélicas. Elías Ledo ha sido el ganador de las elecciones convocadas entre los jóvenes mayores de edad de Down Compostela para representarles en el Patronato de su Fundación.

Además de permitir a las personas con discapacidad elegir libremente a su representante, la iniciativa tenía como objetivo familiarizar a los jóvenes con un proceso electoral normal, ya que las normas establecidas eran muy similares a los que regulan los comicios municipales, autonómicos, nacionales o europeos. No se pierdan el discurso de Elias. Otro actor que se lanza a la arena política como Ronald Reagan o Toni Cantó (no se yo si al Elías le gustará la comparación…).

No es nada difícil seguir escribiendo sobre discapacidad (o diversidad funcional) y decencia en Santiago. Sobran ejemplos: padres y madres coraje como Pío y Paula y su lucha constante desde su página en Facebook “Queremos una Compostela sin barreras”. Personas como Anxela López peleando por unos buses urbanos accesibles

Profesionales con los que tengo el honor de trabajar todos los dias en organizaciones como por ejemplo Hemofilia Galicia y su exitosa cooperación internacional en Perú, en referentes nacionales como COGAMI, en Sarela y su trabajo constante por recordarnos que cualquiera podria tener daño cerebral adquirido o en FEAFES Galicia y su lucha contra los prejuicios y mitos sobre la salud mental con un grito que hoy necesitamos tomar prestado: ¡Queremos ser felices!

En Compostela muchas personas crean riqueza intentando ser coherentes con sus valores y sin caer en las trampas del capitalismo de amiguetes. Desde grandes empresas, en donde estoy orgulloso de haber trabajado, cuyos directivos saben hacer envidiables ejercicios de autocritica, hasta emprendedores sociales de todo tipo que, como les contaba Gonzalo de la cooperativa Panxea hace unos meses, demuestran que es factible una economia, un comercio y una banca al servicio de las personas. El último ejemplo de emprendimiento bien entendido lo tienen en Reseteando, un blog que con todo el esfuerzo de Arturo y Xabier detrás, se está convirtiendo en un referente en innovación social.

En Compostela hay empresas y organizaciones que saben como facilitarles trabajadores preparados. Antes ya les he citado a algunas, pero si quieren saber como conseguir un futuro lejos de la exclusión social para muchos jóvenes, deberian contactar con la compostelana Igaxes3, un referente europeo con su exitoso programa Mentor de inclusión sociolaboral de jóvenes tutelados, su liderazgo de la red “Jóvenes e Inclusión” sobre juventud en riesgo junto a cinco universidades o su lucha contra el fracaso escolar.

En Compostela centenares de personas se dedican a luchar desinteresadamente contra una pobreza y exclusión social que insulta a más de 18000 personas. Y desde unha amplia variedad ideológica y política. Mucho antes de que el “Podemos” se hiciera famoso, ya se había inventado aquí el “Juntos podemos”. Antes de que se hablara de la telemendicidad y de porquerías asistencialistas como “Entretodos” compostelanos como mi maestro y amigo Luis ya denunciaba la vuelta al “todo para los pobres pero sin los pobres”.

De actuaciones y propuestas para no caer en el pozo negro de la renuncia a luchar por los derechos sociales y por la dignidad y de hacerlo además trabajando en red y por causas compartidas también se sabe por aquí.

Lo saben personas de ámbitos tan diferentes como Piluca o María José en Manos Unidas, como Victor y su ilusión con lo que implica el Papa Francisco. Lo sabe una emprendedora como Romana cuando hace unas semanas gritaba ¡No nos vamos, nos echais!. Lo sabían las miles de personas que hace 15 años marcharon contra la explotación laboral infantil.

ONGD como Asemblea de Cooperación pola Paz (ACPP) que con su proyecto Barrios Abiertos están innovando al aplicar lo que han aprendido en países como El Salvador o República Dominicana en barrios enblemáticos como Fontiñas y San Pedro, con el objetivo de conseguir la integración social, cultural, educativa y sanitaria de las personas de origen extranjero. Como bien dicen, “las fronteras y los muros son mentales. ¡Derríbalos!”

¿Que quieren fiesta?. Pues también.

Añadan a todas las razones anteriores las de los peregrinos que pasan todos los días al lado de mi casa finalizando el Camino de Santiago. O que seamos Patrimonio de la Humanidad, que hayamos recibido decenas de premios por un urbanismo envidiable, una de las ciudades europeas con más zonas verdes, etc.

Pero vamos a lo que les interesa.

Lo mejor de todo es que si se vienen por aquí del 24 a 29 de junio podrán comprobarlo ustedes mismos y disfrutar como nunca. Las fiestas del barrio de San Pedro son un ejemplo de imaginación, variedad y participación social.

Se las recomiendo. Habrá muchas personas decentes: las de Compostela.

@xosecuns

#DecentesCompostela

Administración, Consumo responsable, Corrupción, Empleo, Empresa, Exclusión, Heroes cotidianos, Inclusión, Menores y jóvenes, Organizaciones No Lucrativas, Otra Iglesia, Participación, Personas, Personas con Discapacidad, Personas Migrantes, Pobreza, Tercer Sector, Transparencia, Voluntariado
Escrito por xosecuns 11 Comentarios
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net

Cristiás e cristiáns ante a pobreza

4 de julio de 2013 a las 18:55

«Cómo me gustaría unha Igrexa pobre e para os pobres», dicía hai uns meses o recén nomeado Papa Francisco. Daquela Victor Cortizo preguntábase si debíamos ilusionarnos con esta compromiso.

Si ilusionan os case 30 anos de vida de Encrucillada, a Revista Galega de Pensamento Cristián. Cada 2 meses, un equipo de persoas comprometidas coa igrexa de base, elaboran de xeito voluntario esta revista recoñecida pola súa independencia, tanto económica como intelectual, de calquera organización, incluída a institución eclesiática.

Ven de sair o número 183, un novo monográfico adicado á crise e o papel da igrexa perante ela. E para presentárllela ningúen mellor que Marisa Vidal Collazo, a secretaria da revista. Unha persoa cuxo compromiso e coherencia persoal e solidaria admiro dende que a coñezo do grupo de xóvenes de Mans Unidas.

Grazas Marisa.

Cristiás e cristiáns ante a crise

Dende que estoupou a crise en España, Encrucillada mantense alerta, afondando nos seus motivos e oportunidades como o decrecemento ou o novo perfil que lle estaba a dar á exclusión social e mesmos aos movementos sociais.  No recén editado número 183 da revista falamos de novo e de xeito monográfico da crise e do papel da Igrexa perante dela.

Nun primeiro estudo, Ignacio Calleja Sáez de Navarrete, da Fac. de Teoloxía de Vitoria, ve perspectivas de futuro na participación cidadá organizada sobre todo a raíz do movemento 15M, dende o que “se está a xerar o contrapoder necesario para chegar a acadar o control democrático da riqueza, unha nova fiscalidade, a creación dunha banca pública, novas leis laborais para a democracia nas empresas, cambios no xeito de elixir aos deputados, creación de observatorios independentes das políticas públicas, etc.

Para el “non hai atallos morais nin espirituais á xustiza social sen pasar por unhas estruturas sociais xustas“. Unha parte da solución ten que vir necesariamente no apostar polo movemento civil alternativo, nutrido de persoas sensibles á xustiza social, que crece en rede e é capaz de xerar actores políticos alternativos.

Nesta mesma liña, a teóloga Teresa Martinho Toldy,  da Universidade de Coimbra e o blogue Policredos, achega a situación que se está a vivir hoxe no veciño Portugal. As súas conclusións non difiren moito das do profesor Calleja: “Perdemos direitos sociais. Temos a sensação do fim de uma era de direitos acerca do qual existe um discurso ambíguo por parte dos políticos e das entidades patronais (…) A política parece ter sido substituída pelas finanças como único horizonte de referência para a governação. Por outro lado, vivemos um momento de acordar de consciências que, segundo alguns analistas, poderá contribuir para a reconfiguração da democracia“.

Xosé Montes, exdirector de Caritas diocesana de Santiago analiza o papel da Igrexa dende Caritas.  Unha labor que cifra en “alentar no desánimo; atender aos máis vulnerables que non teñen traballo, sobre todo ás familias onde non hai un salario; esixir políticas que prioricen ás persoas; reclamar unha opción máis ética ante unha sociedade pouco redistributiva; fomentar itinerarios persoais de inserción con constancia; reivindicar políticas sociais xenerosas para persoas con ingresos baixos; facilitar a formación para os colectivos de baixa preparación; buscar solucións ou novas iniciativas para as persoas que teñen máis dificultade no acceso ao traballo; sensibilizar ás empresas para que colaboren cos máis afectados pola crise; apoiar a cantos están en situación de baixa autoestima ou desesperanzados; etc

No artigo Alternativas galegas para outra economía , Xosé Cuns  fai unha detallada relación de iniciativas que van do sector primario (agricultura ou pesca), as finanzas éticas, o comercio xusto, sostible e sustentable ou as enerxías sustentábeis que hoxe se están a mover en Galicia.

O sociólogo Santiago González Avión fai unha achega de carácter máis teolóxico, partindo do recordo ás 1.118 vítimas do accidente ocorrido o pasado 12 de maio en Sabhar, Bangladesh, e que pasaron polos informativos sen deixar pegada, asolagada a súa memoria polos intereses da industria téxtil.

As persoas pobres non só constitúen o contexto vital para a interpretación da Teoloxía, senón tamén unha fonte de contidos da mesma. ” Volverse aos pobres non significa utilizalos como forza de choque contra inimigos reais ou imaxinados. Pero tampouco significa poñer remendos sobre un tecido social esgazado para que continúe todo como está. Máis ben supón poñer a vida en xogo para estar cos pobres, sentir con eles, pensar con eles, rezar con eles e procurar con eles alternativas para unha vida digna. (…) Todas as teoloxías, mesmo a da liberación, non valen o que un xesto auténtico de solidariedade coas clases sociais espoliadas

A crise segue avanzando, e as persoas que nos dicimos cristiás non podemos quedar de brazos cruzados. Temos que recuperar a palabra profética, ler con ollos de realidade o escrito no libro de Amós no século VIII A.C. ( “oide, vacas de Baxan, que esfolades ao pobre e torcedes o dereito,…”) , e empezar a repetir en primeira persoa o sermón da montaña:  “Benia a min cando teño fame de xustiza, pois meu está a ser o Reino dos Ceos”.

Marisa Vidal Collazo
www.encrucillada.es

 

Exclusión, Mujeres y hombres, Organizaciones No Lucrativas, Otra Iglesia, Personas, Pobreza, Voluntariado
Escrito por xosecuns 1 Comentario
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net

Papa Francisco, ¿debemos ilusionarnos?

17 de marzo de 2013 a las 12:45

«Cómo me gustaría una Iglesia pobre y para los pobres», leo que el Papa Francisco le ha comentado a los periodistas en el Vaticano.  Es un frase que se suma a otras semejantes con las que Jorge Mario Bergoglio se ha ganado en pocos días una atención indudable, incluso para los que no estamos precisamente cerca de la iglesia de Roma.

Ya hace muchos años que tengo por costumbre “no comerme crudo a nadie, como mínimo cocinarlo un poco”, no fascinarme ni endiosar a ninguna persona. Ya he conocido a bastantes gurús o adalides de la lucha contra la pobreza y les dan cien vueltas cualquier persona normal y corriente que esté cuidando a una persona dependiente o muchas misioneras que se dejan la piel en Africa o América Latina.

Pero un poco si que me he ilusionado con este señor, por lo que puede implicar, si se cree lo que dice, en la lucha contra la pobreza y la exclusión social: Latinoamericano, la llamada a la austeridad con su nombre, sus gestos y declaraciones…

Hace unos meses, Fernando Cardenal, otro jesuíta al que admiro escribía “Mi esperanza es que los jóvenes vuelvan a las calles a hacer historia”, ¿lo suscribiría Francisco?

Para opinar con fundamento, hoy presumo de amigos y les dejo con orgullo con uno de ellos, Víctor Cortizo. Además de abogado, emprendedor y entusiasta, Victor ha sido entre otras muchas actuaciones, responsable de juventud de la Conferencia Episcopal Española y organizador de varias Jornadas Mundiales de la Juventud.

Gracias por sumar, Victor.

Imagen de previsualización de YouTube

LA SORPRESA Y EL ENCUENTRO

Reconozco con sinceridad que todavía no termino de creerme lo que ha pasado en Roma estos días. La elección de un Papa como Francisco rompe con mucho casi todos los esquemas que conozco relacionados con el cónclave y su desarrollo, no solo es la sorpresa de un Papa Latinoamericano o Jesuita, sino también la rapidez y la unanimidad que comentan hubo en su elección.

Ha sido una rápida bocanada de aire fresco que se ha abierto camino desde los primeros instantes y que ha provocado una reacción en cadena de alegría en muchas personas que en una inmensa mayoría no mantienen una relación demasiado cercana con la Iglesia pero que a mi me resulta fácil comprender.

Y es que desde el principio se han ido rompiendo algunos esquemas vinculados a este tipo de acontecimientos, y servidor que ha estado muchas veces en Roma y bastantes veces con Papas sabe que no es cosa sencilla, y que ser capaz de manifestarse tal y como uno es ya es una señal de que algo nuevo anda rondando aunque aun no seamos capaces de valorar el alcance de lo que está por venir, pero a juzgar por la renuncia de Benedicto XVI ,la elección de Francisco y el tiempo que ha vivido la Iglesia, podemos esperar con intensidad profundos tiempos de cambio y porque no decirlo de renovación.

Ya adelanto que la situación del Papa Francisco no será fácil, desde un sector y desde el otro le presionará cada uno a su manera. Por una parte estarán aquellos que no verán con buenos ojos las muestras de espontaneidad o la claridad con la que dirigirá gran parte de sus mensaje, la insistencia en los pobres o los gestos sencillos; y por otra estarán aquellos que albergan deseos de que la Iglesia con el Papado al frente abrace postulados o posiciones en determinadas materias o cambie repentinamente modelos de funcionamiento o realice cambios en determinados temas. Entre unos y otros el Papa sentirá la presión y la crítica, pero tengo la impresión de que tendrá a su lado a los que viven su pertenencia eclesial desde la normalidad y cotidianidad y que solo quieren que el Papa será una persona buena, auténtica, comprensible y accesible. Eso creo que lo tenemos ya.

Son muchos los retos que son del Papa y son de la Iglesia y por lo tanto de todos los que nos sentimos parte de ella. Son los mismos que ayer pero que tal vez ahora afrontamos con un nuevo estilo y con un cierto optimismo.

Desde luego uno de los más importantes será el trabajar por una Iglesia que esté cerca de la gente, que tenga un conocimiento de la realidad de tantos hombres que sufren en nuestros tiempos de tantas formas, que por encima de todo acoja a todos y sea capaz de recuperar en unos sitios y aumentar en otros credibilidad y compromiso.

Necesita también recuperar el peso de lo social que ha tenido , tiene y mantiene la Iglesia en muchos lugares, a veces en soledad, pero que necesita una cierta reformulación para dimensionarla a la totalidad de la comunidad creyente. No deja de ser sorprendente la insistencia y preocupación por los pobres que ha manifestado en tantas ocasiones desde el principio el Papa Francisco y que ya forma parte incluso de la elección del nombre.

El reto es también dar paso como comunidad, no provocar fricciones ni exclusiones. Si algo he aprendido de mis viajes por Europa, América y Asia es que la Iglesia tiene una enorme diversidad, que no es fácil englobarla y comprenderla y que algunos pensamos que nuestro camino es el camino, y nada más lejos de eso. El verdadero liderazgo que creo que tenemos es el de un Pastor que nos anima a caminar unidos, con proyectos comunes , cada uno desde y en su realidad, mirando el futuro con Esperanza.

Por último los gestos, en un tiempo donde sobran palabras y sobran gestos me quedo con algunos de estos días:

La oración y bendición en su primera aparición pública que le pide al pueblo en la Plaza de San Pedro y que el recibe inclinado

El encuentro con los cardenales, distendido, natural, expresivo, comunicativo.

La rueda de prensa, reconociendo la labor de los medios y expresando transparencia y claridad

Y por último, sus zapatos negros y gastados, todo un símbolo de su vida que apenas conocíamos hasta ahora y de la dura tarea que le queda y para la que creo que puede contar con muchos de nosotros, que a pesar de algunas cosas nos sentimos sencilla y sinceramente miembros de la Iglesia.

 Victor Cortizo

 

Derechos humanos, Desigualdad, Hambre, Otra Iglesia, Personas, Pobreza, Riqueza
Escrito por xosecuns 8 Comentarios
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net

¡Vuelven los 70! El asistencialismo como protagonista social

14 de febrero de 2013 a las 14:24

Una de las consecuencias más tristes de la parálisis solidaria en la que se encuentran muchas organizaciones sociales, cuando no  tienen claras su misión ni sus valores, es caer cada vez más en la limosna a cualquier precio, aún a costa de la dignidad de las personas a las que se dice querer ayudar.

Vuelve el asistencialismo. El sentar un pobre a nuestra mesa, como decía la película de Berlanga.

Es un honor que hoy escriba sobre este tema Luis Barreiro, profesor en la Escuela Universitaria de Traballo Social de Santiago de Compostela, experto reconocido pero sobre todo uno de mis mejores amigos.

Gracias Luis.

Imagen de previsualización de YouTube

 ¡Vuelven los 70! El asistencialismo como protagonista social

A mediados de los noventa me encontraba, de forma sorpresiva, presidiendo la Cáritas de mi ciudad. Con veinte y pico años, escasa trayectoria y menor conocimiento sobreviví a la experiencia con dignidad… poco más. En aquel momento el debate interno giraba en torno al asistencialismo versus promoción.

La práctica asistencialista tenía una larga trayectoria y no parecía posible renunciar a recoger muebles viejos o juguetes usados, aunque acabaran en un almacén sin que nadie supiera muy bien que hacer con ellos. Los vales para el comedor social o el pago de bombonas de butano no parecían poder ser sustituidos por nada… en fin: la entidad parecía condenada a repetirse a si misma sin alterativa posible. Aquellos hombres y mujeres bienintencionados que se sentaban en torno a una mesa camilla para decidir cuánto dar a quién, muchas veces con un juicio moral como acompañamiento, no podían ni imaginarse que su tiempo hubiera pasado.

La promoción era cosa de los jóvenes, que los había en abundancia, se despreciaba el asistencialismo por una cuestión de valores, se renunciaba a lo arcaico pero aun no se había podido plantar una alternativa eficaz. La promoción venció en el plano de las ideas y nos lanzamos a diseñar programas y más programas. Abandonamos los muebles viejos y los juguetes inservibles, a regañadientes mantuvimos otras acciones esperando descubrir nuevas maneras de hacer las cosas que también las volvieran obsoletas… creímos vencer.

Han pasado casi veinte años y el asistencialismo ha vuelto para quedarse.

Hace un tiempo leí un titular de la organización que un día presidí: “Trabajábamos hacia la integración social, y ahora lo hemos abandonado” En otras palabras el asistencialismo se había comido toda la energía organizativa.

¿Qué ha pasado en estas dos décadas? ¿Por qué la opción que había vencido en el plano de las ideas salió derrotada en el incontestable mundo de los sentidos?

Imagen de previsualización de YouTube

Me atrevo a dar cuatro claves de porque este “revival” de los 70. Quizás sea útil a quienes miramos estas acciones desde la barrera, puede que con un cierto aire de superioridad. Las entidades que trabajamos desde la resiliencia y por el empoderamiento podemos sentirnos como actores secundarios formados en academia celosos del actor principal, sin talento, pero con éxito en taquilla.

1) Inmediatez: El asistencialismo es el aquí y el ahora: doy alimentos a quienes lo necesitan. Sin filosofías de fondo, sin diseño de proyectos. Es una economía de guerra. Dado que hay una crisis a la que vencer enviemos tropas al frente, demos fusiles y a las trincheras, o lo que es lo mismo, repartamos ropa y comida y abandonemos los proyectos de desarrollo comunitario.

El error está en que en las guerras, una crisis puede entenderse como tal, las victorias también se obtienen en el campo de la investigación: entre 1939 y 1945 la aerodinámica, la medicina, el envasado de alimentos, los materiales de construcción… avanzaron más que en las tres décadas anteriores. Para vencer hay que innovar, diseñar y ejecutar. El asistencialismo renuncia a ello, por eso no ayudará a vencer esta crisis, simplemente la acompañará.

2) Espectacularidad: El asistencialismo hace un inteligente uso de lo lúdico: mediante cenas, conciertos, mercadillos solidarios… visualiza sus acciones, recauda fondos, fideliza personajes populares… en definitiva, todo por los pobres pero sin los pobres.

Este despotismo ilustrado de lo social celebra con los incluidos pero nunca lo hace con los excluidos. Sorprendentemente nadie parece haberse dado cuenta de que resulta paradójico llenar restaurantes a favor de personas que nunca entran en ellos. En palabras de Bob Geldof (lúcidas y por ello sorprendentes), a raíz del éxito de los conciertos Live Aid: “mi único mérito es haber hecho del hambre un espectáculo”.

3º) Simpatía: (o los voluntarios: esas almas puras): El asistencialismo ha encumbrado a los voluntarios como la quintaesencia de la solidaridad. De hecho sus acciones no requieren de técnicos ni de graduados: todos estos años de trabajo en la formación diseñando ciclos superiores de integración social o de animación sociocultural, grados en trabajo social o educación social, parecen inútiles: basta con voluntarios que recojan, apilen y distribuyan.

Las entidades asistencialistas obtienen premios y reconocimientos que habitualmente le son vedados a organizaciones que trabajan por la integración social: la visibilidad de sus acciones, su voluntarismo… cala en la opinión pública. Son organizaciones queridas. Si se me permite yo no tengo interés en querer a mi fontanero (yo al menos no) espero que sea eficaz. Lo mismo podría decir de mi compañía telefónica o de los gestores públicos. No se trata de que nos quieran, se trata de que seamos eficaces.

Competir por el cariño de la población es suicida: visualizar nuestra eficacia es el reto.

4º) Lo cuantitativo: “¡atendimos 25.936 personas en 2012!”. El asistencialismo es imbatible en lo numérico. Su idea de “atender” puede reducirse a dar un kilo de arroz o una prenda de ropa o referirse a atenciones continuadas pero sus números son apabullantes

Las descripciones de las actuaciones asistencialistas están siempre llenas de cifras… pero casi nunca de resultados.

El asistencialismo tiende a la fidelización de “usuarios” no a la liberación de personas: su filosofía parece ser la de “cuantas más personas atendemos más grandes somos”. La respuesta debe ser la medición de resultados: nadie confiaría en un Hospital que se vanagloria de que sus residentes son los que pasan más tiempos encamados pero donde apenas hay altas.

En definitiva: innovación, uso de lo lúdico sin caer en contradicciones, visualización de la eficacia y medición de resultados… para empezar.

Imagen de previsualización de YouTube Comunicación, Derechos humanos, Exclusión, Organizaciones No Lucrativas, Otra Iglesia, Personas, Pobreza, Tercer Sector, Voluntariado
Escrito por xosecuns 31 Comentarios
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net

De agradecimiento y regalos de esperanza

24 de diciembre de 2012 a las 20:48

Muchas gracias

Será que con los años me estoy animando con lo de la Navidad, o quizá porque en estos últimos días he recibido varios regalos y caricias gracias a este blog, pero hoy me apetece hacer un post de agradecimiento y optimismo.

En marzo hará dos años que empece con esta aventura maravillosa de escribir un blog. Nunca le agradeceré lo suficiente a La Voz de Galicia la oportunidad de poder hacerlo y a Rubén Santamarta y a Olalla Sanchez el ayudarme a empezar. Como decía en mi primer post, este intenta ser un blog en positivo sobre y para personas normales y corrientes que intentan  “no quedarse inmóviles al borde del camino ni reservar del mundo sólo un rincón tranquilo”.

No se si lo consigo, pero a muchas personas tengo mucho que agradecerles. En primer lugar a las que lo leen, y a las que comentan, discuten, critican y difunden lo escrito en el blog, en la página en Facebook No nos pidan calma, por Twitter, Meneame,  correo electrónico o en persona.

88 entradas van ya, y en 31 de ellas, han escrito personas a las que valoro y respeto por su compromiso y honestidad. 31 razones para ser optimista: Luis Barreiro, Susi Pérez, Desiré Kouakou, Pio y Paula, Esperanza Morales, Belen Badaloni, Ramón Ferreño, Paula Prado, Mercedes Rosón, Santiago Míguez, Sergio Fernández, Beti Vázquez, Rodrigo Fernández, Pepa Vázquez, Gaby Jorquera, Beatriz García, David Silva, María Ferreiro, Daniel Zapico, Vanessa Fernández, José Manuel Ramírez, Carlos Cruzado, Voces sin Voz, Pilar Porras, José Antonio Ramírez, Fernando Cardenal, Antonio Fernández, Enrique Castro, Meniños, Romana Pérez, María José Cervera, Alberto Estévez y Cristina Bandín. GRACIAS     (y gracias a Concha Velasco, esta persona que tanto me inspira con su arte)

En estas últimas semanas me han hecho además varios regalos. El 14 de diciembre pude presentar el blog en #mediosocial, una jornada organizada organizada por EAPN España con objeto de promover el compromiso cívico de medios de comunicación y organizaciones sociales. Hacía tiempo que no disfrutaba y aprendía tanto en una jornada de este tipo con todos los y las profesionales que allí descubrí.

Ya iba contento. En el blog vecino de Nacho de la Fuente acababa de descubrir este vídeo de Intermon Oxfam en el que presenta su informe “Crisis, desigualdad y pobreza” que seguro ya conocen.

Sus conclusiones son estremecedoras: de seguir por la senda de la austeridad y los recortes, España llegará a los 18 millones de personas en situación de pobreza en 2022, 2 de cada 5 españoles serán pobres, y el 20% de personas más ricas en España ingresarán 15 veces más que el 20% más pobre.

Lo ilusionante es que este vídeo que firmaría como editorial para este blog, lo ha hecho una organización de cooperación al desarrollo en la que he militado con orgullo y que tras su particular “edad media“, renace con ímpetu a innovar en la lucha contra las causas del empobrecimiento.

Y no lo han hecho solos, este informe se ha realizado junto a organizaciones como  Médicos del Mundo, UNICEF, Cáritas o la red de organizaciones de acción social de la Compañía de Jesús. Cuando uno de los mensajes más deleznables de esta crisis es el que busca enfrentar a los “pobres de aquí” con los “pobres de allá” , reconforta leer frases como estas de ONG de Desarrollo:

“Después de décadas de denunciar la desprotección de las poblaciones pobres ante la imposición de la austeridad y el ajuste, con consecuencias terribles, vemos en España una situación idéntica. La crisis de la deuda, las políticas de austeridad y el control férreo del déficit no han conseguido nunca la recuperación de la economía o el retorno a una senda de bienestar. Algo que defendemos en Bolivia, en Guatemala, en Burkina Faso o en Etiopía. Hoy debemos defenderlo también en España.”

“Recomendaciones para un cambio de rumbo:

    • Aumentar la recaudación y la justicia fiscal, luchando contra los paraísos fiscales, estableciendo medidas fiscales progresivas, e imponiendo una tasa a las transacciones financieras que destine sus recursos a la lucha contra la pobreza doméstica e internacional.
    • Blindar las políticas sociales y la cooperación para el desarrollo ante los constantes ajustes fiscales que se realizan.
    • Adoptar medidas de mejora y regeneración democrática impulsando una ley de transparencia homologable a las del entorno europeo, la participación de la ciudadanía en el diseño de las políticas y combatiendo males como la corrupción o la impunidad ante hechos que afecten directamente a los derechos sociales de la población española”.

Gracias de nuevo. Seguimos.

Cooperación, Corrupción, Hambre, Heroes cotidianos, Impuestos, Incidencia, Organizaciones No Lucrativas, Otra Iglesia, Participación, Personas, Pobreza, Riqueza, Tercer Sector, Transparencia
Escrito por xosecuns 11 Comentarios
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net

50.000 razones para denunciar que el hambre es un crimen político

13 de diciembre de 2012 a las 22:26

No les va a dejar indiferentes esta entrada.  Especialmente si se consideran católicos o cristianos.

Puede que alguna vez hayan visto en su calle algún cartel semejante al que aparece debajo, denunciando el hambre, la corrupción o la explotación laboral infantil.  Sus promotores del Movimiento Cultural Cristiano, nos convocan a asistir en los próximos días y en más de 30 ciudades españolas a Marchas Solidarias por la Justicia.

Puede que no estén de acuerdo con parte de su contundente discurso de denuncia, las imágenes que utilizan o su ideario de militancia cristiana de por vida, pero su compromiso, austeridad y constancia en la lucha contra las causas de la pobreza es innegable. A fin de cuentas escuchar a personas como Julian Gómez del Castillo o Luis Capilla o leer sus libros fotocopiados, marcaron gran parte de mi juventud y mi trabajo en cooperación al desarrollo.

Cristina Bandín, miembro del Movimiento Cultural Cristiano en Santiago de Compostela, nos cuenta sus razones para denunciar el hambre como crimen político.

Gracias Cristina

 50.000 RAZONES CADA DÍA PARA LUCHAR CONTRA LAS CAUSAS DEL PRIMER PROBLEMA DE LA HUMANIDAD.

50.000 razones para salir a la plaza pública y denunciar que el hambre es un crimen político

Imagen de previsualización de YouTube

Al mismo tiempo que 50.000 niños mueren de hambre cada día o de sus consecuencias inmediatas, se calcula que en la Unión Europea se tiran a la basura 89 millones de toneladas de comida al año (el 60% en buen estado).

Con lo que tira un supermercado al día podrían alimentarse cien personas.

En plena reorganización del sistema económico imperialista (a eso lo llaman “crisis”), ha aumentado la riqueza de la humanidad, pero se ha multiplicado también el hambre y la brecha entre enriquecidos y empobrecidos. El 10% más rico posee un 83% de la riqueza total, y de éstos, solo el 1% acumula el 43% de la riqueza global.

Entre las causas del hambre hay una especialmente sangrante y rápidamente evitable: la especulación con alimentos en los mercados a futuro de materias primas. Esta especulación está provocando, ¡¡a millones!!, el aumento de las víctimas del hambre desde 2008.

Alcampo Compostela. Cualquier día

El Banco Sabadell y Caixa Catalunya son actores principales de esta especulación en España. En 2010, el trigo subió un 130%, el arroz un 74% y el maíz un 31%. ¿Qué hacen los organismos internacionales ante este crimen? Callan y ocultan la verdad. ¿Qué hacemos nosotros? La especulación sobre los productos alimenticios es un crimen que no debemos permitir.

El hambre no es un problema de producción de comida, ni de superpoblación, sino de robo planificado.

El FMI y el BM han sido y son los ejecutores de unos planes de ajuste estructural que llegan ahora a tierras europeas, pero que llevan más de 25 años empobreciendo Iberoamérica, Asia, África… Estos ajustes están provocando y aumentando el paro, la precariedad, la explotación, la muerte de inmigrantes en nuestras fronteras, desahucios, etc y nos acercan un poco a comprender lo que llevan sufriendo desde hace décadas los empobrecidos de la tierra.

Seguirá existiendo HAMBRE mientras no se luche contra las causas que lo provocan:

Mientras se den unas relaciones económicas dominadas por los poderosos: las transnacionales, los grandes organismos financieros (FMI, BM, OMC).

Mientras el comercio internacional esté basado en el lucro, la esclavitud de los niños y adultos y el expolio de los recursos de todo tipo en beneficio de una minoría.

Mientras se produzca un monopolio científico técnico que excluye a la mayoría de la población.

Mientras la organización financiera internacional favorezca la especulación y la usura.

Y mientras los grandes organismos internacionales (ONU, UNICEF, OIT), que no son democráticos, sigan sirviendo de cómplices a los poderosos.

En la medida en que nos planteemos conjuntamente los problemas que afectan a los pueblos, en la medida en que descubramos que la explotación y el paro aquí tienen la misma causa que la esclavitud infantil y el hambre; en esa medida, podremos caminar juntos en construir un mundo más humano, más solidario.

Llevamos más de 20 años en ese camino. Queremos meter en la agenda política el hambre, el primer problema que tiene hoy la humanidad. Queremos denunciar que no se puede consentir el despilfarro sistemático de alimentos mientras se condena a muerte a millones de personas al año.

Muchos adultos y jóvenes estamos comprometidos en la lucha contra estas injusticias y recorreremos las instituciones de nuestras ciudades cómplices del desperdicio de alimentos y el hambre. Serán unos actos que se unirán a miles de marchas convocadas en todo el planeta por un mundo más solidario y fraterno.

En Santiago de Compostela será el 15 de diciembre (a las 18h, Praza do Toural), en A Coruña el 22 (18H en Riego de Agua), en Valladolid, Sevilla y Madrid el 23 …  En España hay más de 30 marchas en estos días de Navidad… ¿a cuál irás tú?

www.solidaridad.net

http://galiciasolidaria.blogspot.com.es/

En Twitter: #Marchas_Justicia

Bancos, Campañas, Cooperación, Corrupción, Derechos humanos, Hambre, Naciones Unidas, Organizaciones No Lucrativas, Otra Iglesia, Participación, Personas, Pobreza, Riqueza, Unión Europea, Voluntariado
Escrito por xosecuns 10 Comentarios
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net

#SOSdiscapacidad Aquí al lado, también en Marruecos

1 de diciembre de 2012 a las 21:09

Seguro que ya lo saben. Mañana, el Comité Español de Representantes de Personas con Discapacidad (CERMI), que representa a más de 4 millones de personas con discapacidad, ha convocado,  en el marco del Día Internacional y Europeo de las Personas con Discapacidad (que se conmemora el 3 de diciembre) actos en toda España (en Galicia será en Santiago de Compostela), con el objetivo de defender los derechos de las personas con discapacidad y sus familias.

Bajo el lema ‘#SOSdiscapacidad ? Derechos, Inclusión y Bienestar a Salvo‘,  miles de personas con discapacidad y sus familias,  voluntarios, profesionales y simpatizantes,  se concentrarán para unirse ante la “inquietante” situación que atraviesan, agravada por la crisis y las decisiones políticas de regresión de derechos y de debilitamiento del precario nivel de cohesión y protección sociales alcanzados por España. Les dejo el argumentario de esta campaña de la que por desgracia tendremos tiempo de seguir hablando en el futuro.

Como este es un blog optimista, hoy tenemos la oportunidad de conocer como viven con infinitamente menos recursos personas con discapacidad en Marruecos y de ver que el dinero invertido en cooperación al desarrollo llega a su destino y sirve para mejorar la calidad de vida de muchas personas.

Es un día feliz. En Manos Unidas empecé hace años en estas aventuras de la lucha contra la pobreza. Fue mucho lo que aprendí y lo que admiré (y admiro) el ejemplo y compromiso de las mujeres que llevan casi toda su vida militando en esta lucha por los derechos de todas las personas.  Hoy les dejo con una de ellas,  Mª José Fernández Cervera, la delegada de Manos Unidas en Santiago de Compostela.

Muchas gracias, Mª José.

 

EN EL DÍA INTERNACIONAL DE LAS PERSONAS CON DISCAPACIDAD

Hace poco he estado en Marruecos para conocer los proyectos de desarrollo que Manos Unidas tiene en el norte del país. Ha sido un viaje impactante que ha reforzado aún más mi compromiso.

Estuvimos en Tánger visitando una escuela taller de corte y confección para mujeres, una guardería para hijos de madres trabajadoras, procedentes del servicio doméstico o de la fábrica de gambas, (pelando gambas congeladas a toda velocidad para que no se descongelen, llegando a tener necrosis en los dedos) y una casa de acogida “DAR TIKA”, La Casa de la Confianza, para niñas de entre 7 y 13 años en riesgo de exclusión social, hijas de mujeres prostitutas y niñas procedentes del servicio doméstico, a veces víctimas de abusos o puestas en la calle acusadas de robo. Las religiosas que dirigen el proyecto han conseguido ganarse la confianza y el respeto de la gente, y hasta el rey ha emitido un decreto para que fiscales y jueces les envíen a las niñas, difícil tarea en un estado confesional islámico.

Pero en este día me gustaría hablar de otros dos proyectos : EFFETAH. Y HANAN.

Proyecto EFFETAH

Effetah es un centro de las Franciscanas para niños con distintos grados de discapacidad auditiva, severa y profunda, anterior a la aparición del habla, procedentes de familias muy numerosas y muchas veces analfabetas.

Pretenden rehabilitar a los niños con sordera para su integración familiar y social ya que el país no tiene desarrollada ninguna política educativa al respecto. Allí les enseñan a hablar en árabe y español, además de la lengua de signos.

Este centro ha sido pionero en este campo, Francisca, excelente profesional y mejor persona, se desvive para conseguir los audífonos y logra que cada año vaya un equipo de otorrinos para examinar a los niños. La visita nos sorprende con una cámara para audiometrías forrada con hueveras, pintadas de azul y un taller de repostería para que los mayores aprendan un oficio.

Hanan - Centro de Atención Temprana

El Centro HANAN de Tetuán es un proyecto dirigido por una ONG marroquí para la Infancia Discapacitada, tanto física como psíquica. Un colectivo desfavorecido, que pasa por la incomprensión y la marginación general, sin posibilidades de inclusión social.

Es un centro financiado por la Cooperación Internacional en terrenos cedidos por Hassan II.

Nos impresionan los talleres de formación profesional para 570 alumnos, ebanistería, pintura, orfebrería, costura para las chicas… y sobre todo la tarea que desarrollan de sensibilización de la población marroquí para lograr una mayor aceptación las personas con discapacidad de cara a una integración familiar y social.

Aunque cuesta admitir los cambios, las nuevas pautas de inclusión social aconsejan suprimir el internado porque aisla a los chicos y en el nuevo Centro de Atención Temprana ya se trabaja con niños más pequeños y en contacto con sus familias.

 

Cerca de Tetuán también visitamos los proyectos de Desarrollo Rural en la Comuna de Beni Harchen, seis pozos con sus correspondientes lavaderos y dos escuelas que pretenden mejorar las condiciones de vida de unas 240 familias, en un rural muy deprimido que origina una gran emigración hacia las ciudades.

Centro Hanan

Nuestra contraparte marroquí, la asociación AMED, es un ejemplo de buen hacer, las Escuelas de Beni Harchen y Merkal nos conmueven, la acogida festiva y su agradecimiento hace que nos sintamos felices pero abrumados.

La gran sorpresa es un aula abarrotada de mujeres que han descubierto lo que significa para sus vidas leer y escribir: “ ya se coger el autobús sin preguntar” “ya no me engañan al comprar naranjas”, nos dicen entusiasmadas.

El pozo y los lavaderos completan los proyectos de Beni Harchen: agua para beber y para la escuela y el dispensario y lavaderos que facilitarán la vida de las mujeres.

El viaje continúa y por las montañas del RIF llegamos a Alhucemas, desde siempre marginada, sin inversiones en educación ni sanidad.

El último proyecto es un dispensario rural que promueve, nuestra contraparte, la Asociación para el desarrollo y la Cooperación de Izenmouren. Al centro acuden multitud de mujeres para hacerse los controles de embarazo con el ecógrafo que ultimamente ha financiado Manos Unidas.

El viaje finaliza pasando a pié la frontera de Melilla, impactante por la cantidad de gente y coches que se amontonan y la tensión que hace temer una avalancha. Nos sobrecoge la visión de las mujeres porteadoras “LAS MULAS”, 100 kilos a la espalda cada día de Melilla a Nador, cumpliendo con los“requisitos” correspondientes.

Desde el aire sólo la valla que impide el paso de los inmigrantes enturbia la visión de esta preciosa ciudad.

 Mª José Fernández Cervera

Imagen de previsualización de YouTube AFRICA, Campañas, Cooperación, Derechos humanos, Incidencia, Inclusión, Organizaciones No Lucrativas, Otra Iglesia, Personas con Discapacidad, Pobreza, Tercer Sector, Voluntariado
Escrito por xosecuns Comentar
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net

Fernando Cardenal: Mi esperanza en el futuro

29 de septiembre de 2012 a las 21:54

El sacerdote jesuita Fernando Cardenal es el director de  Fe y Alegría en Nicaragua. En mis años de trabajo en cooperación al desarrollo desde la Xunta de Galicia tuve la suerte de conocer y admirar el trabajo de esta organización por una educación de calidad en este país y en muchos países de América Latina.  Saber que estoy invirtiendo bien mi dinero bastaría para explicarles por que soy socio desde hace años de Entreculturas, la organización que defiende sus valores en España.

No creo que olvide nunca una comida con el en Managua hace años. Además de admirar ese arte tan jesuítico de la coherencia entre su principio de defensa de los que menos tienen con la relación con los más poderosos, me emociona todavía recordar a una persona que seguía defendiendo convencido la ilusión y la esperanza por los jóvenes para luchar por la justicia. A pesar de la infinita tristeza y enfermedad que le causaba ver la iniquidad y corrupción de muchas de las personas con las que había defendido derechos durante gran parte de su vida.

Me acuerdo mucho de esa comida en este tiempo en el que de forma premeditada en España se están desmantelando politicas sociales que ha llevado décadas conseguir. Cuando conscientemente se convierte a las víctimas en culpables o cuando el ensañarse cobardemente con los más débiles parece que es la única vía de salida para la crisis. Pero sobre todo me acuerdo cuando veo desánimo, cuando parece que no hay otro camino, que ya no podemos tener esperanza ante tanto desastre, cuando leo cada vez más llamadas a la violencia.

Le he pedido que nos cuente sus razones para la esperanza. Las necesitamos.

 

 MI ESPERANZA EN EL FUTURO

Cuando presentaba hace tres años el libro de mis Memorias en varias ciudades españolas me preguntaron en Granada: “Cómo puede usted seguir siendo un hombre de esperanza después de las desilusiones políticas que ha tenido en los últimos años”.

Le contesté que mi esperanza no estaba puesta en teorías sino en algo muy concreto, en mi experiencia de años trabajando con jóvenes “Mi esperanza es que los jóvenes vuelvan a las calles a hacer historia

Yo se por experiencia de lo que es capaz un joven. A mí no me cuentan cuentos. Yo estuve con ellos.

Estuve con ellos cuando en la década de los 70 fundamos el Movimiento Cristiano Revolucionario en la Educación Superior de Nicaragua y nos enfrentamos a la criminal tiranía somocista. Nos queda de herencia la sangre de 14 mártires. El compromiso que vi en los jóvenes esos años con la causa de los pobres, con el derrocamiento de la dictadura, con la construcción de una nueva sociedad más justa y solidaria, a favor de los más pobres, fue maravilloso, en muchas ocasiones heroico.

En los primeros días después del triunfo de la Revolución Sandinista me encargaron que organizara una campaña nacional de alfabetización para todo el país, donde bastante más de la mitad de la población era analfabeta. 60.000 jóvenes de secundaria y universidad se ofrecieron voluntarios para ir 5 meses a las selvas y montañas de todo Nicaragua, viviendo en las casas de los pequeños y pobres campesinos para enseñarles a leer y escribir a todos y todas. La capacidad de amor y entrega a la tarea fue inmensa, admirable, y en muchos casos heroica.

Los Contra-Revolucionarios asesinaron al inicio a Marta Lorena Vargas, una jovencita alfabetizadora de Managua que enseñaba cerca de la frontera con Honduras. Crimen con mensaje, “Todos y todas deberían regresar a sus casas o les matarían. Lo habían dicho desde el inicio, pero no lo creyeron. Era en serio”.

Nadie se movió en las montañas.

Ellos no querían que la Revolución Sandinista realizara algo tan bello y hermoso, por eso querían que fracasa la Jornada Nacional de Alfabetización. Después del crimen con Marta Lorena, la Contra-Revolución asesinó a un alfabetizador, con el mismo mensaje. Nadie se movió de sus puestos. Entonces mataron a otra, luego a otro y así hasta 7. Pero no se movió nadie de las montañas. Los asesinos comprendieron que no podían doblegar a aquellos jóvenes, y ya no siguieron matando a ningún alfabetizador. Y todo terminó con un gran éxito, en gran parte por el maravilloso trabajo de los jóvenes. Cuando recibimos el premio de La UNESCO en París, nos dijeron que en ningún país del mundo antes se había bajado tanto el índice del analfabetismo en 5 meses como en Nicaragua.

Terminada esta epopeya de los jóvenes, pasé a trabajar 5 años con la Juventud Sandinista, los jóvenes de la Revolución. Yo me sentía en el paraíso rodeado de tanta entrega, de tanto compromiso por transformar la sociedad, de tanto amor a los excluidos de siempre de nuestras sociedades, siempre en ambiente de sacrificio y generosidad. Allí también un gran número ofrendó sus maravillosas vidas defendiendo la Revolución de los ataques de la Contra Revolución apoyada y financiada por el gobierno norteamericano. El ambiente diario era de una gran entrega a la causa de construir una sociedad más justa y equitativa. Miles iban en las vacaciones de fin de año voluntarios a cortar café a las fincas estatales para conseguir divisas para las obras sociales del gobierno. Allí también hubo mártires. La lista de tareas de aquellos días es muy grande: jornadas de vacunación del Ministerio de Salud, apoyo a los damnificados del Huracán “Juana” y del Huracán “Micht”, traslado de los Miskitos que vivían en las riberas continuamente inundada del río Coco, frontera con Honduras, hacia lugares más seguros y construcción allí de nuevas casa para ellos.

Aquí en Nicaragua las cosas han cambiado mucho desde 1990 y la juventud ha pasado por una etapa de desilusión y apatía, comprensible por la corrupción de algunos altos dirigentes de la Revolución Sandinista. Más dura la desilusión cuando tantos de de sus compañeros y compañeras dieron sus vidas defendiendo la Revolución.

Pero las cosas han comenzado a cambiar entre los jóvenes de Nicaragua. Hay signos muy positivos que dan fuerza a mis palabras en Granada.

De todas manera, mi actitud en estos años de apatía de la juventud ha sido seguir esperando. Me siento muy identificado con la afirmación de ese maravilloso obispo de origen catalán, Pedro Casaldáliga, quien desde las selvas del río Araguaia en Brasil y ante la debacle de la Revolución Sandinista afirmó: “Somos soldados derrotados de una causa invencible”.

¿Quién más derrotado que yo?, con tantos años de militancia, desde los tiempos de la lucha contra la criminal tiranía de Somoza, exponiendo tantas veces mi vida.

Derrotado sí, pero nuestra causa es invencible, porque es la causa de la justicia, la causa del amor, y por lo mismo, es la causa del Jesús en que yo creo, el gran amigo de los pobres y excluidos de su tiempo.

Quiero terminar con las últimas líneas del magnífico libro de mi amigo mexicano Carlos Núñez, La Revolución Ética: “Recuperar el derecho a soñar y a construir lo soñado, elementos sustantivos en la impostergable revolución ética que el mundo requiere para poder afirmar una vez más que : “A NOSOTROS NO SE NOS HA MUERTO LA ESPERANZA”.

Fernando Cardenal, S.J.

Septiembre 2012

Imagen de previsualización de YouTube

 

CENTROAMERICA, Cooperación, Corrupción, Derechos humanos, Educación, Heroes cotidianos, Menores y jóvenes, Organizaciones No Lucrativas, Otra Iglesia, Personas, Pobreza, Tercer Sector
Escrito por xosecuns 6 Comentarios
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net

Prostitución y crisis

13 de febrero de 2012 a las 14:57

No es por aguarles el día de las personas enamoradas, pero creo que es un buen momento para hablar de una de las caras más trágicas de la explotación y exclusión de muchas mujeres. Y es un lujo contar con la opinión de Beatriz García. Beatriz trabaja desde hace años en el Centro Vagalume en Santiago de Compostela,  una organización especializada en el apoyo a mujeres que ejercen la prostitución y/o son objeto de trata con fines de explotación sexual.

A Bea, como a muchas otras profesionales espléndidas que andan por el mundo adelante, la pude conocer gracias al Master de Cooperación al Desarrollo de la Universidad de Santiago en el que doy clase. Las personas que viven en el basurero de Santiago de los Caballeros, en la República Dominicana ya conocen también su trabajo, implicación y simpatía. Gracias, Bea.

PROSTITUCIÓN Y CRISIS

Podría tratarse de un titular de prensa de esos que tantas veces he criticado por simple y populista. Con el único fin de lograr que el lector se detenga a su lectura sin proporcionarle ningún otro dato de interés. Ambos temas, de frecuente conversación en cafeterías y bares, entre amigos, conocidos, o compañeros de trabajo, temas de actualidad.

Un primer acercamiento a la prostitución puede llevarnos a pensar en dinero, grandes cantidades de dinero!! lo cual se contrapone frontalmente con la idea de crisis, la económica, de la que tanto se habla hoy día.

Ya llegó el momento de desterrar mitos. Las mujeres que ejercen la prostitución no ganan montañas dinero, de hecho, nunca he conocido a una prostituta rica.

Muy lejos quedan aquellos tiempos, durante los 90 y hasta el año 2005 , en que sí podían llegar a ganar entre 2.000 – 4.000 €/mes  (por supuesto, sólo las más jóvenes y guapas). Hoy en día ni siquiera llegan a mileuristas, resultando muy difícil – incluso para las más jóvenes y guapas- conseguir la cantidad equivalente al salario mínimo. La crisis, sí se nota, y mucho, en los clientes, que cada vez disponen de menos dinero para gastar, y en el aumento del número de mujeres , algunas de las cuales ya no ejercían desde hace varios años, pero que al quedarse sin trabajo, se vieron en la necesidad de recurrir nuevamente a la prostitución. Nos encontramos por tanto con un aumento de la oferta, un descenso de la demanda (no tanto cuantitativo, sino cualitativo en lo referente a la capacidad adquisitiva de los clientes), y en consecuencia, menos ganancias.

A lo largo de los años no han cambiado sin embargo, las causas que llevan a estas mujeres al ejercicio de la prostitución. Factores socio- económicos y falta de oportunidades.

En los 80 encontrábamos en la prostitución de calle a mujeres españolas o portuguesas, con bajo nivel educativo y económico, procedentes de familias desestructuradas , viviendo situaciones de marginalidad social o exclusión, en muchos casos drogodependientes. A partir de los 90, ya apartadas a clubes de carretera o pisos, nos encontramos con un 90-95 % de mujeres inmigrantes, procedentes de países en vías de desarrollo, con hijos y otros familiares a cargo en origen, frecuentemente en situación irregular, sin conocimiento de los recursos ni de la cultura del país de acogida, en ocasiones con formación y capacitación profesional, pero no homologada en España. Ahora la prostitución se presenta como una estrategia migratoria, como la única vía para salir de su país en busca del sueño de occidente, eso sí, a cambio de una importante suma de dinero, pues es bien sabido que a las mafias la crisis nunca les afecta.

Son estas mujeres quienes hablan de CRISIS, con mayúsculas, cuando viven las consecuencias del ejercicio de la prostitución -algunos lo llamarían efectos colaterales-: deterioro de su salud física y emocional, transtornos del sueño y en la alimentación, aislamiento social, estigmatización, ansiedad, problemas ginecológicos, riesgo de contraer enfermedades de transmisión sexual, embarazos no deseados…

Sufren la crisis. Dice Renata, brasileña, de 19 años “Antes yo hacía las cosas con ganas. Hoy no tengo ganas de levantarme, no tengo ganas de comer, no tengo ganas de hacer nada. Antes yo escribía canciones, hoy no escribo más. No tengo la cabeza de antes, todas las cosas a mi alrededor me recuerdan lo vivido. No me gusta el color amarillo, me siento triste, con miedo. Antes yo tenía un carácter fuerte, ahora tengo miedo de todo. Ya no me fío de los hombres, pienso que todos me van a hacer daño, no quiero novio, me siento sucia delante del espejo, me siento triste como si hubiesen sacado una parte de mí….”

Me gustaría concluir con la más importante de todas las crisis, la de las ideas. Vivimos en una sociedad que partiendo de la premisa de la libertad individual del ser humano, ve como posible solución a esta cuestión la reglamentación de la prostitución, sin preguntarse el porqué cada vez hay más demanda de sexo a cambio de dinero, si queremos una sociedad en la que todo tenga un precio, si la prostitución favorece las relaciones igualitarias entre hombres y mujeres.

La elevada aceptación social de la prostitución en España ¿ha hecho de nuestro país uno de los destinos preferidos de turismo sexual de Europa?

Si legalizáramos la prostitución ¿convertiríamos al Estado en el principal proxeneta?

¿Educar en igualdad reduciría el consumo de prostitución?

¿Es posible la construcción de un mundo de mayores y mejores oportunidades para todos los seres humanos?. Educación, sensibilización, cooperación internacional.

Os invito a profundizar sobre este tema, escuchar testimonios, informarse, conocer las experiencias reglamentaristas y abolicionistas en otros países. Pero sobre todo, invito a debatir y a tener un pensamiento crítico.

Beatriz Garcia Méndez

 

Escuchame. Día Europeo contra la trata

Imagen de previsualización de YouTube

 

Para saber más:
Informe 2007 sobre prostitución en España de la Comisión Mixta de los Derechos de la Mujer

INFORME_PONENCIA_PROSTITUCION

Dos documentos recientes con dos visiones de la prostitución:

Las trabajadoras del sexo como sujeto de derecho_hetaira

Posicionamiento en prostitucion Médicos del Mundo

Centro Vagalume. Santiago de Compostela. Apoyo especializado a mujeres que ejercen la prostitución y/o son objeto de trata con fines de explotación sexual.

Asociación Faraxa en  Vigo. Para abolir la prostitución y la explotación sexual de mujeres y niñas/os.

Apramp. Asociación para la prevención, reinserción y atención de la mujer prostituida

Proyecto Esperanza. Apoyo integral para mujeres víctimas de la trata de seres humanos con fines de explotación

Hetaira. Colectivo en defensa de los derechos de las trabajadores del Sexo.

Genera. Organización de Defensa de los derechos de las mujeres

Anela. Asociación Nacional de Empresarios de Locales de Alterne

Red Internacional Género y Solidaridad

Afesip Cambodia. Acting for women in distressing situations

 

Voces, un documental de Mabel Lozano

Imagen de previsualización de YouTube

 

Campañas, Derechos humanos, Exclusión, Mujeres y hombres, Organizaciones No Lucrativas, Otra Iglesia, Personas, Pobreza, Tercer Sector
Escrito por xosecuns 27 Comentarios
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net