Tevagustar.es Tevagustar.es Tevagustar.es Tevagustar.es
La Voz de Galicia
Blogs de lavozdegalicia.es
No me pidan calma

Posts tagged ‘Mis impuestos’

Todas las cosas son imposibles mientras lo parecen

22 de junio de 2016 a las 0:32

Sería ridículo pretender hablar sobre desigualdad, pobreza o exclusión social en España sin conocer los imprescindibles estudios de la Fundación Foessa. Impulsada por Cáritas Española, es habitual su rigor e independencia tanto en informes periódicos como el reciente Análisis y Perspectivas 2016: Expulsión Social y recuperación Económica como en sus monumentales Informes sobre exclusión y desarrollo social. 

La introducción al último del 2014 es clarificadora: “Las diferencias de la población en términos de desigualdad, pobreza y exclusión continúan enfatizándose. Su reducción no se producirá solo por el empleo y la erosionada capacidad de la protección social. El fortalecimiento de los valores cívicos a través de una mayor implicación de la ciudadanía y del reforzamiento de la sociedad comunitaria constituye uno de los pilares básicos de esa construcción“.

Materiales_pedagogicos_del_VII_Informe_FOESSA

Hicieron un enorme esfuerzo de divulgación con vídeos, resúmenes, gráficos y un detalle por cada comunidad autónoma. Compruébenlo en su web o en su canal de Youtube. Y hace unos días nos han dejado un auténtico regalo presentando un material pedagógico con seis vídeos breves y una guía pedagógica para que cualquier persona o grupo interesado pueda reflexionar sobre algunas de las cuestiones recogidas en el VII Informe FOESSA.

Pueden descargarse la Guía didáctica aquí. Les resumo algunas de las preguntas, conclusiones y enlaces de cada uno.

Que lo disfruten.

La pobreza no es un “problema de la crisis”, sino de modelo social

¿Las personas en pobreza o exclusión deberían poner más de su parte para salir de su situación?

¿Qué significa para ti “estar excluído”?

¿Uno nace pobre o se hace pobre?

Lo que ha entrado en crisis es nuestra concepción de comunidad. El 65% de las personas en exclusión ya lo estaba antes de la crisis económica.

La lógica actual con los pobres y excluidos ya no es incorporarlos al entramado social, sino directamente no tenerlos en cuenta, ignorarlos, invisibilizarlos, trasladarlos o recluirlos en espacios donde no molesten.

Más información:

Resumen capítulo 1 

Enfrentarse a la crisis desde la perspectiva de las víctimas

Búsquense la vida

¿Crees que hemos vivido por encima de nuestras posibilidades?¿Y eso qué significa?

¿Es posible mantener un Estado de bienestar como el nuestro sin pagar más impuestos?

La protección social ¿tiene que cubrir unos mínimos y a partir de ahí que cada cual se pague lo que considere necesario?

La transferencia progresiva del aseguramiento colectivo (pensiones, sanidad, educación, cuidados…) al ámbito de lo privado y la implicación que eso supone para las personas con menos posibilidades.

No estamos ante una crisis temporal, sino ante un cambio de época en la que debemos decidir o consentir que la reforma social se oriente hacia la privatización e individualización de los riesgos sociales, donde se prime al ciudadano contribuyente que pueda complementar sus formas de asegurarse, o hacia nuevas formas de institucionalización y socialización de riesgos donde la ciudadanía social, haciéndonos cargo unos de otros, sea la propuesta principal.

Más información:

Resumen capítulo 5

La opinión pública sobre las políticas sociales

El empleo ya no es suficiente para tener o mantener una vida digna en términos de ingresos y de poder construir un proyecto de vida

¿Conoces situaciones de empleo precario, desempleo de larga duración o de personas que ya hayan dejado de buscar?

¿Son culpables las personas que se encuentran en paro?

¿Qué podemos hacer para fomentar el trabajo digno desde donde tú te ubicas?

Mientras el aumento de la precariedad laboral entre los jóvenes es alarmante, muchos trabajadores con escasa formación conforman una “generación expulsada” sin posibilidad de trabajar en su sector y con cualificaciones inútiles en otros sectores. Resulta muy difícil imaginar que puedan volver al empleo a corto plazo cuando se recupere la contratación.

A pesar de que la economía española ha comenzado a crear empleo neto desde 2014, después de un periodo de seis años en que se ha destruido más del 18% del empleo existente a finales de 2007, el mercado laboral español sigue adoleciendo de los mismos problemas estructurales que ya tenía anteriormente. De hecho el 14,8% de las personas con trabajo está en situación de pobreza.

La recuperación económica, sobre todo del empleo, puede contribuir a reducir la magnitud de los indicadores, pero para modificar sustancialmente el empleo como mecanismo de inclusión social, de sentirse miembro de la sociedad, son necesarias muchas otras cosas, como una mayor inversión de recursos sociales y un diseño global mucho más ambicioso de políticas públicas inclusivas.

Más información:

Resumen capítulo 4

Empleo precario y Protección Social

Los recortes en el gasto social vulneran los derechos básicos de cada vez más capas sociales

¿Sientes que te han recortado algún derecho?

¿Crees que hay que apoyar a las personas y familias que están padeciendo con más intensidad el debilitamiento de nuestros derechos?

El debilitamiento de los derechos, y su aplicación práctica en términos de inversión/ gasto social, genera un impacto rápido y directo en las personas más pobres y excluidas.

Pero no solo en estas: cada vez más capas sociales de población se están viendo afectadas: 645.000 hogares han sufrido algún tipo de amenaza de expulsión de su vivienda. El 15,8% de los hogares ya no puede comprar medicamentos. Se han dejado de invertir 7.100 millones en dependencia.  Hay 700 millones menos en becas para educación obligatoria.

Estamos pasando de un discurso de fondo sustentado en la garantía de derechos a otro estructurado alrededor de los valores de la revolución neoliberal y meritocrática. Esto está generando un incremento de la fractura social, de la distancia entre la posición social de las personas.

Más información:

Resumen Capítulo 3  

Desigualdad y pobreza en España en el largo plazo

Sal a la vida y cúrate del conformismo: Afrontar la resignación, la impotencia y la incertidumbre como elementos que bloquean la participación ciudadana

¿Tienes esperanza de que las «cosas» van a ir a mejor?

¿Crees que en ese «ir a mejor» tú tienes algo que ver?

¿Cuáles crees que deben ser tus compromisos como ciudadano o ciudadana?

El compromiso, la implicación y la esperanza como actitudes para la construcción de un nuevo modelo de sociedad. Resulta indudable en los últimos años la emergencia de multitud de iniciativas de participación ciudadana que huyen de la impotencia y la resignación y buscan actuar como “garantes de la ética, los valores, la dignidad y los infrarrepresentados“.

La sociedad civil mantiene la capacidad social para la práctica de la cooperación, lo que ya es una excelente noticia, pues constituye la condición necesaria para poder desarrollar formas emancipadas de vida desde ya, aquí y ahora, que aunque todavía no supongan la realización de ese otro mundo posible, sí permitan anticipar sus rasgos esenciales. Sin embargo, no hay garantía de que ese modelo alternativo acabe conectando con lo normativo e institucional o con el conjunto de la sociedad.

Más información:

Resumen Capítulo 6      

De un individualismo placentero y protegido a un individualismo no placentero y desprotegido   

¿Qué sociedad saldrá de la actual crisis?

¿Reaccionamos? O estado del bienestar o crecimiento sin sociedad

¿Crees que puedes salir individualmente de la crisis?

¿Crees que el Estado de bienestar (sanidad, educación, pensiones y servicios sociales públicos) sigue siendo sostenible o debemos reducirlo?

¿Y aquellas necesidades que no pueda cubrir que cada uno busque su forma de satisfacerlas?

Se está produciendo una confrontación entre mayores demandas y menores recursos, lo que genera una “crisis de desprotección” que asistencializa los derechos, y coloca a los asistidos en el foco de la sospecha de por qué ese gasto, no visualizándose como inversión. No es más que el resultado de la lógica que entiende la crisis como la oportunidad para un nuevo modelo de sociedad que pasa del “contrato social” al “contrato mercantil“. Que cuestiona la lógica de los derechos universales y del Estado de bienestar.

A medida que las políticas públicas pierden ambición universalista, dejan de ser espacios para la cooperación, el reconocimiento y el encuentro, y se convierten en campos de batalla donde distintos colectivos sociales pugnan por recursos cada vez más escasos.

Tenemos una oportunidad si estamos dispuestos a remoralizar nuestras preferencias como ciudadanas y ciudadanos; fortalecer los valores cívicos y que estos se vean reforzados con la regulación necesaria. Es imprescindible valorar la necesidad y la implicación personal y colectiva de mantener, potenciar o reducir nuestro actual Estado de Bienestar. La necesidad de un nuevo proyecto social que abandone la lógica del “crecimiento sin sociedad

Más información:

Documento de conclusiones del VII Informe FOESSA
Transformaciones en los dinamismos de participación política y asociativa en la sociedad española

@xosecuns

Todas las cosas son imposibles

Comunicación, Derechos humanos, Desigualdad, Educación, Empleo, Exclusión, Formación, Impuestos, Incidencia, Innovación social, Inversión social, Organizaciones No Lucrativas, Otra Iglesia, Personas, Pobreza, Rentas Mínimas, Servicios sociales, Voluntariado
Escrito por xosecuns Comentar
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net

¿Un Impuesto de la Renta Negativo contra la pobreza?

4 de abril de 2016 a las 21:56

Ya podemos presentar nuestra Declaración de la Renta. Dos días después de la buena noticia de denunciar con los “Papeles de Panamá” el último caso de fraude fiscal y de comprobar una vez más que sobra el dinero para luchar contra la desigualdad.

La pobreza no puede reducirse sin políticas para redistribuir la riqueza. Desde los ingresos, con impuestos directos como el IRPF o desde los gastos como las llamadas Rentas Mínimas de Inclusión (RMI) para quienes no tienen ningún otro ingreso. El sistema de Rentas Mínimas español es un completo desastre: una lotería social entre territorios, hiperburocratizado y culpabilizando casi siempre a quien lo solicita.

Hay alternativas, dentro del propio sistema, con propuestas como la renta básica universal o la implantación de un Impuesto de la Renta Negativo que hoy les presenta Sonia Fuertes, vicepresidenta y coordinadora del Grup d’Inclusió Social i Pobresa de la Taula d’entitats del Tercer Sector Social de Catalunya.  

Moltes gràcies Sonia

Pobreza, crisis, 15M,

Foto: José Manuel Vidal

El Impuesto de la Renta negativo. Una propuesta desde la Taula del Tercer Sector

El Tercer Sector social ha intensificado en sus últimos años la reivindicación de unas mejores políticas redistributivas y predistributivas que contribuyan a hacer de la nuestra una sociedad más inclusiva y equitativa. Nos referimos no sólo a garantizar la igualdad de oportunidades (un objetivo que parece lejano todavía hoy) sino también a la importancia de medir el impacto real que estas condiciones tienen en los “resultados”. Se trata de una propuesta que puede parecer ambiciosa pero a la que no queremos renunciar. Forma parte de la naturaleza misional de nuestras organizaciones porque apunta a aquello que las constituye, la salvaguarda de los derechos, la justicia.

Ciertamente el contexto actual apunta en otra dirección que hace que estas demandas cobren todavía más sentido. Según el informe de Oxfam Intermon “Una economía al servicio del 1 %”, España es el país de la OCDE en el que más ha crecido la desigualdad desde el inicio de la crisis, tan solo por detrás de Chipre, y casi 10 veces más que el promedio europeo. Incluso 14 veces más que en Grecia.

Porcentaje de personas en riesgo de pobreza o exclusión social España

Porcentaje de personas en riesgo de pobreza o exclusión social España

El 29, 2% de la población se encuentra en riesgo de pobreza o exclusión social, unos 13, 4 millones de personas. La situación es de clara emergencia para muchas personas y para nuestras comunidades en su conjunto. Las razones no debemos buscarlas en causas individuales sino estructurales.

Después de pagar impuestos somos todavía más desiguales

Ante esta situación, consideramos que resulta urgente cuestionar el carácter regresivo de nuestra fiscalidad que no sólo no corrige la desigualdad sino que la legitima e intensifica. Un ejemplo paradigmático es el IVA, un impuesto indirecto que recae sobre el consumo y que no discrimina en función de rentas. Algo similar nos ocurre con el IRPF que recae básicamente en personas asalariadas y clases medias.

La denuncia de esta situación entronca asimismo con otro debate necesario: la necesidad de proveer a ciudadanos y ciudadanas de unos ingresos mínimos o rentas para su subsistencia. En los últimos años prácticamente todas las organizaciones políticas han realizado sus propuestas en ese sentido (teñidas de la ideología pertinente) si bien todos han esgrimido la disponibilidad presupuestaria como obstáculo para el cambio.

Robots maquinas trabajo En paralelo, algunos autores alertan sobre la segunda era de las máquinas o la vinculación entre digitalización y pérdida de ocupación. La generación de ocupación no crece al mismo tiempo que la productividad poniendo al descubierto un tema del que quizá no somos todavía muy conscientes hoy y que nos aboca a la pregunta sobre la ocupabilidad y el valor del trabajo en un futuro inmediato. Quizá no habrá trabajo para todos y todas, quizá habrá que repartirlo o, cuando menos, repensar su función (de provisión de recursos y de eje vertebrador de nuestra identidad).

Soluciones contra la hiperburocracia: el Impuesto de la Renta Negativo

Frente todas estas cuestiones entendemos que es urgente repensar nuestro modelo social y poner sobre la mesa medidas concretas. En este sentido, el pasado mes de diciembre la Taula del Tercer Sector de Catalunya, avalada por el Sindicato de Técnicos de Hacienda Gestha en Catalunya presentaba su propuesta sobre el Impuesto de la Renta Negativo (IRN) que consiste en la transferencia directa de los impuestos de las rentas “más altas” (o, de forma más precisa, aquellas que a las que corresponde una mayor tributación) a personas y familias que se encuentran en situación de pobreza.

Se trata de una figura impositiva que no es nueva. Ya en los años 40 Milton Friedman la planteó como una medida para reducir la desigualdad. Otros autores como Tobin o Sitglitz se han sentido también atraídos por la idea. No obstante, a pesar de su historia, en pocas ocasiones se ha operativizado más allá de algunas situaciones donde se ha utilizado una “versión” del mismo para evaluar el efecto desincentivador que podrían tener las transferencias.

La propuesta que plantea la Taula establece un límite máximo de 12.000 euros anuales y se plantea de forma decreciente. Esto es, a menor nivel de renta, mayor el importe a percibir hasta llegar a un impuesto de renta “cero”. Como se demuestra en el gráfico referido a Catalunya, sería viable al igualar la tributación de la renta del ahorro a las del trabajo y volver al máximo marginal del IRPF de 2014.

Comporta por tanto la obligación de presentar declaración para aquellas personas que a día de hoy están exentas de ello contribuyendo a favorecer un cambio de rol en lo social y promoviendo un cierto cambio cultural en cuanto a obligaciones tributarias se refiere. Se presentaría anualmente en los mismos plazos que la declaración ordinaria y su repercusión sería mayor en aquellas familias que se encuentran en mayor situación de pobreza. De esta forma estas personas podrían recibir una subvención inmediata que se abonaría de manera mensual y que se gestionaría directamente desde Hacienda, sin tener que aportar más datos que los económicos y sin tener que recurrir a otras figuras como los profesionales de los servicios sociales.

Impuesto de la Renta Negativo Taula Catalunya

Evitar la estigmatización

En ese sentido consideramos que permitiría no sólo descongestionar esos servicios de presión asistencial sino también devolverles lo que consideramos es su función, acompañar a las personas más allá de los trámites burocráticos que comportan la gestión de prestaciones. Un efecto que podría procurarse sería el racionalizar el mapa de prestaciones y ayudas, extremadamente complejo y fragmentario en algunas comunidades.

Por otra parte, desde la perspectiva de los ciudadanos y ciudadanas que se beneficiarían de esta transferencia, entendemos que el proceso no comportaría el proceso de estigmatización que en ocasiones puede comportar el paso por los distintos profesionales que deben avalar su “condición de pobreza”. El procedimiento sería meramente económico y se lideraría desde Hacienda, sin entrar en otro tipo de consideraciones (en ocasiones ligadas también a interpretaciones morales como la justificación de los gastos).

Entendemos además que el hecho de disponer de ingresos favorecería asimismo el consumo en la medida que los perceptores dispondrían de ingresos para cubrir sus necesidades. Tendría un impacto directo sobre el consumo y la actividad económica. En ese sentido, su compatibilidad con ocupaciones insuficientemente remuneradas no comportaría un efecto de desincentivación.

Por otra parte, contribuiríamos a introducir una fiscalidad más progresiva que regresiva en la medida que el porcentaje de renta que destinaran las personas más ricas sería superior al que destinan personas con dignidad humanamenos ingresos y podría articularse como un paso “intermedio” en el debate sobre las rentas mínimas garantizadas.

Como reto nos quedaría ver de qué manera podemos acompañar a estas personas en aras de dotarles de herramientas que contribuyan a promover su circulación social haciendo de ese proceso un auténtico proceso de empoderamiento. Esta es una dimensión a la que, obviamente, no queremos renunciar. Entendemos que la simplificación sobre prestaciones y la descongestión de los servicios sociales permitirían este tránsito, más parecido hoy a una carrera de obstáculos. No obstante, en nuestra opinión, este sería un “bonito problema”.

@Soniafor

@Taula3sector

Administración, Desigualdad, Impuestos, Inclusión, Innovación social, Inversión social, Organizaciones No Lucrativas, Rentas Mínimas, Riqueza, Servicios sociales, Tercer Sector
Escrito por xosecuns Comentar
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net

No hay dinero. ¡MENTIRA!

3 de abril de 2016 a las 19:00
Fuente Oxfam Intermon/La Voz de Galicia

Fuente Oxfam Intermon/La Voz de Galicia

Ricos más ricos, pobres más pobres, recortes presupuestarios, gobiernos que cuelgan el cartel de ‘no hay dinero’ y cada vez mayor desigualdad económica. Entre 2007 y 2014, la desigualdad ha explotado en España, sólo en Chipre creció más.

¿Inevitable? En absoluto. La desigualdad extrema y la corrupción son evitables. Es una cuestión de prioridades y de voluntad política.

Más de 57.000 ya han firmado la petición #GobiernoYa, millones de personas en exclusión no tienen más tiempo. Una campaña que exige un gobierno que afronte con pactos de estado y medidas a medio y largo plazo el rotundo fracaso de nuestro país en la lucha contra la pobreza, la exclusión y la desigualdad.

Porque Hacienda NO somos todos, les recomiendo releer el informe de Oxfam Intermon Tanto tienes, ¿Tanto pagas?: Fiscalidad justa para una sociedad más equitativa.

Con el rigor habitual de informes que denuncian el brutal aumento de la desigualdad en el mundo y especialmente en nuestro país:  “Una economía al servicio del 1%” o  “Gobernar para las élites. Secuestro democrático y desigualdad económica” ahora nos piden nuestra firma para luchar contra el escaqueo fiscal y para seguir reclamando algo que debería ser evidente: una reforma fiscal más justa y equitativa como herramienta para garantizar derechos sociales como la sanidad, la educación pública, los servicios sociales o la cooperación para el desarrollo.

Nuestro sistema fiscal no es justo ni equitativo

Tal como está funcionando, desde luego que no. Desde el inicio de la crisis económica, la respuesta del Gobierno se ha centrado en el recorte de las políticas públicas (salud, educación, cooperación…) y la subida de impuestos como el IVA, lo que supone una mayor presión para los bolsillos de las clases medias y bajas.

Soy un pringado y perdónenme, pero creo que la mayoría de ustedes también. En España se recauda de tal manera que las familias aportan casi 50 veces más a las arcas públicas que las grandes empresas. El 90,76% de las contribuciones (en 2012) proviene de las personas físicas de clase media y baja, vía cotizaciones a la seguridad social, IRPF (Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas) por las rentas del trabajo, IVA e impuestos especiales (sobre la gasolina, el tabaco, el alcohol),116 impuestos que han subido desde 2008.

Tan sólo el 9,24% de la recaudación total del Estado en 2012 provino de las empresas. Y aquí también hay clases: las pequeñas y medianas empresas, las que crean la mayoría del empleo, tributan una media del 17% de su resultado contable, mientras que las grandes empresas españolas lo hacen al 3,5%. Y si son una multinacional extranjera y disponen de una ETVE (Empresa de Tenencia de Valores Extranjeros) pagarán un fastuoso 0% como en cualquier otro paraíso fiscal.

Hacienda no somos todos. Un fraude fiscal desbocado

Fuente GESTHA

Fuente GESTHA

El 87% de los españoles creemos que los impuestos no se cobran con justicia. Con razón. Sólo en 2009 (y desde entonces la situación ha empeorado), Hacienda dejó de recaudar un mínimo de 59.515 millones de euros (excluído el fraude a la Seguridad Social). El 72% de este fraude está perpetrado por grandes empresas y grandes fortunas, 17% por PYMES, 8,6% autónomos y el 2,6% (1546 millones de euros) por particulares como usted o como yo.

Un fraude fiscal consentido y mimado políticamente. En 2014 la Agencia Tributaria posee el mismo número de empleados públicos que cuando fue creada en 1992. Junto a Italia y Letonia, somos el país de la Unión Europea que menos se esfuerza en esta tarea, con apenas un trabajador de Hacienda por cada 1.958 habitantes, frente a los 942 de Francia o los 740 de Alemania.

Fuente: GESTHA/eldiario.es

Fuente: GESTHA/eldiario.es

Cada euro no pagado por los defraudadores además de un delito y un atentado contra el principio de equidad es un insulto a los contribuyentes honestos que deben pagar más impuestos y para todos en forma de menos o peores servicios. ¿Cómo se le queda el cuerpo sabiendo que está pagando de media 1910 euros de más al año por este motivo?

Recomendaciones para un sistema fiscal justo

A partir de una recomendable investigación sobre errores y aprendizajes en diversas reformas fiscales en América Latina y con toda la experiencia de trabajar en cooperación al desarrollo desde hace más de 50 años junto a organizaciones y personas viviendo en situaciones extremas de violencia, pobreza y exclusión. Se proponen toda una serie de propuestas (por cierto, contrarias a las que propone el Fondo Monetario Internacional) para recaudar con justicia y que la política fiscal realmente sirva para luchar contra la desigualdad de ingresos y oportunidades. Partiendo de tres requisitos:

  • Aumentar la capacidad recaudatoria para blindar las políticas sociales sin que el esfuerzo recaiga injustamento sobre los que menos tienen.
  • Garantizar la progresividad y la equidad en la reforma fiscal. Que empresas e individuos tributen en función de su capacidad y de su actividad económica real.
  • Tolerancia cero contra el fraude fiscal: acabar con la evasión y elusión fiscal. Dentro del Estado español y en el ámbito internacional.

Un resumen de las propuestas del Informe, las tenemos en este Decálogo para una reforma fiscal justa y equitativa

1. La política fiscal debe combatir la desigualdad al margen de intereses partidistas, contribuyendo a una sociedad más justa y equitativa.

2. Hay que recaudar lo suficiente para financiar un modelo social que garantice servicios públicos de calidad e igualdad de oportunidades.

3. Se debe aplicar “tolerancia cero” al fraude fiscal, incluyendo medidas que pongan freno a la impunidad de los evasores.

4. Los privilegios y la opacidad de los paraísos fiscales deben desaparecer.

5. Recaudar más no puede suponer aumentar el esfuerzo fiscal de las clases medias y los más pobres. Quien más tiene, ha de contribuir más.

6. Todos, empresas e individuos, deben tributar en función de su capacidad y de su actividad económica real, sin privilegios, ni excepciones.

7. Las grandes fortunas y las rentas del capital tienen que contribuir en mayor medida, para reducir la presión sobre los salarios y el consumo.

8. El sistema tributario tiene que ser progresivo y equitativo en su conjunto sin medidas que favorezcan los intereses de unos pocos.

9. Los beneficios fiscales deben ser excepcionales y solo deben aplicarse, si permiten crear valor real y duradero (como la creación de nuevos empleos de calidad).

10. Una buena política tributaria requiere un debate público abierto, transparente y con participación ciudadana.

La reforma fiscal prevista por el gobierno es una oportunidad para dejar de ser el segundo país más desigual de Europa y de recuperar políticas y derechos sociales como las rentas de inserción, la sanidad y la educación públicas y la cooperación para el desarrollo.  Una oportunidad para gobernar en beneficio de una minoría y no en el de unos pocos, a la vista de lo que hemos votado (o no) millones de españoles hace unos días, en vez de enfadarse con el informe (que lo harán y mucho), quizá deberían leerlo y gobernar para todos y todas.

¿Ya han firmado?

@xosecuns

Imagen de previsualización de YouTube

Entrada actualizada. Original publicada en Mayo de 2014

Administración, Bancos, Campañas, Corrupción, Desigualdad, Empleo, Empresa, Impuestos, Incidencia, Inversión social, Organizaciones No Lucrativas, Participación, Pobreza, Riqueza, Tercer Sector, Transparencia, Unión Europea
Escrito por xosecuns 8 Comentarios
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net

La mujer del César: ¿Lucrarse con la pobreza?

11 de febrero de 2016 a las 1:20

No admitimos el lucro en la lucha contra la pobreza y la exclusión

¿Estará de acuerdo Trinidad Jiménez con esta exigencia de miles de oenegés de acción social o de cooperación al desarrollo? Seguro que si. ¿Lo defenderá cuando se incorpore a Telefónica, esta agencia de colocación de élites?

telefonica

Fuente: La Voz de Galicia

La verdad es que grandes empresas están ganando y por goleada a la labor de muchas organizaciones solidarias en España y por todo el mundo. No hay fronteras para el capitalismo de amiguetes que sustituye la libre competencia por las puertas giratorias, la inversión en paraísos fiscales para evitar tributar en España y el compadreo opaco entre grandes empresas y políticos en perjuicio de PYMES, personas y la propia democracia,

Con estas armas se están ganando infinidad de concursos públicos. A Coruña, por ejemplo, acaba de expedientar a una empresa de Florentino Pérez por desatender a personas dependientes. Es una exigencia unánime de las plataformas de oenegés la  implantación de cláusulas sociales en la contratación pública o conciertos sociales, reconociendo la experiencia y valores de las organizaciones no lucrativas y asegurando que trabajan y compiten en igualdad de condiciones.

Los intereses empresariales parece que también se están adueñando de la política de cooperación para el desarrollo. A veces bajo hermosos nombres como alianzas público privadas. Con multitud de ejemplos sobre todo en América Latina.

Para reflexionar sobre este tema, es un honor cederle el blog a Miquel Carrillo, Presidente de Ingeniería sin Fronteras y responsable de incidencia política en la red de ONGD Àgora Nord Sud

Gràçies Miquel!

Cooperacion empresas justicia

La mujer del César

Hace unos años andábamos por Managua investigando para llevar a cabo un documental sobre la historia de la Cruzada de Alfabetización. Como es lógico, las conversaciones con tanta gente que vivió la que quizás fuera la última revolución del siglo pasado, en su acepción clásica, no sólo nos llevó a evocar episodios tan inspiradores como aquel, sino también todas las circunstancias que envolvieron su colapso. En una de aquellas deliciosas charlas, Fernando Cardenal nos contó cómo el proyecto sandinista no se vino abajo tanto por la derrota electoral provocada por el desgaste de la guerra, sino por el desprestigio que generó la ‘piñata’.

tipos-de-plumaLa piñata es ese juego típico de los cumpleaños infantiles, muy centroamericano y mejicano, en el que un niño golpea una figura de cartón repleta de chucherías, que acaban en las manos de todos los que se ríen de sus palos de ciego hasta que finalmente acierta. Pues bien, nos relataba Fernando, en una reunión del Frente Sandinista en aquellos meses de ‘piñata’ postelectoral, en los que se repartió a escondidas y al tun-tun entre casi todos sus dirigentes las propiedades y activos nacionalizados durante la revolución, la ex-comandante guerrillera Dora María Téllez, harta de lo que era un secreto a voces, se levantó en medio del auditorio y espetó a todas aquellos compañeros que se estaban beneficiando de su posición privilegiada: “Yo no necesito ver cómo roban la gallina, me basta con ver las plumas que han quedado en el suelo para saber que se la han llevado“.

Tampoco nosotros necesitamos una investigación exhaustiva de las relaciones entre las grandes empresas con razón social en el Estado y los partidos políticos, para ver lo bien engrasadas que están las puertas giratorias en nuestro país. El último capítulo se está produciendo, a cámara lenta para no ser utilizado como arma política arrojadiza en las negociaciones para formar gobierno, a raíz del fichaje de Trinidad Jiménez, ex-ministra de Asuntos Exteriores y Cooperación con el último gobierno de Zapatero, por parte de Telefónica.

La influencia que estas grandes empresas tienen en la definición y puesta en marcha de las política públicas es más que evidente, las plumas las pueden encontrar a diario en todos los medios de comunicación. La cooperación al desarrollo no ha sido ajena a esa injerencia de un gran empresariado que no ha querido dejar pasar una sola oportunidad para expandirse por potenciales mercados, azuzados por una crisis de proporciones desconocidas.

Cooperacion empresas lucro alianza publico privadaInterpretando sesgadamente la necesidad identificada en los Objetivos del Milenio de realizar nuevas alianzas en el campo del desarrollo y de atraer nuevos actores, Exteriores ha metido a capón a empresas como la que dirige el señor Alierta, el BBVA, Santillana y otras tantas, construyendo un discurso teórico sobre la necesidad de contar con ellas para atraer tanto nuevos fondos como fórmulas mágicas para disolver el nudo gordiano de la exclusión y la pobreza.

Precisamente esas empresas constituyeron años atrás en Perú un programa, orquestado por la AECID, que ha sido utilizado hasta la saciedad como el ejemplo recurrente de que era posible contar con nuestros campeones del IBEX35 en la tarea de luchar contra la pobreza. Sin embargo, el mainstream que obligaba a contar sus bondades en público, se disolvía sistemáticamente al acabar la función con un par de cañas en el bar de al lado del elegante auditorio de turno, si conseguías tomártelas con quien de verdad había estado en terreno y conocía las prácticas e intereses de unas y otras.

cooperacion transnacionalesAfortunadamente cada vez va imponiéndose más la idea, también entre las ONG que se apuntaron a ese bombardeo, de que esas grandes corporaciones aportan mucho más a la causa pagando religiosamente sus impuestos en casa y no en cualquier paraíso fiscal, y no intentando convencernos de que conseguirán que el ánimo de lucro, por un instante, no guíe sus pasos.

Pero Roma no olvida los favores, hayan servido o no para algo. Uno más uno, dos. Usted nos ayuda con la internacionalización y nosotros le buscamos un retiro de oro para cuando deje la política, no se preocupe. Y si no fue así, todos merecemos el beneficio de la duda, hay que obrar con extremada precaución y no dar pie a la sospecha, en un escenario por el que ya han pasado antes muchos otros, utilizando cualquier artimaña legal para saltarse los filtros que los partido se han autoimpuesto en esta materia.

La mujer del César además de ser casta debe parecerlo, y la señora Jiménez, quien seguro cuenta con innumerables capacidades profesionales para buscar otros caminos debería reconsiderar convertirse en una mujer de (César) Alierta.

@MiquelCarr

Administración, Cláusulas sociales, Cooperación, Corrupción, Derechos humanos, Desigualdad, Empresa, Impuestos, Inclusión, Inversión social, Organizaciones No Lucrativas, Responsabilidad Social Empresarial, Riqueza, Servicios sociales, Tercer Sector, Transparencia
Escrito por xosecuns 1 Comentario
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net

¿Le pica? Pues vote o regale su voto

3 de diciembre de 2015 a las 1:18

Votar Abstencion pimientos (2)Pues parece ser que gallegos y canarios somos los que menos votamos en las anteriores elecciones generales. En 2011, en Galicia, nada menos que 704.999 personas tomaron la decisión política de abstenerse o de votar blanco o nulo. En toda España fueron nada menos que 10.361.756 personas las que dejaron que decidieran por ellas.

Me he enterado hoy gracias a una campaña viral puesta en marcha desde los Seminarios #Datactic3 que se han celebrado simultáneamente en Barcelona, Madrid y Bilbao con el objetivo de conseguir que más personas voten, que conozcan nuestro desigual sistema electoral y sobre todo que su voto sea lo más informado posible.

Votar Abstención gallegos 2011 2015Si siguen este blog, ya sabrán que ante la burda excusa del “yo no voto porque todos son iguales” mi respuesta es siempre la misma: “iguales a ti“.

Con el récord de 13.657.232 españoles en riesgo de pobreza y/o exclusión social es una irresponsabilidad quedarse en casa o posiblemente desperdiciar el voto blanco o nulo.

Votar en blanco sumoY la lección de participación democrática nos la están dando precisamente muchas de estas personas en pobreza o exclusión.

Hace dos años en un artículo algo pesimista, me obligaba a recordar que su opinión también cuenta porque justo ocurría lo contrario: el estudio “Los excluidos también pueden votar: abstención y exclusión social en España” nos mostraba un auténtico apagón democrático al demostrar que aquellas secciones electorales caracterizadas por su elevada exclusión social es donde había una abstención extrema. Mucho más entre la comunidad gitana

Votar en blanco papelerasHoy es inevitable ser más optimista.

Es evidente el cambio político ocurrido en las pasadas elecciones municipales y autonómicas, en donde miles de personas votaron teniendo como principal criterio para decidir su voto la defensa de los derechos sociales y la garantía de reducción de la pobreza, la exclusión o la desigualdad.

El Informe FOESSA de Caritas ya detectó que la llamada exclusión política bajó de un 51,7% en 2009 al 32, 2% en 2015.  Si quieren saber a quien votan tendrán que leer alguna discusión entre expertos.

Las personas primero: Las palabras no son suficientes. Queremos compromisos!

Un mayor deseo de participación democrática que es perceptible en las redes sociales y que tengo la suerte de poder disfrutar en directo y con lemas semejantes en algunos de los diferentes encuentros y seminarios de participación que se celebran por toda España, Portugal y la semana pasada a nivel europeo.

Disfruten un rato mientras se lo cuentan Yosehanna (Yosi) Ledesma y Javier Pérez, abriendo el V Foro sobre Pobreza y exclusión Social en Santiago de Compostela.

No hay personas desfavorecidas. Hay decencia y dignidad

Voten por quienes no les dejan votar

Votar siguen siendo una aspiración para miles de personas en nuestro país.

Voto CERMI discapacidadParece mentira, pero el CERMI ha publicado un manual de apoyo para el ejercicio del derecho al voto para las personas con discapacidad de cara al 20D.

Una guía en la que se exige que se cumpla la legislación vigente, empezando por la Convención de Naciones Unidas sobre los Derechos de las personas con Discapacidad y se insta a reclamar plena accesibilidad tanto durante la campaña electoral como el día de la cita con las urnas (programas electorales en lectura fácil, papeletas en Braille, transporte accesible, etcétera). Y en la que se insta a las 80.000 personas sin derecho a voto por razón de discapacidad intelectual o enfermedad mental a reclamar su restitución.

¡Ustedes voten por mi! ” nos decía Yosi en el vídeo. Garantizar una participación efectiva es también un reto con los derechos de los inmigrantes. En las elecciones generales no pueden hacerlo, cuando son tan españoles como cualquiera.

Ya en las pasadas elecciones locales apenas pudo ejercer su derecho al voto el 10% de los residentes extranjeros. Mientras que en varios países europeos el derecho al sufragio se concede a los inmigrantes en las elecciones locales después de cinco años de residencia, en España se requiere, además, un acuerdo de reciprocidad con el país de origen correspondiente. Inmigración y democracia parece que siguen sin tener sentido en la misma frase.

Voto a quien le importa el voto emigrante

Tú puedes votar y no quieres, yo quiero votar y no puedo. Rescata Mi Voto

Tampoco podrán votar de nuevo la mayoría de los miles y miles de personas, sobre todo jóvenes, que en los últimos años y al grito de “No nos vamos. Nos echais” se han visto obligados a marchar de nuestro país para buscarse la vida.

En las elecciones del del 20 de diciembre nuestros emigrantes volverán a ser abstencionistas forzosos. Y eso que hay casi dos millones de españoles residentes en el extranjero con derecho a voto, que el 80% de ellos tiene pensado votar en las próximas elecciones generales. El 95% no lo hará. ¿A alguien le importa el voto emigrante?

FB_IMG_1449400186226Es la principal conclusión de un informe elaborado por la plataforma ciudadana Marea Granate, que lucha de forma apartidista por los derechos de los emigrantes españoles y que denuncia uno de los peores pucherazos electorales de nuestra historia reciente, tras la reforma electoral de 2011 en la que se introdujo por primera vez el llamado “voto rogado”, modalidad por la cual el elector residente fuera de España se ve obligado a solicitar expresamente el derecho a voto.

Votar Rogado Marea GranateSus números cantan: el Censo Electoral de Residentes Ausentes (CERA) está integrado por 1.880.026 personas con derecho a voto. Gente que ha ido a la embajada, se ha inscrito en el Registro Consular -perdiendo con ello su cobertura sanitaria en España- y que ha rellenado la solicitud correspondiente. Sólo han conseguido terminar esta yincana burocrática de ruego de voto 115.055 personas, un mísero 6,11%. Pero con el ingenio y la decencia no se puede…

#rescatamivoto

¿Piensa abstenerse el 20 de diciembre?

Pues antes de hacerlo, desde la Marea Granate le proponen donar su voto a un emigrante que quiere votar y no puede. De esta forma, un abstencionista voluntario podrá donar su voto para que un abstencionista forzoso ejerza su derecho fundamental.

Y de forma muy sencilla, aquí se lo explican.  De hecho en múltiples países, como Francia o Reino Unido, se puede designar a una persona para que vote en tu lugar, se le llama “vote par procuration” o “vote by proxy“.

Anímense abstencionistas. Ya hay 137 votos rescatados y 1261 emigrantes huérfanos aún necesitan un donante (en Galicia 98, 12 ya lo han conseguido…)

¿Y a quien votar?

Pues también aquí están cambiando las cosas. Por primera vez en España muchas oenegés coherentes se están mojando y con información objetiva y rigor están lanzando sus indirectas. Pero se lo cuento otro día. Un avance: Política + ética ¿Ya conocen Polétika?

Si es que hasta niños y niñas se están mosqueando…

@xosecuns

Administración, Campañas, Comunicación, Comunidad gitana, Corrupción, Derechos humanos, Desigualdad, Incidencia, Menores y jóvenes, Participación, Personas con Discapacidad, Personas Migrantes, Personas sin hogar, Pobreza, Transparencia, Voluntariado
Escrito por xosecuns 8 Comentarios
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net

10 claves sobre el récord español de pobreza y desigualdad

15 de octubre de 2015 a las 10:58

13.657.232 personas estaban en riesgo de pobreza y/o exclusión social en el 2014. El 29,2% de la población española. Récord de pobreza, desigualdad y privación material

790.801 nuevas personas en sólo un año. 2166 cada día.

2.111.017 personas más que en el 2009, el año en el que nos comprometimos, en la Estrategia Europa 2020, a que en 2020 España reduciría en 1.400.000 personas esta cifra bochornosa, 2o millones menos en toda la UE.

¿No es un insulto hablar de recuperación económica?

EAPN España, la Red Europea contra la Pobreza, presenta hoy el V Informe “El Estado de la Pobreza. Seguimiento del indicador de pobreza y exclusión social en España 2009 – 2014” Un completo estudio coordinado por Juan Carlos Llano en el que se analiza, en España y sus comunidades autónomas, el cumplimiento del objetivo de inclusión social especificado en la Estrategia Europa 2020 basado en datos oficiales del indicador AROPE (Riesgo de pobreza y exclusión social).

Como les explicaba en detalle en este pequeño diccionario, este indicador es la agregación (evidentemente sin repetirse) de las personas incluidas en estos tres conceptos: Pobreza (en 2014 ingresar menos de 7961,32 € al año), Privación material severa y Baja Intensidad laboral en el hogar.

Porcentaje de personas en riesgo de pobreza o exclusión social España

Porcentaje de personas en riesgo de pobreza o exclusión social España

Pobreza (mucho) más severa. Desigualdad (mucho) más extrema.

Parece que los avariciosos aún no se han saciado. Prácticamente todos los indicadores que miden la pobreza y la exclusión han empeorado y mucho en el último año. Pero sobre todo lo han hecho aquellas personas que peor lo están pasando, las aproximadamente 3,2 millones de personas (el 6,9% de la población) que viven en pobreza severa, es decir con ingresos inferiores a 3.981 € al año (332 euros al mes). 400.000 personas más que en 2013.

Y mientras tanto, la renta del 20 % más rico de los españoles es, actualmente, 6,8 veces superior a la renta de 20 % más pobre. O si lo quieren afinar más, la renta conjunta del 10% de la población con mayores ingresos es casi 13,5 veces superior a la renta conjunta del 10% más pobre. En 2013 el índice GINI de España superaba en más de tres puntos a la media de la Unión Europea (EU27=30,7), solo superado por Serbia, Macedonia, Bulgaria, Letonia, Lituania,Grecia, Portugal y Rumanía.

Un aumento de la desigualdad de lo que no se libra la clase media, cada vez más menguante. El 67,9% de las personas tiene dificultades para llegar a fin de mes. Si consideramos como clase media al grupo compuesto por personas que ganan entre 12.000 € y 60.000 €, la reducción de tramos en el IRPF se ha dado en nada menos que 836.000 declaraciones.

Desigualdad. Indice Gini (más desigual cuanto más cerca de 100

Desigualdad. Indice Gini (más desigual cuanto más cerca de 100

Sin futuro para niños, niñas o jóvenes. Sin presente para madres solas

Abrumador. El grupo de personas entre 16 y 29 años tiene en 2014 la tasa más elevada (36,4%) de personas en riesgo de pobreza y/o exclusión social. No nos extrañe que sigan gritando “No nos vamos. Nos echáis

Le siguen los niños y niñas menores de 16 años (siguen sin ser una prioridad política) con un 35,4%, pero que llega a un insoportable 53,3% si viven en un hogar monoparental (1 adulto con 1 o más niños dependientes) o mejor dicho monomarental, ya que la gran mayoría, en un millón y medio de familias en España, es una madre sola la que trata de sacar adelante a sus hijos. Madres más solas que nunca.

Porcentaje población en riesgo de pobreza o exclusión social por tramos de edad

Porcentaje población en riesgo de pobreza o exclusión social por tramos de edad

 

Los mayores de 65 años mejoran. Las mujeres también…pero era un espejismo.

En el gráfico anterior se ve muy bien. Mientras la mayoría de la población se está empobreciendo, el grupo de mayores de 65 años, cuyas pensiones prácticamente no se han modificado desde el 2009, ha reducido su tasa AROPE casi a la mitad.

Esta mejoría afectó positivamente a las mujeres, tradicionalmente más pobres que los hombres, al menos desde el 2012. Hasta ahora. En 2014 , el 14% de las mujeres mayores de 65 años estaba en riesgo de pobreza o exclusión, frente al 11% de los hombres. Si tenemos en cuenta todas las edades, la crisis ha afectado sobre todo a las mujeres en el último año, que aumentan en 2,2 puntos porcentuales hasta llegar al 28,9% (29,4% para los hombres)

Porcentaje personas en pobreza o exclusión social por sexo. España

Porcentaje personas en pobreza o exclusión social por sexo. España

No se confundan. Lo de pobreza de aquí y de allá es un engaño

El 62,7% de la población inmigrante (africana o latinoamericana) está en riesgo de pobreza y exclusión. Y esto después de que 728.000 personas, mucho más pobres aún, se hayan marchado desde el 2011 a sus países de origen. Este dato tuvo un perverso efecto estadístico en 2012 y 2013: como se marcharon los más pobres, el resto aparentemente lo eramos menos.

Triste futuro nos espera sin la riqueza que traen las personas migrantes (si, riqueza, compruébenlo convirtiéndose en agentes antirumores y prejuicios)

AROPE por nacionalidad

Más pobreza. Más privaciones. Más frío

La pobreza, que aporta sola o junto a los otros componentes el 75% del peso del indicador, y que se había mantenido porcentualmente constante durante los años de la crisis aumentó nada menos que un 9% entre 2013 y 2014, hasta el 22,2%. Y no olviden nunca que este es un problema endémico español, porque en nuestros mejores años apenas bajó del 19% .

La privación material severa sigue desbocada. En 200 afectaba al 3,5% de la población. En 2014 ya está en el 7,1%. 3.320.675 personas en situación de carencia extrema. Con datos como que las personas que no pueden permitirse mantener la vivienda con una temperatura adecuada (es decir en pobreza energética) ya está en el 11,1%, casi un 40% más que el año anterior. Caray con el capitalismo de amiguetes.

Evolución Privación Material Severa 2004 a 2014

Evolución Privación Material Severa 2004 a 2014

Intensidad laboral España 2009 a 2014

Mucho menos empleo en cada hogar

El desempleo es la mayor fábrica de pobreza y exclusión. La población que vive en hogares con baja intensidad de empleo (donde casi nadie lo tiene) se ha más que doblado desde 2009. Desde el 7,6% hemos pasado en 2014, al 17,1% de la población entre cero y 59 años. Más de 6,1 millones de personas. 3,3 millones sólo desde el 2009 

Tener trabajo ya no garantiza salir de la pobreza

A pesar del descenso de las cifras de paro, en 2014 había un 14,2% de trabajadores en situación de pobreza (un 11,7% el año anterior). Una vez más se demuestra que no cualquier trabajo protege de la pobreza. Esta cuestión está muy relacionada con la precariedad laboral y la evolución creciente de la jornada parcial que, para el segundo cuatrimestre de 2014, llega al 16% del total de ocupados.

Con matices. A mayor nivel formativo, menor tasa de pobreza. Un 24,6% para quienes han estudiado sólo Primaria, o un 29,1% de quienes han terminado Secundaria frente al 10,2% de quienes tienen una educación superior.  Es curioso como el único tramo que reduce su tasa de pobreza desde el 2009 es el de Primaria, pero tiene su explicación, muchos se están jubilando y dejan de perder dinero.

Pobreza y actividad 2009 a 2014

Un país desestructurado. Desigualdad brutal entre Comunidades Autónomas.

Si nos atrevemos a comparar los datos de pobreza y exclusión entre las diferentes Comunidades autónomas, España no merece llamarse país. Como mucho y como justificaba con ironía hace unos meses, una “Confederación Española de Derechos Sociales Autónomos” La tasa de pobreza y/o exclusión social mantiene diferencias de más de 30 puntos porcentuales entre algunas regiones. Navarra, País Vasco y Madrid tienen tasas inferiores al 20 %, y Canarias, Extremadura, Andalucía (no se pierdan 17 de octubre. El documental), Murcia o Ceuta mantienen tasas entre el 37% y el 47,9%.

Comprueben en este gráfico si a su CCAA le ha tocado el gordo o la pedrea en esta indigna lotería social. En el informe pueden consultar el detalle de la información de cada una. Y si tienen interés, el Instituto Nacional de Estadística ha presentado este año un interesante buscador y comparador de datos.

AROPE por CCAA 2009 a 2014

Crecer económicamente no garantiza reducir la pobreza

¿Cuanta riqueza hay que acumular para empezar a distribuirla? La conclusión final del Informe no puede ser más clara: “El incremento del Producto Interior Bruto (PIB) no es suficiente para reducir la tasa de personas en situación de pobreza o exclusión, como muestra el análisis territorial entre CCAA. Al analizar la incidencia que pueden tener ambos factores, se debe considerar la capacidad distributiva de las políticas sociales y de protección social

Conviene recordar que en los años gloriosos de la burbuja inmobiliaria, cuando más crecía nuestro PIB, apenas se redujo la tasa de pobreza. No hace falta esperar a ver si este crecimiento actual se mantiene para impulsar por fin una política social y redistributiva ambiciosa y coordinada entre administraciones públicas. Poco futuro tendrá este crecimiento

Las personas primero. 13.657.232 desde luego. Es una decisión política, nunca económica. En Euskadi lo están demostrando desde 1989…

¿La tomarán quienes siguen viviendo por encima de nuestras posibilidades?

Exijámoslo

@xosecuns

#EstadoDePobreza

Informe completo

Datos Pobreza España

Las personas primero Dia contra pobreza

Administración, Derechos humanos, Desigualdad, Empleo, Exclusión, Incidencia, Inversión social, Organizaciones No Lucrativas, Personas, Pobreza, Riqueza, Servicios sociales, Unión Europea
Escrito por xosecuns 12 Comentarios
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net

Galicia por Andalucía. Porque #Yotbsoypobre

30 de junio de 2015 a las 0:28

AROPE,pobreza,exclusión, CCAA

Las dos columnas de la izquierda expresan como pocas el fracaso español y andaluz en la lucha contra una pobreza y exclusión, que, según la última Encuesta de Condiciones de Vida, ya padecen el 29,2% de españoles y un salvaje 42,3% de andaluces. Y que se suma a informes de la OCDE y el FMI que advierten del brutal aumento de la desigualdad en nuestro país.

Podría decirles que estoy tranquilo porque son muchos menos los gallegos que están en esta situación (23,8%) y hasta pedirles su solidaridad con el pueblo andaluz. Pero no me da la gana ser cómplice de este cáncer de la falta de coordinación y el despilfarro del sistema español de servicios sociales en esta indigna Confederación Española de Derechos Sociales Autónomos.

Pobreza, Andalucía, exclusión,desigualdadSoy de los que quieren participar activamente en la construcción de una sociedad andaluza más justa y solidaria…Así que como gallego, me he unido a la campaña #Yotbsoypobre de la Red Andaluza de Lucha Contra la Pobreza y la Exclusión Social (EAPN Andalucía) exigiendo a los grupos políticos que elaboren un plan de choque que garantice la igualdad de derechos para todas las personas.

Para animarles a firmar explicándoles las razones de la campaña, les dejo con Manuel Sánchez, el presidente de EAPN Andalucía y con Jesus Diaz, su responsable de comunicación.

Mucho ánimo

El porqué de #Yotbsoypobre

La Red Andaluza de Lucha contra la Pobreza y la Exclusión Social lleva desde el pasado mes de marzo promoviendo la campaña #Yotbsoypobre, una iniciativa que demanda la aprobación de la Ley de Inclusión, un Plan de Choque contra la pobreza y la exclusión social y asumir las diez medidas de nuestro decálogo de propuestas.

Pobreza Infantil,infancia,AROPE,AndalucíaSi bien contábamos con el dato de que en la comunidad más del 40% de las personas están en riesgo de pobreza, algo más de dos millones y medio de andaluces, recientemente hemos conocido otros datos publicados por el comité andaluz de UNICEF que vuelve a resaltar la necesidad de tomar medidas urgentes en nuestra tierra. El 51% de los niños en Andalucía están en riesgo de pobreza, es decir, de un millón y medio de niños, más de la mitad, 800.000 viven a diario con la pobreza y la exclusión.

Confiamos que el nuevo Gobierno andaluz tome medidas respecto a lo que en este artículo nos preocupa y esperamos que impliquen a las entidades sociales en esta toma de medidas. Estamos preocupados, pero lo estamos desde nuestros inicios en la comunidad, hace más de 20 años. Aunque ahora estamos más preocupados que nunca, cuando vemos que los datos aumentan a paso de gigante desde el comienzo de la crisis económica.

Muchos de estos niños están excluidos de actividades extraescolares, del propio derecho al juego, y para los progenitores llegar a fin de mes es cada vez más difícil. Sabemos que esta situación no va a cambiar de forma radical, pero si sabemos que llevando a cabo una serie de medidas podemos empezar a paliar la situación, pero el cambio tiene que venir desde arriba. Por eso en EAPN-Andalucía hemos elaborado un decálogo de propuestas para las elecciones autonómicas y municipales, nos hemos sentado con gran parte de los partidos políticos y hemos acercado posturas. Todos se comprometen a la hora de hablar de pobreza y exclusión social, pero el examen empieza ahora.

Pobreza,exclusión, Andalucía, EAPN,desperdicio,hambre

Alimentos desperdiciados. Autor: Sergio Reyes

Desde que comenzamos con la campaña #Yotbsoypobre estamos invitando a la ciudadanía a firmar nuestro decálogo, para que sean conscientes de todos los compromisos que van asumiendo los grupos políticos que en un momento dijeron sí a muchas de nuestras propuestas.

Para EAPN-Andalucía ha sido importante tener en cuenta cuatro principios clave a la hora de elaborar el decálogo de propuestas: contar con una perspectiva de género, inclusión de la diversidad en todas sus vertientes, igualdad de oportunidades y no discriminación y la lectura fácil.

No queremos finalizar este artículo sin exponer algunas de las ideas clave de nuestro decálogo de propuestas:

  • Aprobar la Ley de Renta Básica (la Iniciativa Legislativa Popular promovida por UGT, CC.OO y EAPN-A lleva recogidas ya más de 40.000 firmas)
  • Reducir en un 15% el total de personas en situación de pobreza y exclusión y un 25%, de 45%, la tasa de pobreza infantil mediante la aprobación del II Plan de Infancia en Andalucía.
  • Destinar un 5% (1.481 millones de euros) de los presupuestos anuales para la lucha contra la pobreza y la exclusión social.
  • Crear un Fondo de Vivienda Social en Andalucía y promover medidas para erradicar la pobreza energética.
  • Reducir la tasa de desempleo del 33% al 25% en la comunidad apostando por empleo de calidad e invertir, al menos, un 5.25% del PIB en educación.
  • Aprobar la Ley de Servicios Sociales de Andalucía y el Refuerzo de los servicios públicos de salud y Servicios Sociales garantizando su calidad.

Desde EAPN-Andalucía queremos aprovechar esta oportunidad para invitar a todos los gallegos a firmar nuestra petición así como difundirla, da igual en qué parte del país o del mundo te encuentres, para acompañarnos en la promoción de la campaña. Porque #Yotbsoypobre

@EAPNandalucia

Pobreza, crisis, 15M,

Foto: José Manuel Vidal

Administración, Campañas, Derechos humanos, Desigualdad, Exclusión, Incidencia, Inversión social, Organizaciones No Lucrativas, Pobreza, Riqueza, Servicios sociales, Tercer Sector
Escrito por xosecuns 2 Comentarios
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net

5 ideas para gobernantes que luchen contra la pobreza

16 de junio de 2015 a las 18:48

Evol AROPE España Galicia 2004 a 2014 Pobreza ExclusiónPocas personas candidatas en las pasadas elecciones municipales y autonómicas no se han enterado que la lucha contra la corrupción y la pobreza ha sido decisiva para decidir el voto de miles de ciudadanas.

En estos intensos meses, aprovechando la campaña “Ayuntamientos al servicio de las personas” he tenido la oportunidad de entrevistarme con más de 40 candidatas de todos los partidos. Bastantes van a tener por primera vez responsabilidades políticas en ayuntamientos y en la mayoría he percibido una gran ilusión y ganas de trabajar con honradez. Permítanme decirles que les admiro por anticipado por ello.

Como he tenido la suerte de vivir etapas semejantes desde diversos puntos de vista, con mucha humildad me he permitido hacer una lista de perogrulladas por si les sirven. Empiecen viendo lo que un ex-alcalde le dice al recién elegido Tommy Carcetti en esa maravilla de The Wire. Más o menos creo que esto lo que se les viene encima…

Imagen de previsualización de YouTube

Tenga claro sus principios y su nivel de tolerancia a la frustración

Gestionar una empresa es muy difícil: el cliente tiene que quedar satisfecho o no vuelve a comprar, entra en pérdidas y cierra. En la administración pública depende de más factores: peleas políticas, equipos desmotivados, burocracia e inseguridad jurídica, intereses ocultos, incompetencia disfrazada de una pretendida defensa de derechos. El cliente, bueno, a la cola.

Todos los días, día y noche durante los próximos cuatro años va a tratar de “mover un paquidermo“. Por el camino le disgustarán y desconfiará de sus compañeros de partido, funcionarios,”capitalistas de amiguetes” que pretenderán facturar más caro porque si o lo que gritaban contra sus “corruptos” predecesores porque no les financiaban – con razón- y que ahora no dudan que usted lo hará. Posiblemente también algunos familiares y amigos cuando le pidan favores. Mucha gente no le volverá a hablar cuando cuando acabe, por muy bien que lo haga… Cuando alguien grita “¡Todos los políticos son iguales! suelo responderSi: iguales a usted” 

No va a poder cumplir todo su programa electoral, pero con principios claros y firmes, peleando por la personas que prometió defender, buscando aliados, escuchando y dialogando se aproximará a un aceptable gris. Y por el camino se encontrará inesperadamente con excelentes profesionales y personas.

Gobierne para las personas y contra la desigualdad

Democracia pobreza exclusión participación alegriaLas que le pagamos con nuestros impuestos y sobre todo las que peor lo están pasando. El resto intermediarios.

En España es una salvajada: casi 14 millones de personas están en pobreza o exclusión, el 29,2% de la poblaciónYa debería saber cuantas de estas personas viven en su ayuntamiento o comunidad. En Galicia desde luego.

Hasta la OCDE ha advertido de que el drástico aumento de la desigualdad está poniendo en peligro nuestro crecimiento económico. Y hoy a Teresa Cavero y a mi casi se nos saltan las lágrimas al ver al FMI decir que “Hacer a los pobres más ricos es bueno para el crecimiento”. Una desigualdad que perjudica desde luego a los que peor lo están pasando pero también a pequeños y medianos empresarios, y a la mayoría a quienes nos han reducido nuestro nivel adquisitivo o que pagamos más impuestos como el IBI que lo que nos corresponderían para compensar lo que unos pocos defraudan

Cuando eres pobre, la dignidad es lo único que te quedadice Javier. Y de dignidad se aprende hablando con las personas, buscando que participen, como se está empezando a hacer de forma admirable en muchas ciudades, en persona o por redes sociales. Y si alguien le viene diciendo que habla “en nombre de”, compruébelo:”Las ONG creíbles son altavoces, no portavoces“.

Decídase ya: Luchar contra las causas o contra las consecuencias de la pobreza

Es su principal decisión. Dejarse llevar por la deriva de la emergencia continua y el asistencialismo o afrontar programas de inclusión activa.

Gracias Xunta de Galicia Pobreza Asistencialismo  Desigualdad Comunicación No me pidan calmaLo primero es inmediato, vistoso, mediático, aparenta solucionar un problema hoy pero condena a un futuro de pobreza a miles de ciudadanas. Es una trampa.

Lo segundo es complejo. Implica olvidarse de medidas-espasmo y planificar y establecer indicadores a medio y largo plazo, fortalecer los servicios sociales de base en su ayuntamiento o en las ONG que trabajan con este enfoque. Asegurar que las areas de empleo y servicios sociales reman política y técnicamente en la misma dirección (mucho mejor si dependen de una misma responsable). Pero es la única garantía de respetar a las personas y que dentro de cuatro años no sigamos hablando de lo mismo.

Más claro. Hace cuatro años eran imprescindibles medidas de recogida y reparto de alimentos o bienes de primera necesidad. Hace tres o dos puede que también. Y no se reconocerá nunca lo suficiente el sacrificio y solidaridad de miles de personas voluntarias en los Bancos de Alimentos, por ejemplo. Pero es obsceno que hoy se siga chantajeando a personas y organizaciones para que se ayuden entre ellas porque su gobierno municipal no quiere complicarse la vida.

Abran este año los comedores escolares si quieren, es una causa perdida intentar convencerles de los riesgos de esta dudosa medida. Pero el año que viene será un rotundo fracaso si lo vuelve a hacer porque no ha conseguido dar una solución estable a cada familia (renta mínima, tarjetas de compra, plan contra fracaso escolar y de inclusión…)

No pierda un año pretendiendo hacerlo todo sin contar con las ONG

Foto: Luisma Murias (La Nueva España)

Foto: Luisma Murias (La Nueva España)

Quizá tenga ese dogma de cierta izquierda de que todos los servicios sociales deben ser públicos, ese desprecio burdo a las ONG del que nos hablaba Luis Barreiro. Se encontrará con ONG que simplemente le van a decir “tu dame el dinero que ya se yo en que gastarlo” pero otras muchas aliadas en su defensa de derechos sociales, pegadas al terreno, innovadoras, con experiencia y con una agilidad en la gestión que no encontrará en su ayuntamiento.

Lean si no de nuevo las propuestas de EAPN España, EAPN Galicia, la Plataforma del Tercer Sector, el CERMI o la Coordinadora de ONGD. O estas 10 propuestas ciudadanas para constituir los ayuntamientos.

Así entendido, las ONG no son la cara bonita de la privatización de servicios sociales, sino una parte imprescindible en la concepción pública de los mismos y su principal aliada para que el lucro no tenga cabida en la lucha contra la pobreza.

Reconozca este hecho, no pierda el tiempo en debates estériles, juzgue en base a eficencia y resultados, implante cuanto antes clausulas o conciertos sociales en su contratación pública y convocatorias plurianuales de subvenciones para exigir resultados y no papeles, resuelvalas en el primer trimestre del año publicando de inmediato los proyectos aprobados y rechazados y su puntuación (en la cooperación al desarrollo gallega hace años que lo hacen así)

Si tiene que obrar, empiece por la accesibilidad

Menos cemento y más conocimiento”, le espetó hace unos meses la responsable europea del programa FEDER al presidente de la Xunta de Galicia. Y este mensaje vale para cualquier concejala de urbanismo.

Sobran edificios públicos vacíos. Y aunque la “dictadura del bache” siga poderosa, la etapa de construir sospechosas infraestructuras inútiles, el “roba pero obra” ha pasado. Lo que sigue son múltiples calles, espacios públicos, locales comerciales, viviendas… inaccesibles para millones de personas con alguna discapacidad.

Esta legislatura debería ser por fin la de la accesibilidad: la de un plan integral de adaptación de todo tipo de espacios públicos y privados a cualquier discapacidad (física, cognitiva, ceguera, personas sordas, etc): obras, pictogramas, lectura fácil, traducción sistemática a lengua de signos, Braille, etc. Además de garantizar los derechos de todas sus ciudadanos, fomentará la economía local apostando por ONG con experiencia y calidad contrastada y por pequeñas constructoras. Y tendrá como los mejores asesores al 10% de la población de su municipio con discapacidad.

Y por si le interesan… otras cinco perogrulladas más...

xosecuns

Roba pero hace obra,corrupción,pobreza,democracia

 

Administración, Cláusulas sociales, Corrupción, Desigualdad, Impuestos, Inversión social, Participación, Pobreza, Riqueza, Servicios sociales, Tercer Sector, Transparencia
Escrito por xosecuns 2 Comentarios
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net

En serio: ¿Se compromete con las personas, candidata?

26 de abril de 2015 a las 17:27

Doña/ D………………, candidata/o por …………….. en las elecciones municipales del 24  Mayo de 2015 al ayuntamiento de 

Me comprometo, si soy elegido, a tener como principal prioridad la mejora de la calidad de vida y la dignidad de las personas de mi ayuntamiento al que represento y defiendo, especialmente aquellas en una situación de pobreza o exclusión social. Impulsaré para eso un Pacto contra la Pobreza y por la Inclusión Social en el que se contemplará como mínimo, lo siguiente:

1. Al final de 2016, reducir por lo menos en un 15% el total de personas que en mi ayuntamiento se encuentran en situación o riesgo de pobreza y exclusión. Apostando por la inclusión activa y dedicando a la partida de Actuaciones de protección y promoción social un mínimo de 110 euros habitante / año (media ayuntamientos y diputaciones gallegas en el 2013).

2. Si, al final del 2016, no se alcanzaran las dos metas anteriores, presentaré mi dimisión.

Estos son los dos primeros de los quince que integran el documento base de la campaña  “Ayuntamientos al servicio de las personas” que desde EAPN Galicia- Rede Galega contra a pobreza se está presentando a las candidaturas a las próximas elecciones municipales y a quienes se les da la opción de firmarlo íntegra o parcialmente y con las observaciones que crean oportunas.

El documento íntegro, por si quieren pasárselo a los candidatos a su municipio es este: Ayuntamientos al Servicio de las personas. Compromisos

Una campaña que está teniendo un creciente impacto en muchos ayuntamientos, convirtiendo la pobreza y la exclusión en una prioridad de la campaña electoral, incomodando y obligando a “mojarse” a muchos candidatos.  Si no son gallegos, sigan leyendo, verán lo fácil que resulta montar una campaña semejante en su municipio o comunidad autónoma.

Con buen criterio, la clave de esta campaña es la imparcialidad.  Tanto en la difusión de datos oficiales y propuestas sensatas como con la opinión o comentarios de los candidatos. No se interpretan ni valoran, sólo se publican.  Es a medios de comunicación, candidatos y a ciudadanos a quienes nos piden que los interpretemos y actuemos en consecuencia. Así que a título personal me pongo a hacerlo.

Propuestas electorales para una emergencia social

Los ayuntamientos son la administración pública en la que más se percibe el sufrimiento de las 12.866.430 personas en España (27,3% de la población) y los 672.123 gallegos y gallegas (24,3%) que malviven en la pobreza o en la exclusión social y a cuya gran mayoría se les niega el derecho a una vida digna y a una verdadera auténtica inclusión social y laboral.

En cada proceso electoral, es una tradición que muchas ONG y sobre todo las plataformas y redes en las que suelen estar integradas, presenten documentos de propuestas a los diversos partidos y candidaturas, quienes agradecen gentiles este detalle y suelen comprometerse a incluirlas en su programa electoral y a veces hasta a cumplirlas.

Realizar estos documentos supone un notable esfuerzo de elaboración, sensatez y síntesis. Compruébenlo con cualquiera de estos que cualquier candidato solvente debería haber leído ya:

El Pacto contra la Pobreza (EAPN España),

Propuestas Coordinadora Galega ONG de Desarrollo,

Propuestas derechos de las personas con discapacidad (CERMI),

Decálogo Propuestas electorales en materia social e inclusión (Plataforma Tercer Sector)

Pero con 12.866.430 personas malviviendo, los paripés y las palabras ya no son suficientes. No sirven en las próximas elecciones buenas intenciones, promesas etéreas o echarse la culpa entre administraciones. Son imprescindibles compromisos firmes y concretos y resultados urgentes en la mejora de la calidad de vida de las personas.

Con nuestra dignidad no se juega. Las palabras ya no son suficientes.

La buena noticia es que ya no lo dicen sólo ONG coherentes, sino que muchas personas en pobreza o exclusión participan, se movilizan y exigen y demuestran que su opinión cuenta.  Como denunciaba hace unos meses Javier Pérez, “¡con nuestra dignidad no se juega!“.

Y se juega con su dignidad cuando dentro de un ayuntamiento políticos o funcionarios de las áreas de Empleo, Servicios Sociales o Educación no se coordinan o se pelean. Cuando hay diferencias brutales de presupuesto y medidas entre su ayuntamiento y los de al lado. Cuando de facto no hay la más mínima coordinación entre ayuntamientos limítrofes, con su diputación o con su gobierno autónomo y esto provoca que los presupuestos públicos se dediquen más a gestionar papeles que a facilitar la vida de las personas (con la gestión de la RISGA, por ejemplo)

Se juega con su dignidad cuando se pretende aparentar que se solucionan problemas con espasmos presupuestarios: medidas puntuales o subvenciones graciables que apenas duran unos meses y que son un fracaso asegurado si no están integradas en planes de inclusión a medio y largo plazo, cuando no una puerta a la corrupción como ha ocurrido con múltiples cursos de formación para el empleo.

Pero sobre todo es indigno cuando se les intenta degradar o culpabilizar por su situación. Cuando se les trata como ganado electoral y se les convoca públicamente a entregarles alimentos, vales o tarjetas en plazas o a la puerta de los ayuntamientos o se las deja irresponsablemente en manos de iniciativas asistencialistas  mientras se desesperan esperando meses a que las reciba un profesional de los servicios sociales municipales (propio o de ONG reconocidas) que deberían acompañarlas en su lucha por salir de la pobreza.

Bendita transparencia. ¿Cuanto invierte su ayuntamiento en Protección y promoción social?

La campaña incluye datos oficiales de provincias, diputaciones y de cada ayuntamiento gallego que se pueden consultar en la web de la campaña. Pobreza y exclusión (AROPE) por provinciaareas territoriales o las siete grandes ciudades gallegas.  Paro ocupación o actividad. Incluso el nivel de transparencia para los 1oo principales ayuntamientos españoles según Transparencia Internacional.

Pero lo novedoso es que por fin tenemos datos detallados de liquidación presupuestaria (es decir, lo que realmente se ha gastado) de la mayoría de ayuntamientos españoles.  Sólo tienen que ir al buscador del Ministerio de Hacienda,  seleccionar su CCAA y presupuestos liquidados 2013. En la última pestaña de una tabla de Excel gigantesca (con el nombre de la comunidad autónoma seleccionada) tienen una tabla resumen por ayuntamientos/diputaciones y partidas, incluyendo la de Protección e Promoción Social, que incluye subpartidas como Empleo o Servicios Sociales.

Lo tienen mucho más fácil si entran en esta maravilla de página de Europa Press en la que pueden consultar los principales datos para cada municipio (total y por habitante). Hasta hace un mapa para cada provincia.

Empecemos con las sorpresas e ideas para las preguntas a los candidatos a su ayuntamiento.  Si en Galicia en el 2013, como promedio los ayuntamientos y diputaciones invirtieron por persona 109,10 euros: ¿No deberían avergonzarse un poco en Pontevedra, Santiago o Vigo?.

Al final les dejo varias tablas con datos por provincia o los ayuntamientos gallegos mayores de 15000 habitantes. Y aquí al lado una que he hecho en unos minutos con las capitales de Castilla y Leon, por si se animan a hacer otra en su comunidad autónoma. ¿No deberían avergonzarse un poco en Valladolid, Burgos o Zamora?

Pero volvamos a Galicia para acabar. Con algunas preguntas incómodas tras ver lo que se invierte en protección social por persona:

¿Qué Partido Popular se presenta a estas elecciones? El de Nogueira de Ramuín (279€), Vedra (196,7€) o Arteixo (123,7€) o el de Santiago (55,9€), Redondela (39,8€) o Nigrán (27,5€)

¿Qué PSdeG-PSOE se presenta a estas elecciones? El de Castroverde (161,4€), Lugo (157,2€) o Viveiro (147,8€) o el de Culleredo (73,7€), Betanzos (67,2€) o Brión (50,1€)

¿Qué BNG se presenta a estas elecciones? El de Arzúa (132,1€) o Ribadeo (74,9€) o el de Carballo (46,8€) o Allariz (47,7€)

¿Sirven para algo las diputaciones? La de Ourense (10,6€) parece que no. Lugo (24,8€), A Coruña (23,1€) y Pontevedra (17,5€)

¿Se compromete con las personas, candidat@?… Demúestrelo

@xosecuns

 

Administración, Campañas, Cláusulas sociales, Desigualdad, Empleo, Exclusión, Incidencia, Inclusión, Inversión social, Organizaciones No Lucrativas, Participación, Pobreza, Servicios sociales, Tercer Sector, Transparencia
Escrito por xosecuns 3 Comentarios
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net

¡Viva la Confederación Española de Derechos Sociales Autónomos!

29 de marzo de 2015 a las 15:22

Los españoles son iguales ante la ley, sin que pueda prevalecer discriminación alguna por razón de nacimiento, raza, sexo, religión, opinión o cualquier otra condición o circunstancia personal o social” 

Artículo 14. Constitución Española

Discúlpenme. Pero ni en sueños.

 

El 27,3% de la población española está en pobreza o exclusión. 12.866.431 personas sin un estado que las defienda.

La última de las 10 claves que describen este fracaso colectivo es decisiva: España es un país desestructurado en donde la desigualdad entre Comunidades Autónomas es brutal, tanto en datos objetivos como en el compromiso y presupuesto de cada gobierno autónomo en combatirla.

Una obscena lotería social en donde la posibilidad de que un ciudadano tenga una vida digna depende de la comunidad autónoma o el ayuntamiento en el que nace o vive.

En un estado con escaso gasto social (apenas 6.026 euros por habitante, frente a los 8500 euros de media de los países de la zona euro (Eurostat 2012).

Que beneficia sobre todo a los más ricos, como acaba de echarnos en cara la OCDE. 

En donde Comunidades y ayuntamientos han recortado 2.200 millones en servicios sociales desde el 2011.

Y con un sistema de servicios sociales más pensado en expulsar a las personas del sistema que en que salgan de la pobreza, como dice Miguel Laparra.

Comprueben en los gráficos si viven en una comunidad en la que les ha tocado el gordo o la pedrea de los derechos sociales. Comenzando por el de la población en situación de pobreza o exclusión (AROPE) del informe El Estado de la Pobreza de EAPN España.

Pobreza infantil

En La infancia en España 2014, UNICEF nos dice que un 32,6% de nuestros niños y niñas están en riesgo de pobreza o exclusión. La inversión global en infancia ha disminuido en 730€ por niño entre 2007 y 2013 . En  “La infancia en sus presupuestos” nos indican la inversión por niño en cada comunidad. Cuanto más claro el color azul, menos presupuesto.

¿Qué delito han cometido los niños y las niñas en Murcia, Madrid, Cantabria o Navarra para que se les castigue así?

Desigualdad

Fuente:ECV/Informe Foessa 2014

No es decente hablar de causas y soluciones a la pobreza sin hacerlo también de riqueza y desigualdad. Es asombroso el crecimiento de la brecha entre ricos y pobres: 7 de cada 10 personas viven en países donde la brecha es mayor hoy de lo que lo era hace 30 años.

También y a gran velocidad en España, donde en 2013 y según EUROSTAT ya éramos el séptimo país europeo en desigualdad (y no es un brote verde que en 2012 fuéramos el segundo tras Letonia). Entre 2008 y 2012 según el Informe sobre exclusión y desarrollo social de Caritas España, el Indice de Gini que mide la desigualdad creció nada menos que 8,64 puntos.

Pero la sorpresa surge al mirar este crecimiento por Comunidades Autónomas. ¿Qué culpa tienen las personas en Castilla-La Mancha, Andalucía o Canarias? ¿Dónde estaban mirando los gobiernos de Asturias, Cantabria o Aragón mientras la desigualdad se desbocaba? 

Servicios sociales. ¿A quién le importa?

Porque esta es la pregunta: ¿Qué gobiernos autónomos actúan con decisión ante la pobreza y la exclusión en la que vive una gran parte de las personas a las que dicen defender?. Lo resume bien este mapa del Indice DEC que elabora cada año la Asociación Estatal de Directoras y Gerentes de Servicios Sociales. En el Indice del 2013 les daba el pésame si tenían la mala suerte de vivir en Canarias, Madrid, Murcia o en el infierno de Valencia. En el 2014 hay que dárselo también a miles de andaluzas y gallegas.

La misma asociación detalla la canallada del desmantelamiento de la Ley de Dependencia. Además de demostrar como el estado central ha dejado a su suerte a las CCAA recortando 1400 millones de euros de su presupuesto, en 28 imágenes describen a qué gobiernos les importa. ¿A qué les van sonando las CCAA que están en último lugar?

Rentas mínimas. ¿Euskadi es ciencia ficción?

En donde peor lo están pasando es en los casi 1.800.000 hogares en la que las nadie tiene empleo pero especialmente en los 742.900 que no disponen de ningún tipo de ingreso familiar y que están prácticamente en la indigencia.

El último recurso para que estas familias puedan satisfacer sus necesidades básicas está en muchos casos en los diferentes sistemas de las llamadas rentas mínimas que tienen las comunidades autónomas. Es decir, percibir un mínimo ingreso para quien no puede trabajar o acceder a un trabajo decente mientras, en teoría, se les acompaña hasta que puedan salir de esta situación.

Un completo desastre. Muy lejos de lo que debería ser un derecho subjetivo en todo el territorio y muy cerca de jugar con la dignidad de estas personas, como denunciaba hace poco Javier Pérez, una de ellas.

Lo demuestra el Informe sobre los Sistemas de Rentas Mínimas de EAPN España: complejo, incoherente, fracturado y sobre todo injusto según donde la comunidad autónoma en la que se viva, cuando no una excusa más para culpabilizar a sus perceptores.

Los datos oficiales reflejan un desprecio flagrante a miles de personas. Quédense en esta tabla con la columna “Tasa 2013 de personas perceptoras por cada mil habitantes”: 0,59 en la depravada Castilla La Mancha frente a los 34 de Euskadi.

No hace falta viajar a lejanos países nórdicos para encontrar ejemplos positivos de política social. No es ciencia ficción como algunas veces he escuchado en responsables de otros gobiernos autonómicos. Es una simple cuestión de prioridad política.

¿Gobernar o jugar al ping pong?

Sobran los ejemplos: Save the Children lo acaba de denunciar en inversión educativa en su informe “Iluminando el futuro“, la Red Jóvenes e Inclusión reclama un modelo común e integral para la inclusión social de los jóvenes. La extrema dispersión de la llamada cooperación al desarrollo descentralizada fue una de las claves del estallido de la burbuja solidaria.

Ante esta ausencia clamorosa de coordinación y liderazgo, la respuesta política normalmente aburre. O bien es un ping pong en la que la culpa es del otro, o bien una liguilla cutre en la que oposición y gobierno de cada comunidad denuncian o celebran para la galería el último ranking publicado. Y mientras las profesionales en la administración pública o en las ONG dedicadas a rellenar formularios y surfear en montañas de legislación dispersa y contradictoria.

No voy a cuestionar la organización territorial del estado. Tampoco meterme en un debate sobre banderas, patrias o naciones “unas grandes y libres” . Está bien para comentar en una cafetería y entre el 34% de los que llegamos sin problemas a fin de mes, pero de poco sirve si la prioridad es mejorar YA la calidad de vida de 12.866.431 personas.

Quizá la Administración General del Estado debería volver de sus vacaciones y centrarse en garantizar la igualdad de derechos para todo el territorio, estableciendo un mínimo común para todas las comunidades autónomas. Coordinando y liderando y contando con la colaboración de los gobiernos autónomos, gobernados la mayoría por los mismos partidos.

No digo imponer ni invadir competencias, aunque a la vista del calamitoso maltrato al que comunidades como Murcia, Canarias, Valencia o Castilla-La Mancha están sometiendo a miles de sus ciudadanos, me pregunto si sus gobiernos autónomos están capacitados para seguir gestionando la competencia de sus servicios sociales.

Anímense. Algo avanzamos

La Comisión Europea, uno de nuestros mejores aliados, en su Country Report sobre España al hablar de política social (páginas 62 a 67) nos describe a la perfección: “las competencias en los regímenes de ayuda a la renta y sus prestaciones se distribuyen entre instituciones y niveles de Administración muy diversos, y faltan criterios unificadores y una base de datos nacional” .

De hecho se está avanzando en una directiva para crear una Renta Mínima europea, de obligado cumplimiento en los países miembros.

Los empresarios saben de sobra de lo que estoy hablando, llevan lustros reclamando unidad de mercado.

En el Plan Nacional de Inclusión Social 2013-2016 se incluyen medidas como la 62: Aprobar una Ley de reordenación integral de las prestaciones no contributivas de la Seguridad Social.  El Fondo estatal de lucha contra la pobreza infantil, aunque con sus ínfimos 32 millones de euros de presupuesto, supone un avance de coordinación con las CCAA.

Fíjense si es posible que los ayuntamientos de toda España y antes de junio de 2015 deben modificar sus ordenanzas para asegurar que la tarjeta de estacionamiento de las personas con discapacidad es válida en todas las comunidades autónomas. Pues no, hasta ahora no lo era.

¿Y dentro de cada Comunidad Autónoma?

Pues igual o peor.  Si viven en Galicia, les recomiendo que entren en #Pobreza24M: Ayuntamientos al servicio de las personas y consulten lo que en el 2013 invirtió su ayuntamiento en servicios sociales. La media de todos ellos y las diputaciones fue de 109 euros por habitante y año.

Pregunten a sus candidatos, pregunten…

@xosecuns

Administración, Corrupción, Derechos humanos, Desigualdad, Exclusión, Inclusión, Inversión social, Personas, Servicios sociales, Transparencia, Unión Europea
Escrito por xosecuns 6 Comentarios
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net

¿Desprecia la izquierda a las ONG que luchan contra la pobreza?

24 de febrero de 2015 a las 10:47

@ruiztaboada

Si, reconozco que la pregunta del título es algo tramposa. Pero ya que han entrado, les propongo conocer el debate que en bastantes ONG se tiene sobre como consideran las diversas izquierdas la labor del llamado Tercer Sector (el que no es la administración o la empresa privada y que agrupa a entidades muy diversas ideologicamente pero unidas por su ausencia de ánimo de lucro).

Izquierdas, si. Entre distintos partidos y dentro de cada uno. Pero con una sensación de confusión que a veces desconcierta: Por un lado propuestas poco meditadas o de un rancio asistencialismo o con un dogma cansino sobre lo público en los servicios sociales, abandonar estrategias de inclusión en busca de titulares rápidos, etc. Y por otro iniciativas decididas e innovadoras de apostar por la sociedad civil en torno a objetivos de defensa clara de derechos sociales.

Como no tengo capacidad ni formación para plantear adecuadamente un debate sobre este tema, le he pedido a Luis Barreiro,  un experto al que ya conocen por su denuncia de la vuelta del asistencialismo, a que reflexione. No les va a dejar indiferentes.

¡Gracias, Luis!

 La izquierda, el Tercer Sector y los hijos de Rousseau

Si cuando delibera el pueblo suficientemente informado, no tuviesen los ciudadanos ninguna comunicación entre sí, del gran número de pequeñas diferencias resultaría siempre la voluntad general, y la deliberación sería siempre buena. Pero cuando se forman intrigas, asociaciones parciales a expensas de la grande, la voluntad de cada una de estas asociaciones se vuelve general con relación a sus miembros, y particularmente con relación al Estado. Se puede decir entonces que ya no hay tantos votantes como hombres, sino solamente tantos como asociaciones.”

Jean-Jacques Rousseau: El contrato social

En coherencia con ese planteamiento, Rousseau propondrá la desaparición de cualquier organización intermedia entre el estado y el individuo. Si, Rousseau no era precisamente un amigo del Tercer Sector y esta absolutización del estado engendró ciertos monstruos en el siglo XX. ¿Es esta la postura actual de la izquierda en España?

¿Dónde estabais en el 78?

El concepto de izquierda y derecha surge en la Asamblea Nacional Constituyente francesa y será esta primera izquierda la que establecerá la supresión de los gremios y la abolición de cualquier otra asociación de trabajadores por la ley Le Chapelier (1791), en virtud de la “igualdad” de todos ante la ley y de la “libertad” del liberalismo. En fin, que la izquierda nada más nacer proscribe al Tercer Sector. Empezamos nuestra relación con un desencuentro.

Cuando en 1978 suena la hora de la democracia en España en la Constitución se destacan organizaciones casi inexistentes entonces como las de consumidores y usuarios, pero ni una palabra del Tercer Sector de Acción Social. Puede que el minifundismo del sector junto a la pretendida y engañosa “apoliticidad” de algunas entidades provocasen que el sector no se constitucionalizase, pero así fueron las cosas: sindicatos y Colegios Profesionales ocuparon su espacio por derecho propio. El Tercer Sector no y eso que este concepto comienza a ser manejado desde 1973 por Levitt y Etzioni en su obra “The Third Sector–New Tactics for A Responsive Society

Puede que ésta fuese una de las causas de que en parte del sector se instalase un acentuado complejo de inferioridad que lleva a decir sandeces como: “¡Ojalá podamos desaparecer porque el estado cubra todas las necesidades!” Quién piense así quizá debería disolverse ya.

En esta situación de desprotección legal (los próceres de la patria tardarían aún ¡24 años! en aprobar la Ley Orgánica de Asociaciones), la izquierda asumió como propios los principios de Rousseau y estableció una dicotomía público-privado meramente conceptual y en absoluto operativa de la que buena parte del espectro político sigue nutriéndose.

¡Dejadme sola!

Para buena parte de la izquierda española el Tercer Sector comienza percibiéndose como una realidad provisional, que tiene su razón de ser sólo mientras el Estado no alcance a completar todas sus funciones. Se trata, desde esta visión estatalista, de un fenómeno inútil, si no contraproducente. ¿Nunca han oído eso de “en esta situación de crisis sois muy necesarios”?  ¿Qué pasa…luego no?

En una segunda fase, dadas las dimensiones alcanzadas por el fenómeno, y la imposibilidad de ignorarlo, el nuevo modelo se caracterizará por su decisión de sujetar al Sector a la Ley y a la política para convertirlo en un instrumento de las políticas públicas de la Administración, que a cambio de la concesión de subvenciones, esperan la aceptación por parte de las organizaciones de su carácter meramente instrumental.

Son los partidos políticos quienes poseen la exclusividad en la organización democrática, mientras que el Tercer Sector pertenece a la esfera privada de los intereses y demandas particulares. Al igual que los toreros la izquierda clama: “¡Dejadme sola! No os necesito, yo haré mis programas sobre las realidades sociales en las que trabajáis. No preciso escucharos para saber que precisa esta sociedad

Se cuenta de cierto líder del PSOE que, en referencia a la reforma de los servicios sociales, abrió su charla en un seminario sobre planificación social aproximadamente con estas palabras: “Acabo de tener una reunión con representantes de Cáritas, Cruz Roja y otras organizaciones privadas para explicarles el plan que estamos elaborando. Ya no será necesaria vuestra actuación”. De nuevo nada entre el Estado y el individuo. Rousseau sigue cabalgando.

Privatizando a Maslow

En los últimos tiempos la izquierda se ha enfrentado dialécticamente a las políticas privatizadoras de la derecha en ámbitos que entiende fundamentales del estado de Bienestar como la educación o la sanidad… pero sorprendentemente aplaude con entusiasmo la privatización de la mera subsistencia.

Se defienden las competencias públicas en las escalas superiores de la pirámide de necesidades de Maslow pero se renuncia a toda presencia de ese mismo estado en las necesidades primarias de los ciudadanos: “La Gran Recogida de Alimentos” ha sido apadrinada por personalidades de la cultura vinculadas a la izquierda y no conozco pronunciamientos de los partidos de ese espectro ideológico que cuestionen está privatización masiva de lo social. Que la derecha lo aplauda parece corresponderse con sus postulados políticos y su visión de la sociedad, pero: ¿Dónde está la izquierda? ¿En serio no puede plantar un modelo social alternativo?

¿Soy yo o algo de esto está pasando?

Claus Offe en “Las contradicciones de la sociedad capitalista”, vaticinaba en 1982 la posibilidad de “una desintegración del partido político como la forma dominante de la representación democrática de las masas”. Para Offe, las formas de participación política de la sociedad civil, canalizadas a través de los tradicionales sistemas de partidos, habrían “agotado su eficacia para reconciliar el capitalismo con la política de masas” lo que derivaría “en el declive del sistema de partidos que dé paso a que surjan prácticas menos encorsetadas y reguladas de participación y conflicto político” ¿A alguien le suena la profecía del amigo Claus con realidades del presente?

El socialdemócrata Peter Glotz, en su “Manifiesto para una nueva izquierda europea” constata que “la izquierda debe poner en pie una coalición que apele a la solidaridad del mayor número posible de fuertes con los débiles”. Para la consecución de tal logro parece que la solución no puede venir de la mera reforma interna de los partidos, sino que tiene que pasar por el desapoderamiento de estos y la progresiva recuperación por parte de la sociedad de alguna de las tareas que se habían delegado en ellos.

En el siglo XXI Rousseau tiene poca cabida.

Rousseau argumentó la necesidad de que los niños sean educados por el Estado y de prescindir de toda interferencia de instancias intermedias… incluida la familia. Ya Voltaire le acusó de haber abandonado a sus 5 bebés en un orfanato (claro ejemplo de aplicación estricta de sus principios).

Los hijos de Rousseau fueron abandonados a una muerte segura y parece que parte de la izquierda se empeña en seguir sus pasos. A lo mejor es momento de dejar de seguir los pasos de papá Rousseau y caminar solos.

Luis Barreiro

Imagen de previsualización de YouTube Administración, Corrupción, Derechos humanos, Desigualdad, Impuestos, Inclusión, Inversión social, Organizaciones No Lucrativas, Tercer Sector
Escrito por xosecuns 11 Comentarios
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net

10 claves sobre la pobreza en España. ¿Un país fracasado?

10 de febrero de 2015 a las 13:09

12.866.431 personas sin un estado que las defienda

En 2013,el 27,3 % de la población española, 12.866.431 personas, estaban en riesgo de pobreza y/o exclusión (en el gráfico los datos de Base 2013)

1.320.216 personas más que en el 2009, el año en el que con el resto de países de la Unión Europea nos comprometimos, en la Estrategia Europa 2020, a que en el 2020 España reduciría en 1.400.000 personas este número bochornoso, 2o millones menos en toda la UE.

EAPN España, la Red Europea contra la Pobreza, presenta hoy  EL ESTADO DE LA POBREZA._SEGUIMIENTO_DEL_AROPE_2013, un completo informe coordinado por Juan Carlos LLano en el que se analiza, en España y sus comunidades autónomas,  el cumplimiento del objetivo de inclusión social especificado en la Estrategia 2020 basado en el indicador AROPE (At-Risk-Of Poverty and Exclusion- Riesgo de pobreza y exclusión social).

Como les explicaba en detalle en este pequeño diccionario, este indicador es la agregación (evidentemente sin repetirse) de las personas incluídas en estos tres conceptos: Pobreza (en 2014 ingresar menos de 8114,2 €), privación material severa e intensidad laboral en el hogar.

No se confíen. No hay brotes verdes

Entre 2012 y 2013 la tasa AROPE apenas ha variado (del 27,2 al 27,3%) debido a una importante reducción de la Tasa de pobreza. Pero no se debe a la mejora de las condiciones de vida de la población, sino a un mero efecto estadístico: casi tod@s somos un poco más pobres, y los que más lo eran, la población inmigrante, se están marchando.

Los (y sobre todo las) mayores de 65 años mejoran. Triste consuelo

Mientras la mayoría de la población se está empobreciendo, el grupo de mayores de 65 años, cuyas pensiones prácticamente no se han modificado en el periodo, ha reducido su tasa AROPE en 10 puntos porcentuales y su Tasa de pobreza en 11 puntos. Esto explica en parte que por primera vez haya más hombres que mujeres en esta situación.

Sin futuro para niños, niñas y jóvenes

Abrumador. El grupo de personas entre 16 y 29 años tiene en 2013 la tasa más elevada (33%) de personas en riesgo de pobreza y/o exclusión social. Le siguen los menores de 16 años con un 31,9%, pero que llega a un insoportable 47,6% si viven en un hogar monoparental (1 adulto con 1 o más niños dependientes)

La misma pobreza. Más privaciones. Mucho menos empleo

La pobreza, que aporta sola o junto a los otros componentes el 75% del peso del indicador, se ha mantenido porcentualmente constante durante los años de la crisis. Y ya venía de antes, porque en nuestros mejores años apenas bajó del 19% .

La privación material severa ha crecido un 38% desde 2009, del 4,5% al 6,2%. Con datos como que las personas que no tienen capacidad para alimentarse con carne, pollo o pescado al menos una vez cada dos días se ha incrementado en un 66%.

El desempleo es la mayor fábrica de pobreza y exclusión. La población que vive en hogares con baja intensidad de empleo se ha más que doblado desde 2009 y, alcanza, en 2013, al 15,7% de la población entre cero y 59 años, lo que, en términos cuantitativos, supone unos 5,7 millones de personas.

Tener trabajo ya no garantiza salir de la pobreza

En el año 2013 había un 11,7% de trabajadores en situación de pobreza, lo que viene a demostrar, una vez más, que no cualquier trabajo protege de la pobreza. Esta cuestión está muy relacionada con la evolución creciente de la jornada parcial que, para el último cuatrimestre de 2013, llega al 16,1% del total de ocupados.

Con matices. A mayor nivel formativo, menor tasa de pobreza. Un 25,1% para quienes han estudiado sólo Primaria o la segunda etapa de Secundaria. Un 8,5% para quienes tienen una educación superior.

Pobreza más severa. Riqueza más extrema

Aproximadamente 2,8 millones de personas (el 6,1% de la población) viven en pobreza severa, es decir sus ingresos son inferiores a 4.057 € al año (339 euros al mes). 800.000 personas más que en 2009

Y mientras tanto, la renta del 20 % más rico es, actualmente, algo más de seis veces superior a la renta de 20 % más pobre. O si lo quieren afinar más, la renta conjunta del 10% de la población con mayores ingresos es casi 13 veces superior a la renta conjunta del 10% más pobre. España ocupa el quinto lugar en la lista de los países europeos más desiguales, sólo superada por Bulgaria, Grecia, Rumanía y Letonia.

Una clase media en decadencia

El aumento de la desigualdad ocurrido en los años de crisis puede reconocerse también en la reducción de la clase media. El 67% de las personas tiene dificultades para llegar a fin de mes. Además, casi una de cada cinco personas lo hace con muchas dificultades.

Si consideramos como clase media al grupo compuesto por personas que ganan entre 12.000 € y 60.000 €, la reducción de tramos en el IRPF se ha dado en nada menos que 638.000 declaraciones

Un país desestructurado. Desigualdad brutal entre Comunidades Autónomas.

Si nos atrevemos a comparar los datos de pobreza y exclusión entre las diferentes Comunidades autónomas, España no merece llamarse país.  Un avance de futuros posts por si les sirven para decidir su voto: La tasa de pobreza y/o exclusión social mantiene diferencias de más de 24 puntos porcentuales entre algunas regiones. Navarra, País Vasco y Aragón tienen tasas inferiores al 20 %, y Canarias, Extremadura, Castilla-La Mancha y Andalucía, mantienen tasas entre el 35% y el 39%.

¿Renunciamos a nuestro futuro?

La conclusión final del Informe no puede ser más clara: “El aumento de la desigualdad que muestran todos los indicadores hasta el año 2012, revela que la crisis ha golpeado con mayor dureza a la clase media y a los grupos sociales más desfavorecidos y explicita también la debilidad de las políticas sociales implementadas.

Por otra parte, en este momento, en que los indicadores parecen anunciar que se acerca el fin de la crisis, es importante recordar que los resultados económicos en los años de crecimiento no se trasladaron a los grupos más desfavorecidos de la sociedad, lo cual, de no mediar actuaciones de redistribución decididas, puede repetirse y consolidar para el futuro la pérdida de bienestar causada por la crisis

@xosecuns

#EstadoDePobreza

Informe completo y resumen y nota de prensa

Administración, Adultos mayores, Derechos humanos, Desigualdad, Empleo, Exclusión, Menores y jóvenes, Mujeres y hombres, Organizaciones No Lucrativas, Personas, Personas sin hogar, Pobreza, Riqueza, Servicios sociales, Tercer Sector, Unión Europea
Escrito por xosecuns 6 Comentarios
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net