Tevagustar.es Tevagustar.es Tevagustar.es Tevagustar.es
La Voz de Galicia
Blogs de lavozdegalicia.es
No me pidan calma

Posts tagged ‘Hambre’

Chema Vera: Las ONG coherentes bajan al barro

23 de Noviembre de 2016 a las 2:18
Foto: Marcos Miguez. La Voz de Galicia

Foto: Marcos Miguez. La Voz de Galicia

Oxfam Intermon, una de las oenegé de referencia en nuestro país cumple 60 años de lucha contra la pobreza. Y no celebra su aniversario ensimismada, sino asumiendo con valentía y junto al resto de organizaciones que forman Oxfam Internacional, el riesgo de ser coherente y luchar contra la desigualdad y sus causas no sólo en Africa o América Latina sino también en España.

Detrás de esta transformación y de titulares como “El dinero fugado a un paraíso fiscal supone recortes en tu centro de salud” o «Con los refugiados no va a pasar nada, no han venido» están personas como su director general, Chema Vera, con quien he tenido la oportunidad de conversar.

Enfrentar la desigualdad extrema, seguir cerca de las personas y mantener la voz y la pasión son los tres retos que Chema cree que Oxfam Intermon tendrá en el futuro. Aquí nos da algunas pistas de como conseguirlo, o no.

 

Oxfam Intermón está denunciando en España problemáticas que antes parecían exclusivas de países del Sur: desigualdad, fraude fiscal o baja calidad democrática. ¿España es ya un país de terreno?

No como objeto de cooperación pero si como objeto de lucha por la justicia social y de defensa de derechos y de trabajo con población vulnerable. Sigue habiendo muchas diferencias pero creemos que debemos hablar de una desigualdad y pobreza crecientes en España porque sus causas son globales, máxime en desigualdad o fiscalidad, donde pueden afrontarse desde África, América Latina o Europa de una forma diferente.

Los nuevos Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) ya no hablan de pobreza de aquí y de allí sino de causas y compromisos compartidos. ¿Qué implica?

Nuestro informe conjunto con Unicef nos permitió hablar sobre la contribución de España a los ODS con sus políticas de cooperación y comercio exterior. Pero también en como se van a cumplir en nuestro país los compromisos de reducción de pobreza infantil o acceso a calidad de servicios sociales que deben plasmarse en un plan nacional específico.

Los nuevos ODS son una buena noticia. No sólo abordan las consecuencias de desigualdad o insostenibilidad sino sus causas estructurales. Por ejemplo, el objetivo Hambre Cero reconoce que fracasará si no se cumplen lo previsto en cambio climático. Ojalá fuera mas potente su redacción pero en ODS como el 10 se habla de desigualdad y supone sin duda una oportunidad para demandar políticas estructurales a nivel internacional y en España.

“Los indianos fracasados vuelven a casa” Una expresión escuchada en ONG de acción social ante la actuación en España de organizaciones que antes trabajaban en desarrollo. Debates clásicos en cooperación como empoderamiento o apadrinamiento tienen su equivalente entre inclusión activa o un rancio asistencialismo. ¿Luchar contra la pobreza y sus causas o maquillarla?

Creo que si lo enfrentamos creando campos excluyentes acabamos cayendo en el error interesado de quienes quieren diferenciar a pobres de aquí con pobres de allí. Si lo vemos desde el enfoque de la mera captación de captar subvenciones o el oportunismo de cambiar mi imagen falseando mi imaginario si es válido el debate.

Nuestra respuesta es que nunca ha habido fronteras para los derechos o la solidaridad. Para quienes trabajamos desde este enfoque de causas o de derechos en África o América Latina es más difícil hacer fronteras y caer en este error, y es más fácil compartir agenda y espacios en España. Y creo que ha sido acertado porque hemos contribuido al debate político publico español y no nos ha mermado la capacidad de hablar de otros países, al contrario, ha reforzado nuestro discurso, hemos podido hablar más de América Latina por ejemplo.

El 99% de nuestros ingresos seguirán destinándose a cooperación o ayuda humanitaria. No vamos a abrir programas propios pero si a utilizar una parte de nuestros recursos libres a apoyar con recursos, apoyo técnico, formación o hasta amparo mediático a organizaciones sociales en España, y en dos sectores: población migrante y refugiada y violencia contra las mujeres.

Hacer incidencia política defendiendo derechos o denunciando desigualdad solos o a través de redes: la Plataforma por la Justicia Fiscal, Polétika… Algunas entidades protestan al sentirse obligadas a posicionarse sobre temas incómodos. ¿Es acertada la defensa radical de derechos?

Desde luego que si. Desde el respeto, pero si realmente como organización nos creemos el enfoque de derechos y no es mera retórica o unas palabras escritas en un marco lógico o en la memoria de actividades, ser coherente con esta misión implica exponerte, supone tensión, correr riesgos. Y si no…

¿Y si no?

haciendanosomostodos cartelTienes que sentir que estás saliendo de tu zona de confort, sintiéndote incómodo con las contradicciones. Podrás hacerlo mejor o peor pero por lo menos entras en terrenos donde hay una oportunidad para el cambio y de influir en sectores hasta ahora desmovilizados. Estamos comprobando que le hemos puesto explicaciones, argumentos y propuestas de acciones a una percepción de desigualdad que ya existía en mucha gente. Faltaba explicarla, dar posibilidades de actuación.

Pasar de denunciar los recortes en la cooperación al desarrollo (que seguimos haciendo) a presentar un informe de calidad contra la reforma fiscal de Montoro, es más arriesgado, pero es ahí donde debemos estar si nos creemos el enfoque de derechos y ese cambio de ideas, valores y actitudes políticas y prácticas.

Seguir con nuestra tradición de hacerlo solos o acompañados. Trabajar solos con acciones propias o en alianza con otros donde pongamos en juego nuestra identidad y marca (como la campaña contra el tráfico irregular de armas con Amnistía Internacional, Greenpeace o Fundació per la Pau, o la campaña sobre refugiados con otras ONG). Y participar en redes donde nuestra marca desaparece y se debate y actúa sobre causas comunes. Entre los tres espacios debemos seguirnos moviendo.

Sabiendo que los beneficiarios de Oxfam Intermón están a miles de kilómetros y los de las ONG de acción social en la calle de al lado, ¿Qué le dirías a quienes siguen diciendo que su organización es apolítica?

Que me digan como. Aunque sean entidades que se limiten a recaudar fondos, es tremendamente difícil afirmar ser apolítico cuando se esta trabajando con personas en vulnerabilidad y lo que haces no es ajeno a lo que ocurre en tu contexto local, a las normas que dificultan la inserción laboral o la alimentación. Solo con el hecho de prometer unas cuantas becas comedor se está tomando una posición política muy clara aunque no quieras.

fraude-fiscal-pringao-oxfam-intermonIncluso en un pretendido sentido asistencialista de trabajar solo las consecuencias estás asumiendo un cierto rol que más te vale reconocer. Máxime si se presume de tener un enfoque de derechos, lo que obliga a tomar postura y partido por las victimas. Nuestra acción política parte de las personas y sus derechos. En otras se puede partir de las ideas o los estudios, pero en nuestro caso vienen luego y este posicionamiento casi inevitable nos obliga a ser innovadores, a intentar conectar con una sociedad española que se ha revitalizado políticamente en los últimos ocho o diez años, nos guste o no.

Lo que pasa es que se confunde apolítico con apartidista. Organizaciones como Oxfam Intermón, Amnistía Internacional, Greenpeace o Médicos Sin Fronteras hemos demostrado que se pueden tomar iniciativas contundentes y comprometidas políticamente sin que se nos puedan asociar con ningún partido. Como cuando reclamamos la reforma de la Constitución y que los derechos sociales y económicos se conviertan en fundamentales y tengan la misma obligatoriedad para nuestro gobierno dentro y fuera de España. Ahora, esto no es estar precisamente en la zona de confort.

¿Cuales son los retos a los que se enfrenta el Tercer Sector Social en España? 

Relevancia para la sociedad, seguir siendo referentes para ciertos temas más allá de las actuación concreta.

Rendición de cuentas sobre lo que estamos consiguiendo con nuestra actuación (acción humanitaria, acción social, incidencia, cooperación, me da igual) gracias al apoyo de la sociedad, bien sea indirectamente con financiación pública o con cuotas de socias o donativos.

Conexión con la gente joven y conseguir su adhesión. El paso de la persona socia o donante de toda la vida a jóvenes activos en el mundo digital, que requieren una cercanía, transparencia e implicación muy superior a la que estamos acostumbrados.

¿Sigue siendo necesaria la cooperación al desarrollo? ¿Hay vida después del 0,7%?

Si claro. Hay que seguir defendiendo un volumen de fondos suficientes. No estoy de acuerdo con la postura de que ya no hay que pedir dinero. Si la política pública española de cooperación al desarrollo no crece, más vale cerrarla, porque llega un momento en que con tanta reducción no llega ni para soportar los costes de estructura y lo que cuesta una dirección general sin apenas tiene recursos para gestionar.

Comic Niñas Abuso sexual Nicaragua CooperaciónPero hace falta una renovación del rol, los instrumentos de cada actor y la narrativa de cómo lo estamos contando. Y esto afecta y mucho a las ONGD. Creo que tuvimos un boom de financiación rápida y excesivamente fuerte, que digerimos como buenamente pudimos, haciendo mucha maquinaria de proyectos que ahora ya no existe.

Debemos evolucionar hacia una cooperación de valor añadido. Que se nos mida y valore por el impacto de nuestros programas: con quien más los hacemos (en terreno o internacionalmente), en si aportamos conocimiento, influencia, trabajo en red, una especialización fuerte, etc. Si eso no se explicita, la narrativa antigua de simplemente gestores de la cadena de solidaridad o la relación con intermediarios, está muerta. Máxime porque es vertical y estamos en un mundo cada vez más horizontal, en donde hay países con capacidades mucho más fuertes que en el nuestro.

También está muerto un sector de ONGD ensimismado con la bandera de más recursos o del 0,7%. Sólo puede funcionar por la vía de quitarse las orejeras, asumir un enfoque de derechos, de compartir causas con otros o asumirlas para ampliar nuestra base social y el respaldo a la cooperación al desarrollo. Al sector le ha venido bien la reducción de las ONG y que haya más fusiones e interrelaciones y que se nos mida por lo que aportamos, no por lo que gestionamos.

Recaudar fondos denunciando desigualdad y fraude fiscal: ¿Suicidio o genialidad?

Fue una decisión difícil. Cuando entras en una denuncia de desigualdad o intereses de grandes empresas, salvo excepciones como la Fundación La Caixa con la que puedes entrar en un dialogo sofisticado, a la mayoría ni se les pasa por la imaginación financiarte. Tienen otras organizaciones disponibles mucho más blancas y con causas mucho más sencillas.

Hay una renuncia implícita a este tipo de financiación, pero afortunadamente la realidad económica es mucho más amplia, con mucha pequeña y mediana empresa y alguna grande que si que participan. Hay algunos donantes que aún teniendo muchos ingresos entienden la dialéctica de desigualdad y la defensa de una fiscalidad justa y un reparto de la riqueza.

¿Que es una ONG blanca?

Aquella con un posicionamiento político público mucho menos anguloso o sistémico. Puedes denunciar en tu boletín la situación de los niños soldado o la trata, porque queda muy lejos. Pero la clave es que hacer cuando te vas haciendo más fuerte: si denuncias abiertamente las causas políticas o económicas que provocan o consienten estos hechos y retas al sistema, te haces un poco menos blanco. Entras en un cierto barro, y hay que hacerlo con mucho rigor y apoyo público, siempre con la conexión de las personas para explicar y explicitar el por qué hacemos una acción y no otra.

¿Y funciona con pequeños donantes?
Si. Con campañas como las de escaqueo fiscal o subirnos a la denuncia de los Papeles de Panamá hemos conseguido miles de nuevos socios. No por una emergencia, sino por una campaña política.

Incluso en campañas más tradicionales, como la que haremos en Navidad estamos intentando innovar nuestro marketing, conectando, en una campaña con el lema No hay más excusas, un proyecto con mujeres en Burkina Faso con la incidencia política sobre el cambio climático. Es decir, relacionar un proyecto y a unas personas a las que se les niegan sus derechos con una causa global y hacer una narrativa sobre este aquí y allí. La posibilidad de que se enganchen nuevas personas es alta.

@Chema_Vera

AFRICA, ASIA, Campañas, Captación, CENTROAMERICA, Comercio justo, Consumo responsable, Cooperación, Corrupción, Derechos humanos, Desarrollo rural, Desigualdad, Empresa, Impuestos, Incidencia, Inversión social, Medio ambiente, Mujeres y hombres, Organizaciones No Lucrativas, Participación, Personas, Personas Migrantes, Pobreza, Responsabilidad Social Empresarial, Riqueza, SUDAMERICA, Tercer Sector, Voluntariado
Escrito por xosecuns 6 Comentarios
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net

#25S: Reclamar, demandar, exigir un mundo más justo

22 de Septiembre de 2016 a las 21:30
El Salvador 0108 063

La Unión (El Salvador). Foto: Xosé Cuns

“¡Primero ayudemos a los pobres de aquí y luego ya ayudaremos a los de allá!

¿Les suena? Pues es mentira.

No hay pobreza de aquí o de allá, hay pobreza y desigualdad con las mismas causas y soluciones. Y no se trata de ayudar, sino de respetar los derechos de las personas estén donde estén y defender las políticas sociales como servicios sociales, sanidad, educación, dependencia, pensiones o cooperación al desarrollo.

En las elecciones generales de diciembre, en “Su ONG les recomienda votar a…” les contaba como en España muchas organizaciones están olvidando el mantra absurdo de “soy apolítica” y buscan ser coherentes defendiendo sus causas ante los distintos partidos y difundiendo si se comprometen o no. Con el ejemplo muy vigente de Polétika (Política+Etica).

Las inmediatas elecciones al Parlamento de Galicia no son una excepción. La red EAPN Galicia está llevando a cabo su campaña #PobrezaGalicia: As persoas primeiro. Y la Coordinadora Galega de ONG de Desarrollo la de “O mundo que queremos“. Ambas reclamando una cooperación al desarrollo decente.

Se la explican y les ayudan a reflexionar su voto, el equipo técnico de lujo de la Coordinadora: Sara García, Helena Capera y Ana Vázquez

¡Muchas gracias!

cooperacion-mural

VIVIMOS EN UN MUNDO EN EMERGENCIA QUE BATE RÉCORDS

2.200 millones de personas se encuentran hoy en situación de pobreza extrema en el mundo, viviendo con menos de un euro diario.  En el Estado español el 28,6% de la población está en riesgo de pobreza y exclusión social . Somos el país europeo en el que más aumentó este indicador durante la crisis después de Grecia.

Las cifras de desigualdad global actuales no tienen precedentes en la historia. Las 62 personas más ricas del mundo acaparan los mismos recursos que las 3.500 millones de personas más pobres.

Estamos agotando el planeta. Si seguimos así, en el año 2050, o antes, necesitaremos más de dos planetas para satisfacer las demandas de consumo de la población. Y de nuevo afectará más a las personas más pobres, el 70% de quien vive en situación de pobreza extrema en los países empobrecidos está en las zonas rurales, las más sensibles al cambio climático, a los sistemas extractivos y a los mercados globales de productos alimenticios.

Somos, además,  testigos de otro triste récord: el mayor movimiento de desplazamientos forzosos desde la II Guerra Mundial. 65 millones de personas se han visto forzadas a salir de sus casas por causas políticas , económicas y ambientales. El Mediterráneo, se ha convertido en una gran fosa común donde hasta 25.000 personas han perdido la vida en los últimos 15 años.

Pero el hambre, la pobreza , la desigualdad o la crisis ecológica no son fenómenos naturales. No responden a un designio divino. Ni al orden natural de las cosas. Por más que traten de convencernos de lo contrario, son consecuencia de nuestro actual sistema económico que genera desequilibrios sociales y ambientales insoportables.

Y la única solución es política. Debemos presionar a quienes toman las decisiones  para que apuesten por otro modelo de desarrollo que nos permita construir un mundo más justo y sustentable.

Suena a misión imposible pero las ONG de desarrollo llevamos años luchando contra el discurso de lo imposible, contra la indefensión aprendida

Construir un mundo más justo y sostenible no solo es posible, es necesario. Y trabajar para conseguirlo es de justicia, nos hará más solidarios, pero sobre todo responde al sentido común  si queremos garantizar la viabilidad de nuestro planeta y el bienestar presente y futuro de todas las personas.

cooperacion-propostas

LAS ELECCIONES EN GALICIA: LA RESPUESTA DE LOS PRINCIPALES PARTIDOS

A priori podríamos pensar que poco se puede hacer desde Galicia  por esta “gran causa”. Pero sucede todo lo contrario, la demanda es tan exigente y urgente que necesita del compromiso de todos los niveles de gobierno.

cooperacion-manifestomePor eso, tal y como hemos hecho en los últimos años, y ante las próximas elecciones del 25 de septiembre, hemos presentado nuestras propuestas a los grandes partidos gallegos (a todos los que tienen opciones de entrar en el Parlamento de Galicia excepto a Ciudadanos, que no nos recibió).

Ocho grandes propuestas bajo el título “O mundo que queremos” entre las que están: recuperar la política de cooperación al desarrollo, defender la igualdad de género a nivel global, promover una acción humanitaria a la altura de los retos actuales, impulsar los Objetivos de Desarrollo Sostenibles y la coherencia de políticas,  o establecer medidas para que el sector privado no tenga impactos negativos en el desarrollo y para institucionalizar la participación de la sociedad civil en las políticas públicas.

Y como sabemos que la cooperación al desarrollo por si sola no basta para construir este mundo más justo y sostenible también presentamos a los partidos otras propuestas para que el resto de políticas públicas, y no solo la de cooperación al desarrollo, sean coherentes con los derechos humanos y el desarrollo humano sostenible. Propuestas vinculadas al derecho a la vivienda y el hábitat, al  derecho al agua o a la educación; medidas para combatir la pobreza energética, el cambio climático o defender los derechos de las personas migrantes; y toda una serie de propuestas para reducir la desigualdad económica y eliminar la evasión y elusión fiscal.

La Unión (El Salvador) Foto: Xosé Cuns

La Unión (El Salvador) Foto: Xosé Cuns

¿RECUPERARÁ EL NUEVO GOBIERNO GALLEGO LA POLÍTICA SOCIAL DE COOPERACIÓN AL DESARROLLO? 

Para los que no lo sepan, la cooperación ha sido la política social más recortada de la historia de Galicia. Tras sufrir un recorte de más del 60%, ahora mismo destinamos el 0,04% de nuestro presupuesto a esta política pública. Raquítico, en las antípodas de la demanda histórica del 0,7%. Y esto a pesar de que todos los grupos parlamentarios firmaron el Pacto Galego contra a Pobreza donde se comprometían precisamente a destinar el 0,7% en el año 2017.

Entre nuestras demandas electorales hay una fácilmente cuantificable: aumentar de forma progresiva el dinero destinado a Ayuda Oficial al Desarrollo hasta situarlo en el 0,2% de los presupuestos de la Xunta de Galicia en la próxima legislatura.  Una demanda muy concreta que no aguanta las medias tintas. Precisamente porque sabemos que la “literatura” de los programas electorales todo lo soporta y que el verdadero compromiso está en el ámbito presupuestario.

Teresa Rubido. Chiriaco. Perú

Chiriaco (Perú) Foto: Xosé Cuns

Pues bien, tras analizar los programas de los diferentes partidos políticos sacamos este titular: Todos los partidos apuestan por aumentar los fondos de cooperación en sus programas pero sólo BNG y En Marea comprometen cifras concretas (ver nota de prensa)

Es decir, hay un consenso por incrementar los fondos destinados a la lucha contra la pobreza global, lo que es una buena noticia (los consensos en esta época siempre son bien recibidos…) pero no todos se comprometen en la misma medida. De hecho, hay sensibles y destacadas diferencias en los compromisos de los programas electorales.

Sólo el BNG defiende en su programa electoral aumentar el presupuesto de cooperación al desarrollo de la Xunta de Galicia del 0,04% actual hasta el 0,2% al final de la legislatura.

En Marea, por su parte, también apuesta por incrementar los fondos de cooperación pero su propuesta queda por debajo al limitar el aumento “en un mínimo del 20% anual y doblar así el actual presupuesto al final de la legislatura”.

El PSdG-PSOE habla en su programa derecuperar la política pública y social de cooperación“ y de “establecer compromisos plurianuales de ayudas” pero no recoge compromisos presupuestarios. Sí lo hizo Xoaquín Fernández Leiceaga, quien, antes de que se hubiese hecho público el programa de su partido, aseguró en una entrevista concedida a la Coordinadora Galega de ONGD que el PSdeG-PSOE asume el compromiso de “conseguir progresivamente, en el curso de la próxima legislatura, el 0,2% del presupuesto general dedicado a la política pública de cooperación al desarrollo”.

Por último, el Partido Popular de Galicia se compromete a “incrementar paulatinamente, y de forma sostenida, la Ayuda Oficial al Desarrollo (AOD)” pero se limita a marcar un crecimiento mínimo anual y condicionado: “el porcentaje en la que se incremente el presupuesto consolidado de la Xunta de Galicia”. Alberto Núñez Feijóo reconocía, también en una entrevista concedida a la Coordinadora, que en lo relativo a la política social de cooperación al desarrollo en los últimos años no habían destinado todo lo que les hubiese gustado.

Ayabaca (Perú). Foto:Lorena Peillet.

Ayabaca (Perú). Foto:Lorena Peillet.

No podemos hablar de satisfacción a la luz de las propuestas de los partidos. Estamos aún muy lejos de poder garantizar que, gobierne quien gobierne, se recuperará la política pública y social de cooperación al desarrollo en el grado suficiente para revertir los recortes de los últimos años. Sin embargo, y por primera vez desde hace muchos años, todos los partidos reconocen la necesidad de aumentar los fondos destinados a esta política social. 

Más allá de las cuestiones vinculadas con los presupuestos, los programas de los partidos no profundizan en propuestas concretas sobre como debe ser la cooperación al desarrollo que se haga desde Galicia. En general, de acuerdo a nuestra óptica, mejoran las propuestas, lo cual es positivo, pero también hay importantes ausencias o indefiniciones en cuestiones vinculadas a género y desarrollo, acción humanitaria o educación para el desarrollo, por ejemplo.
En todo caso, y como hemos hecho siempre, después del 25 de septiembre estaremos atent@s para asegurarnos de que este consenso político de recuperar la política de cooperación y trabajar por un mundo más justo y sostenible se traduzca en un consenso parlamentario que haga efectivos, no sólo estos compromisos, sino también los adquiridos por todos los grupos parlamentarios en el Pacto Galego contra a Pobreza.

**Si queréis leer las entrevistas que realizamos a l@s candidat@s, saber más de los programas electorales, etc, podéis ver este enlace>>>

 @cgongd

AFrica mujeres escobas

 

Administración, Comercio justo, Cooperación, Derechos humanos, Hambre, Incidencia, Inversión social, Organizaciones No Lucrativas, Participación, Pobreza, Servicios sociales, Tercer Sector, Transparencia
Escrito por xosecuns 1 Comentario
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net

¡Mentira podrida!

4 de Febrero de 2015 a las 1:50

Mucha gente pequeña

en muchos lugares pequeños

cultivarán pequeños huertos

que alimentarán el mundo

Estas frases de Gustavo Duch tienen mucho que ver con la que acababa un artículo que seguro alegró a su majestad demostrándole que una economía al servicio de las personas es posible: “Esos mercados y grandes empresas que parecen tan inaccesibles e intocables, al final dependen de si decidimos comprar o no“.

Hablan de dos conceptos imprescindibles para luchar contra la pobreza en cualquier lugar del mundo, y ganar todos al mismo tiempo en salud y calidad de vida : consumo responsable y soberanía alimentaria. En los enlaces pueden informarse,  pero donde lo tienen muy claro es en VSF Justicia Alimentaria Global. En mi opinión una de las ONG de Desarrollo que con coherencia y desde su experiencia en cooperación, están demostrando que no hay pobreza ni hambre de aquí o de allá, sino causas y soluciones comunes. Y que la alimentación es una de nuestras principales armas como consumidores.

Para presentar la campaña Mentiras podridas les dejo con Javier Guzmán, su director. Y si se animan, ya pueden votar su anuncio rancio favorito.

¡Gracias Javier!

Imagen de previsualización de YouTube

Mentira Podrida y Política ficción

Al Ministerio de Agricultura y Medio ambiente se le llena la boca a la hora de mostrar su apuesta por una alimentación local y de temporada. La última de sus iniciativas ha sido el lanzamiento de la campaña “Fruta y verdura de aquí y de ahora”, con la que pretenden llegar a 14 millones de personas, con una previsión de lograr más de 70 millones de impactos, con lo que dicen que cada persona estará expuesta a una media de 5 impactos, con un coste de 1.280.000 euros

Con su nueva campaña el ministerio, se suma a la estrategia de lavado de imagen de la agroindustria que están adaptándose a las tendencias existentes en los consumidores/as cada vez más interesados en una alimentación sana, cercana y más natural, lo cual contrasta con la ausencia de políticas que favorezcan la producción artesanal, de proximidad de las pequeñas y medianas explotaciones.

Imagen de previsualización de YouTube

Ya desde hacer tiempo la industria ha comenzado a apropiarse del uso de conceptos como fresco, saludable, hecho en casa, local, de temporada, auténtico, real, artesano o directo del campo lanzando campañas millonarias para vender sus productos haciendo creer al consumidor que sus productos tienen propiedades que los productos industriales lógicamente no tienen, incorporan estos argumentos a su comunicación pero sin variar un ápice su modelo de producción ni sus ingredientes.

De esta manera arrebatan el significado de los reclamos a las pequeñas explotaciones, artesanales y realmente auténticas, que sí están trabajando basadas en estos atributos. Estamos hablando, por tanto, de publicidad engañosa y, desgraciadamente, es más común de lo que pensamos en el sector alimentario. Delante de esta realidad apenas hay regulación y control público, e incluso cuando existe la norma en muchas ocasiones no está siendo cumplida.

Por eso la campaña Mentira podrida de VSF Justicia Alimentaria Global denuncia estos abusos publicitarios y llama la atención sobre la necesidad de contar con una normativa estricta sobre publicidad alimentaria, y poner de manifiesto la urgencia de establecer controles reales y efectivos para asegurar que la publicidad de alimentos y bebidas sea transparente, clara y real.

El ministerio sigue una estrategia parecida, creando una narrativa acorde con la expectativa de la sociedad actual pero manteniendo políticas que sólo benefician a las grandes marcas de la alimentación sin atacar las cuestiones de fondo para resolver la grave crisis de la agricultura familiar que estamos viviendo.

Una crisis que viene dada por el grave desequilibrio existente en la cadena alimentaria en la que la mayor parte de los beneficios quedan en manos de las grandes multinacionales de la distribución. Vivimos situaciones absurdas como que la diferencia entre el precio que recibe el agricultor y el que pagamos los consumidores sea de un 1.140% o que los agricultores se le pague a 5 céntimos el kilo de patatas mientras que los consumidores las pagamos a 0’64 euros el Kilo. O que en lugares como Catalunya, por ejemplo, se estén cerrando 4 explotaciones diarias durante los últimos 8 años.

Entonces, ¿está realmente el Gobierno está apostando por un cambio del modelo de agricultura y alimentación? La realidad es que no, se trata de una mera ficción: el porcentaje de explotaciones agrícolas que realizan venta directa en España no llega al 3%, cuando en otros países de nuestro entorno como Francia, Italia, Portugal etc. están en porcentajes cercanos al 20%.

Como vemos sería urgente que el Ministerio de Agricultura aparte de realizar preciosas campañas de publicidad, abordara de manera clara los problemas estructurales de la agricultura de pequeña escala y la promoción de la distribución a través de circuitos cortos, y que regulara de una vez por todo este agujero negro que se llama publicidad alimentaria.

@javiergusmao

Praza Abastos. Santiago de Compostela (Fuente:Compostelaturismo.com)

Campañas, Comercio justo, Consumo responsable, Cooperación, Desarrollo rural, Empresa, Hambre, Incidencia, Organizaciones No Lucrativas, Pobreza, Tercer Sector
Escrito por xosecuns 6 Comentarios
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net

Los “Guantánamo” españoles

9 de Abril de 2014 a las 21:37

Ibrahim Keita, Armand Debordo Bakayoko, Ousman Kenzo, Oumar Ben Sanda, Yves Martin Bilong, Daouda Dakole, Nimen, Blaise…  Y así hasta 15 personas muertas hace casi dos meses en Ceuta. Ninguno de ellos superaba los 26 años, Armand tenía 16.

Por decencia y contra la indiferencia y el olvido creo obligado comenzar este artículo recordando por su nombre a estas personas, obligadas a escoger entre un ataud o una maleta. “No preguntéis su nombre a quién os pide asilo. Precisamente quién más necesidad tiene de asilo es el que tiene más dificultad en decir su nombre“, escribía Victor Hugo en Los Miserables.

Hace unos meses, Violeta Assiego, una reconocida experta en derechos humanos, Vulnerabilidad Social y Discriminación, en Si viaja al Norte no olvide sus cadenas escribía sobre toda la demagogia y falsedad que oculta el fenómeno de la inmigración, afirmando con razón que en España “no existe una cultura civil de defensa de los derechos de otros seres humanos que no seamos nosotros“.

Hoy Violeta, con su rigor habitual, continúa contándonos esta historia infame con el espanto de los Centros de Internamiento de Extranjeros (CIE).

Y yo me sigo haciendo la misma pregunta incómoda:  ¿Si los muertos fueran blancos o españoles reaccionaríamos igual?

¡Gracias, Violeta!

Los “Guantánamo” españoles

Desde el año 2009 más de 50.000 personas de origen extranjero han pasado por los centros de internamiento sin que sus derechos fundamentales hayan sido garantizados suficiente y adecuadamente.

Durante este periodo y en seis meses desde que la normativa de Extranjería entró en vigor aquel año, debía haber estado vigente su reglamento de funcionamiento. Casi cinco años después se acaba de aprobar el Real Decreto 162/2014, que regula el funcionamiento y régimen interior de los centros de internamiento de extranjeros. Hasta este momento estuvo vigente una Orden del Ministerio de la Presidencia del año 1999 que —a efectos prácticos— ha supuesto un verdadero “limbo jurídico” en el funcionamiento de los CIE y que ha dado cabida a irregularidades denunciadas por las  ONG y sobre las cuáles han preguntado varios grupos políticos en sede parlamentaria.

Cincuenta mil personas desde el 2009 es una cifra estimada obtenida a partir de los informes del Defensor del Pueblo sobre el Mecanismo Nacional de Prevención de la Tortura y de las memorias de la Fiscalía General del Estado. A falta de los datos del año 2010 y 2013 (en todo caso similares a los de años anteriores)  y desde luego muy inferior a la cifra total posible desde que los CIE entraron en funcionamiento en 1985.

Es necesario señalar que localizar información objetiva sobre los CIE es como buscar una aguja en un pajar. No existe ninguna fuente oficial que agrupe de manera sistematizada y clara –además de desglosada por CIE- el número de plazas, de ingresos, de expulsiones, el tiempo medio de estancia, los egresos, la ocupación media, las nacionalidades, los costes, el personal destinado, la estructura física, ni por supuesto las características personales y sociales de las personas que allí permanecen. Algo que hace sumamente complicado el poder rendir cuentas de un servicio de custodia de personas gestionado por el propio Estado.

Los CIE, a pesar de su apariencia, no son cárceles. Al igual que los inmigrantes irregulares por el hecho de serlo no son malos. Es interesante ver a través de este video de una encuesta que se hizo en México a niños y niñas la asimilación de estereotipos que absorbemos desde muy pequeños y hasta qué punto estaba arraigado en ellos el racismo:

Imagen de previsualización de YouTube

Las personas ingresan en los CIE no porque hayan cometido un delito.

Es la irregularidad en su situación administrativa la que les lleva a ese lugar, el hecho de ‘ser ilegal’. Se les priva del derecho a circular libremente —según el texto del nuevo reglamento— como ‘medida preventiva o cautelar para garantizar la expulsión y devolución en virtud de expediente administrativo, o la expulsión como medida sustitutiva la pena privativa de libertad de una duración máxima de 6 años’.

De esta forma, se pueden llegar a dar, y de hecho se dan, situaciones en las que en el mismo espacio físico conviven —durante un máximo de 60 días— personas que han cometido delitos (y están condenadas por ello) con otras cuyas vidas están completamente ‘integradas’ en la sociedad española y que migraron a nuestro país por razones económicas. Sobre las vidas de las personas del CIE de Aluche (en Madrid) acaba de publicar un informe Pueblos Unidos que describe con suficiente rigor las dramáticas situaciones  personales, familiares y sociales —denunciadas también por otras ONG— de ‘los que van a parar’ al CIE: personas enfermas, víctimas de la trata, personas con mujer hijos, personas que están trabajando en B, posibles solicitantes de asilo y refugio, personas que desconocen el idioma y/o la cultura, etc. PERSONAS que viven con total normalidad entre nosotros.

A raíz del eco mediático por la reciente aprobación del Reglamento de funcionamiento de los CIE, la opinión pública ha empezado a tener conocimiento de las irregularidades que se han venido cometiendo y se ha subido el volumen a la voz de los representantes de las ONG y de las propias personas afectadas y que ya venían contando lo que ha estado sucediendo año tras año. Es muy recomendable este video de SOS Racismo y Amnistía Internacional al respecto

Silencio y opacidad para un reglamento inadecuado e insuficiente

No deja de ser llamativo el silencio y la opacidad sobre las condiciones de estos centros durante diferentes legislaturas y de distintos signos políticos. Es difícilmente negable que el limbo jurídico de todos estos años ha vulnerado, y sobretodo limitado, derechos fundamentales de cada uno de los hombres y mujeres que han pasado por alguno de los 8 CIE que a fecha de hoy siguen funcionando.

A pesar de todo esto, el actual Reglamento —que ha tardado casi un lustro en llegar— es insuficiente e inadecuado. La nueva norma olvida y calla muchos de los aspectos básicos que debía recoger si hubiese atendido a las recomendaciones de los organismos oficiales, las ONG y las directivas europeas respecto a este tipo de internamiento. No ha sido así y la asistencia sanitaria sigue sin estar garantizada las 24 horas; la privacidad en las comunicaciones con la familia o los abogados tampoco; no hay garantías suficientes cuando se realicen ‘cacheos en desnudo integral’ tal y como pide el Tribunal Constitucional; tampoco cuando se use la celda de aislamiento o se interpongan quejas al juzgado sobre lo que esté pasando en el CIE y la lista es larga como para continuar aquí.

Criminalizar a quien no es un criminal

Pero ha sido al dar un protagonismo inusual a la Dirección General de Policía en un espacio que no es penitenciario donde se observa cómo se vuelve a criminalizar a quien no es un criminal y se expone a un plus de vulnerabilidad a quien debía ser protegido por las Fuerzas de Seguridad. Un mensaje en off parece repetirse una vez tras otra a la sociedad: no pasa nada si el inmigrante en situación irregular lo pasa mal. Que existen lugares siniestros como los CIE son necesarios aunque allí los derechos pueden tener otros matices. ¡Qué más da! Es como  poner una concertina más.

Pero ¿realmente da igual? La respuesta desde los Derechos Humanos es que NO da igual y la social es que nunca es tarde para empezar: ‘ni una concertina más ‘ en sentido metafórico y en sentido real.

@Vissibles

Imagen de previsualización de YouTube Administración, AFRICA, Campañas, Derechos humanos, Exclusión, Hambre, Organizaciones No Lucrativas, Personas Migrantes, Pobreza, Transparencia, Unión Europea
Escrito por xosecuns 3 Comentarios
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net

Si viaja al Norte no olvide llevar sus cadenas

12 de Febrero de 2014 a las 1:38

Ya lo saben. En circunstancias muy poco claras todavía, 15 personas han fallecido al tratar de alcanzar a nado una playa ceutí. 15 más de una larga lista.

Es difícil conocer el sufrimiento que ha llevado a estas y a otras muchas personas a arriesgar su vida para buscar una futuro digno. Es doloroso imaginar e intentar ponerse en su lugar al ahogarse, cuando se cortan con las cuchillas de las vallas, mientras ven morir a su lado a personas queridas…

Difícil, no imposible.

Me hago esta pregunta incómoda: ¿Si los muertos fueran blancos o españoles hubieramos reaccionado igual?

Debo reconocer que mi respuesta es no.  Por eso le agradezco mucho a Violeta el artículo con el que les dejo y que me haya sacudido con frases como esta: “No existe una cultura civil de defensa de los derechos de otros seres humanos que no seamos nosotros

Violeta Assiego, además de una conversadora envidiable, es abogada, docente  y activista en diferentes organizaciones desde una perspectiva de derechos además de especialista en Vulnerabilidad Social y Discriminación.

Gracias, Violeta.

La inmigración no se encuentra entre los principales problemas que preocupan a los españoles. A los ciudadanos –según el último Barómetro del CIS– antes que la inmigración les inquieta el paro, la corrupción, la sanidad, la política y los políticos, la educación, el Gobierno, los recortes, las entidades bancarias, la administración de Justicia, la calidad del empleo, las pensiones e incluso la crisis de valores.

Sin embargo, el Ministerio del Interior viene tratando últimamente la inmigración en su conjunto como un problema de seguridad.

A las ya preocupantes irregularidades que se dan en las identificaciones policiales a los ciudadanos en función de su perfil racial y/o étnico – y que han sido puestas de relieve reiteradamente y tal y como se ve en un informe de Open Society Justiceo la falta de garantías legales en los centros de internamiento de extranjeros –denunciado también insistentemente por ONG como Pueblos Unidos– se suma el controvertido trato que dispensan las Fuerzas de Seguridad a los inmigrantes que tratan de entrar por nuestras fronteras, especialmente por la de Marruecos.

El reciente suceso de Ceuta pone de relieve una preocupante situación que no es nueva, además del tremendo drama que representa que quince personas pierdan la vida ahogadas en circunstancias todavía por esclarecer. Denota por parte de las autoridades un mensaje ofensivo y hostil hacia la inmigración y los inmigrantes que está muy lejos de la función de garante y protección de los derechos humanos que debe tener un Estado, y por tanto sus funcionarios, tal y como acaba de recordar ACNUR al Gobierno español.

Foto: Amnistía Internacional

Un ejemplo próximo de este trato hostil y desproporcionado, y que tan solo sirve para incrementar la tensión, es la instalación en la valla de Melilla -hace ya más de dos meses- de las llamadas “concertinas”. Este tipo de medidas –además de haber sido rechazadas de forma rotunda por las ONG de derechos humanosestigmatiza a los inmigrantes ante la sociedad como personas enemigas de la paz que han de ser “frenadas” por cualquier medio, sin preocupar ni su integridad física ni sus motivos para emigrar.

El simple hecho de que una persona quiera entrar en un país es, desde ese punto de vista, interpretado como un acto de violencia que justifica el uso de la fuerza en la defensa de la frontera.

En todo caso es este un enfoque inaceptable –que además de ir contra las recomendaciones de derechos humanos y los tratados internacionales– induce a los ciudadanos a un grave error de percepción sobre cuáles deben ser los medios que se necesitan para regular los flujos migratorios y cuál es la responsabilidad del Estado frente a la inmigración irregular.

Asociar inmigración irregular a “avalanchas violentas” eclipsa la situación de vulnerabilidad real en que se encuentran los inmigrantes y omite la obligación que tienen los Estados de asegurar las normas de derechos humanos cuando apliquen las leyes de inmigración, tal y como recomienda la propia Agencia Europea de Derechos Humanos. Asimismo, sesga la percepción de la realidad promoviendo entre la sociedad estereotipos equivocados sobre las personas tiñéndolas de tintes violentos o amenazantes. Es muy recomendable este video de la ONG noruega Mama Hope –que no sin cierto sentido del humor- evidencia cómo afecta la influencia de Hollywood en la imagen común que tenemos de los hombres africanos.

Imagen de previsualización de YouTube

Las medidas de control migratorio agresivas y restrictivas transmiten a la opinión pública una tensión que más bien es fruto del modelo de intervención fronteriza de las autoridades que por el propio fenómeno de la inmigración.

El número de personas extranjeras que han entrado a nuestro país de manera irregular durante el año 2013 fue un 88 % menor que en el año 2006, justo un año antes de que se retiraran las concertinas de la valla de Melilla. Desde ese año -cuando hubo 39.180 entradas irregulares- hasta el 2012 (una época sin concertinas en Melilla) han ido disminuyendo las entradas irregulares significativamente. Es cierto que en el último año se ha dado un incremento del 20 % en este tipo de entradas pero es necesario contextualizarlo en los números totales para observar que estas no superan las 5.000 en el año 2013, dato todavía inferior al del año 2011.

Es una obviedad que endurecer la entrada a un país con estrategias coercitivas agrava la tensión y dificulta el respeto a los derechos humanos de los inmigrantes por parte de las fuerzas de seguridad. Sin embargo no es tan obvio que con ese tipo de políticas ni se habla ni afronta lo verdaderamente importante: los motivos que llevan a las personas a migrar, las causas de la irregularidad, el papel de las mafias, la utilidad de las políticas de cooperación al desarrollo, los beneficios económicos y culturales que suponen la migración para el país que la recibe, etc.

Las ONG y la sociedad civil juegan en este tema -como en tantos otros- un papel crucial cuando el Estados no protegen a los más vulnerables ni terminan de velar porque se respeten sus derechos. Las ONG por ser la voz de los propios inmigrantes cuya legitimidad está inexplicablemente en entredicho a la hora de denunciar los excesos y los abusos que sufren; y la sociedad civil por ser ese “oscuro objeto de deseo” que los políticos populistas necesitan para obtener sus votos con argumentos apocalípticos y llenos de estereotipos.

Sin embargo -y a pesar del excelente trabajo de denuncia e incidencia que hacen en nuestro país ONG como Médicos del Mundo, Yo Sí Sanidad, Cear, Sos Racismo, Amnistía Internacional, etc.- los abusos y violaciones de derechos a los inmigrantes no movilizan a los ciudadanos nacionales de los países.

No existe una cultura civil de defensa de los derechos de otros seres humanos que no seamos nosotros.

Recuerdo con tristeza como quince días antes de entrar en vigor el Real Decreto Ley 16/2012 -que ha permitido la retirada de la tarjeta sanitaria al menos a 900.000 inmigrantes en situación irregular- los funcionarios se manifestaban en la calles de Madrid para protestar por la retirada de su paga extra. Una imagen realmente chocante que añade algunos matices a la creencia generalizada de que España es una sociedad solidaria.

Decía Gioconda Belli que la solidaridad es la ternura de los pueblos, y con su permiso añado: la solidaridad además de ternura, es no consentir la injusticia entre los pueblos. Ahí es donde toma cuerpo el concepto sociedad civil que además de votar puede transformar su realidad social de una manera inclusiva y justa.

Solo tiene que unirse y creerlo, en ocasiones no basta solo con votar.

@Vissibles

AFRICA, Derechos humanos, Exclusión, Hambre, NO Violencia, Organizaciones No Lucrativas, Personas Migrantes, Pobreza, Tercer Sector
Escrito por xosecuns 10 Comentarios
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net

Janadesh o la Marea Blanca: Cuando la no violencia y la paciencia triunfan

30 de Enero de 2014 a las 1:22

El 30 de enero es el Día Escolar por la Paz y la No violencia. Y hay muchas razones para ser optimista.

Ya el año pasado nos recordaron que vivimos en la época más pacífica de la existencia de nuestra especie. Este año sera el primero en el que estará vigente el Tratado Internacional sobre Comercio de Armas, tras una larga lucha de activistas por los derechos humanos que nunca se rindieron. Y en nuestro pais tenemos también un ejemplo positivo de acción democrática con el triunfo de la Marea Blanca, una estrategia política no violenta que con manifestaciones y un intenso trabajo legal y mediatico han tumbado un infame ejemplo más de intento de capitalismo de amiguetes .

Me gustas democracia. Y no, no estás como ausente. Escribía hace semanas como pequeño homenaje a los efectos del Movimiento 15M. Y hacía una llamada contra un desánimo que no tiene sentido en esta guerra contra las causas de la pobreza y la desigualdad en la que no hay derrotas ni errores sino aprendizajes para seguir luchando toda la vida.

Y como ejemplo de constancia y lucha no violenta, que mejor que la del Movimiento Ekta Parishad y su campaña de lucha no violenta Janadesh, la más importante desde los tiempos de Gandhi. Durante 30 días, miles de hombres y mujeres de los sectores más desfavorecidos de la India recorren a pie los 350 km que separan la ciudad de Gwalior de la sede del Parlamento, en Delhi, con el objetivo de iniciar una huelga de hambre masiva para exigir una redistribución justa de las tierras. No dejen de ver el vídeo y el documental que hizo la organización Quepo sobre esta campaña.

Ramesh Chandra Sharma, coordinador nacional de Ekta Parishad durante muchos años, estuvo en Santiago de Compostela para hablar de su experiencia en campañas basadas en la no violencia. El encuentro tuvo lugar en la Casa da Cultura e Solidariedade, espacio de la delegación gallega del partido SAÍN (Solidaridad y Autogestión Internacionalista).

Para poder hacer un artículo y una entrevista como se merece, he recurrido a Arturo Nicolás, un profesional incansable de la acción social y la comunicación.

Gracias Arturo!

Imagen de previsualización de YouTube

El activista hindú Ramesh Chandra Sharma, hoy dedicado a la construcción del movimiento Satyagraha, centró su conferencia en compartir la trayectoria, filosofía y logros del movimiento Ekta Parishad –Foro Unido en hindi-, creado en 1991 como reacción ante la situación de miles de personas que carecían de tierras y agua en el país asiático.

La misión era clara: motivar, organizar y empoderar a la gente cuya dignidad e identidad se veían atropelladas por las políticas del gobierno hindú. Ramesh detalló además que la concepción del movimiento, ya desde el principio, se hizo bajo la premisa de formar una gran familia, un concepto que, según explica, lleva implícitas las ideas de igualdad y de justicia. El primer paso, pues, fue hacer familia para posteriormente interiorizar los axiomas de la no violencia, entendida ésta no como una teoría, sino como una forma de vida.

Todo empezó “por un grupo de personas. En cada ciudad había voluntarios que servían de mensajeros. Aproximadamente un voluntario para cada diez pueblos”.

Ramesh Chandra Sharma

“Si tú no cambias, no puedes convencer a nadie”.

La violencia es reaccionaria, reactiva. Hay que ser fuerte y disciplinado para no usarla”, comentaba Ramesh. Además, señaló las marchas como una metodología acertada: “Una manifestación que dura un día no vale para nada. Solo te escucharán cuando seas un estorbo. Las acciones tienen que ser continuadas”.

En Ekta Parishad lo tienen claro: “queremos cambiar la violencia estructural”. Ramesh considera la violencia como un mal incrustado en el propio sistema en el que vivimos y señala la falta de conexión entre seres humanos como uno de los obstáculos para reducir la desigualdad: “Ekta Parishad cree poderosamente en el diálogo. No vemos al Estado como un enemigo, sino como un oponente. Podemos estar en desacuerdo, pero no somos enemigos”.

Otra de las claves del movimiento es la paciencia. Avanzar paso a paso. “Es imposible cambiar el sistema con una sola acción”, argumenta Ramesh.

En octubre de 2012 el movimiento organizó una marcha de 350 kilómetros, a pie, entre Gwalior y Delhi. La llamaron Jan SatyagrahaMarcha popular por la justicia– y llegaron a conformar una cadena humana de hasta 20 km a lo largo de las autopistas del país. “Decidimos empezar con una metodología muy distinta. Escribimos una carta en la que le hacíamos saber al Primer Ministro que íbamos a ir a la capital a dialogar en persona”.

Y dicho y hecho. Se produjo una situación incómoda en Delhi: 100.000 personas pobres delante del parlamento de La India. Consecuencia: el gobierno acudió a dialogar. Tras las negociaciones, el movimiento Ekta Parishad, red con más de 2000 organizaciones adheridas, consiguió la modificación de la legislación para acceder a derechos sobre las tierras. Éstas, repartidas entre hombres y mujeres, siguen siendo propiedad del Estado, mientras que los derechos son hereditarios en las familias beneficiarias.

¿Cuál fue la reacción de Delhi cuando el movimiento entró en la ciudad?

La primera reacción fue que no querían ver a mucha gente en Delhi porque para ellos es una situación muy incómoda. No lo pueden ignorar, tienen que responder. Y la gente pobre está pidiendo algo que está en los Derechos Humanos. Está dentro de la Constitución, no están pidiendo nada nuevo. Su reacción: en vez de que ellos lleguen a Delhi, vayamos nosotros hacia ellos y hablemos. Ahí empieza la primera respuesta. El gobierno sabe que somos disciplinados, y que si avisamos que 100000 personas van sentarse delante del parlamento, así ocurrirá. Conocen la disciplina del movimiento. También saben que el movimiento tiene muchos amigos en el resto de partidos políticos, así que si el partido gobernante no responde, van a tener un serio problema. También tenemos muchos amigos en prensa que son muy sensibles ante lo que ocurre y no tienen ningún problema en escribirlo y decirlo.

¿Puedes imaginar una campaña parecida en Europa?

Creo que es posible, ¿por qué no?

En tu conferencia hablabas de la no-violencia no como una estrategia, sino como una forma de vida. ¿Cómo crees que puede calar ese mensaje en una sociedad tan individualista como la occidental?

También hay individualismo en La India. No creo que todo el mundo tenga la misma sensibilidad en La India. Lleva tiempo. Educar a la sociedad es un proceso lento, no es fácil.

La española es una sociedad muy polarizada. ¿Cómo dejar de ver a quien no piensa como tú como un enemigo y verlo como un oponente?

Es una forma de ver a quien tienes enfrente. Gandhi dijo que si él cree en sus propios derechos, también tiene el mismo honor de creer en los tuyos. Un ejemplo es la policía que, cuando carga contra nosotros, saben que no lo están haciendo porque crean en ello, sino porque es su deber, porque forman parte del sistema. La incrustación de la no-violencia en la política lleva tiempo, pero una vez se consigue, ésta perdura y se hace más fuerte. Entre 1940 y 2000 más de 65 países han conseguido la independencia. El 80% de estos países la obtuvo con no-violencia. Es un hecho.

 ¿Conocéis o tenéis contacto con luchas o movimientos semejantes en Europa?

Tenemos conexiones con organizaciones de diferentes partes de Europa, que de hecho mantienen y sirven de apoyo en un nivel de lucha parecido. Nosotros percibimos que en un mundo globalizado como el nuestro, tenemos un oponente común. Las mismas compañías o corporaciones que lo hacen mal en África, Asia o Latinoamérica están muy unidas. Es un desafío para nosotros: si no estamos unidos, no podemos luchar. No podemos luchar solos, necesitamos construir sinergias. Hay ejemplos de ello por todo el mundo.

Por último: ¿Qué le transmitirías a todas esas personas que percibieron el 15M como un fracaso?

Hay que entender que no es un problema solo de España o solo de estudiantes, sino que es algo muy común en todo el mundo. Es decir, la gente joven en La India también es impacientes a veces.

La paciencia es importante porque te da tiempo y te abre los ojos para madurar y para interiorizar la fuerza que tienen los demás, tanto tus amigos como tus oponentes. Este análisis lleva tiempo, es algo muy mental. La paciencia es, por tanto, una acumulación de fuerza. No seas egoísta y no pienses en lo que te conviene a ti, piensa en la sociedad. Lo que pides seguramente es extremadamente importante para ti, pero hay otros problemas que son incluso más importantes.

Antes de cualquier tipo de reacción, debes acumular toda tu energía. Debes construir amistades. ¿Por qué fueron los estudiantes a las manifestaciones y no sus familias? Los estudiantes son hijos de gente de la clase media. Si no son capaces de arrastrar a sus familias a las manifestaciones, ¿cómo van a convencer al Estado? Aquí es donde empieza la resistencia civil.

@Arturo_Nicolas

 

ASIA, Campañas, Corrupción, Derechos humanos, Desarrollo rural, Incidencia, Inclusión, Mujeres y hombres, NO Violencia, Participación, Personas, Pobreza
Escrito por xosecuns 2 Comentarios
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net

10 falsos discursos sobre Africa

3 de Septiembre de 2013 a las 14:00

Africa: un lugar de paisajes y animales maravillosos, de gente incomprensible que libra guerras sin sentido y muere de pobreza y SIDA; incapaces de hablar por si mismos y esperando a ser salvados por un extranjero blanco y gentil

La escritora nigeriana Chimamanda Adichie dice esta frase en su ponencia “El peligro de una sola historia” que les regalo a continuación. 19 minutos que son una delicia. Es la imagen que muchas personas tienen todavía, no muy lejos de aquel “Africanos: mitad niños, mitad demonios” de Rudyard Kipling.

Porque Africa no es un pais y para seguir rompiendo prejuicios y falsos discursos, les dejo con la reconocida periodista y amiga Mercedes Herrero. No les dejará indiferentes. Y si quieren, tienen una recomendable versión más amplia y documentada de este artículo.

Gracias, Merche!

Imagen de previsualización de YouTube

10 falsos discursos sobre África

Las informaciones que nos llegan sobre África son escasas y en general simplifican una realidad compleja que se intenta explicar a través de una serie de estereotipos. Este artículo intenta revisar los más recurrentes y llamar la atención sobre la construcción durante siglos de un imaginario en relación a este continente en el que predomina el desconocimiento y el desprecio.

1. África no tiene historia. Hasta la llegada de las potencias coloniales europeas era un continente aislado.

La historia de África suele narrarse como reacción a las sucesivas invasiones extranjeras: Grecia, Roma, Islam, colonización europea… Pero este continente tiene su propia historia. A través de los siglos se desarrollan diferentes reinos, cada uno con su organización, en general distinta a la que predomina en las sociedades europeas.

En nuestra Edad Media, África era un continente mucho más conectado al resto del mundo que Europa. Las relaciones comerciales se intensifican con la llegada del Islam en el siglo VII, que promueve el intercambio de productos con Asia. Las primeras relaciones establecidas por Europa fuera de sus fronteras llegan sólo en el siglo XIII.

2. La colonización europea supuso la llegada de la civilización a África.

La historia contada desde el punto de vista de Occidente se basa en que la “civilización” se sustenta en conceptos como vida sedentaria, organización en ciudades, estado-nación, economía de mercado, tradición cristiana, etc. Por tanto, cualquier planteamiento que difiera de lo anterior es rechazado y calificado de atrasado e inferior.

África posee y ha poseído siempre sus propios modelos de civilización que no coinciden con la visión eurocentrista del mundo. Pero el discurso de la superioridad y la “necesidad” de “civilizar” territorios “salvajes” ha sido utilizado para justificar barbaridades como la trata de esclavos o la propia colonización. En realidad África sólo interesa por sus materias primas, pero se camufla el saqueo con el falso argumento de que el europeo va a llevar a África el “progreso” (por no mencionar la misión “sagrada” de la evangelización cristiana) y se presenta a las poblaciones africanas como violentas, ignorantes e incluso estúpidas.

3. La trata de esclavos atlántica no fue un negocio de los españoles.

Entre los siglos XV y XIX llegan a América 12 millones de esclavos, demandados desde las colonias británicas, españolas, portuguesas, francesas y holandesas.

Los europeos, sobre todo británicos y portugueses, son los grandes artífices de este lucrativo negocio, del que España también se beneficia. Sevilla es desde el siglo XVI uno de los puertos comerciales más activos, ya que mercaderes sevillanos compran esclavos (o los cambian por productos, como vino) a tratantes portugueses y luego los venden en las colonias, en especial en Cuba. Lugares como Canarias se convierten en parte fundamental del itinerario de la trata y los esclavos negros llegan a constituir el 20% de la población en Lanzarote.

La trata de esclavos negros termina cuando la revolución industrial inglesa revela que la explotación de mujeres y niños resulta económicamente más rentable. En el siglo XIX el asalariado cumple con turnos de 12 horas, donde se le exige la máxima productividad bajo la amenaza de perder su empleo. El alojamiento y la manutención corren a su cargo y no genera gastos de vigilancia, porque no existe el riesgo de que se escape. Sin duda más conveniente que un esclavo.

4. África es pobre.

Al contrario. Entre las muchas riquezas de África figuran grandes cantidades de minerales, como oro, cobalto, cromo (esencial para la industria armamentística), diamantes, uranio (demandado por las centrales nucleares francesas), cobre y coltán, material imprescindible para la fabricación de teléfonos móviles y aparatos electrónicos. También petróleo, cuya demanda ha crecido en la última década con el surgimiento de las economías emergentes como China.

El gran problema de África es que no dispone de sus recursos, explotados por multinacionales que negocian con dirigentes políticos corruptos (o con las diferentes partes implicadas en los conflictos armados, en los países que los sufren) y saquean sin cortapisas la riqueza natural de este continente. Los beneficios de esta explotación económica no llegan a la población africana.

Unámonos a la Liga de la Justicia. Salvemos Africa!

5. África necesita de las políticas de desarrollo occidentales para mejorar su situación económica.

Las ingentes cantidades de dinero invertidas en las cuatro últimas décadas apenas han dado resultado. Son muchos los motivos, cito dos: se extrapolan pautas de organización económica que no encajan con la realidad económica y social africana y se alimenta con el dinero de la cooperación a una élite corrupta. Eso en el mejor de los casos, cuando las políticas de cooperación no están directamente diseñadas para servir los intereses comerciales y de política exterior de los países donantes.

Desde el 11-S la cooperación ha estado al servicio de la agenda de seguridad de los países donantes. Abunda el discurso del “estado fallido” (que exonera a los países occidentales de su responsabilidad en los problemas que sufren los africanos) y la ayuda económica se concibe como instrumento para frenar dos grandes “amenazas”: el terrorismo islamista y la inmigración.

6. El modelo económico neoliberal es el que puede sacar a África de la pobreza.

Desde los años ochenta las instituciones financieras internacionales han promovido en los países africanos, como ahora en España, los famosos Planes de Ajuste Estructural, (PAE), desregulando la economía, para que el mercado funcione “libremente”, y reduciendo al mínimo los ámbitos gestionados por un ineficiente estado. Banco Mundial y Fondo Monetario Internacional facilitan desde los ochenta grandes créditos a cambio de devaluar la moneda, eliminar los aranceles comerciales y jibarizar un estado ya débil, suprimiendo gran parte del gasto público destinado a los escasos servicios que los países africanos proporcionaban.

El resultado ya es visible en los años noventa: los intereses generados por los créditos asfixian a las economías de estos países, las grandes multinacionales aumentan su control sobre la explotación de recursos, los productos nacionales no pueden competir con los extranjeros, generosamente subvencionados por sus países de origen, y los estados africanos, cada vez más débiles, apenas tienen instrumentos para enfrentarse a esta situación.

7. África necesita activar sus relaciones económica con Europa y EEUU.

En los últimos años Europa y EEUU han perdido protagonismo en beneficio de potencias emergentes, como India, Brasil y, sobre todo, China. Estos países disponen de mucho dinero para invertir y no incluyen en sus acuerdos ninguna exigencia en cuanto a respeto a los derechos humanos o carácter democrático de las instituciones, aspectos que, al menos sobre el papel, son valorados por los gobiernos occidentales.

El gobierno chino recibe de África una cantidad ingente de materias primas. Y se está construyendo una imagen de “país amigo” al realizar cuantiosas inversiones y proyectos, que aparentemente ayudan al desarrollo de los países con los que comercia. Además las exportaciones de productos chinos a precios baratos han permitido el acceso a artículos de consumo, antes fuera del alcance de muchos africanos.

8. África genera inmigración

Europa es el continente que más emigrantes ha producido en los últimos 400 años. Personas de todos los países europeos han emigrado, sobre todo a América, empujados por guerras, persecuciones, o para escapar de la pobreza, generada a veces por procesos de progreso tecnológico, como la revolución industrial.

En África se estima que más de 19 millones de personas emigran dentro del continente. A Europa llega sólo una de cada cien personas que emigra.

En este continente se encuentra la mitad de los refugiados del mundo. Las catástrofes naturales y, sobre todo, los conflictos armados han disparado esas cifras desde los años noventa. Junto a este drama convive el de los desplazados: en 2008 más de 11 millones de personas huyeron, pero no salieron de las fronteras de su país.

9. Guerras causadas por motivos étnicos, o religiosos, o como consecuencia de la pobreza.

Los africanos no son más violentos que el resto de los mortales y conviene recordar que los grandes desastres bélicos de nuestra historia se han desarrollado en Europa.

Detrás de cualquier situación bélica hay un discurso ideológico que justifica su “necesidad”. El argumento de las tensiones por motivos étnicos y religiosos es recurrente y no sólo es utilizado por los medios occidentales. El “divide y vencerás” es la base de la propaganda dirigida a las poblaciones, envueltas en guerras absurdas contra los que ayer eran sus vecinos.

Hoy la violencia que sufre este continente está muy relacionada con la lucha por el control de los recursos naturales. Bandos que luchan todos contra todos (ejércitos poco profesionales y uno o más grupos armados dirigidos por señores de la guerra, a veces financiados por países vecinos) y cuya barbarie recae sobre la población civil. El caos generado por el contexto bélico se convierte en el escenario perfecto para que la explotación de las materias primas se lleve a cabo sin control.

10. Que no nos den lecciones de solidaridad.

Este concepto está muy presente en África, donde la idea de familia nuclear que predomina en Occidente no existe. Se extiende mucho más allá de los padres, hijos y hermanos y el sentido de pertenencia a una familia es uno de los valores fundamentales que se inculca en la educación.

A diferencia de las sociedades más ricas, donde la solidaridad suele sustentarse en lo que nos sobra, para los africanos la solidaridad es obligatoria en el amplio ámbito de la familia, independientemente de que se cuente o no con recursos, se presta ayuda a un miembro de la familia que está en apuros.

@merherre

AFRICA, Cooperación, Corrupción, Hambre, Naciones Unidas, Pobreza, Riqueza
Escrito por xosecuns 90 Comentarios
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net

5 excusas para no hacer nada

19 de Agosto de 2013 a las 21:05

El 19 de agosto es el Día Mundial de la Asistencia Humanitaria. Un día que se celebra en palabras de Ban Ki-moon, Secretario General de la ONU, “En honor de quienes murieron mientras ayudaban a otros. Conmemoramos su sacrificio y reafirmamos nuestro compromiso con el trabajo que a diario desarrollan en condiciones difíciles y peligrosas y en lugares donde otros no pueden o no quieren ir“.

En este periodico pudimos conocer no hace mucho múltiples iniciativas de gallegos solidarios como los que hoy merecidamente se homenajean.

Se celebra este día en un momento en que la absurda división entre “pobres de aquí y pobres de allá” triunfa políticamente. Se desmantelan las politicas de cooperación al desarrollo al tiempo que las de lucha contra la pobreza y por los derechos sociales en  España, en un proceso similar al impuesto a muchos países empobrecidos.

Conviene recordarlo: es imposible acabar con la pobreza y la desigualdad sólo en España sin afrontar la que existe en el resto del mundo. Causas y soluciones son las mismas.

Coincide que hace unos días y gracias a mi reciente mudanza, me encontré el catálogo de la exposición “Humor y Tercer Mundo”. 20 años hace que lo publicamos en la extinta Federación Universitarios Solidarios. Les advierto que pienso escandalizarles en el Facebook con algunos de los chistes que ahí aparecen y que demuestran que tuve una juventud algo alocada.

Hoy les dejo un adelanto con un texto deslenguado que escribí entonces sobre las excusas para no luchar contra la pobreza.

¿Les suenan?

REACCIONES

1. Argumento de la impotencia

Está muy bien lo que hacéis (e.m.b.l.q.h)… pero no sirve para nada. Siempre hubo injusticias y siempre las habrá. Por mucho que los cuatro gatos que estáis en estas cosas os empeñeis en cambiarlas, al final renunciareis como hicieron “tantos y tantos otros a lo largo de la historia“. Y es que no se puede hacer nada contra “las fuerzas que mueven nuestro mundo“, como mucho arañar un poco y haceros ilusiones de que estais consiguiendo algo. Dejadlo, aceptar que las cosas son como son y procurad pasarlo lo mejor posible.

2. Argumento de la complicidad

E.m.b.l.q.h. Es una tragedia. Pero seamos realistas, si nosotros no los explotamos, si no les vendemos armas, si… lo hará “cualquier otro“. Las cosas son así, por lo menos estaremos bien nosotros, conservaremos algunos puestos de trabajo, salvaremos alguna industria y más adelante… (ver argumento 5)

3. Argumento del perfecto funcionario

E.m.b.l.q.h… pero para eso estáis. Yo no tengo tiempo para esas cosas que no van mucho conmigo y además ya hay quien se dedica por mi a resolverlas, que para algo le pago a Hacienda. Eso si, como servicio público que sois, o estáis a todas o no hagáis nada (ejemplo: ¿donde están ahora esos “pacifistas” que tanto protestaban por la Guerra del Golfo?)

4. Argumento de la perversidad

La mayoría sois unos aprovechados. Si os pusierais a trabajar en vez de andar gritando, mejor nos iría a todos. A saber con cuanto os quedáis del dinero que os dan unos cuantos retrasados. Dudo mucho que llegue alguna peseta allá donde decís que van. Y aún así, no se por qué hay que mandar nada a ningún sitio, “con las necesidades que tenemos en España“.

Y sobre lo del Tercer Mundo, no me extraña que sean tan pobres… ¡Que trabajen! (seguido normalmente de un santificador ¡como trabajo yo!), en vez de andar tumbados al sol, peleando y haciendo hijos todo el santo día. Y esto te lo digo porque:

Estuve “por allí” de vacaciones quince días… y hay que ver esos tres mil millones de personas lo poco que hacen

No hay más que verlo

Se lo escuché a no se quien, lo vi en no se que programa o lo leí en no se donde “hace poco“.

 5. Argumento del más adelante

Usado por separado o a continuación de los anteriores, cuando el presunto argumentador se da cuenta de lo que acaba de decir e intenta salvar la cara: Primero prosperemos y hagámonos ricos nosotros y más adelante, ya los ayudaremos a ellos.

Prueba, prueba a hablar de este o de otros temas semejantes, verás como casi siempre te salen con lo mismo. Eso si, a veces y para quedar bien consigo o con los demas, nuestros argumentadores dan lo que les pesa en la cartera.

Claro que hay otras posturas, más difíciles. Pero no temas, no nos vamos a poner mesiánicos, ni te vamos a reclamar que seas un adalid y mártir por la causa de los pobres. Igual de lo que se trata es de ser un poco más COHERENTES, y no buscar excusas para lo que hacemos o dejamos de hacer.

COHERENTE es decir que no se puede hacer nada… y no hacerlo. Callarse y dejar que los demás te hagan un poco el futuro, en vez de contarnos tus traumas o negar la historia.

COHERENTE es decir que hay que hacer algo… y hacerlo. No importa cuando ni donde porque todos somos distintos y porque hay ideas y organizaciones para todos los gustos y para el tiempo del que dispongas. Igual nos equivocamos, igual no conseguimos mucho al principio pero complicarse un poco la vida con estos temas como mínimo ayuda a sentirse vivo.

COHERENTE en fin, es dejarse de cinismos y resumir los cuatro últimos argumentos en una única frase: “Si son pobres, que se j…”

No te escandalices, mucha gente ya lo dice y sin mucha vergüenza. Pero es preferible a que nos hagas perder el tiempo con las excusas de siempre.

Ya sabemos en que bando estás.

@xosecuns

Cooperación, Derechos humanos, Desigualdad, Hambre, Naciones Unidas, Organizaciones No Lucrativas, Pobreza, Voluntariado
Escrito por xosecuns 7 Comentarios
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net

Quizá esta vez no sigan pagando los de siempre

24 de Mayo de 2013 a las 13:06

Hoy estoy algo ilusionado.

Tras la recién acabada cumbre de la Unión Europea parece que por fin se han anunciado medidas para luchar contra el fraude fiscal en Europa y contra los paraísos fiscales en el mundo junto a EEUU. Ya veremos si es verdad, o mejor dicho, ya seguiremos peleando para que lo sea. Más adelante les sugeriré como.

Ya lo saben. España no está en crisis ni tiene un déficit público gigantesco porque tengamos muchos gastos (en servicios sociales desde luego, apenas el 60% de lo que tienen otros países con una riqueza similar a la nuestra) sino porque tenemos muchos menos ingresos de los que debiéramos.

¿Que Hacienda somos todos? ¡Quen lle dera!” decía hace unos meses en un esclarecedor artículo Roberto Blanco.  Y todo porque nuestro fraude fiscal (mimado y amnistiado por los sucesivos gobiernos) supone casi 88.000 millones de euros anuales. Un billón en toda la Unión Europea, suficientes para pagar el equivalente del 86% gasto sanitario de todo el continente.

Consentir este robo sistemático a través de paraísos fiscales causa y mantiene a millones de personas en la pobreza en todo el mundo.  Y lo que no paga quien debe lo pagamos los de siempre, usted y yo:  cada español que cumple paga como mínimo 830 euros más en impuestos al año para compensar la evasión fiscal de otros… Nos lo explican de maravilla en este vídeo de la campaña No a los paraísos fiscales.

Imagen de previsualización de YouTube

Las pruebas de este robo organizado son abrumadoras. España es la décima potencia mundial en fraude fiscal, en un ranking encabezado por Estados Unidos, Bolivia y Rusia, según el informe El coste del abuso fiscal“, elaborado por la organización Tax Justice Network tras estudiar 145 países. El mismo informe nos dice que uno de cada seis dólares en el mundo escapan al control fiscal

La relación entre fraude fiscal y pobreza y exclusión en todo el mundo es directa. Oxfam estima que al menos 14 billones de euros pertenecientes a fortunas individuales se esconden en paraísos fiscales en el mundo, dos terceras partes en los ligados a la Unión Europea. Este dinero “perdido” representa el doble de lo necesario para que cada persona del mundo pueda vivir con más de 1,25 dólares al día, es decir, para acabar con la pobreza extrema. Desde la ONG Inspiraction, lo explican gráficamente.

Pinche en la foto para ampliar

Ya ven, paraísos para una pesadilla como escribía  Xose Carlos Arias en este periódico que acoge este blog y que informa muy bien de este tema. En su artículo empezaba a hablar de usted y de mi: “no solo se trata de algo gravemente inmoral, sino también de un pesado lastre para la eficacia del conjunto de la política macroeconómica. Además, se advierte por primera vez un alto grado de sensibilidad social ante este problema, debido a la proliferación de escándalos relacionados con la evasión en muchos países, pero también por la sensación general de que la crisis reparte sus efectos de un modo intolerablemente injusto“.

Esta es la clave y la oportunidad. La reciente cumbre en la UE se ha centrado en este tema en gran parte por la presión de muchas personas y organizaciones indignadas por este fraude masivo.  Esta presión no puede ceder, así que les animo a participar en dos campañas imprescindibles, codeándose además con personas  de mucho ringo rango.

¡Firma y pídele a David Cameron que actúen ahora!

La primera es a a David Cameron, que presidirá la Cumbre del G8 durante los días 17 y 18 de junio. Desde Inspiraction (parte de la combativa ONG inglesa Christian Aid) gritan ¡Va en  serio, acaben ya con el hambre! y piden que se ponga en marcha una nueva Convención Global sobre Transparencia Fiscal, que exija la publicación de los nombres de los verdaderos dueños de compañías, fundaciones y trusts,  y que se obligue a los paraísos fiscales a compartir información con los países más empobrecidos sobre el dinero que guardan y su procedencia, ayudándoles a recuperar los impuestos que nunca llegaron a cobrar como consecuencia de la evasión fiscal.

La segunda es a nuestro Ministro de Hacienda, don Cristobal Montoro. Y es especialmente urgente e importante. El estado español dispondrá de  dinero extra en el 2014, hasta 5000 millones de euros más y este dinero debe ir destinado a la lucha contra la pobreza y la desigualdad.  Para que no paguen los de siempre, como dicen en Intermon Oxfam.

La tasa a las transacciones financieras – o tasa Robin Hood, que hasta hace poco parecía una utopía, será una realidad a partir del 2014 en 11 países de la Unión Europea, incluida España.  Se trata de una gran victoria lograda gracias a la presión de muchas personas y organizaciones (quizá algún día le den el Nobel de la Paz o el de Economía a Susan George o a ATTAC …)

Esta tasa no recaería sobre la ciudadanía, sino que tasaría a los operadores financieros con tan sólo un 0’1% en la compraventa de acciones y bonos y un 0’01% en los derivados, lo que además reduciría la especulación financiera, evitar la fuga de capitales y la evasión fiscal.

Este impuesto podría recaudar 5.000 millones de euros en nuestro país y su aplicación desde el 1 de enero de 2014 debería destinarse  íntegramente a la lucha contra la pobreza y la desigualdad en España y en los países más pobres. Más de un millón de españoles pobres o en exclusión social podrían beneficiarse y muchos millones más en los países más empobrecidos.

Gracias de nuevo por firmar.  Seguimos.

 @xosecuns

No nos pidan calma (en Facebook)

Tasa Robin Hood. Que no paguen los de siempre

Administración, Bancos, Campañas, Impuestos, Incidencia, Organizaciones No Lucrativas, Pobreza, Riqueza, Unión Europea

Escrito por xosecuns 7 Comentarios
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net

Papa Francisco, ¿debemos ilusionarnos?

17 de Marzo de 2013 a las 12:45

«Cómo me gustaría una Iglesia pobre y para los pobres», leo que el Papa Francisco le ha comentado a los periodistas en el Vaticano.  Es un frase que se suma a otras semejantes con las que Jorge Mario Bergoglio se ha ganado en pocos días una atención indudable, incluso para los que no estamos precisamente cerca de la iglesia de Roma.

Ya hace muchos años que tengo por costumbre “no comerme crudo a nadie, como mínimo cocinarlo un poco”, no fascinarme ni endiosar a ninguna persona. Ya he conocido a bastantes gurús o adalides de la lucha contra la pobreza y les dan cien vueltas cualquier persona normal y corriente que esté cuidando a una persona dependiente o muchas misioneras que se dejan la piel en Africa o América Latina.

Pero un poco si que me he ilusionado con este señor, por lo que puede implicar, si se cree lo que dice, en la lucha contra la pobreza y la exclusión social: Latinoamericano, la llamada a la austeridad con su nombre, sus gestos y declaraciones…

Hace unos meses, Fernando Cardenal, otro jesuíta al que admiro escribía “Mi esperanza es que los jóvenes vuelvan a las calles a hacer historia”, ¿lo suscribiría Francisco?

Para opinar con fundamento, hoy presumo de amigos y les dejo con orgullo con uno de ellos, Víctor Cortizo. Además de abogado, emprendedor y entusiasta, Victor ha sido entre otras muchas actuaciones, responsable de juventud de la Conferencia Episcopal Española y organizador de varias Jornadas Mundiales de la Juventud.

Gracias por sumar, Victor.

Imagen de previsualización de YouTube

LA SORPRESA Y EL ENCUENTRO

Reconozco con sinceridad que todavía no termino de creerme lo que ha pasado en Roma estos días. La elección de un Papa como Francisco rompe con mucho casi todos los esquemas que conozco relacionados con el cónclave y su desarrollo, no solo es la sorpresa de un Papa Latinoamericano o Jesuita, sino también la rapidez y la unanimidad que comentan hubo en su elección.

Ha sido una rápida bocanada de aire fresco que se ha abierto camino desde los primeros instantes y que ha provocado una reacción en cadena de alegría en muchas personas que en una inmensa mayoría no mantienen una relación demasiado cercana con la Iglesia pero que a mi me resulta fácil comprender.

Y es que desde el principio se han ido rompiendo algunos esquemas vinculados a este tipo de acontecimientos, y servidor que ha estado muchas veces en Roma y bastantes veces con Papas sabe que no es cosa sencilla, y que ser capaz de manifestarse tal y como uno es ya es una señal de que algo nuevo anda rondando aunque aun no seamos capaces de valorar el alcance de lo que está por venir, pero a juzgar por la renuncia de Benedicto XVI ,la elección de Francisco y el tiempo que ha vivido la Iglesia, podemos esperar con intensidad profundos tiempos de cambio y porque no decirlo de renovación.

Ya adelanto que la situación del Papa Francisco no será fácil, desde un sector y desde el otro le presionará cada uno a su manera. Por una parte estarán aquellos que no verán con buenos ojos las muestras de espontaneidad o la claridad con la que dirigirá gran parte de sus mensaje, la insistencia en los pobres o los gestos sencillos; y por otra estarán aquellos que albergan deseos de que la Iglesia con el Papado al frente abrace postulados o posiciones en determinadas materias o cambie repentinamente modelos de funcionamiento o realice cambios en determinados temas. Entre unos y otros el Papa sentirá la presión y la crítica, pero tengo la impresión de que tendrá a su lado a los que viven su pertenencia eclesial desde la normalidad y cotidianidad y que solo quieren que el Papa será una persona buena, auténtica, comprensible y accesible. Eso creo que lo tenemos ya.

Son muchos los retos que son del Papa y son de la Iglesia y por lo tanto de todos los que nos sentimos parte de ella. Son los mismos que ayer pero que tal vez ahora afrontamos con un nuevo estilo y con un cierto optimismo.

Desde luego uno de los más importantes será el trabajar por una Iglesia que esté cerca de la gente, que tenga un conocimiento de la realidad de tantos hombres que sufren en nuestros tiempos de tantas formas, que por encima de todo acoja a todos y sea capaz de recuperar en unos sitios y aumentar en otros credibilidad y compromiso.

Necesita también recuperar el peso de lo social que ha tenido , tiene y mantiene la Iglesia en muchos lugares, a veces en soledad, pero que necesita una cierta reformulación para dimensionarla a la totalidad de la comunidad creyente. No deja de ser sorprendente la insistencia y preocupación por los pobres que ha manifestado en tantas ocasiones desde el principio el Papa Francisco y que ya forma parte incluso de la elección del nombre.

El reto es también dar paso como comunidad, no provocar fricciones ni exclusiones. Si algo he aprendido de mis viajes por Europa, América y Asia es que la Iglesia tiene una enorme diversidad, que no es fácil englobarla y comprenderla y que algunos pensamos que nuestro camino es el camino, y nada más lejos de eso. El verdadero liderazgo que creo que tenemos es el de un Pastor que nos anima a caminar unidos, con proyectos comunes , cada uno desde y en su realidad, mirando el futuro con Esperanza.

Por último los gestos, en un tiempo donde sobran palabras y sobran gestos me quedo con algunos de estos días:

La oración y bendición en su primera aparición pública que le pide al pueblo en la Plaza de San Pedro y que el recibe inclinado

El encuentro con los cardenales, distendido, natural, expresivo, comunicativo.

La rueda de prensa, reconociendo la labor de los medios y expresando transparencia y claridad

Y por último, sus zapatos negros y gastados, todo un símbolo de su vida que apenas conocíamos hasta ahora y de la dura tarea que le queda y para la que creo que puede contar con muchos de nosotros, que a pesar de algunas cosas nos sentimos sencilla y sinceramente miembros de la Iglesia.

 Victor Cortizo

 

Derechos humanos, Desigualdad, Hambre, Otra Iglesia, Personas, Pobreza, Riqueza
Escrito por xosecuns 8 Comentarios
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net

50.000 razones para denunciar que el hambre es un crimen político

13 de Diciembre de 2012 a las 22:26

No les va a dejar indiferentes esta entrada.  Especialmente si se consideran católicos o cristianos.

Puede que alguna vez hayan visto en su calle algún cartel semejante al que aparece debajo, denunciando el hambre, la corrupción o la explotación laboral infantil.  Sus promotores del Movimiento Cultural Cristiano, nos convocan a asistir en los próximos días y en más de 30 ciudades españolas a Marchas Solidarias por la Justicia.

Puede que no estén de acuerdo con parte de su contundente discurso de denuncia, las imágenes que utilizan o su ideario de militancia cristiana de por vida, pero su compromiso, austeridad y constancia en la lucha contra las causas de la pobreza es innegable. A fin de cuentas escuchar a personas como Julian Gómez del Castillo o Luis Capilla o leer sus libros fotocopiados, marcaron gran parte de mi juventud y mi trabajo en cooperación al desarrollo.

Cristina Bandín, miembro del Movimiento Cultural Cristiano en Santiago de Compostela, nos cuenta sus razones para denunciar el hambre como crimen político.

Gracias Cristina

 50.000 RAZONES CADA DÍA PARA LUCHAR CONTRA LAS CAUSAS DEL PRIMER PROBLEMA DE LA HUMANIDAD.

50.000 razones para salir a la plaza pública y denunciar que el hambre es un crimen político

Imagen de previsualización de YouTube

Al mismo tiempo que 50.000 niños mueren de hambre cada día o de sus consecuencias inmediatas, se calcula que en la Unión Europea se tiran a la basura 89 millones de toneladas de comida al año (el 60% en buen estado).

Con lo que tira un supermercado al día podrían alimentarse cien personas.

En plena reorganización del sistema económico imperialista (a eso lo llaman “crisis”), ha aumentado la riqueza de la humanidad, pero se ha multiplicado también el hambre y la brecha entre enriquecidos y empobrecidos. El 10% más rico posee un 83% de la riqueza total, y de éstos, solo el 1% acumula el 43% de la riqueza global.

Entre las causas del hambre hay una especialmente sangrante y rápidamente evitable: la especulación con alimentos en los mercados a futuro de materias primas. Esta especulación está provocando, ¡¡a millones!!, el aumento de las víctimas del hambre desde 2008.

Alcampo Compostela. Cualquier día

El Banco Sabadell y Caixa Catalunya son actores principales de esta especulación en España. En 2010, el trigo subió un 130%, el arroz un 74% y el maíz un 31%. ¿Qué hacen los organismos internacionales ante este crimen? Callan y ocultan la verdad. ¿Qué hacemos nosotros? La especulación sobre los productos alimenticios es un crimen que no debemos permitir.

El hambre no es un problema de producción de comida, ni de superpoblación, sino de robo planificado.

El FMI y el BM han sido y son los ejecutores de unos planes de ajuste estructural que llegan ahora a tierras europeas, pero que llevan más de 25 años empobreciendo Iberoamérica, Asia, África… Estos ajustes están provocando y aumentando el paro, la precariedad, la explotación, la muerte de inmigrantes en nuestras fronteras, desahucios, etc y nos acercan un poco a comprender lo que llevan sufriendo desde hace décadas los empobrecidos de la tierra.

Seguirá existiendo HAMBRE mientras no se luche contra las causas que lo provocan:

Mientras se den unas relaciones económicas dominadas por los poderosos: las transnacionales, los grandes organismos financieros (FMI, BM, OMC).

Mientras el comercio internacional esté basado en el lucro, la esclavitud de los niños y adultos y el expolio de los recursos de todo tipo en beneficio de una minoría.

Mientras se produzca un monopolio científico técnico que excluye a la mayoría de la población.

Mientras la organización financiera internacional favorezca la especulación y la usura.

Y mientras los grandes organismos internacionales (ONU, UNICEF, OIT), que no son democráticos, sigan sirviendo de cómplices a los poderosos.

En la medida en que nos planteemos conjuntamente los problemas que afectan a los pueblos, en la medida en que descubramos que la explotación y el paro aquí tienen la misma causa que la esclavitud infantil y el hambre; en esa medida, podremos caminar juntos en construir un mundo más humano, más solidario.

Llevamos más de 20 años en ese camino. Queremos meter en la agenda política el hambre, el primer problema que tiene hoy la humanidad. Queremos denunciar que no se puede consentir el despilfarro sistemático de alimentos mientras se condena a muerte a millones de personas al año.

Muchos adultos y jóvenes estamos comprometidos en la lucha contra estas injusticias y recorreremos las instituciones de nuestras ciudades cómplices del desperdicio de alimentos y el hambre. Serán unos actos que se unirán a miles de marchas convocadas en todo el planeta por un mundo más solidario y fraterno.

En Santiago de Compostela será el 15 de diciembre (a las 18h, Praza do Toural), en A Coruña el 22 (18H en Riego de Agua), en Valladolid, Sevilla y Madrid el 23 …  En España hay más de 30 marchas en estos días de Navidad… ¿a cuál irás tú?

www.solidaridad.net

http://galiciasolidaria.blogspot.com.es/

En Twitter: #Marchas_Justicia

Bancos, Campañas, Cooperación, Corrupción, Derechos humanos, Hambre, Naciones Unidas, Organizaciones No Lucrativas, Otra Iglesia, Participación, Personas, Pobreza, Riqueza, Unión Europea, Voluntariado
Escrito por xosecuns 10 Comentarios
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net

Dignidad y derechos humanos. Exigirlos antes de que se acaben

9 de Diciembre de 2011 a las 22:25

¿Cual es su orientación sexual?

¿Vive en una zona de conflicto?

¿Ha tenido problemas con la autoridad?

¿Suele hablar de política o religión en público?

¿Es hombre o mujer?

¿Vive en el pais en el que nació?

Amnistía Internacional, RTVE y yo (que para chulo, servidor) les proponemos contestar un sencillo test para saber si sus derechos humanos podrían estar en riesgo. ¿Estas a salvo?

No lo estamos. Y no parece que en este tema vayamos a mejorar. Por eso el 10 de diciembre se ¿celebra? el Dia Internacional de los derechos humanos

Imagen de previsualización de YouTube

No me acuerdo ya los años que hace que soy socio de Amnistia Internacional.  Siempre he considerado que apoyar a esta entidad era una obligación moral por mi parte. Con mayor o menor compromiso económico pero con la tranquilidad de saber que hay miles de personas que se han asociado y trabajan para dar voz a los que no la tienen y egoistamente para que quizá un día puedan defenderme a mi.

Fui voluntario durante breve tiempo en el grupo de Santiago de Compostela hace muchos años. Entonces debatiamos que en Amnistia reclamábamos y nos quejábamos mucho pero pocas veces hablábamos de los múltiples éxitos que se tenían y se tienen en la defensa de los derechos humanos y de que la lucha contra las causas de la pobreza y el incumplimiento de derechos sociales y económicos debería ser tambien objeto de nuestro trabajo.

Desde aquella he visto crecer y contemplado muchos exitos, avances y retrocesos. En algún caso con orgullo he leido como desde el grupo de Amnistía en Vigo, Alberto Estévez  lideraba la lucha contra el trafico ilegal de armas (Alberto aún no ha escrito nada en este blog, pero denle tiempo…)

Y la última gran alegría que me dieron fue cuando presentaron hace un par de años la campaña Exige Dignidad.  Con esta campaña quieren movilizar a las personas para presionar a Gobiernos, organismos internacionales y empresas, y conseguir que rindan cuentas por los abusos que generan o agudizan la pobreza.

Bien es cierto que esta campaña no es su principal actividad y que con el tiempo ha quedado un poco difusa pero tiene mérito que una organización de defensa de derechos humanos nos recuerde una obviedad y más con la que está cayendo:  que la pobreza no es inevitable. Al contrario, es causa y consecuencia de violaciones de derechos humanos. La pobreza tiene responsables.

Imagen de previsualización de YouTube

Para celebrar este día 10, cientos de activistas (bonita palabra) de Amnistía Internacional en España saldrán a la calle en más de 50 localidades y muchos más en 50 países para escribir por los derechos humanos, realizar ponencias, conciertos, fotos, etc.  Pueden consultar aqui las actuaciones que realizan en su ciudad.   En Lugo estarán en la Plaza Mayor de 12 a 14, en Valladolid en la Plaza de la Libertad a partir de las 19.

Y en Santiago organizan para toda Galicia un recital poético-musical en la Fundación Novacaixagalicia (Rúa Vilar, 19),  a las 20:00 horas y participarán el escritor Suso de Toro, el Director de la Real Filharmonía de Galicia, Maximino Zumalave y la Asociación de Violoncellistas de Galiza, entre otros.

Y si son de Compostela y no quieren sólo ver el trabajo de Amnistía Internacional (a fin de cuentas, los del grupo de Mexico nos han dado plantón con una entrada que se habían comprometido a hacer) tienen a las 13:00 horas en Area Central un acto conmemorativo con la actuación musical de Xoan Curiel y una exposición con ilustraciones de Fausto Isorna. La organiza el prestigioso Seminario Galego de Educacion para a Paz

Derechos humanos. Defendámolos. Cada vez son menos, ¿no?

PD. Nada menos que 532 personas ya le han dicho a Novagalicia Banco que su prioridad debe ser mantener la Obra Social. Gracias por apoyarla y sobre todo por seguirla difundiendo.

Campañas, Derechos humanos, Hambre, Organizaciones No Lucrativas, Participación, Personas, Pobreza, Riqueza, Tercer Sector, Voluntariado
Escrito por xosecuns 2 Comentarios
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net