Tevagustar.es Tevagustar.es Tevagustar.es Tevagustar.es
La Voz de Galicia
Blogs de lavozdegalicia.es
No me pidan calma

Archivo para ‘Responsabilidad Social Empresarial’ categoría

Música, comerciantes y lucha contra el cáncer en Compostela

7 de abril de 2017 a las 18:53

Personas decentes de Compostela. Hace casi tres años presumía de algunos de los múltiples ejemplos de activismo y solidaridad que veía en Santiago de Compostela. Eran tiempos oscuros.

Hoy estoy orgulloso de mi ciudad descubriendo que está a la cabeza de la investigación mundial contra el cáncer. En 2012 hubo en el mundo 14 millones de nuevos casos de cáncer y 8,2 millones de muertes relacionadas y se prevé que el número de nuevos casos aumente en aproximadamente un 70% en los próximos 20 años. En España se diagnostican alrededor de 200.000 nuevos casos de cáncer al año y hay más de 1.500.000 de pacientes diagnosticados.

Pero sobre todo estoy emocionado viendo como miles de vecinas y vecinos y pequeñas empresas se están volcando en asegurar que lo sigue haciendo a pesar de los recortes públicos y la renuncia a luchar contra el fraude fiscal.

Impresionante. En apenas 90 días casi 4.000 cofinanciadores han aportado más de 450.000 euros. Y será mucho más, el Festival de la Luz (Casal) de este año se dedicará también al proyecto de Biopsia Líquida. Más adelante pueden disfrutar con la música del Coro da Ra y a Leilía, dos de los ¡cincuenta! famosos (influencers en inglés) que han apoyado en vídeo la campaña.

Comparen por ejemplo (si les interesa el fundraising o captación de fondos es obligado hacerlo) con iniciativas como el meritorio Giving Tuesday (Un día para dar) del pasado noviembre. 52 organizaciones de toda España trabajando juntas consiguieron 5837 donantes y 558.617 euros.

Les dejo con Martiño Suárez, de la empresa de comunicación Versal, para que les cuente la iniciativa Músicos pola Biopsia Líquida, una de las más imaginativas dentro de esta campaña mucho más amplia de Oncomet y en la que también han participado de forma voluntaria y desinteresada.

¿Sirve de algo? Vaya si sirve con tantas personas decentes en Compostela

¡Gracias Martiño!

La lucha contra el cáncer, una causa que une a músicos y comerciantes en Compostela

No es por apuntarse el tanto, pero movilizar en apenas tres semanas a 150 músicos de 6 conservatorios, 30 voluntarios, 150 comerciantes, un equipo de sonido y un piano de cola no es fácil. Aunque, la verdad sea dicha, los es mucho más si la causa es de las buenas.

La recaudación de fondos para las investigaciones contra el cáncer fue lo que impulsó Músicos pola Biopsia Líquida, un gran evento de música en las calles de Compostela ideado y gestionado por Santiago Centro, Área Comercial (el centro comercial abierto del Ensanche santiagués), en colaboración con el Club Financiero de Santiago.

El objetivo primordial de esta acción era, obviamente, la recaudación de fondos para las investigaciones sobre el cáncer que está llevando a cabo el grupo de Oncoloxía Médica Traslacional (Oncomet) del Instituto de Investigación Sanitaria de Santiago de Compostela (IDIS).

Los doctores implicados en este proyecto llevan más de cinco años profundizando en el revolucionario método de la biopsia líquida, situando a Galicia como referente estatal y europeo en el marco de la oncología médica de precisión. Esta nueva técnica permitiría adelantar el diagnóstico y tratar a los enfermos en estadios más tempranos, seleccionando mejor los tratamientos. Gracias a este proyecto muchos enfermos gallegos se están beneficiando ya de las ventajas del nuevo sistema de lucha contra el cáncer.

Por otra parte, Santiago Centro quería dar visibilidad a una faceta del comerciante que muchas veces es soslayada: su integración con la sociedad civil, su implicación en los asuntos que preocupan a la ciudadanía.

En numerosas ocasiones se refleja la figura del comerciante como alguien ajeno a los problemas del día a día; nada más lejos de la realidad. Como afirmaba José María Fernández, presidente de Santiago Centro, en la presentación de Músicos pola Biopsia Líquida, “comerciantes y hosteleros no somos un ente abstracto que reacciona de manera individual o únicamente en su beneficio, sino que sabemos unirnos para llevar adelante proyectos conjuntos y para apoyar iniciativas como esta”.

Finalmente, la Fundación se propuso mostrar al público el enorme talento y el ingente trabajo que se lleva a cabo en los conservatorios y escuelas de música de la ciudad, llevando los conciertos a la calle y ofreciendo en Ensanche de Compostela como escenario natural para intérpretes de todas las edades y niveles.

Es de justicia decir que la respuesta de los centros fue abrumadora: a la iniciativa se unieron desde la Escola de Altos Estudios Musicais (donde se realizan estudios de posgrado de la mano de músicos de la Real Filharmonía de Galicia) al Conservatorio Histórico de Santiago, el Conservatorio del Colegio Manuel Peleteiro, la Escola Municipal de Música de Santiago, Estudio Escola de Música y la Escola de Música Colexio Compañía de María. Más centros mostraron su interés y su solidaridad con el proyecto, aunque por problemas de premura de tiempo no pudieron sumarse.

Músicos pola Biopsia Líquida se programó como una acción en dos fases. En la primera, establecimientos del Ensanche compostelano recogerían aportaciones de sus clientes durante 10 días en huchas proporcionadas por Santiago Centro.

Si Santiago Centro sabía que el comercio (el de todas las ciudades, y por supuesto el compostelano) está siempre dispuesto a echar una mano cuando hace falta, los días anteriores al inicio de esta fase lo demostraron con creces, con docenas de llamadas de comerciantes reclamando su hucha (en algunos casos, negocios con varias tiendas en Galicia, como la cadena Emilio Iglesias, llegaron a pedir 18).

La segunda fase fue la musical: el 1 de abril, sábado, casi 150 músicos actuaron en las calles del Ensanche compostelano. Santiago Centro –a través de Versal Comunicación, empresa que lleva su gerencia desde septiembre, y que participó de forma desinteresada en el evento- instaló en medio de la céntrica Plaza Roja un piano de cola por el que pasaron desde profesores de técnica impecable a pequeños que, con 8 años, ofrecieron uno de sus primeros conciertos en público.

Violinistas y percusionistas en la calle Alfredo Brañas, acordeones y saxos en la Carreira do Conde, una agrupación musical infantil en Xeneral Pardiñas, un joven combo de jazz en Fernando III, orquestas de cuerda infantiles y de adultos de vuelta en la Plaza Roja… Ni la constante amenaza de lluvia (que acabó por no caer, quizá espantada por la música) logró amilanar a los intérpretes.

Y menos aún a los voluntarios, algunos relacionados con el equipo de Oncomet, otros amigos de Santiago Centro, que trabajaron desde muy temprano y hasta la noche en el montaje de los conciertos, la dinamización de las donaciones y el recuento final de lo recaudado.

La jornada, que duró de 12 a 19.30 horas de forma casi ininterrumpida, recaudó, entre actuaciones y aportaciones en las huchas de los comercios, unos 6.000€ procedentes del generoso público compostelano y destinados íntegramente a Oncomet. Supuso, además, un pequeño empujón más a nivel de conocimiento público de una iniciativa que suma apoyos cada día en todos los pueblos y en todos los sectores sociales de Galicia.

El objetivo de la campaña, fijado en los 500.000 euros, está un poco más cerca, aunque las contribuciones individuales pueden seguir haciéndose en http://colabora.oncomet.es

 

Campañas, Captación, Comunicación, Empresa, Impuestos, Organizaciones No Lucrativas, Participación, Personas, Responsabilidad Social Empresarial, Salud, Tercer Sector, Voluntariado
Escrito por xosecuns Comentar
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net

Telecinco y Cuatro: ¿Por qué insultan a las gitanas? #NoALosGipsyKings3

22 de marzo de 2017 a las 1:23

Cuando hace unos días intentaba demostrarles que sirve de algo luchar por los derechos humanos y contra la pobreza, les ponía entre otros ejemplos de éxito, el enorme, y reconocido internacionalmente, avance en derechos y desarrollo que la comunidad gitana ha tenido en los últimos 30 años.

No lo han tenido ni lo tienen fácil: los prejuicios y las palabras mentirosas sobre gitanas y gitanos siguen ganando por goleada a las palabras verdaderas.

No deja de sorprenderme ver a personas de indudable rigor personal y profesional someterse a la implacable ley del cuñadismo y opinar negativamente y con todo lujo de generalizaciones sobre más de un millón de españolas y españoles y olvidándose de paso de la presunción de inocencia. Para todas ellas les recomiendo leer Payo Today, se reirán un rato (ojalá que de sí mismas).

¿Por qué siguen los prejuicios?

Estos días, mientras denunciamos el odio y la apología de la violencia que se publicita desde un autobus ultracatólico, en Cuatro todos los miércoles se nos cuela una flota entera de prejuicios hacia la comunidad gitana. ¡La tercera edición! del programa de televisión Gipsy Kings.

Véanlo un rato. Me lo tragué entero la semana pasada y mientras lo sufría iba anotando las palabras que me venían a la cabeza: monigotes, caricaturas, vagos, sobreactuados, trivialidades, superficiales, insultos a su religión, machismo, exageración… No muy diferentes a los comentarios, la mayoría racistas, que se pueden leer en redes sociales.

Una sugerencia si lo ven. Imaginen que en vez de gitanos, apareciera usted y su familia, vecinos de su pueblo, o que fueran personas en silla de ruedas, con síndrome de Down, niños y niñas de cualquier colegio…Entenderán por qué Telebasura no es realidad.

Exijamos un trato digno al pueblo gitano en la televisión

Ahora es Gipsy Kings, pero antes fue Príncipe gitano. La productora Mediaset (dueña de Cuatro y Telecinco) parece tener la obscena costumbre de buscar audiencia y beneficio comercial a costa de la imagen y la dignidad de todo un pueblo.

Ante tanto insulto, la Fundación Secretariado Gitano nos pide ayudarles a exigir la paralización inmediata de Gipsy Kings y a pedir a los anunciantes que retiren su publicidad de este espacio que daña la imagen de todo un pueblo, apelando a “la falta de ética profesional que supone utilizar a personas individuales de la comunidad gitana para hacer de ellas un espectáculo que caricaturiza a toda la comunidad, con el único fin de lograr audiencia y los beneficios económicos asociadas a ella”.

Mentiras y verdades sobre la cultura gitana

Las oenegés y federaciones del Consejo Estatal del pueblo gitano han manifestado de nuevo su rechazo a este programa. Tres párrafos resumen muy bien sus razones

No podemos sino reiterar, con cierto hastío, nuestra repulsa ante este tipo de iniciativas que utilizan de manera frívola y morbosa la ya denostada imagen social de nuestro Pueblo y, especialmente, de las mujeres gitanas. Estas prácticas contribuyen a la solidificación de los estereotipos, prejuicios y peores sentimientos colectivos hacia cientos de miles de personas corrientes, de carne y hueso, que luchan por salir adelante como las demás. Además, en esta tercera temporada no augura un enfoque distinto al habitual, más bien se remarcan aún más los enfoques pretendidamente humorísticos, chabacanos o que en ocasiones remarcan o ridiculizan la forma de expresarse o sus conocimientos.

La única manera de hacer triunfar a Los Gipsy Kings es falseando la rica y compleja realidad gitana; ahondando en la percepción exótica, folclórica y surrealista que de la misma alberga el imaginario colectivo mayoritario. Se trata de una mirada vertical, alejada y autoritaria cuyo objetivo es la producción de beneficios económicos sin más. En este contexto, los gitanos y gitanas nos convertimos en meros productos de mercado a disposición de los tiburones de la industria del espectáculo. Todo ello favorece el incremento del rechazo general y arcaico hacia el Pueblo Gitano que imbuye nuestra geografía.

Si quieren mostrar la realidad gitana tienen ejemplos maravillosos de los que aprender tales como la serie documental “Gitanos Andaluces” dirigida por Pilar Távora y emitida en Canal Sur Televisión o el programa de Radio Exterior “Gitanos, arte y cultura romaní.

¿Y los anunciantes qué dicen? ¿Y su política de RSE?

Samsung España, Iberdrola, Nissan, Axe, The Phone House, Mutua Madrileña, Antonio Banderas (colonia), Momondo, Puleva Omega3, Dentix, La gula del Norte, Mapfre, EDreams, Citroën,  Renault,  Banco Sabadell,  Multiópticas,  Marlene, BBVA, Nintendo, Pantene, Scholl, Danacol, Arriaga Asociados, Schär, ING Direct, Solan de Cabras, Vicks Vaporub,  21 Buttons,  Hyundai,  Nintendo, Hugo Boss (colonia),  Carrefour,  Nivea, Paradontax,  Knorr,  Nestlé,  Eucerin,  Ralph Lauren,  Shisheido, Tic Tac caramelos, Ariel…

Con esta campaña la Fundación Secretariado Gitano se está dirigiendo también a anunciantes como los anteriores para que retiren su publicidad en este programa. No se trata de criminalizar a ninguna empresa, no creo que supieran que su marca y su prestigio se está asociando a prejuicios y falsedades. Pero ahora que lo saben ¿cómo actuarán?

¿Tienen política de Responsabilidad Social Empresarial? Porque como con las amistades, es en estas ocasiones cuando se debe demostrar que sirve de algo y no es papel mojado.

El 8 de abril se celebra en todo el mundo el Día Internacional del Pueblo Gitano (International Roma Day) Por un trato digno al pueblo gitano en la televisión. Unete.

@xosecuns

Campañas, Comunicación, Comunidad gitana, Consumo responsable, Derechos humanos, Empresa, Exclusión, Incidencia, Inclusión, Organizaciones No Lucrativas, Responsabilidad Social Empresarial
Escrito por xosecuns 3 Comentarios
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net

¿Por qué crece la desigualdad en España?

24 de enero de 2017 a las 23:34

La verdad es demoledora. Y nuestro principal problema empeora.

Dinero llama a dinero y la riqueza en el mundo cada vez se concentra más rápido. Tan sólo 8 hombres poseen ya la misma riqueza que 3.600 millones de personas, la mitad más pobre de la humanidad. 

Que la desigualdad (en la riqueza o en la renta) está avanzando en el mundo, no sólo lo dice Oxfam en su informe Una economía para el 99%. El crecimiento económico tan sólo está beneficiando a los que más tienen, explica el economista Branko Milanovic en el informe de la consultora PwC para el reciente Foro de Davos: “los mayores beneficios de la globalización han ido a parar a una pequeña élite, cada vez más rica, en los países industrializados y a la clase media asiática, mientras que los ciudadanos de rentas bajas en los países desarrollados han sido sus grandes perdedores

Si, han leído bien, en el Foro Davos han reconocido que es urgente la necesidad de una mayor redistribución. Lástima que, como se cuenta en este artículo, llegados a las soluciones el debate se arruga y el personal se abalanza sobre los canapés

Desigualdad género OINo les aburriré con los mismos datos sobre el aumento de la desigualdad que han salido en los medios. Les recomiendo que ojeen el informe mundial (no se pierdan las páginas 7 a 10 sobre las seis falsas premisas de una economía al servicio del 1% y los ocho requisitos para una economía al servicio del 99%).

Si no tienen mucho tiempo, lean este articulo de Chema Vera, el director de Oxfam Intermon. También pueden releer un artículo que sigue muy vigente tras la victoria de Donald Trump o lo que vamos a pagar de más por la luz este año:  ¿Democracia o capitalismo de amiguetes?

ONG que defienden derechos

Quienes creemos que con nuestro dinero se debe apoyar a organizaciones que bajan al barro por los derechos sociales y no paripés de incidencia política, estamos de enhorabuena. El informe denunciando el aumento de la desigualdad ha sido un rotundo éxito generado un imprescindible debate y un montón de críticas, interesadas y oportunistas la mayoría.

Les recomiendo Midiendo la (maldita) desigualdad, un artículo escrito por los autores del informe y otros tres de expertos independientes: Desmontando a Oxfam de José Moisés Martín, Contexto para entender el dato de desigualdad de Oxfam de Kiko Llaneras y Justicia fiscal, climática y migratoria, un descarado Gonzalo Fanjul respondiendo a las “vedettes del neoliberalismo” y sus críticas cutres al informe.

Pero hablemos del principal problema de España.

Desigualdad España

España, una crisis que se ha ensañado con las personas más vulnerables

Una bomba de relojería: medalla de plata europea de aumento de la desigualdad entre 2007 y 2015, detrás de Chipre ¡20 veces más que el promedio europeo!. Y es que en España la desigualdad gana por goleada… mientras que en Polonia, Portugal, Rumanía o Finlandia pierde.

Desigualdad Gini paises europeoas 2007-2015

Pobreza populismoUna de las críticas más absurdas ante las denuncias a esta evidencia es que supone “apoyar el populismo de izquierdas” (o de derechas). Ridícula por negar un hecho pero ademas políticamente burda por dejar la iniciativa en las soluciones de este infierno en el que viven millones de personas a unos pocos partidos. ¿De nuevo Los gansos del Capitolio?

Hechos, no opiniones. La crisis la siguen pagando los más pobres

No, la crisis no nos ha afectado a todos por igual. Todo lo contrario, sigue concentrando sus efectos especialmente en las personas más pobres (o con las rentas más bajas).

Elijan fuente: OCDE, Eurostat, INE, Credit Suisse, Banco Mundial… ¡hasta Warren Buffet! Hoy mismo el Banco de España afirma que la crisis ha arrasado con la mitad de la riqueza de las familias más pobres, cebándose especialmente con los más jóvenes. El 25% más pobre carga con más deudas que activos.

O elijan personas expertas o organizaciones solventes. Me referiré a partir de ahora a tres: Oxfam Intermón y su radiografía de la desigualdad en España, Kiko Lorenzo (Caritas España) y su muy didáctico libro Metáforas para entender la crisis y El estado de la Pobreza. España 2016 de EAPN España.

Desigualdad riqueza España 2016En 2016, el 10% de los españoles más ricos concentraron más riqueza que el resto de la población. Es decir, 4,7 millones de personas tienen lo mismo que más de 42,6 millones.

En 2007, el 10% más rico disfrutaba en España de una renta 10 veces superior a la del 10% más pobre. En 2015 esta diferencia era de 15 veces.

13.334.573 personas, el 28,6% de la población española, seguía en 2015 en riesgo de pobreza o exclusión social.Una de cada tres se debe a la crisis, pero las otras dos ya estaban en esta situación antes, ni con la burbuja inmobiliaria tuvieron una oportunidad.

Y un gráfico demoledor: En 2016, 720.000 familias no tenían ningún ingreso… en 2007 eran 365.000. Como dice Kiko Lorenzo: “cuando tantas personas aún siguen sepultadas bajo los escombros, no parece oportuno mirar para otro lado

Fuente INE (Encuesta Población Activa) Oxfam Intermon

Fuente INE (Encuesta Población Activa) Oxfam Intermon

Cinco razones por las que crece la desigualdad en España

1 Incapacidad para crear empleo de calidad y especialización de nuestra economía en actividades de bajo valor añadido, especialmente construcción y turismo. Esto implica un mayor peso de puestos manuales, temporales y con ocupaciones de baja cualificación con menores sueldos que se une y explica una bajada generalizada de salarios, en especial los más bajos. En palabras del informe de Oxfam “tanto durante el período de crecimiento como de crisis, la economía española ha primado los beneficios y las rentas de capital, frente a las rentas salariales

2. Un elevado nivel de paro residual. Incluso en las épocas de crecimiento nunca se redujo por debajo del 10% (ni la pobreza por debajo del 19,5%). Especialmente grave porque gran parte del desempleo actual afecta a los sustentadores principales de cada hogar, es decir a quien traía los ingresos más elevados de la economía familiar. De los cinco millones de puestos de trabajo creados en los años anteriores a la crisis, tres eran empleos precarios, condenados a desaparecer como lo harán la mayoría de los que se están creando ahora.

3. Alta desigualdad salarial. El empleo creado con la recuperación económica se caracteriza por una mayor precariedad: temporalidad (25,2% trabajadores, 14,1% en la UE), trabajo a tiempo parcial y la citada tendencia a la baja de los salarios. Lo denunciaban hace unos meses algunas trabajadoras pobres del 13,2% de personas a quienes en 2015 su salario no supera el umbral de la pobreza: No más juegos del hambre para tener un empleo digno.

En 2015 el salario del ejecutivo con mayor responsabilidad en una empresa del IBEX35 multiplicaba por 96 el del trabajador promedio y por 51 en el total de las empresas cotizadas. ¿Se acuerdan del todos debemos apretarnos el cinturón? Pues varios años después la respuesta es que todos nos lo apretamos… pero algunos casi cincuenta veces más que otros.

Adivinen en este gráfico brutal lo que le ha bajado el sueldo entre 2008 y 2014 al 10% de la población con los salarios más bajos o al 10% con los más altos.

Fuente: Muestra Continua de Vidas Laborales (Ministerio de Empleo y Seguridad Social) / Oxfam Intermon

Fuente: Muestra Continua de Vidas Laborales (Ministerio de Empleo y Seguridad Social) / Oxfam Intermon

4. La existencia de un modelo de prestaciones pequeño, disperso entre territorios de una forma brutal, ligado excesivamente a lo contributivo y que, aunque con vocación de ser universal, revela importantes huecos de desprotección.

5. Incapacidad para redistribuir de quienes más tienen a quienes más lo necesitan. Repitan de nuevo conmigo: lo de ¡No hay dinero! es mentira. Nuestro sistema fiscal es regresivo en su diseño, insostenible y sobre todo injusto, en especial para frenar las fugas a paraísos fiscales.

Recaudamos poco, 6,3 puntos por debajo de la media europea, y sobre todo recaudamos mal. Con datos del 2016, nada menos que el 84%  del esfuerzo fiscal recae sobre las familias, frente a un 13% del sector empresarial (y ojo, la mayoría lo pagan las pequeñas y medianas empresas) y una contribución casi nula de la fiscalidad sobre el patrimonio, la riqueza o el capital.

Fuente: Oxfam Intermon a partir de datos de Agencia Tributaria

Fuente: Oxfam Intermon a partir de datos de Agencia Tributaria

Pregunten en su entorno si últimamente han tenido que pagar por no meterse a pleitos con Hacienda ante una inspección o una multa claramente injusta y si no han tenido una cierta sensación de estar leyendo El proceso de Kafka… No se extrañen cuando nos llaman “Pringados fiscales” y nos pidan decir No al escaqueo

Las matemáticas son claras: menores ingresos públicos se traducen en menor inversión para garantizar el acceso a derechos y servicios públicos como la educación, la sanidad y la protección social. Como señala la propia OCDE, las políticas de protección social en España (desempleo,pensiones, beneficios sociales) están mal enfocadas y muestran un perfil poco progresivo, beneficiando en mucha mayor medida a los hogares de mayor renta.

Fraude Fiscal Paraisos FiscalesPero si hay un agujero negro en nuestras finanzas públicas estos son los paraísos fiscales. En el último año, se ha triplicado la inversión que ha salido desde España hacia los 15 más agresivos para la tributación empresarial. Tan sólo estos 15 (entre ellos Holanda e Irlanda) atraen el doble de inversión desde nuestro país que toda América Latina o 43 veces más que China.

La competitividad entre las empresas no debería construirse en base a artificios fiscales disponibles sólo para grandes multinacionales. Es injusto y delictivo con las pequeñas y medianas (y muchas ONG que prestan servicios sociales) y tiene un nombre del que oirán hablar en el futuro: competencia fiscal desleal…

¿Quieren propuestas para reducir drásticamente la desigualdad? Tienen decenas en los informes que les he citado, pero lo importante es que se sumen para exigirlas.  Empiecen aquí.

@xosecuns

Desigualdad OI 2017 Una economía para 99 por ciento 2

Administración, Campañas, Corrupción, Derechos humanos, Desigualdad, Empleo, Empresa, Hambre, Impuestos, Incidencia, Inversión social, Naciones Unidas, Organizaciones No Lucrativas, Participación, Pobreza, Rentas Mínimas, Responsabilidad Social Empresarial, Riqueza, Tercer Sector
Escrito por xosecuns 2 Comentarios
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net

Chema Vera: Las ONG coherentes bajan al barro

23 de noviembre de 2016 a las 2:18
Foto: Marcos Miguez. La Voz de Galicia

Foto: Marcos Miguez. La Voz de Galicia

Oxfam Intermon, una de las oenegé de referencia en nuestro país cumple 60 años de lucha contra la pobreza. Y no celebra su aniversario ensimismada, sino asumiendo con valentía y junto al resto de organizaciones que forman Oxfam Internacional, el riesgo de ser coherente y luchar contra la desigualdad y sus causas no sólo en Africa o América Latina sino también en España.

Detrás de esta transformación y de titulares como “El dinero fugado a un paraíso fiscal supone recortes en tu centro de salud” o «Con los refugiados no va a pasar nada, no han venido» están personas como su director general, Chema Vera, con quien he tenido la oportunidad de conversar.

Enfrentar la desigualdad extrema, seguir cerca de las personas y mantener la voz y la pasión son los tres retos que Chema cree que Oxfam Intermon tendrá en el futuro. Aquí nos da algunas pistas de como conseguirlo, o no.

 

Oxfam Intermón está denunciando en España problemáticas que antes parecían exclusivas de países del Sur: desigualdad, fraude fiscal o baja calidad democrática. ¿España es ya un país de terreno?

No como objeto de cooperación pero si como objeto de lucha por la justicia social y de defensa de derechos y de trabajo con población vulnerable. Sigue habiendo muchas diferencias pero creemos que debemos hablar de una desigualdad y pobreza crecientes en España porque sus causas son globales, máxime en desigualdad o fiscalidad, donde pueden afrontarse desde África, América Latina o Europa de una forma diferente.

Los nuevos Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) ya no hablan de pobreza de aquí y de allí sino de causas y compromisos compartidos. ¿Qué implica?

Nuestro informe conjunto con Unicef nos permitió hablar sobre la contribución de España a los ODS con sus políticas de cooperación y comercio exterior. Pero también en como se van a cumplir en nuestro país los compromisos de reducción de pobreza infantil o acceso a calidad de servicios sociales que deben plasmarse en un plan nacional específico.

Los nuevos ODS son una buena noticia. No sólo abordan las consecuencias de desigualdad o insostenibilidad sino sus causas estructurales. Por ejemplo, el objetivo Hambre Cero reconoce que fracasará si no se cumplen lo previsto en cambio climático. Ojalá fuera mas potente su redacción pero en ODS como el 10 se habla de desigualdad y supone sin duda una oportunidad para demandar políticas estructurales a nivel internacional y en España.

“Los indianos fracasados vuelven a casa” Una expresión escuchada en ONG de acción social ante la actuación en España de organizaciones que antes trabajaban en desarrollo. Debates clásicos en cooperación como empoderamiento o apadrinamiento tienen su equivalente entre inclusión activa o un rancio asistencialismo. ¿Luchar contra la pobreza y sus causas o maquillarla?

Creo que si lo enfrentamos creando campos excluyentes acabamos cayendo en el error interesado de quienes quieren diferenciar a pobres de aquí con pobres de allí. Si lo vemos desde el enfoque de la mera captación de captar subvenciones o el oportunismo de cambiar mi imagen falseando mi imaginario si es válido el debate.

Nuestra respuesta es que nunca ha habido fronteras para los derechos o la solidaridad. Para quienes trabajamos desde este enfoque de causas o de derechos en África o América Latina es más difícil hacer fronteras y caer en este error, y es más fácil compartir agenda y espacios en España. Y creo que ha sido acertado porque hemos contribuido al debate político publico español y no nos ha mermado la capacidad de hablar de otros países, al contrario, ha reforzado nuestro discurso, hemos podido hablar más de América Latina por ejemplo.

El 99% de nuestros ingresos seguirán destinándose a cooperación o ayuda humanitaria. No vamos a abrir programas propios pero si a utilizar una parte de nuestros recursos libres a apoyar con recursos, apoyo técnico, formación o hasta amparo mediático a organizaciones sociales en España, y en dos sectores: población migrante y refugiada y violencia contra las mujeres.

Hacer incidencia política defendiendo derechos o denunciando desigualdad solos o a través de redes: la Plataforma por la Justicia Fiscal, Polétika… Algunas entidades protestan al sentirse obligadas a posicionarse sobre temas incómodos. ¿Es acertada la defensa radical de derechos?

Desde luego que si. Desde el respeto, pero si realmente como organización nos creemos el enfoque de derechos y no es mera retórica o unas palabras escritas en un marco lógico o en la memoria de actividades, ser coherente con esta misión implica exponerte, supone tensión, correr riesgos. Y si no…

¿Y si no?

haciendanosomostodos cartelTienes que sentir que estás saliendo de tu zona de confort, sintiéndote incómodo con las contradicciones. Podrás hacerlo mejor o peor pero por lo menos entras en terrenos donde hay una oportunidad para el cambio y de influir en sectores hasta ahora desmovilizados. Estamos comprobando que le hemos puesto explicaciones, argumentos y propuestas de acciones a una percepción de desigualdad que ya existía en mucha gente. Faltaba explicarla, dar posibilidades de actuación.

Pasar de denunciar los recortes en la cooperación al desarrollo (que seguimos haciendo) a presentar un informe de calidad contra la reforma fiscal de Montoro, es más arriesgado, pero es ahí donde debemos estar si nos creemos el enfoque de derechos y ese cambio de ideas, valores y actitudes políticas y prácticas.

Seguir con nuestra tradición de hacerlo solos o acompañados. Trabajar solos con acciones propias o en alianza con otros donde pongamos en juego nuestra identidad y marca (como la campaña contra el tráfico irregular de armas con Amnistía Internacional, Greenpeace o Fundació per la Pau, o la campaña sobre refugiados con otras ONG). Y participar en redes donde nuestra marca desaparece y se debate y actúa sobre causas comunes. Entre los tres espacios debemos seguirnos moviendo.

Sabiendo que los beneficiarios de Oxfam Intermón están a miles de kilómetros y los de las ONG de acción social en la calle de al lado, ¿Qué le dirías a quienes siguen diciendo que su organización es apolítica?

Que me digan como. Aunque sean entidades que se limiten a recaudar fondos, es tremendamente difícil afirmar ser apolítico cuando se esta trabajando con personas en vulnerabilidad y lo que haces no es ajeno a lo que ocurre en tu contexto local, a las normas que dificultan la inserción laboral o la alimentación. Solo con el hecho de prometer unas cuantas becas comedor se está tomando una posición política muy clara aunque no quieras.

fraude-fiscal-pringao-oxfam-intermonIncluso en un pretendido sentido asistencialista de trabajar solo las consecuencias estás asumiendo un cierto rol que más te vale reconocer. Máxime si se presume de tener un enfoque de derechos, lo que obliga a tomar postura y partido por las victimas. Nuestra acción política parte de las personas y sus derechos. En otras se puede partir de las ideas o los estudios, pero en nuestro caso vienen luego y este posicionamiento casi inevitable nos obliga a ser innovadores, a intentar conectar con una sociedad española que se ha revitalizado políticamente en los últimos ocho o diez años, nos guste o no.

Lo que pasa es que se confunde apolítico con apartidista. Organizaciones como Oxfam Intermón, Amnistía Internacional, Greenpeace o Médicos Sin Fronteras hemos demostrado que se pueden tomar iniciativas contundentes y comprometidas políticamente sin que se nos puedan asociar con ningún partido. Como cuando reclamamos la reforma de la Constitución y que los derechos sociales y económicos se conviertan en fundamentales y tengan la misma obligatoriedad para nuestro gobierno dentro y fuera de España. Ahora, esto no es estar precisamente en la zona de confort.

¿Cuales son los retos a los que se enfrenta el Tercer Sector Social en España? 

Relevancia para la sociedad, seguir siendo referentes para ciertos temas más allá de las actuación concreta.

Rendición de cuentas sobre lo que estamos consiguiendo con nuestra actuación (acción humanitaria, acción social, incidencia, cooperación, me da igual) gracias al apoyo de la sociedad, bien sea indirectamente con financiación pública o con cuotas de socias o donativos.

Conexión con la gente joven y conseguir su adhesión. El paso de la persona socia o donante de toda la vida a jóvenes activos en el mundo digital, que requieren una cercanía, transparencia e implicación muy superior a la que estamos acostumbrados.

¿Sigue siendo necesaria la cooperación al desarrollo? ¿Hay vida después del 0,7%?

Si claro. Hay que seguir defendiendo un volumen de fondos suficientes. No estoy de acuerdo con la postura de que ya no hay que pedir dinero. Si la política pública española de cooperación al desarrollo no crece, más vale cerrarla, porque llega un momento en que con tanta reducción no llega ni para soportar los costes de estructura y lo que cuesta una dirección general sin apenas tiene recursos para gestionar.

Comic Niñas Abuso sexual Nicaragua CooperaciónPero hace falta una renovación del rol, los instrumentos de cada actor y la narrativa de cómo lo estamos contando. Y esto afecta y mucho a las ONGD. Creo que tuvimos un boom de financiación rápida y excesivamente fuerte, que digerimos como buenamente pudimos, haciendo mucha maquinaria de proyectos que ahora ya no existe.

Debemos evolucionar hacia una cooperación de valor añadido. Que se nos mida y valore por el impacto de nuestros programas: con quien más los hacemos (en terreno o internacionalmente), en si aportamos conocimiento, influencia, trabajo en red, una especialización fuerte, etc. Si eso no se explicita, la narrativa antigua de simplemente gestores de la cadena de solidaridad o la relación con intermediarios, está muerta. Máxime porque es vertical y estamos en un mundo cada vez más horizontal, en donde hay países con capacidades mucho más fuertes que en el nuestro.

También está muerto un sector de ONGD ensimismado con la bandera de más recursos o del 0,7%. Sólo puede funcionar por la vía de quitarse las orejeras, asumir un enfoque de derechos, de compartir causas con otros o asumirlas para ampliar nuestra base social y el respaldo a la cooperación al desarrollo. Al sector le ha venido bien la reducción de las ONG y que haya más fusiones e interrelaciones y que se nos mida por lo que aportamos, no por lo que gestionamos.

Recaudar fondos denunciando desigualdad y fraude fiscal: ¿Suicidio o genialidad?

Fue una decisión difícil. Cuando entras en una denuncia de desigualdad o intereses de grandes empresas, salvo excepciones como la Fundación La Caixa con la que puedes entrar en un dialogo sofisticado, a la mayoría ni se les pasa por la imaginación financiarte. Tienen otras organizaciones disponibles mucho más blancas y con causas mucho más sencillas.

Hay una renuncia implícita a este tipo de financiación, pero afortunadamente la realidad económica es mucho más amplia, con mucha pequeña y mediana empresa y alguna grande que si que participan. Hay algunos donantes que aún teniendo muchos ingresos entienden la dialéctica de desigualdad y la defensa de una fiscalidad justa y un reparto de la riqueza.

¿Que es una ONG blanca?

Aquella con un posicionamiento político público mucho menos anguloso o sistémico. Puedes denunciar en tu boletín la situación de los niños soldado o la trata, porque queda muy lejos. Pero la clave es que hacer cuando te vas haciendo más fuerte: si denuncias abiertamente las causas políticas o económicas que provocan o consienten estos hechos y retas al sistema, te haces un poco menos blanco. Entras en un cierto barro, y hay que hacerlo con mucho rigor y apoyo público, siempre con la conexión de las personas para explicar y explicitar el por qué hacemos una acción y no otra.

¿Y funciona con pequeños donantes?
Si. Con campañas como las de escaqueo fiscal o subirnos a la denuncia de los Papeles de Panamá hemos conseguido miles de nuevos socios. No por una emergencia, sino por una campaña política.

Incluso en campañas más tradicionales, como la que haremos en Navidad estamos intentando innovar nuestro marketing, conectando, en una campaña con el lema No hay más excusas, un proyecto con mujeres en Burkina Faso con la incidencia política sobre el cambio climático. Es decir, relacionar un proyecto y a unas personas a las que se les niegan sus derechos con una causa global y hacer una narrativa sobre este aquí y allí. La posibilidad de que se enganchen nuevas personas es alta.

@Chema_Vera

AFRICA, ASIA, Campañas, Captación, CENTROAMERICA, Comercio justo, Consumo responsable, Cooperación, Corrupción, Derechos humanos, Desarrollo rural, Desigualdad, Empresa, Impuestos, Incidencia, Inversión social, Medio ambiente, Mujeres y hombres, Organizaciones No Lucrativas, Participación, Personas, Personas Migrantes, Pobreza, Responsabilidad Social Empresarial, Riqueza, SUDAMERICA, Tercer Sector, Voluntariado
Escrito por xosecuns 7 Comentarios
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net

Chantaje farmacéutico: ¿Cuánto vale una vida?

24 de octubre de 2016 a las 18:44

derecho a curar

Pues si, la enfermedad es un mercado muy rentable, y utilizar el chantaje como herramienta de marketing farmacéutico parece que también.

Se lo he escuchado a responsables políticos, especialmente de áreas de política social o sanidad, indignados y hasta “crispados” por tener que pagar con fondos públicos precios desorbitados por medicamentos imprescindibles ante la lógica presión de las personas afectadas y de la oposición. Fondos detraídos de otras partidas de política social.

También he escuchado en estos responsables la queja de que “desde las ONG se nos apoya poco“…

Hasta ahora. A la movilización de Plataformas de afectados como las de la Hepatitis C, se le unen sólidas investigaciones como “Hepatitis C: el nuevo campo de batalla por el acceso a medicamentos esenciales” del Instituto de Salud Global de Barcelona, o la web Medicamentalia, una completa investigación de la Fundación Civio sobre el acceso global a medicamentos esenciales, merecido Premio Gabriel García Márquez 2016 a la innovación periodística.

Hoy les dejo con Elena Urdaneta, la Coordinadora General de Médicos del Mundo España, para que les anime a implicarse en la campaña El precio de la vida. De la coherencia de esta organización en su defensa del derecho a la salud y la sanidad universal ya escuchamos hace años en su campaña Derecho a curar. Hoy dan un nuevo paso y hacen preguntas que ojalá les indignen tanto como a mi: ¿Pagar 1.359 millones de euros por lo que solo vale 30?

Gracias Elena

Foto: Abraham Mike Yousaf/Médicos del Mundo

Foto: Abraham Mike Yousaf/Médicos del Mundo

El precio de la vida

¿Cuánto vale una vida? ¿Se le puede poner precio al ser humano? Esta es la pregunta que ha servido de base para el lanzamiento de la campaña internacional El precio de la Vida para denunciar que los precios de los medicamentos se fijan por las leyes del mercado y no por su verdadero valor.

Somos una organización que trabaja por defender el derecho humano de la salud de todas las personas, en especial las más vulnerables. Una parte importante de este acceso a la salud es el acceso a medicamentos. Más de 2.000 millones de personas en el mundo no disponen de medicamentos esenciales. Y no sólo ocurre en países lejanos; el problema también ha llegado a Occidente y a nuestro país.

salud-mdm-1Ya lo hemos visto con los nuevos fármacos para la hepatitis C o algunos tipos de cáncer: un tratamiento combinado contra la hepatitis C (por ejemplo, Sofosbuvir y Simeprevir) ronda los 40.000€ en países como EEUU o Francia, y entre 25.000 y 13.000 en España, donde hay más de 50.000 personas diagnosticadas. Keytruda, para el melanoma, se venderá a más de 100.000€ anuales por paciente. Glivec, para tratar la leucemia, cuesta en nuestro país unos 30.000 por paciente y año.

Creemos que los fármacos deberían tener precios asequibles y ser financiados de manera sostenible por los gobiernos, pero esto hoy en día ya no sucede.
Los laboratorios determinan el precio de los medicamentos en función de la capacidad que tiene cada Estado de pagar determinado tratamiento. Así, cuanto más rico es un Estado, mayor es el precio. Generalmente, las autoridades que fijan el precio de un medicamento aceptan alinearse con las exigencias de las empresas farmacéuticas. Desde hace varios años, el precio de los tratamientos sanitarios está en constante aumento y estos precios exorbitantes no se justifican solamente por los costes de investigación y producción.

¿Qué argumentan los laboratorios para justificar estos precios?

Los precios son elevados porque la investigación es cara

FALSO. Los costes de investigación y desarrollo (I+D) que dedican los laboratorios a elaborar un medicamento innovador y eficaz suelen sobreestimarse y los importes reales son confidenciales.

En realidad, la mayoría de fármacos innovadores se basan en la investigación desarrollada en los laboratorios de las universidades y los centros sanitarios públicos. Luego, las empresas farmacéuticas adquieren los descubrimientos más prometedores y desarrollan medicamentos que después compran los sistemas sanitarios de los países, de nuevo con fondos públicos y a unos precios a menudo abusivos. Además, estas compañías reciben deducciones fiscales por promover la investigación, con lo que se cierra el círculo vicioso perverso.

salud-mdm-3Los precios son elevados porque el beneficio terapéutico es enorme

FALSO. En teoría, cuanto mayor es el beneficio para el paciente, mayor es el precio. Y, sin embargo, desde hace 20 años, el 74 % de los medicamentos que se comercializan no producen más que ligeros beneficios terapéuticos. Respecto al Sofosbuvir –empleado para combatir la hepatitis C-, el precio se justifica afirmando que permite evitar la cirrosis y el trasplante de hígado, cuya atención sanitaria es muy costosa. Si esta misma lógica se aplicara a otros sectores, un airbag se pagaría al precio de una vida.

Los precios son elevados porque los costes de producción son importantes

FALSO. Las empresas no comunican jamás a cuánto asciende el coste real de producción de los medicamentos para garantizar un margen razonable sobre las ventas, aunque esto es lo que debería determinar su precio. En el caso del Sofosbuvir, el beneficio es colosal: un equipo de investigadores de Liverpool ha estimado que su coste de producción ascendía a una media de 75 € por 3 meses de tratamiento. A un precio de 41.000 €, el Sofosbuvir se vendería así 400 veces más caro que su coste de producción.

¿Qué ocurre en España? ¿Pagar 1.359 millones de euros por lo que solo vale 30?

De las 475.000 personas que se estima que viven con el virus de la hepatitis C en nuestro país, inicialmente sólo quienes estaban en un estadio avanzado de la enfermedad tenían derecho al tratamiento y podían, por tanto, curarse. Sin embargo, tras la lucha de las organizaciones de personas afectadas, en 2015 el Ministerio de Sanidad activó un Plan de lucha contra la enfermedad que ha permitido tratar a más de 50.000 pacientes.

salud-mdm-2El coste de cada tratamiento, según el Ministerio de Hacienda, sería de 27.179 € (combinaciones de uno, dos o más fármacos) con lo que se habrían pagado un total de 1.358,9 millones de euros por medicamentos para la hepatitis C. Según IS Global, el coste real de estos nuevos tratamientos podría ser de unos 300€ por paciente o 600€ con una combinación de dos fármacos. Es decir, el coste total para el sistema de salud debería haber supuesto en torno a los 30 millones de euros en lugar de los 1.358,9 millones que han pagado (un 4.529% más).

Las patentes que protegen las innovaciones terapéuticas tienen una validez mínima de 20 años, durante la cual no se puede poner en el mercado ningún genérico a bajo precio. El gobierno, sin embargo, no utiliza las herramientas a su disposición para oponerse a esto, como las licencias obligatorias. Este instrumento jurídico permite suspender temporalmente una patente y abrir el mercado a la competencia para producir o importar genéricos, con el objetivo de hacer bajar los precios ante necesidades de salud pública, defensa nacional o abastecimiento.

¿Qué soluciones hay?

Desde Médicos del Mundo creemos que el modelo de innovación terapéutica debe tener unas bases que garanticen la puesta a disposición de medicamentos esenciales en cualquier lugar del mundo y para cualquier persona, independientemente de su origen, condición, edad o enfermedad. En el siglo XXI, debemos reclamar que los precios sean fijados en función de lo que la salud pública aconseje y no de lo que los Estados puedan negociar con compañías que entiendan que es un lujo investigar y producir fármacos para curar enfermedades y salvar vidas.

Exigir un imperativo de “rentabilidad razonable” necesita de transparencia en el coste real de I+D y la procedencia de la financiación y obliga a que el Gobierno introduzca criterios de interés público para la fijación de precios y la adjudicación de las inversiones que realiza para promover la I+D en medicamentos.

salud-mdm-4Los productos de salud no son bienes de consumo convencional, como el teléfono móvil o la ropa. Se trata de productos necesarios, que influyen directamente en el estado de salud de las poblaciones, es decir, tienen una relación con la vida y la muerte.

Con la campaña “El precio de la vida” buscamos concienciar a la ciudadanía y a quienes deciden sobre las políticas públicas de que todas las personas tienen derecho a conseguir los medicamento que necesitan.

Los Estados pueden negociar los precios con la industria farmacéutica, pero siempre teniendo en cuenta que el precio de la vida, de cualquier vida, no puede depender de reglas del mercado o de intereses particulares, porque la salud y la vida de cada persona no tienen precio.

Nuestra salud depende de ello.

Elena Urdaneta

@MedicosdelMundo

#ElPreciodelaVida

 

Administración, Campañas, Corrupción, Derechos humanos, Desigualdad, Empresa, Exclusión, Incidencia, Inversión social, Organizaciones No Lucrativas, Responsabilidad Social Empresarial, Riqueza, Salud, Servicios sociales, Tercer Sector, Transparencia
Escrito por xosecuns 2 Comentarios
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net

10 consejos para emprender y no morir en el intento

5 de septiembre de 2016 a las 0:25

Cigarrillos electrónicos, chuches, perfumes, bisutería, bares, regalo barato, franquicias… Seguro que les suena ver, e intuir, el desastre: pequeños negocios que abren, malviven unos meses y cierran. Detrás suele haber historias muy parecidas: personas y familias que piensan que su única opción es para salir su desesperación es emprender…como sea.

Si le unen un discurso político apabullante de que nuestro futuro pasa por la necesidad de convertirnos de la noche a la mañana en emprendedores de éxito (ojalá), y sobre todo ese reverso culpabilizador de que cada uno tiene lo que se merece y el que es pobre o no se busca la vida es un fracasado, ya tienen muchos elementos para empezar a ponerse en su lugar.

Emprender es algo hermoso, pero muy complejo y condenado al fracaso si no se aseguran unas mínimas condiciones para su viabilidad. Para intentar echar una mano, le he pedido a Raul Contreras, mi referente en emprendimiento social desde Nittua, la plataforma para el cambio social, que resuma las 10 preguntas a las que si o si se debería dar respuesta antes de abrir su negocio. Y si quieren profundizar no dejen de leer Emprendimiento social: Qué es, qué no y cómo hacerlo viable

Gracias Raul!

Emprendedora alegre

10 consejos para emprender y no morir en el intento

Entre la fiebre alimentada del emprendimiento, que viene a decirnos a todos que quien no sale adelante es porque no quiere, y lo bien que viene para maquillar el desempleo el incremento de altas como autónomos, las personas que van siendo expulsadas del mercado laboral se enfrentan a decisiones complicadas.

Estamos, en muchos casos , frente a personas que no se habrían planteado en la vida llevar adelante un negocio propio. Personas que sin vocación emprendedora ni formación empresariaemprendedora agobiadol se ven abocados a dar una solución viable a su familia. El paro, para quien tiene derecho a él, es una solución temporal que evita la precariedad mientras buscas un nuevo puesto de trabajo. Al principio se vive como un descanso merecido y pagado. Con el pasar de los meses llegan las dudas, dado que el mercado laboral parece de todo menos activo, y con ellas el miedo. ¿Encontraré trabajo antes de que se me acabe el paro? ¿A mi edad lo conseguiré? ¿Con mi formación a donde voy?

Es en este momento cuando, alimentado por las propuestas para que emprendas piensas en una alternativa. Si no voy a encontrar trabajo ¿Por qué no me monto mi negocio? Lejos de jefes, trabajo para mi y seguro que podemos salir adelante. Además hay ayudas y no puede ser tan difícil cuando todos conocemos a alguien que no era tan espabilado como yo y le ha salido bien.

Ayuntamientos, servicios autonómicos y estatales se suman a academias, viveros, y otros en la fiebre del emprendimiento. Se ha juntado el hambre con las ganas de comer.

No es que no sea una salida posible, tampoco es que tengas que ser superman para poner en marcha un pequeño negocio, lo que sí ocurre es que no es tan fácil como nos quieren hacer ver. Hay que pensar muy bien como lo haces. El apoyo que pueden llegar a recibir las personas que andan buscando como crear su nanoempresa, esos futuros autónomos, no ha de pasar de las instrucciones para conseguir el pago único del paro y solicitar algunas subvenciones.

Desde la convicción de la necesidad de estudiar correctamente un proyecto de empresa traemos un decálogo de lo que nunca has de dejar de saber para emprender:

¿Qué es lo que vas a vender? ¿Cuál es el producto o servicio que ofrecerás?

Es frecuente escuchar a alguien decir “voy a montar una tienda de electrodomésticos, un kiosko, un bar…” pero ¿Qué es exactamente lo que vas a vender? ¿Cuál es tu competencia y qué aportarás tú que ellos no lo estén haciendo y sea valorado por los clientes? La respuesta a esta pregunta tiene que estar explicada desde la necesidad que la competencia no cubre y por lo tanto está insatisfecha. No eres una gran multinacional capaz de crear una necesidad donde no la hay, además de la carencia de ética de estas formas de actuar.

¿Qué necesitas saber para poder vender ese producto o servicio?

Emprender optimismo pesimismoNo vale todo, ni se construye por intuición, para dar un buen servicio o crear un buen producto necesitamos conocimiento sobre el tema. Definido lo que vamos a vender debemos planificar su sistema de producción o prestación del servicio. ¿Qué necesito saber y como adquiero esa formación? No conocer lo que se vende lleva a no adecuar lo que ofertamos con lo que nuestro cliente necesita. El desencuentro de las partes puede ser el principio del fin.

¿Cuánto necesitas invertir para ponerlo en marcha?

Cualquier empresario asume un riesgo que irá viendo remunerado conforme se consolida la empresa en el mercado. El primer riesgo se asume con la inversión inicial ¿Qué maquinaria, instalaciones, formación, publicidad, stocks… debo haber realizado el día que abra mi negocio? Mucho cuidado con dos partidas que no suelen tenerse en cuenta y se deben prever como una dotación de capital inicial:

◦ Las pérdidas durante el primer periodo, que puede ser con facilidad más de un año, hasta que el negocio sea rentable
◦ El sueldo que llevaré a mi casa, ¿Cuánto y desde cuándo?

¿Cómo vas a financiar esa inversión inicial?

Hay diferentes maneras de cubrirla: la capitalización del paro, préstamos bancarios, compartiendo con inversores mi negocio, subvenciones, aportación en horas de trabajo o especies… Cada una de ellas tiene unas consecuencias diferentes y debemos hacer una elección asumible teniendo en cuenta incluso el fallo en el intento.

La capitalización del paro nos deja sin paro, lo consume de golpe por lo que se pierde la protección que se ganó como trabajador por cuenta ajena. Los préstamos bancarios son caros y obligan a aportar unas garantías varias veces el valor de lo que solicitamos. Compartir la inversión elimina la deuda pero te obliga a compartir el poder, las decisiones importantes y el beneficio del negocio. Las subvenciones serán siempre bienvenidas pero construir contando con ellas no es realista, estas pueden no ser concedidas o incluso habiéndolo sido no disponer de ellas en años. Aportar nuestro trabajo sin cobrar es una buena forma de invertir sin endeudarse con terceros, dependerá de si te lo puedes permitir y cuánto tiempo.

Elegiremos una, otra o determinada combinación de ellas en función de la inversión a realizar y de la capacidad de asumir riesgos desde nuestra estructura familiar.

¿Cuánto vas a vender?

Emprendedor juzgarEs la pregunta del millón. Los estudios de mercado vienen a ayudar a dar respuesta a esta pregunta. Sin embargo, difícilmente una persona que busca establecerse como autónomo realizará uno de estos estudios por su elevado coste. La pregunta sin embargo debe ser contestada y no desde la intuición o los comentarios de amigos. Recabar datos demográficos, de consumo, del sector, de los negocios del territorio e incluso información de personas que en otros territorios tengan negocios similares al que vamos a montar son formas de acercarnos a la información que se necesita.

Los costes mensuales de nuestro negocio nos han de permitir saber qué cuantía hemos de facturar mínimo para no perder. Esa cifra se convierte en reto de venta y si además la información recabada nos indica que hay suficiente mercado tendremos una respuesta a la pregunta sobre la venta.

¿Cómo consigues esa venta?

Poner en marcha un negocio y alcanzar las ventas que nos permitan llegar a tener los resultados económicos buscados exige una planificación. ¿Qué vas a hacer para vender la cifra necesaria? No es suficiente abrir la persiana de un negocio cada mañana para vender lo que necesitamos tenemos que buscar a nuestros clientes. Un plan de ventas, el plan de marketing de las medianas y grandes empresas, debe indicarnos qué vamos a tener que hacer para conseguir el volumen de ventas. La publicidad, la distribución, el producto en calidad y precio se definen para llevar a la calle una oferta atractiva.

La actividad de venta tiene unos gastos propios que debemos considerar como lo hacemos con los de los suministros o el sueldo.

¿Conoces el régimen legal del negocio y sus consecuencias?

La persona que crea su negocio como oportunidad laboral suele acabar bajo la forma jurídica de una actividad económica sujeta al IRPF, el autónomo, a lo más, a la comunidad de bienes que son varios autónomos que comparten recursos y se presentan como grupo. Estos marcos jurídicos vuelcan la responsabilidad del negocio no solo sobre el negocio mismo sino también sobre el patrimonio personal del autónomo. Éste responde con sus bienes y rentas privadas, actuales y futuras, para subsanar cualquier perdida del negocio. En las sociedades mercantiles la responsabilidad, salvo de causas fraudulentas, no alcanza al patrimonio personal de los socios.

Debemos ser conscientes de esto más cuando podemos estar jugándonos la vivienda de la familia y quizá algunas más.

¿Con quién me junto para abrir el negocio?

Emprendimiento colgadosLos socios son un elemento de potencia para emprender pero a la vez una de las primeras causas de cierre de los negocios. Cuando uno está soñando con lo que será y confía en este futuro no suele encontrar desencuentro con las personas socias. Cuando se pone difícil, cuando la previsión no se ha cumplido, cuando hay que respaldar el negocio con los bienes particulares, cuando las pérdidas aparecen o cuando hay que cambiar sobre la marcha el planteamiento original, es cuando esa sociedad sin fisuras muestra su debilidad. Cada uno de los socios puede tener realidades diferentes en su vida particular que les obligan a posicionarse de diferente forma ante las situaciones. Por más racional y comprensible que sea, si estas situaciones no se han tenido en cuenta a la hora de elegir socios cuando lleguen tiempos difíciles las diferentes reacciones ante ellos serán razón de desencuentro y discusión.

Pensar en escenarios de futuro desfavorables antes de asumir ningún compromiso con socios puede ayudarnos a planificar las mejores respuestas a situaciones adversas. El cierre de un negocio con perdidas sólo es peor cuando éste se da con socios. Las deudas, y más para el marco jurídico del autónomo, compartidas con socios pueden llegar a ser muy dolorosas económica y personalmente.

¿Con qué información gestionas tu negocio?

Si la información ha sido clave para el diseño de la empresa no lo ha de ser menos para su gestión diaria. La contabilidad es la fuente de información que utilizan las medianas y grandes empresas. Sin embargo toda esa información para el autónomo acaba siendo un contrato con una gestoría para que lleve los impuestos. La ausencia de información impide saber qué le está pasando a nuestra empresa y qué podemos necesitar cambiar para mejorar los resultados.
Búscate el medio que pueda ser más sencillo, una hoja de cálculo, un programa en la caja del comercio, un sistema de apuntes en fichas o una contabilidad. Para recoger la información de tu negocio y así poder saber en cada momento cual es su realidad.

Es importante no confundir la cantidad de dinero disponible con los beneficios del negocio. Son dos espacios de gestión diferentes ¿Cuánto gano? ¿He cobrado lo que me deben para poder pagar mis gastos? Puedo estar ganando pero no poder pagar por no haber cobrado o al revés.

¿Conozco y cumplo toda la legislación vigente?

Las exigencias legales serán muy diferentes según cual sea la actividad económica. En el propio estudio, antes de comenzar, debemos recabar toda la información sobre las obligaciones que las leyes nos van a imponer y que en numerosos casos implicarán gastos cuando no lleguen incluso a ser motivo del cierre por incumplimiento. Las leyes no siempre contemplan la dimensión del negocio y pueden perder todo el sentido, desde cualquier lógica, para un autónomo pero ello no exime a éste de cumplirlas.

emprendedor errores

Después de volcado el decálogo podría pensarse que intentamos quitarle la idea y la ilusión a quien va a emprender. Nada menos cierto que eso. Emprender es una aventura GENIAL que puede aportar muchas satisfacciones además de unos recursos económicos necesarios. Por eso mismo tenemos que hacerlo conscientes de las exigencias que esto tiene y HACERLO BIEN.

Buen viaje amigo y compañero emprendedor. Que disfrutes del camino.

@nittua

@RaulhContreras

10 Preguntas emprendedor

Desarrollo rural, Empleo, Empresa, Formación, Innovación social, Inversión social, Responsabilidad Social Empresarial, Riqueza
Escrito por xosecuns 2 Comentarios
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net

¿Empleos a cambio de víctimas?

24 de febrero de 2016 a las 2:03
Ataque contra un barrio residencial en Ahma, Saada, en el norte de Yemen. 27 de octubre de 2015 © Particular/Amnistía Internacional

Ataque contra un barrio residencial en Ahma, Saada, en el norte de Yemen. 27 de octubre de 2015 © Particular/Amnistía Internacional

¿Barcos españoles para violar derechos humanos en Yemen? No en nuestro nombre

Soy una de las 14.430 personas que ya han firmado esta petición de Amnistía Internacional dirigida a la Secretaría de Estado de Comercio, o de las más de 25.000 que lo hicieron hace un año al presidente de Navantia y a Mariano Rajoy para que cumplan la legislación vigente e impidan la venta de cinco corbetas a Arabia Saudí, por el riesgo claro de que se usen para cometer violaciones graves del derecho internacional como ataques indiscriminados a civiles o mantener el bloque naval saudí de Yemen que ha agravado la catástrofe humanitaria en ese país.

Conviene recordar antes de seguir que no estamos hablando del principio de este vídeo, sino sobre todo de su final.

Parece que cumplir la ley o evitar que se cometan atrocidades con estas fragatas es secundario ante los 3.000 millones de euros de este contrato que la empresa Navantia llevará adelante en sus astilleros de Ferrol y Cádiz, dos comarcas empobrecidas que piden empleo a gritos. Ferrol es la ciudad gallega con más personas en la pobreza (16,5%) y con su población más envejecida (el 26,54% es mayor de 65 años).

Con una exhaustiva argumentación legal y ética, Amnistía Internacional, FundiPau, Greenpeace y Oxfam Intermón se oponen a esta exportación por el riesgo claro de que Arabia Saudí utilice estos barcos para llevar a cabo ataques militares indiscriminados contra civiles en Yemen y para mantener un bloqueo naval desde marzo de 2015, en un conflicto que, según la ONU, se ha cobrado 6.100 víctimas, la mitad de ellas, civiles, y en el que 8 de cada 10 yemeníes depende de la ayuda humanitaria.

Chantaje a costa de empleos y víctimas

El debate político sobre esta venta ilegal de armas está siendo de un simplismo obsceno, especialmente insultante cuando se trata de jugar y oponer el legítimo derecho al trabajo de miles de personas en Ferrol y Cádiz por encima de la muerte de personas inocentes.

Armas Defex venta de armasInsultante, pero no novedoso. Es habitual escuchar en oenegés que luchan contra las causas de la pobreza este tipo de chantaje emocional de argumentos basados en la emergencia y el alarmismo. Políticos de todo signo con la torpe excusa de atender una necesidad urgente de las personas para despreciar sus derechos, evitando investigar y denunciar las causas de su situación y no digamos buscar soluciones a medio y largo plazo:¡Recojamos tapones para operar a este pobre niño!¡Hagamos escarnio con colas de personas recibiendo alimentos!¡Lo que importa es el derecho al trabajo y el pan de esta pobre gente!

En este caso, políticos españoles de partidos supuestamente antagónicos (PP, PSOE, Ciudadanos, Podemos, Por Cádiz Sí Se Puede, Ferrol en Común e Izquierda Unida), se han puesto de acuerdo para apoyar este contrato de Navantia, obviar sus gravísimas consecuencias y olvidar que el respeto a la legalidad y al derecho internacional humanitario está por encima de otras consideraciones, incluidas las económicas.

Qué triste que se olvide con tanta facilidad y hasta el presidente del Comité de empresa de Navantia en Cádiz (CCOO) se apunte a este cortoplacismo suicida. Que lejos queda 1977 cuando los trabajadores de la Bazán se negaron a reparar un buque de la marina de guerra de la dictadura chilena.

Incluso se ha criticado al alcalde de Ferrol por atreverse a decir que “tengo problemas de conciencia ya que no es lo mismo hacer buques para Noruega que para Arabia Saudí… pero la situación de la comarca es la que es”… A las verdes y a las maduras, le responde Xabier Masllorens desde Fundipau… de la misma forma que hace ¡veinte años! le escuche responder desde Oxfam Intermón.

Gracias por la coherencia Amnistía Internacional, FundiPau, Greenpeace y Oxfam Intermón

Por acciones como esta soy socio de estas ONG coherentes que se atreven a bajar al barro defendiendo los derechos humanos.

No vale emocionarme, hacer un donativo fácil y olvidarme con la conciencia tranquila cuando veo imágenes de niñas y niños ahogados (y desde la del famoso Aylan Kurdi, hay 450 más), atentados en París, Estambul o Madrid,  o miles de personas refugiadas huyendo del horror de la guerra y la barbarie yihadista en la que casi siempre aparece el nombre de la obscena dictadura saudí.

Con mi dinero quiero que ayude a las víctimas pero sobre todo que se investigue y se luche contra las causas.

Les recomiendo que relean ¿Secretos y corruptelas españolas que matan? en donde Alberto Estévez les cuenta su lucha y la de estas cuatro ONG contra el tráfico de armas que sólo sirven para cometer atrocidades. Y su éxito cuando tras veinte años de esfuerzos por fin se aprobó en Naciones Unidas el Tratado Internacional sobre Comercio de Armas.

Según el informe Armas marca España  las ventas de armas españolas en 2014 superaron los 3428 millones de euros, incluidos 292 millones para Arabia Saudí que, según el Centre Delás, entre 2011 y el primer semestre de 2015, adquirió armas españolas por valor de más de 1.100 millones €.

Conviene recordar que se sigue investigando la corrupción en exportaciones de armas de la empresa Defex, cuyo accionista mayoritario es el Estado español, a Angola y ¡sorpresa! Arabia Saudí. De hecho, este país fue el segundo mayor importador mundial de armas entre 2011 y 2015.

Armas Exports Controvertidas 14CAS

Estas cuatro ONG argumentan que, de acuerdo con la Ley 53/2007 y las normas internacionales sobre transferencias de armas, incluidos los artículos 6 y 7 del Tratado sobre el Comercio de Armas, el Gobierno español no debe autorizar la exportación de tecnología y material militar a Arabia Saudí que pueda ser utilizado en ataques militares directos a la población civil y en ataques indiscriminados en Yemen. Esto incluye el material, la tecnología y los productos que puedan ser utilizados por las fuerzas armadas saudíes y de sus aliados en la comisión de violaciones graves del derecho internacional de los derechos humanos y del derecho internacional humanitario.

¿En contra de la creación de puestos de trabajo en Navantia?

Nunca se ha dicho tal cosa. De hecho, Navantia está negociando otros acuerdos con otros países como Australia para la firma de contratos de diversos barcos. Simple y llanamente se oponen a este contrato en concreto con Arabia Saudí porque es ilegal.

La venta de estos barcos en este momento viola la legislación española sobre la exportación de armas y varias disposiciones de derecho internacional como el Tratado sobre el Comercio de Armas y la Posición Común 944/2008/PESC por la que se definen las normas comunes que rigen el control de las exportaciones de tecnología y equipos militares de la Unión Europea, entre otras normas, que son de obligado cumplimiento para España.

Por eso, el respeto a las obligaciones internacionales que en este tema tiene España está por encima de cualquier eventual operación financiera.

Si España no construyese y vendiese esos barcos, lo haría otro país

Fragata Avante 2200 patrol Fuente: www.navantia.es

Fragata Avante 2200 patrol Fuente: www.navantia.es

No es necesariamente así. El Tratado sobre el Comercio de Armas (TCA) aprobado en la ONU en 2013 es un instrumento clave para evitar este tipo de situaciones.

81 países, incluídos Francia, Alemania y España, son Estados que han ratificado este Tratado y, por lo tanto, están obligados a respetar los derechos humanos y su objeto: “establecer normas internacionales comunes lo más estrictas posible para regular o mejorar la regulación del comercio internacional de armas convencionales; prevenir y eliminar el tráfico ilícito de armas convencionales y prevenir su desvío; con el fin de: contribuir a la paz, la seguridad y la estabilidad en el ámbito regional e internacional; reducir el sufrimiento humano; y promover la cooperación, la transparencia y la actuación responsable de los Estados partes en el comercio internacional de armas convencionales, fomentando así la confianza entre ellos”.

Los países que hasta el momento no son Estados Parte del TCA, a medio plazo, acabarán por darse de cuenta de los beneficios de que todos los exportadores de armas jueguen con las mismas reglas. Si no, se quedarán fuera de acuerdos y empresas conjuntas con otros países que impliquen la transferencia de tecnología avanzada y perderán oportunidades de negocio y de modernizar su industria de armas. Además, tampoco querrán convertirse en parias de la comunidad internacional que vendan armas para cometer violaciones graves del derecho internacional, sometido al escrutinio de los demás países y la opinión pública mundial.

La situación de las familias desesperadas por encontrar un trabajo es evidentemente dura, pero nuestros representantes políticos no deberían consolarnos con oportunidades de trabajo basadas en la vulneración de los derechos de otras personas, sino luchar para que el derecho al trabajo en Cádiz o Ferrol no suponga la muerte de nadie.

Si esto contribuye a que se plantee por fin un debate serio sobre la reconversión de la industria militar española en industria civil, bienvenido sea.

No en nuestro nombre. Pueden actuar aquí

@xosecuns

Imagen de previsualización de YouTube

Paz Venta armas Navantia a Arabia Saudi

 

Administración, Campañas, Corrupción, Derechos humanos, Desigualdad, Incidencia, NO Violencia, Organizaciones No Lucrativas, Pobreza, Responsabilidad Social Empresarial, Riqueza, Tercer Sector
Escrito por xosecuns 6 Comentarios
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net

Alternativas para vestir sin explotación laboral: Galicia viste consciente

21 de febrero de 2016 a las 21:21

18 céntimos…

Bastaría esta cifra para justificar el nacimiento de la Campaña Ropa Limpia, una amplia red internacional de ONGs, sindicatos y organizaciones de personas consumidoras que desde hace casi 25 años lucha para mejorar las condiciones laborales en la industria textil y de material deportivo. Tanta constancia y esfuerzo han tenido mucho éxito, si bien queda mucho para que las largas jornadas laborales, los salarios de miseria o las condiciones de trabajo peligrosas no sigan siendo una realidad que existe detrás de mucha de la ropa que compramos.

Unido a la denuncia y a la incidencia política y social, por todo el mundo han nacido empresas que fabrican y venden moda sin explotación laboral y respetando el medio ambiente. En la Guía para vestir sin trabajo esclavo les cuentan algunas, pero en Galicia han dado un paso más: 17 emprendedores sociales con el impulso de Amarante Setem (responsables de la Campaña Ropa Limpia como parte de la Federación SETEM) han dado un paso más y crearon en 2014 MOV3. Galicia viste consciente.

Para que nos explique todo esto, les dejo con Nanda Couñago, la directora de Amarante Setem.

¡Gracias Nanda!

Imagen de previsualización de YouTube

Galicia viste consciente

Cuando nos hablan sobre los problemas del medioambiente, o de recursos finitos, como el petróleo y al agua pensamos en la contaminación de los coches, fábricas. Pocas veces lo relacionamos con nuestro consumo de ropa pero los productos textiles están elaborados principalmente de materias primas naturales como el algodón o de productos sintéticos.

El impacto ambiental que tienen todos los productos sintéticos derivados del petróleo está muy claro. Solo tenemos que ver los plásticos. Pero si vamos el algodón, vemos también que aunque sea un producto natural, su producción intensiva también tiene un gran impacto. Solo para la producción de una camiseta se utilizan más de 150 gramos de productos químicos.

Para un kilo de algodón se necesitan 6.000 litros de agua. Y para un acre se utiliza media tonelada de fertilizantes y 8 litros de pesticidas. Y sabemos que el uso de pesticidas afecta a la calidad del aire, del suelo, el agua y la salud de las personas trabajadoras, que en su mayoría son mujeres. Y que en estos cultivos aún no se ha eliminado la explotación infantil.

Pero sobre todo, con el aumento del consumo de ropa, ha aumentado el consumo del algodón transgénico hasta ser el 70% de la producción de esta materia, con un agravamiento de los impactos antes mencionados.

¿Cómo puede ser que la época en la que más se habla sobre el compromiso con el medioambiente, hayan aumentado exponencialmente los residuos textiles y, por lo tanto, el impacto medioambiental?

Ya en el 2005 cada español tiraba entre 7­ y 10 kilos de residuos textiles al año. Y el Ministerio de Agricultura, alimentación y Medioambiente ya alertaba de la necesidad de un consumo de ropa más respetuoso con el medioambiente y con los ciclos de vida útil de la ropa. Si vamos a datos más recientes, en países como Alemania se tira un millón de toneladas de ropa al año. Y en Estados Unidos, en el 2010 fueron 13 millones.

Se impone la fast fashion. El usar y tirar

Las grandes empresas multinacionales de la ropa han conseguido imponer un modelo de negocio nada sostenible, el llamado Fast Fashion.

Para ello han basado su modelo en dos cosas: la deslocalización continuada, yendo de país en país buscando el precio más barato, mayores exenciones fiscales, menores controles medioambientales y laborales. Y del otro, ropa con menor tiempo de vida útil, producciones cortas y plazos de entrega cada vez más cortos.

Esto tiene varias traducciones:

Para las personas consumidoras ropa de peor calidad, y más barata que te anima y obliga a renovar más rápidamente tu armario y crear una necesidad de estar continuamente a la última moda.

Para las personas que confeccionan la ropa: salarios de miseria, jornadas interminables, precariedad laboral, miedo, y enfermedades.

Para el medioambiente. Productos químicos sin control que se vierten a los ríos donde se confecciona y llega a nuestras casas a través de la ropa para luego volver a llegar a nuestros ríos y/o basureros.

No hace muchos años en Galicia miles de mujeres empezaban a trabajar a los 16 años en muchos pueblos para sacar adelante lo que luego se llamó la moda gallega. Ahora son millones de chicase incluso niñas de Marruecos, Bangladesh, China, que con 50, 60,70, 80, 200 euros al mes malviven intentando mantener a su familia, en condiciones inhumanas de trabajo.

Y esa ropa que se producía en Galicia ahora vuelve a nuestro armario a precios cada vez más baratos para tenerla dos o tres años en nuestro armario y luego la tiramos porque eso es imposible de reciclar o reutilizar.

Ante esta situación siempre surgen las preguntas: ¿existen alternativas?, ¿dónde puedo comprar ropa que tenga en cuenta criterios sociales, ambientales y de proximidad?

Moda etica Guia Amarante

Galicia Viste Consciente

Si existen alternativas. Pocas pero cada vez más. Diseñadoras y diseñadores, marcas, tiendas que creen en la necesidad de que otra forma de confección y consumo son posibles, que apuestan por la producción ecológica, por la recuperación de tejidos, por la reutilización, por la segunda mano, por el amor a la producción artesanal, en poner en valor nuestro entorno, que apuestan por producir localmente. En definitiva en ofrecer una producción sostenible para un consumo responsable.

En Galicia todas estas iniciativas se han unido para poner a disposición de las personas consumidoras ropa sabiendo quien y como se produce bajo criterios de eco­sostenibilidad, reducción del consumo energético, del agua, criterios éticos y producción local. Y para ello hemos creado la web “Mov3. Galicia viste consciente”.

En esta web podrás encontrar ropa para bebés, ropa intergeneracional, camisetas, sudaderas, ropa para chicas y chicos, denin, accesorios para niños y niñas, pero sobre todo, hecho con amor al detalle, al cuidado, de forma artesanal, con tejidos y tintes naturales, con telas ecológicas, con recuperación de los tejidos naturales. Y todas ellas en distintos puntos de Galicia, algunas incipientes y otras más consolidadas pero todas bajo el mismo paraguas.

MOV3.Galicia Viste Consciente es un espacio donde ir incorporando todos aquellos proyectos que creen que otra forma de producir y consumir es posible.

www.mov3.gal

@_Mov3_

Entrada actualizada. Original publicada en Julio de 2014

Campañas, Comercio justo, Consumo responsable, Empleo, Empresa, Incidencia, Inclusión, Medio ambiente, Organizaciones No Lucrativas, Responsabilidad Social Empresarial, Tercer Sector
Escrito por xosecuns 13 Comentarios
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net

La mujer del César: ¿Lucrarse con la pobreza?

11 de febrero de 2016 a las 1:20

No admitimos el lucro en la lucha contra la pobreza y la exclusión

¿Estará de acuerdo Trinidad Jiménez con esta exigencia de miles de oenegés de acción social o de cooperación al desarrollo? Seguro que si. ¿Lo defenderá cuando se incorpore a Telefónica, esta agencia de colocación de élites?

telefonica

Fuente: La Voz de Galicia

La verdad es que grandes empresas están ganando y por goleada a la labor de muchas organizaciones solidarias en España y por todo el mundo. No hay fronteras para el capitalismo de amiguetes que sustituye la libre competencia por las puertas giratorias, la inversión en paraísos fiscales para evitar tributar en España y el compadreo opaco entre grandes empresas y políticos en perjuicio de PYMES, personas y la propia democracia,

Con estas armas se están ganando infinidad de concursos públicos. A Coruña, por ejemplo, acaba de expedientar a una empresa de Florentino Pérez por desatender a personas dependientes. Es una exigencia unánime de las plataformas de oenegés la  implantación de cláusulas sociales en la contratación pública o conciertos sociales, reconociendo la experiencia y valores de las organizaciones no lucrativas y asegurando que trabajan y compiten en igualdad de condiciones.

Los intereses empresariales parece que también se están adueñando de la política de cooperación para el desarrollo. A veces bajo hermosos nombres como alianzas público privadas. Con multitud de ejemplos sobre todo en América Latina.

Para reflexionar sobre este tema, es un honor cederle el blog a Miquel Carrillo, Presidente de Ingeniería sin Fronteras y responsable de incidencia política en la red de ONGD Àgora Nord Sud

Gràçies Miquel!

Cooperacion empresas justicia

La mujer del César

Hace unos años andábamos por Managua investigando para llevar a cabo un documental sobre la historia de la Cruzada de Alfabetización. Como es lógico, las conversaciones con tanta gente que vivió la que quizás fuera la última revolución del siglo pasado, en su acepción clásica, no sólo nos llevó a evocar episodios tan inspiradores como aquel, sino también todas las circunstancias que envolvieron su colapso. En una de aquellas deliciosas charlas, Fernando Cardenal nos contó cómo el proyecto sandinista no se vino abajo tanto por la derrota electoral provocada por el desgaste de la guerra, sino por el desprestigio que generó la ‘piñata’.

tipos-de-plumaLa piñata es ese juego típico de los cumpleaños infantiles, muy centroamericano y mejicano, en el que un niño golpea una figura de cartón repleta de chucherías, que acaban en las manos de todos los que se ríen de sus palos de ciego hasta que finalmente acierta. Pues bien, nos relataba Fernando, en una reunión del Frente Sandinista en aquellos meses de ‘piñata’ postelectoral, en los que se repartió a escondidas y al tun-tun entre casi todos sus dirigentes las propiedades y activos nacionalizados durante la revolución, la ex-comandante guerrillera Dora María Téllez, harta de lo que era un secreto a voces, se levantó en medio del auditorio y espetó a todas aquellos compañeros que se estaban beneficiando de su posición privilegiada: “Yo no necesito ver cómo roban la gallina, me basta con ver las plumas que han quedado en el suelo para saber que se la han llevado“.

Tampoco nosotros necesitamos una investigación exhaustiva de las relaciones entre las grandes empresas con razón social en el Estado y los partidos políticos, para ver lo bien engrasadas que están las puertas giratorias en nuestro país. El último capítulo se está produciendo, a cámara lenta para no ser utilizado como arma política arrojadiza en las negociaciones para formar gobierno, a raíz del fichaje de Trinidad Jiménez, ex-ministra de Asuntos Exteriores y Cooperación con el último gobierno de Zapatero, por parte de Telefónica.

La influencia que estas grandes empresas tienen en la definición y puesta en marcha de las política públicas es más que evidente, las plumas las pueden encontrar a diario en todos los medios de comunicación. La cooperación al desarrollo no ha sido ajena a esa injerencia de un gran empresariado que no ha querido dejar pasar una sola oportunidad para expandirse por potenciales mercados, azuzados por una crisis de proporciones desconocidas.

Cooperacion empresas lucro alianza publico privadaInterpretando sesgadamente la necesidad identificada en los Objetivos del Milenio de realizar nuevas alianzas en el campo del desarrollo y de atraer nuevos actores, Exteriores ha metido a capón a empresas como la que dirige el señor Alierta, el BBVA, Santillana y otras tantas, construyendo un discurso teórico sobre la necesidad de contar con ellas para atraer tanto nuevos fondos como fórmulas mágicas para disolver el nudo gordiano de la exclusión y la pobreza.

Precisamente esas empresas constituyeron años atrás en Perú un programa, orquestado por la AECID, que ha sido utilizado hasta la saciedad como el ejemplo recurrente de que era posible contar con nuestros campeones del IBEX35 en la tarea de luchar contra la pobreza. Sin embargo, el mainstream que obligaba a contar sus bondades en público, se disolvía sistemáticamente al acabar la función con un par de cañas en el bar de al lado del elegante auditorio de turno, si conseguías tomártelas con quien de verdad había estado en terreno y conocía las prácticas e intereses de unas y otras.

cooperacion transnacionalesAfortunadamente cada vez va imponiéndose más la idea, también entre las ONG que se apuntaron a ese bombardeo, de que esas grandes corporaciones aportan mucho más a la causa pagando religiosamente sus impuestos en casa y no en cualquier paraíso fiscal, y no intentando convencernos de que conseguirán que el ánimo de lucro, por un instante, no guíe sus pasos.

Pero Roma no olvida los favores, hayan servido o no para algo. Uno más uno, dos. Usted nos ayuda con la internacionalización y nosotros le buscamos un retiro de oro para cuando deje la política, no se preocupe. Y si no fue así, todos merecemos el beneficio de la duda, hay que obrar con extremada precaución y no dar pie a la sospecha, en un escenario por el que ya han pasado antes muchos otros, utilizando cualquier artimaña legal para saltarse los filtros que los partido se han autoimpuesto en esta materia.

La mujer del César además de ser casta debe parecerlo, y la señora Jiménez, quien seguro cuenta con innumerables capacidades profesionales para buscar otros caminos debería reconsiderar convertirse en una mujer de (César) Alierta.

@MiquelCarr

Administración, Cláusulas sociales, Cooperación, Corrupción, Derechos humanos, Desigualdad, Empresa, Impuestos, Inclusión, Inversión social, Organizaciones No Lucrativas, Responsabilidad Social Empresarial, Riqueza, Servicios sociales, Tercer Sector, Transparencia
Escrito por xosecuns 1 Comentario
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net

Emprendimiento social: Qué es, qué no y cómo hacerlo viable

21 de abril de 2015 a las 21:53

¡Emprender, emprender! Una demanda de muchos responsables políticos que no lo han hecho en su vida, una fuente creciente de subvenciones y en demasiadas ocasiones un insulto a muchas personas empobrecidas a las que sólo se les da la opción de convertirse en emprendedores de la noche a la mañana para salir de su situación o sentirse culpables por no hacerlo.

Emprender, crear una empresa viable, es tan difícil como gratificante, y lo es mucho más cuando la motivación principal para hacerlo no es el beneficio económico sino el cambio social. Hace unas semanas ya les presenté (también a su Majestad) algunos ejemplos de economía al servicio de las personas.

Para la Fundación Skoll, un emprendedor social es un “lider probado cuyos enfoques y soluciones a los problemas sociales están ayudando a mejorar las vidas de incontables individuos desfavorecidos“. En la premiada Ashoka nos dicen que deben tener dos atributos: una idea innovadora que produzca un cambio social específico y una visión emprendedora para realizar sus proyectos.

Para entender lo que es y lo que no el emprendimiento social, les dejo con Raul Contreras, un referente en este campo desde Nittua, la plataforma para el cambio social. Raul, junto a Nuria González acaban de editar una completa y útil Guía para la realización de estudios de viabilidad de emprendimiento social (versión pdf y versión web)

Gracias Raul. Gracias Nuria

Emprendimiento social: Qué es y qué no

El emprendimiento social, resultado de la evolución de la sociedad donde el planeta y las personas recuperamos el espacio que nos corresponde, es una realidad naciente que sin embargo se hace vieja por el mal uso, e incluso corre el riesgo de ser denostada por la fagocitación de las palabras desposeídas de sus contenidos.

Ni el emprendimiento ni su carácter social han de ser patente de nadie, sino una invitación a crear nuevos valores que ordenen el sistema y vinculen el esfuerzo de la sociedad para alcanzar valores distintos al rendimiento del capital. El emprendimiento social es una invitación general a toda la sociedad, a quien va a emprender y a quien ya lo hizo, a quien trabaja en la Administración o al que lo hace en una empresa, a quien le preocupa especialmente la situación de las personas y a quien se centra en la protección del medio ambiente.

Cualquier actor social puede ser emprendedor social, aunque nunca lo será si previamente no existe una convicción desde la responsabilidad social de las personas, de cada una de las personas. Reconocemos el valor de esos pequeños emprendimientos personales que son la base de un cambio general y la condición necesaria para que se dé un emprendimiento social en un ámbito cualquiera como puede ser el empresarial, por ejemplo.

El abuso en el uso de las palabras las pone en riesgo de ser vaciadas de contenido después de que se haya generado la confusión y hasta el hartazgo. Parece como si cualquier emprendimiento que tenga que ver con educación, salud o servicios sociales, por el sólo contenido de su actividad, ya fueran emprendimiento social. ¿Sería una industria farmacéutica un emprendimiento social? Desde luego no cualquiera, sin embargo sus productos cuidan de la salud del mundo.

El ejemplo es claro y contundente como lo es que acompañar un duelo se hace desde que la vida tiene fin y nadie pensó que las funerarias fueran emprendimientos sociales. Cualquiera de estas actividades podría ser un emprendimiento social pero no por el servicio que presta ni por lo que produce exclusivamente. La confusión está servida y acabaremos viendo un aerogenerador y calificando a la empresa de social/medioambiental sin preguntarnos nada más. El resultado en el tiempo sería, de seguir este camino, la perdida de valor de estas palabras y el abandono del cambio social perseguido.

Cuando el tiempo pasa y los mercados cambian es cuando se evidencia aquel que realmente perseguía un cambio social y utilizaba para ello una herramienta, el emprendimiento social porque éste tendrá un comportamiento resiliente y cambiará su herramienta cuantas veces haga falta para alcanzar su objetivo de cambio social. Al otro no le importará abandonar su objetivo si no obtiene el rendimiento financiero que en un principio obtuvo o que esperaba conseguir.

El emprendimiento social no se crea con ánimo de perdidas, sin duda necesita apoyarse en una herramienta viable desde la perspectiva económico-financiera, pero sólo tiene sentido cuando persigue el cambio social.

Y llegados aquí retornamos a la invitación a todos los actores sociales para incluir estos valores en su actividad económica. Debemos preservar la integridad y el contenido real del emprendimiento social pero trabajando desde la empatía y la generosidad que facilite procesos de acercamiento de todos aquellos que un día iniciaron un emprendimiento y que no incluyeron los valores sociales y medioambientales en su destino. Sólo existe una sociedad, un planeta y es de todos.

Rentabilidad social, medioambiental y financiera

Hemos escrito una guía que quiere ayudar a construir de una forma coherente, honesta y diferencial un emprendimiento social. Se construye desde las diferencias con el modelo ortodoxo de estudio de viabilidad de un negocio, pues los elementos comunes, que existen, ya tenemos acceso a ellos en muchos documentos y servicios. La guía nos obliga a viajar por todas las partes de un estudio de viabilidad analizando la triple rentabilidad: social, medioambiental y financiera.

Además nos preocupa y nos ocupa cuidar cómo se hacen las cosas pues es tan importante como el propio objetivo que perseguimos. Por ello la buena gobernanza y la colaboración son condicionantes que establecemos en cada paso del estudio. El resultado de seguir este proceso, que además cambia el orden de un estudio de empresa ordinaria, es el rigor, la seriedad y el respeto al emprendimiento social.

Ponemos a vuestra disposición la guía “Viabilidad del emprendimiento social” convencidos de que es otro elemento más al servicio del necesario cambio social que nos lleve a un destino diferente: Un ecosistema económico integral e inclusivo. Algo que sólo conseguiremos entre todos.

@RaulhContreras

Núria González García

@nittua

Comercio justo, Empleo, Empresa, Formación, Heroes cotidianos, Inversión social, Responsabilidad Social Empresarial, Riqueza

Escrito por xosecuns 13 Comentarios
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net

¿Una economía al servicio de las personas? !Aquí la tiene, Majestad!

12 de enero de 2015 a las 1:19

Al servicio de las personas

Antes de Navidad escribí un pequeño artículo en La Voz en el marco de un recomendable reportaje de Gabriel Lemos sobre el empuje que está teniendo la economía social en Galicia, un refugio contra la crisis que ya factura 2400 millones y que incluye a 1238 cooperativas.

Aunque me había comprometido a publicarlo también aquí con todos los enlaces, se me olvidó… Hasta que en su discurso de Nochebuena Felipe VI pidió una economía al servicio de las personas. Como súbdito leal, y convencido de que entre estas personas no se encuentra su hermana, obedezco.

No me cuesta hacerlo. Es ilusionante descubrir cada día propuestas ingeniosas y viables que crean riqueza respetando a personas y derechos sociales. Hace un año les presentaba Alternativas gallegas para otra economia (tienen una versión más amplia en la revista Encrucillada). Hoy les dejo bastantes más para que disfruten descubriéndolas.

Contra el capitalismo de amiguetes: Empresas al servicio de las personas

Podemos seguir maldiciendo y luchando contra la oscuridad, pero estamos obligados a encender velas

Este parece ser el lema de la economía social y solidaria.

Empresas impulsadas por emprendedores o oenegés orientadas al mercado, rentables y buscando asegurar su eficiencia y viabilidad sin subvenciones y huyendo del capitalismo de amiguetes. Con un fin más cercano al desarrollo colectivo e individual de las personas que al lucro. Iniciativas innovadoras que desbordan el concepto de Responsabilidad Social Corporativa al comprometerse desde su creación con principios como la equidad, el trabajo entendido como desarrollo de capacidades, la sostenibilidad ambiental o el desarrollo de su entorno.

www.mecambio.net

Abarcan prácticamente todos los sectores. Les dejo una pequeña lista y prometo ampliarla con las que me sugieran en sus comentarios:

Incluso en breve abrirá en Compostela el cine NUMAX.

En 2011 había en España 260 empresas articuladas en la Red de Redes de Economía Social y Solidaria (REAS), facturando 218 millones de euros y dando trabajo a casi seis mil personas. Les recomiendo su web (economiasolidaria.org), suscríbanse al boletín y disfruten.

Todas con una filosofía de cooperación y trabajo en red, tratando de crear en cada territorio mercados y hasta monedas sociales, procurando ampliar la oferta de productos y servicios y visibilizarla mejor. La propia REAS Galicia, la prometedora Rede SAL de cooperativas sin ánimo de lucro o las landras, la moneda social que tenemos en Compostela, son buenos ejemplos.

Un cambio de época apenas iniciado que se relaciona con fenómenos como el consumo o la economía colaborativa. Favorecido sin duda por las posibilidades de las redes sociales y su facilidad para contactar con consumidores que están descubriendo su derecho y su poder para decidir que con su dinero pueden escoger una economía al servicio de los derechos humanos. Incluso desde hace unos días tienen la Consumpedia para resolver dudas.

Al fin y al cabo, es uno de los lemas del consumo responsable (no dejen de visitar konsumoresponsable.coop): Esos mercados y grandes empresas que parecen tan inaccesibles e intocables, al final dependen de si decidimos comprar o no.

Más información:

Alternativas de Economía Solidaria

Arkipélagos: Mapa de Alternativas na Galiza.

Konsumo Responsable: Ya hay un mercado social en su Comunidad.

REAS: Red de redes de economía alternativa y Solidaria.

Alternativas (¡muchas!) para una economía al servicio de las personas.

La unión hace la fuerza: construyendo un mercado social

CIRIEC España. Centro Internacional de Investigación e Información sobre la Economía Pública, Social y Cooperativa

El salmón contracorriente. 11+1 iniciativas de economía social que nos deja el 2014

Nittua. Plataforma para el cambio y la innovación social

Moda sostenible. SlowFashionSpain

Imagen de previsualización de YouTube

Consumo crítico y responsable

El poder de nuestro carro de la compra: el consumo como acto político

Carro de combate. ¡Consumir es un acto político!

Non consumas responsablemente!! Non o fagas…. non o fagas… Coordinadora Galega de ONG para o Desenvolvemento

33 alternativas para vivir de otra manera. Alternativas Económicas

¡Mentira podrida!. Veterinarios Sin Fronteras.

Imagen de previsualización de YouTube

Economía colaborativa

Compartir mola. La revolución colaborativa.

Consumo colaborativo y multinacionales (resumen, el informe completo en la -recomendable- Revista Opciones)

Me cambio. Hay alternativas

Imagen de previsualización de YouTube

@xosecuns

Bancos, Comercio justo, Consumo responsable, Desarrollo rural, Empleo, Empresa, Inclusión, Medio ambiente, Organizaciones No Lucrativas, Responsabilidad Social Empresarial, Riqueza
Escrito por xosecuns 11 Comentarios
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net

Contra la corrupción: ¿Quién cobra la obra?

28 de octubre de 2014 a las 15:24

Foto: Xosé Cuns

Pensaba comenzar este artículo con la casualidad de publicarlo tras estallar el último caso de corrupción politica, la Operación Púnica.  La verdad es que da igual el día en que se publique, siempre habrá algo con lo que indignarnos. En la última semana, así de memoria,  las tarjetas de Bankia, el premio al anterior alcalde de mi castigada ciudad en forma de delegado en Galicia de la empresa pública Tragsa (con más sueldo que como alcalde, pocos insultos caben más a las miles de personas decentes con las que convivo) o la aún apenas destapada trama de subvenciones de formación en la Consellería de Traballo de la Xunta de Galicia.

Les repito la pregunta de hace unas semanas ¿Democracia con transparencia o desigualdad y corrupción?. No se puede afrontar honestamente la lucha contra la pobreza sin encarcelar a los ladrones, sinplantearse como luchar contra la ciénaga de corrupción en la que vivimos y los 40.000 millones que nos cuesta al año.

Pero este es un blog en positivo. Y en este tema de la lucha por la transparencia hay buenas noticias desde la Fundación Civio y puede haber más si se animan como yo a financiar el proyecto ¿Quién cobra la obra? que hoy les presenta Javier de Vega, uno de sus integrantes. Otro de ellos, Cristina Moreno presentó hace unos días en Galicia el trabajo que realizan por la transparencia, reconociendo quela contratación pública es un gran agujero negro, no hay información sistematizada

Hace un año Javier les presentaba otro de los proyectos de Civio, ¿Quién manda? . Gracias a este proyecto, financiado también mediante crowdfunding, podemos conocer bastante mejor las telas de araña del poder en las que crece la corrupción, como las de don Francisco.

Gracias Javier

¿Por qué deberíamos vigilar entre todos los contratos de obra pública?

Tal vez no resida usted de la comunidad autónoma de Aragón, pero quizá haya leído estos días en los medios sobre el caso de corrupción urbanística del Zaragoza Plaza. En pocas palabras, se trata de una adjudicación a dedo a una importante constructora para levantar una plataforma logística. La UDEF está investigando un pufo millonario, con más de 94 millones sin justificar, urdido por vías que seguro que le suenan: cobro de trabajos no realizados, sobreprecios sobre obras sí realizadas, certificaciones fraudulentas y facturas falsas para cargar gastos inexistentes. Si este caso le resulta ajeno, seguro que hay otro similar muy cerca de su casa.

El del Zaragoza Plaza es un caso reciente y representativo de las extracción de recursos públicos debido a al fallo de todos los mecanismos de control que pesan sobre los procesos de contratación pública. Y en particular, sobre los contratos de obra civil, la parte más golosa de eso que para algunos parece haber sido todo un pastel durante los años de la burbuja y el ladrillo. Mecanismos que fallan, prácticas opacas…

Aclaremos una cosa: no todas las prácticas opacas que rodean a la contratación de obra civil tienen por qué ser prácticas corruptas. No todas las conductas opacas sirven para ocultar un hecho ilegal, pero limitan la capacidad vigilante de cualquier ciudadano concienciado sobre la gestión de lo público.

De acuerdo, ¿pero por qué querríamos usted o yo auditar la contratación de obra pública?

En primer lugar, porque el dinero de la obra pública es de todos, y tenemos derecho a saber a quién estamos contratando. Sí, deberíamos poner nombre, y siempre con datos fiables, a las personas y empresas que más se han beneficiado de estas adjudicaciones y conocer mejor sus vínculos con lo público. Al fin y al cabo, no contaremos con una panorámica amplia del problema si no investigamos tanto del adjudicador como del adjudicatario.

En segundo lugar, porque la ley tiene goteras: exige neutralidad y transparencia en los pliegos administrativos de los procesos de contratación, pero es necesario comprobar si estas dos condiciones se respetan. De hecho, también prohíbe expresamente trocear contratos para eludir las obligaciones de publicidad o del procedimiento de adjudicación, y basta bucear en las hemerotecas para encontrar numerosos ejemplos de obras edificadas “a cachitos”. El Zaragoza Plaza pone de manifiesto la existencia de sobrecostes y de gastos inexistentes, pese a que la ley no permite ampliar el coste de una obra a mitad de la edificación si esa variación no responde a los objetivos iniciales de la infraestructura.

Lo grave radica en que, pese a todas estas vulnerabilidades de control, los ciudadanos aún no tenemos acceso a información clave sobre estas adjudicaciones, que sí tiene cualquiera en países como Reino Unido. Se trata de información consolidada, verificable, abierta y reutilizable tan básica como los precios de adjudicación, las fechas de ejecución y la trazabilidad de todos los cambios importantes, cuál es la administración pública que paga la obra, los nuevos costes de ejecución (de haberlos) y, lo más importante, qué empresa se llevó el contrato.

Arrojar luz sobre la obra pública y promover medidas de transparencia no va a acabar de un plumazo la corrupción, pero sí va a hacer posible una vigilancia más precisa y fundamentada por parte de los ciudadanos. Y sólo por eso ya merece la pena.

Por eso, desde la Fundación Ciudadana Civio (que ya hemos escarbado anteriormente en múltiples fuentes de información para investigar los indultos, los vínculos entre los poderosos, la distribución del gasto público, las leyes, decretos y nombramientos que aparecen en el BOE y otras lagunas informativas) queremos investigar en 2015 estos contratos de obra civil.

¿Quién cobra la obra?

Esta iniciativa consiste, lo primero, en extraer del BOE por medios informáticos todos estos datos relevantes y armonizados (para estas grandes adjudicaciones, el BOE presenta más y mejor información normalizada que el Portal de Contratación del Estado). Con ellos queremos crear una base de datos pública y reutilizable para cualquier ciudadano, empresa, colectivo u organización. Una vez extraída la información, la analizaremos para encontrar ejemplos de prácticas poco transparentes en este terreno. Y, como ya nos estamos familiarizando con la Ley de Contratos del Sector Público, una de las complejas a las que nos hemos enfrentado, elaboraremos recursos y materiales didácticos para explicar en negro sobre blanco las normas escritas y no escritas de la contratación pública.

Para hacer realidad ¿Quién cobra la obra? hemos iniciado una campaña de micro-financiación colectiva que ya ha recibido el apoyo de 145 personas en apenas 21 días. Estamos al principio de la senda, y ésta debe llevarnos a tener todos los datos importantes de los grandes contratistas de obras públicas, ordenados, estructurados e investigados a lo largo de 2015. Si el proyecto prospera, será la primera pieza de una gran radiografía de la contratación pública. Al BOE sumaremos el BORME y todos los portales de contratación locales y autonómicos. Y de la obra civil pasaremos a otros sectores.

Es una causa ambiciosa. De momento, abordamos con ilusión el primer paso. Si desea ampliar información, o intentar ayudarnos a que se convierta en realidad, por favor visite la campaña. ¿Quién cobra la obra? De momento, lo qué si sabemos es que la pagamos todos.

@civio

Imagen de previsualización de YouTube Administración, Campañas, Captación, Corrupción, Desigualdad, Exclusión, Heroes cotidianos, Organizaciones No Lucrativas, Participación, Pobreza, Responsabilidad Social Empresarial, Riqueza, Tercer Sector, Transparencia
Escrito por xosecuns 1 Comentario
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net