La Voz de Galicia lavozdegalicia.es - blogs | Inmobiliaria | Empleo | Mercadillo

Cuando de afamado periodista… nada

Escrito por Manuel Guisande
25 de septiembre de 2009 a las 12:27h

Cuando uno empieza a trabajar en un periódico y publica su primer artículo o un reportaje cree que, más o menos, lo escrito tiene tanta importancia como El Quijote. Bueno, tanta no, pero más o menos. Bueno, la verdad, ninguna.

El caso es que esa ilusión de «afamado periodista» se desvanece cuando, por ejemplo, un día vas paseando por una calle y en una tienda que está en reformas ves tu artículo pegado en la cristalera del escaparate que está tapado con periódicos. Entonces comienzas a asumir que de insigne literato nada y que más bien (y ahí sí que aciertas), eres un plumillas colgado como muchos que hay en el globo terráqueo.

Para eso más o menos estás preparado, aunque sufras un cierto impacto emocional; pero para lo que no estás es para, como le sucedió a mi amigo Federico Cocho; que le envuelvan en una tienda una coliflor en una página de periódico con su firma. Para esto, que es difícil, no lo estás, pero mentiría; pues para esto incluso estás, hombre, pero para lo que no (y te puedo asegurar que no), es para lo que le sucedió a quien esto escribe, que antes se llamaba Manuel Guisande y ahora es manuel.guisande@lavoz.es.

Iba tranquilamente paseando por la calle Juan Canalejo de A Coruña cuando a la altura de la calle Sol repentinamente mi vientre tocó arrebato para ir de forma perentoria al cuarto de baño. Cuan estratega militar oteé el horizonte y en cuanto vi una tasca (años ochenta) allí me metí.

Nada más entrar pedí un café y con paso firme fui directo a los lavabos. Puse los pies en el artilugio de pedales, que así eran de modernas las tascas y, tras finalizar la faena, busqué el rollo de papel higiénico. No hizo falta. Frente a mí había varias hojas de periódico colgadas de una alcayata. Tiré de ella y lo primero que leí fue: «La Coruña. Redacción. Por Manuel Guisande». Y como «afamado periodista» pensé: «Más vale malo conocido que bueno por conocer». Y entonces, aquél escrito que había emanado de mi intelecto, cosas de la vida, quiso hacer un soez intento de regreso; que yo sepa no lo consiguió.

PD.- Y NO ME DIGAS QUE NO, QUE SEGURO QUE ALGO TE SUCEDIÓ ¿CUÉNTANOS?

Etiquetas: , , , , , , , ,

36 respuestas a “Cuando de afamado periodista… nada”

  1. Virtu dice:

    En la era digital eso jamás te hubiera pasado.
    Pero si te sirve de consuelo, aquello era una simple copia…el original se quedó contigo.. 😀
    Bicos.

    [Responder]

    Manuel Guisande Reply:

    Hola Virtu: Sí, una copia…. pero qué copia y justo a mí. Y cuando empiezas…. pues un “trauma” Lo que es increíble es que me ocurriera porque ¿cuántas posibilidades hay en lña vida que te ocurra esto? ¿Una entre mil millones? Más

    [Responder]

  2. carmen dice:

    ¡¡¡QUE BUENOOO!!! Ese si que es un gran ejercicio de humildad,o crees que lo mismo la ha pasado a multitud de engreidosss Am igo Guisande;¡¡¡LA VIDA!!! te las da ¡¡¡VERDISIMas !!!.
    saludos.
    Tu amiga díscola.

    [Responder]

    Manuel Guisande Reply:

    Hola Carmen: La verdad que personalmente no necesitaba pasar esa prueba, no precisamente del algodón. Piensa que a los árabes los echó el Cid y su gesta se estudia en poco más de 5 líneas, ahora imagínate tú un simple periodista…. pero siempre hay gente muy engreída que se considera imprescindible, no deben saber que hay cementerios y que todo sigue igual o mejor sin ellos, supongo. Un saludo y gracias por tu comentario.

    [Responder]

  3. isabelita dice:

    Hombre Manuel, esto es bueniiiiiiisimo! Solo puedo reirme; no puedo decir nada. Bueno, sí, que de alguna manera estabas muy implicado, ya de aquellas, con el reciclaje y, quieras ó no, siempre puede haber quién aproveche la ocasión para echar un vistazo a tu artículo. Si pasase hoy, con la crisis que hay, hasta sería un buena forma de llegar al pueblo llano.

    Jo, cuéntanos mas cosas, que es muy divertido!

    [Responder]

    Manuel Guisande Reply:

    Hola Isabelita: Ya me dirás por dónde estuviste que hace tiempo que no sé nada de ti, ni yo ni el resto de los bloglectores. Pues ya ves lo que son las casualidades; pero claro, teniendo en cuenta que durante más de 14 años trabajabé en la sección de local y me pateaba la calle día tras día, algunas cosas raras tenían que ocurrime; pero la del cuarto de baño…. eso fue mucho. Un beso

    [Responder]

  4. XoseAntón dice:

    Creo que si pudiésemos recordar lo que pensamos al dar nuestros primeros pasos, no sería muy distinto de: “prepárate mundo, que ahí voy…”, y no muy lejos de allí, ¡ah!, el cansancio. Con el tiempo, además de nuestros límites, también comprendemos que es una suerte que la inmensidad nos rodee y supere hasta nuestra imaginación.

    La grandeza de unos pocos afortunados tiene forma de sonrisa, aunque sea escatológica y de uno mismo; -supongo-. 🙂

    [Responder]

    Manuel Guisande Reply:

    Hola Xosé Antón: Como creo que como eres nuevo en esta zona del Ciberespacio, bienvenido. La verdad que siempre he tenido una sensación en la vida de que somos muy poca cosa. Es como el principio del libro del mar que dice: “Señor, el mar están grande y mi barco tan pequeño…” Lo del cuarto de baño confirma ese sentimiento, estamos de paso, pero la vida es una pasada. Reirse de una mismo Xosé, es el principio de la felicidad. Un abrazo y bienvenido.

    [Responder]

  5. Antón dice:

    Hola Don Manuel.

    ¡Leerías de nuevo el artículo en cuestión, no te gustó y quisiste darle otro enfoque! ¡Y vaya si se lo diste!

    No te apenes que cada noche las rotativas imprimen unos cuantos miles de artículos de cada uno de los periodistas que como tú escriben a diario y como el papel prensa no es de muy buena calidad, se de que hablo, la mayoría de ellos caducan antes que la leche fresca, lo siento pero es la cruda realidad y tú lo sabes.

    Me hiciste reír, como siempre, ¡gracias!

    [Responder]

    Manuel Guisande Reply:

    Hola Antón: Pues la verdad que con solo leer “La Coruña Redacción. Por Manuel Guisande” fue tal el impacto que no me acordé de más. Lo que sí recuerdo es que era una última página o por lo menos tengo esa idea lejana. Desde luego que sí, que le dí un enfoque nuevo, pero que muy novedoso en el periodismo español, diría que casi único, vamos un pionero en un cuartito de un metro por un metro cuadrado, que eso también tiene su mérito. Superar esto es difícil, bueno queda una oportunidad más y me retiro. Una situación límite, otra tasca o vete a saber tú donde, y una hoja de la guía telefónica con mi número, si me sucede te aviso, pero para entonces estaría trabajando en un circo o en un programa de situaciones paranormales con Iker Jiménez. Un fuerte abrazo gracias por leerme y no pierdas la sonrisa.

    [Responder]

  6. Jesús M. dice:

    Es una anécdota pero que demuestra lo efímero de nuestro trabajo y el poco valor que se le da. Muchas veces escribimos para que nos lean los políticos, empresarios y ‘poderosos’ y los propios periodistas. La sociedad no se identifica muchas veces con lo que escribimos.

    [Responder]

    Manuel Guisande Reply:

    Hola Jesús: Bienvenido al blog; pero hombre D. Jesús, no seas tan trascendente, que ese no es el punto. A lo mejor ese reportaje lo leyeron en esa tasca 100 personas en el día y el dueño, porque era un tacaño y por ahorrar y no comprar un rollo de papel higiénico… pues puso el periódico en el cuarto de baño. Es como cuando cae agua en el bar y allá ponen papel de periódico para secar, eso no significa que no se leyera antes. Y menos mal que escribimos sobre papel, que si fuera sobre plástico…. no lo quiero ni pensar, a la UCI directo. Jesús, Bienvenido y un fuerte abrazo porque deduzco que eres un colega de profesión. Gracias por tu comentario.

    [Responder]

  7. Jesús M. dice:

    Deduces bien. Muchas gracias por la bienvenida. Sigo desde hace tiempo el blog (lo tengo entre los favoritos).

    [Responder]

    Manuel Guisande Reply:

    Hola Jesús: Hombre, pues muchas gracias Jesús, espero verte más por aquí y yo pasaré por el tuyo. Un fuerte abrazo colega.

    [Responder]

  8. Beatriz dice:

    Casualidades que tiene la vida, Mr G. Pero es que tu forma de contarlas…….jajaja.
    Un saludo.

    [Responder]

    Manuel Guisande Reply:

    Hola Beatriz: Sí, casualidades sí, pero tantas y tan fuertes… pues gracias porque consideres que tenga una cierto punto para contar las cosas. Un beso

    [Responder]

  9. PMM dice:

    Guisande, lo tuyo es mucho, pero lo más gracioso de todo es que en un momento como ese hasta diera tiempo a leer.

    [Responder]

    Manuel Guisande Reply:

    Hola PMM: Es que tantos años haciendo información local y hablando cada día con un mínimo de 20 personas dan mucho de sí. Es que como había escrito la página y la había visto con sus fotos antes de publicarse, en cuanto la vi pensé “me suena” (no sé de que día era) e inmediatamente mi vista fue para la firma. Y claro, vi lo que vi. Un beso

    [Responder]

  10. Javier Santalices dice:

    Hola Guisande:

    La verdad es que a mi no me sucedió nada de eso por ahora, pero porque jamás pubbliqué nada. Bueno sí, un poema este verano en un libro que no tengo, a través de un concurso del cual lo seleccionaron como semifinalista, pero nada más. Y con lo que vale ese libro (motivo por el cual no lo tengo) no creo que acabe sirviendo de papel higiénico a nadie, o eso espero…

    De todas formas si algún día tengo la oportunidad de publicar algo en un periódico es muy posible que acabe en cualquier escaparate o lo que sea. Pero amigo, no te lo tomes como algo personal, las personas que no utilizan el periódico para leer, lo utilizan sin ton ni son, no saben qué hay en cada hoja…

    De paso, te invito a que visites mi web y leas lo que hay por ahí si te apetece 😉 http://javiersantalices.ash.com/

    Un fuerte abrazo Guisande!!

    [Responder]

    Manuel Guisande Reply:

    Hola Javier: pues ya verás si algún día aparece publicado tu poema… ojalá que sí, pero a ver dónde y cómo te lo encuentras. Visitaré tu web y animo a los blolectores a que lo hagan también, que aquí hay otros colegas con blog que son interesantes. Un abrazo

    [Responder]

  11. (ex) becaria dice:

    Hola Guisande!!! antes de nada enhorabuena por el artículo porque es buenisimo!!
    debido a mi escaso tiempo en el mundo laboral aun no tengo este tipo de hazañas, pero me imagino que, dedicándonos a lo q nos dedicamos, algo similar me ocurrirá.
    un saludo desde la capital. hablamos 🙂

    [Responder]

    Manuel Guisande Reply:

    Hola ex becaria: Colega Ana Romero cuando te encuentres a imbécil de esos que dan clase de Periodimos (Todos. Y una carrea absurda porque es un oificio) le dices (cuando apruebes, que van de héroes) “papón lllama Guisande”, que menos teoría y más práctica; pero que si no conozco yo de sobra a esos jetas… bueno, de sobra. Unos caras. Pero no te olvides de los títulos,centrados; los ladillos, tres palabras, que no coincidan con el pie de foto…. sabes donde estoy para lo que quieras y siento si no pude enseñarte más. Un beso, siempre, y sé buena

    [Responder]

  12. Javier dice:

    No hizo falta nadie para bajarte a la Tierra.
    El otro día conocí a un periodista de los de antes (de prensa escrita) y me quedé con la boca abierta, era un contador de historias.

    [Responder]

    Manuel Guisande Reply:

    Hola Javier: No, si en la Tierra ya estaba, lo del cuarto de baño lo que hizo fue llevarme al abismo total. Es normal que te hayas quedado con la boca abierta porque mira que he visto cosas y, a veces, yo también me quedo asombrado…. qué me vas a decir. Oye, bienvenido al blog y espero verte más por aquí. Un abrazo Javier.

    [Responder]

  13. Paco Penas dice:

    Así no hay quien duerma, empiezo a leer post como el tuyo y ya ni me acuerdo de las niñas góticas de Zapatero.
    Posiblemente, si a los periódicos contaran con más secciones como las tuyas, ganarían en adeptos. A la gente de la calle, cada día nos interesa menos la crónica bursátil y más la filosofía del pueblo.
    Un saludo desde el Sur de Tenerife.

    [Responder]

    Manuel Guisande Reply:

    Hola Paco: Bienvenido al blog y a las niñas góticas de Zapatero menos mal que les taparon la cara, que si no… no entramos en el G20 ni en el GTI 1.300 inyección. Dios que fauna. Un fuerte abrazo. Estamos en contacto y sí, hombre duerme, que mañana escribo uno malo. Un abrazo amigo

    [Responder]

  14. emma dice:

    jo que risa 🙂
    mira, en mi familia , de siempre, que ya lo hacía mi abuelo, los periódicos , aparte de leerlos, recortar artículos y esas cosas, siempre tuvieron múlti`les usos: desde la cuadra, limpiar cristales, al retrete de abajo etc.
    Pues yo ahora igualico , aunque compro pocos con esto de la internet ( y por no envenenerarme al leerlos) se los doy a una compa pa las gallinas, perros y demás fauna.
    Y me parece que mi santa madre hace lo mismo…la duda me queda si pienso. ¿y qué será de ese papel , con el adorno escatolçogico?
    un abrazo.

    [Responder]

    Manuel Guisande Reply:

    Hola Emma: La verdad que los periódico dan mucho de sí. Ya sabes ese dicho en la profesión que dice que los periódicos lo aguantan todo… ellos (los diarios ) sí, y nosotros, por lo que ves, también. Si un buen periódico da para mucho o no te acuerdas de los sombreritos que se hacían para el verano…. Un beso

    [Responder]

  15. Javier dice:

    Por cierto, el periodista del que te hablaba es Santiago Castelo (subdirector de ABC). Lo conocí en la presentación de la hemeroteca de ABC.

    Un saludo

    [Responder]

    Manuel Guisande Reply:

    Hola Javier: pues no lo conozco, pero si era un periodista de los de antes seguro que te contó cosas increíbles porque antes salías a las cuatro de la mañana del periódico y era un mundo lo que veías y oías. Un abrazo

    [Responder]

  16. Antón dice:

    Y tanto da de sí que si buscas en internet puedes encontrar todas y estas mas utilidades:

    USOS DOMÉSTICOS:
    Madurar Fruta.
    Recoger la basura.
    Limpiar los cristales.
    Para la pata de una mesa coja.
    Envolver la vajilla en el traslado.
    Para la jaula del pájaro.
    Recoger las heces del perro.
    Cubrir los muebles y el suelo antes de pintar.
    En el garaje si el coche tira aceite.
    Matar moscas.
    Encender fuego.
    En la crisis que estamos viviendo: ….como papel higiénico.

    USOS EDUCATIVOS:
    Castigar al perro.
    Recortar letras y fotos para las tareas de los niñoos.
    Hacer barcos de papel.

    USOS COMERCIALES:
    Ensanchar zapatos.
    Rellenar los bolsos para que conserven su forma.
    Envolver la carne.
    Envolver clavos en la ferretería.
    Hacer un sombrero de pintor.
    Enmascarar los coches en el chapista para pintar.
    Dar trabajo a periodistas.
    Envolver flores.
    Cortar patrones de sastres y costureras.

    USOS FESTIVOS:
    Para encender barbacoas.
    Rellenar los regalos del amigo invisible.
    Para papel picado en el estadio.

    OTROS USOS:
    Para que los extorsionistas usen sus letras en las cartas.
    Hacer bolitas y pegarles a los compañeros de clase.
    Forrar cuadernos.
    Con huecos a la altura de los ojos para esconder a los espías.
    Para que “los malos” escondan el revólver en las películas.
    Para subir el ego de políticos, deportistas y demás fauna que en ellos sale.
    AH…….Y PARA ENTERARSE DE LAS NOTICIAS!!!!

    [Responder]

    Manuel Guisande Reply:

    hola Antón: Y para leer también ¿da algo más que un periódico? pues no

    [Responder]

  17. Antón dice:

    También y últimamente con el puedes conseguir vajillas, cristalerías, cuberterías, anillos, gafas, etc.

    Ah… y trabajo para los que, como algunos que yo conozco, y tú también, dedican sus noches a manejar las rotativas, expedición y distribución que hacen posible que cada mañana podamos comprar esos gramos de papel impreso con noticias que podemos leer y luego darle las utilidades antes descritas y algunas mas.

    Lo mismo que los periodistas de antes abundan menos, mucho me temo que las grandes máquinas que cada noche escupen periódicos por las plegadoras terminaran como objetos de museo y la profesión de impresor como algo del pasado. Si esto llega, que llegará, ya no podrás encontrar tu artículo colgado en el escusado de un bar…

    Saludos y buenas noches.

    [Responder]

    Manuel Guisande Reply:

    Hola Antón: Esperemos que la tecnología no destroce esta profesión tan bonita en todos los apectos. Un abrazo

    [Responder]

  18. carlos dice:

    Hola Jisande, cuando tengo insomnio leo tu blog. No quiero decir que me duerma, al contrario, me espabila mucho porque me hace pasar un rato muy divertido.

    Esa anecdota ya te la habia oido, pero es realmente buena, una leccion de humildad en un momento escatológico que, ya de por sí, se presta a la lectura reposada y a la reflesió sobre temas profundos (la mejor prueba de ello es que en esa situación tendemos instintivamente a leer lo que tengamos a mano, y si no tenemos nada mejor, acabamo leyendo hasta las etiquetas de los botes de gel). Así que el periodico cumplía una doble función muy útil. El del bar estaba en todo…

    He visto que aunque has invitado a los blogueros a contar anécdotas parecidas, ninguno hemos sido capaces, quizas porque esas casualidades no suelen ocurrirle a nadie o quizás porque sólo te pasan a ti. Hay quien sostiene con gran convencimiento, aunque sin ningun argumento sólido, que las casualidades no existen y que todo tiene un por qué. Habría que analizar cuál fue la finalidad de ese incidente, más allá de servir de tema de conversación a estas horas casi inconstitucionales.

    Espero que la historia no se haya vuelto a repetir y que la tardanza en enviarme los papeles pendientes no se deba a … xa me entendes…

    [Responder]

    Manuel Guisande Reply:

    Hoa Carlos: Qué alegría recibir noticias tuyas. Mira contra el insomnio, te tomas unas pastilla y duermes. Decía Vallejo Nágera, al que conocí, que si en España se deja de tomar traqulizantes, no se despierta nadie al día siguiente. El 90% de la gente que conozco está empastillada; pero eso no es malo, lo importante es tenere calidad de vida. Claro que hay los naturalistas que… pues si quieren, por mí pueden venir aquí a pastar a ver si encuentras una florecilla y se quedan grogis. Sí, me acabas de recordar lo del bote de gel, que voy a contar una cosa sobre eso. ¿Sabes lo que pasa? Yo no sé porqué, te lo juro, pero tengo una facilidad para que me ocurran cosas que la verdad no es normal. La última fue hace unas semanas, Un compañero del periódico, Pablo Manzano, un diseñador genial, le encanta pesaca. Bien, pues suelo acompañarle a comprar cebo el lado del periódico, Así estuve como cuatro meses (y sigo) Un día que era viernes, le digo: “Pues este fin de semnana te harás una barbacoa buena” Ni me miró y como lo más normal me dice: “A mí no me gsuta el pescado”. Los papeles van en marcha. Un fuerte abrazo.

    [Responder]

Deja tu comentario