Yo, yo y sólo yo

España

Con 67 años dio a luz el pasado 29 de diciembre a unos mellizos tras someterse a una costosa fecundación in vitro en la clínica Pacific Fertility Center de Los Ángeles (EEUU) que pagó con la venta de su casa. Tal fue su obsesión por tener hijos que mintió sobre su edad, pues el límite para hacer estas virguerías está en 55 años. De ahí la indignación de su médico, Vicken Sahakian, que declaró sentirse «engañado» por la paciente. Su hazaña de convertirse en la madre más vieja del mundo la vendió a modo de exclusiva al diario sensacionalista británico News of the World. Se llama Carmela Bousadas, es natural de Cádiz y ahora busca un marido joven para que cuide de sus hijos Pau y Christian. A buenas horas se acuerda de ello. Su tremendo egoísmo le lleva a decir que «todas las mujeres deberían ser madres en el momento adecuado», saltándose un dato que es escandaloso, se mire como se mire: cuando sus hijos tengan 18 años ella tendrá ¡85 años! (si es que está).

Para esta ex empleada de unos grandes almacenes impera su autoestima sobre la de sus hijos. Es más importante su confort mental que el de sus hijos, que ya nacen cojos de padre y con una madre que de aquí en unos años no podrá ni llevarlos de excursión. Duro es lo que pongo, pero más duro será el incierto futuro que les depara a estos dos bebés.

Actualización
Migramundo :: Ángeles sin custodia


8 comentarios

  1. Que tristeza… de verdad… pobres pequeños… y que indignación… de tanto egoismo…

    [Reply]

  2. No sé qué me parece más escandaloso, si el hecho de que la madre haya mentido sobre su edad o que en el centro médico no se hayan tomado la molestia de comprobarlo solicitándole documentos de identificación.Ahora resulta que va a ser más fácil que te inseminen que echar gasolina y pagar con tarjeta.

    [Reply]

  3. Me parece increible que una mujer pueda tener el egoismo de, tan solo para ser recordada como la mujer mas vieja que parió, hacer y mentir como lo ha hecho a todo el mundo. Lo bueno del caso es que los pobres chavales van a pagar los platos rotos de esto.Sin lugar a dudas espero que les salga un buen padre que los quiera cuidar, y los quiera de verdad (pongo en duda el amor de madre que puede tener esta persona).Tambien tengo que decir que es patetico que un hospital como ese no pida documentación a una persona que se quiere hacer una inseminacion artificial. Te tienes que documentar e identificar para entrar a una discoteca, y para tener dos niños no. Apaga y vamonos. Encuentra el piso que buscas en oktomanota.com, tu portal inmobiliario.

    [Reply]

  4. Alucinante. E increible que en toooodos y cada uno de los debates televisivos que se ven estos días de lo que menos se hable sea de esos dos niños que mañana mismo se podrían quedar huérfanos y se den vueltas y vueltas al derecho de la madre a decidir el momento. Y yo que pensaba que la maternidad era el único y último gesto altruista que nos quedaba…

    [Reply]

  5. Me consuela leer tanta unanimidad. El caso de esta señora se las trae, porque quizá obligue a modificar parte del protocolo para conseguir una fecundación in vitro.Saludos digitales

    [Reply]

  6. Yo no entro a juzgar si una madre debe tener o no hijos a los 67 años. No me siento con la suficiente autoridad moral. Sólo algunos apuntes: 1 – Las palabras de la protagonista: “People are entitled to their opinions, but they shouldn’t judge me”2 – Ese mismo médico había tratado antes a una mujer de 62 años. http://www.elperiodicoextremadura.com/noticias/noticia.asp?pkid=2831433 – “La Ley Española no fija límite de edad para someterse a la fecundación in vitro”: http://www.elcorreodigital.com/alava/prensa/20070130/portada_ala/espanola-fija-limite-edad_20070130.html

    [Reply]

  7. Pues por muchas dificultades que puedan tener estos chicos, al fin y al cabo tienen una vida por delante por disfrutar. Metiéndome en la piel de los chavales, prefiero vivir que no haber nacido. Y puestos a buscar cosas positivas, viendo como se las gasta la madre, pues poco tiempo van a tener que aguantarla.

    [Reply]

  8. Hola. Yo también pensé en los hijos, en que cuando lleguen a los 20 tendrán una madre de 87, si la tienen, y que como su situación económica -no me meto en la afectiva, en la fuerza de una madre abuela para criarlos etc- no esté bien resuelta se las van a ver difíciles (teniendo en cuenta que somos dependientes hasta…los 34 años?).Ahora, el egoísmo de la madre creo que no nace de querer ser recordada como la madre de más edad del mundo (ignoro si esto es así), sino del más loable deseo de ser madre con todo lo que ello implica (y también creo que es distinto lo que una cree que es ser madre antes y después de serlo). Por otro lado no sé por qué todo el mundo se echa las manos a la cabeza porque no le hayan pedido el dni: no se pide nunca en las consultas médicas que yo sepa, ni para intervenciones de ningún tipo (debate distinto es si debería empezar a pedirse y en qué casos y cómo homogeneizar tales requisitos, dado que en algunos países ni existe tal identificación). Lo que sí me parece sospechosamente alrmante es que un señor médico no aprecie que su paciente tiene 12 años más de los que dice tener después de haberla examinado y hecho mil pruebas, no sé.

    [Reply]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *