La foto de la curva

Fotografía

IMG_7583.JPG

Las mejores fotos son las que surgen, las que se te plantan delante pidiendo que dispares. Son fotos sinceras que no se preparan y, al no estar cocinadas, perduran. Desde muy joven siempre pensé que si algún día tuviese una buena cámara la llevaría en el coche en busca de esas fotos que buscan dueño.

Hoy en día un smartphone de gama media resuelve genial esa necesidad que siempre tuve de hacer clic a la realidad que se te planta delante. Así surgió esta mañanera foto de la curva, camino de vuelta del bello paraje coruñés de O Portiño. Iba conduciendo y durante 100 metros la fui perfilando, imaginando, enfocando. Hasta que detuve el coche e hice un clic casual, inesperado, a este silencioso y enigmático paisaje que desde hace años me atrapa.

La foto realmente la descubrí semanas después cuando me puse a limpiar mi iPhone de imágenes. La rescato porque lo merece. Por eso, por no estar precocinada, ya es la imagen de cabecera de mis espacios en Twitter, Facebook, Google+, LinkedIn y Medium. Bienvenida.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *