Categoría: Comunicación

Un mundo irreversiblemente digital

Comunicación, Periodismo

Un mundo irreversiblemente digital

Reflexiona José Luis Orihuela:

«La tecnología ha alterado el ecosistema informativo desplazando a los medios y a los periodistas de la función exclusiva de la intermediación editorial. Las redes tienen la capacidad de definir la agenda pública de un modo mucho más inmediato y global del que podía hacer el periodismo […] Las empresas de medios, como las de muchos otros sectores, están abocadas a abrazar el mantra de la transformación digital. Tienen que repensar y rediseñar toda su cadena de valor para adaptarla a un mundo irreversiblemente digital, y tienen que hacerlo mientras sus operaciones “analógicas” sigan reportando ingresos. Pretender explotar las ventajas del viejo entorno hasta su agotamiento sin apostar en serio por sus alternativas, es un camino directo al fracaso».

[+] ecuaderno

Pepe Cervera, qué gran pérdida

Comunicación, Internet, iRedes, Periodismo

Pepe Cervera, qué gran pérdida

Pepe, tu muerte ha sido un palo de los grandes. Apenas te conocía, pero cuando me enteré esta mañana de que el cáncer te había devastado, lo cual no sabía, me vine abajo. 54 años nada más. No hay derecho me dije. No hay derecho. Me acuerdo de nuestras eternas discusiones on line a 600 km de distancia sobre los muros de pago y los suscriptores en los medios y, ya ves, es lo que impepinablemente se lleva ahora. Me acuerdo de los intensos debates que tuvimos en un foro de periodistas que debería resucitar en tu nombre. Me acuerdo de tu impresionante facilidad para argumentar, escribir y desmontar. No sabía de lo tuyo y tu muerte me ha dejado tocado. Me acuerdo de ese topicazo de que los mejores se van los primeros. Debe de ser cierto porque ya llevo varios ejemplos. El maestro Nacho Mirás es uno de ellos.

Te conocí personalmente en Burgos, en uno de aquellos cordiales congresos de iRedes que tanto echo de menos. Allí se debatía sobre buenos contenidos, buen periodismo, buena gente contando historias y buenas historias de buena gente. No había rastro ni de clickbait ni de páginas vistas ni de morbos o banalidades. Lo tuyo, y lo de tantos, era apostar por el periodismo de máxima calidad, el único que nos puede salvar de tanta podredumbre profesional. Cuánta razón y qué acompañados estábamos con nuestros blogs, pioneros en su día y tan olvidados actualmente. Ahora te lloramos desde ese grupo off the record, te echamos de menos y deseamos que allá donde estés imprimas tu sabiduría, tu carácter y tu buen humor.

Escribo esto desde el móvil viendo de reojo el derbi madrileño y me doy cuenta de que cada vez más me la sopla esto del fútbol, como a ti Pepe. Que lo que importa es la gente que deja huella y tú, cabroncete, la has dejado. Claro que sí. Descansa en paz y que sepas que muy pocos, como tú, han dicho tanto en tan poco.

♫ Broadchurch Soundtrack – So Far

###

elconfidencial.com :: Fallece el periodista José Cervera (54 años), divulgador científico y pionero de internet

20minutos.es :: Muere José Cervera, uno de los pioneros del periodismo digital y colaborador de ’20minutos’

eldiario.es :: Escolar.net: La taberna del Ciervo Blanco

eldiario.es :: Siempre te esperaré en Shibuya, maestro

elpais.com :: Una vida de prensa y ciencia

blogs.km77.com :: Gracias Pepe

 

https://twitter.com/aberron/status/1045949283189559297

https://twitter.com/farmagemma/status/1045946818847223808

https://twitter.com/radiocable/status/1045972369318301696

https://twitter.com/ElbesoenlaLuna/status/1046004042021957633

https://twitter.com/FatymaCaballero/status/1046127473778479105

https://twitter.com/maldita_ciencia/status/1045978114822729728

https://twitter.com/rosamariaartal/status/1045951285307101184

Demasiados blogs callados

Blogosfera, Comunicación, Internet


Hay demasiados blogs callados. Incluido este. ¿Dónde narices está aquella blogosfera inquieta, participativa, ilusionante y desafiante? Por si no queda claro, pregunto más despacito…

¿R

e

a

l

m

e

n

t

e


c

o

m

p

e

n

s

a?


¿H

a

y


a

l

g

u

i

e

n


a

h

í?


Toc, toc.

Consejos para que no me hinches más los wasaps

Comunicación, Con humor, Redes sociales

Consejos para que no me hinches más los wasaps

Soporto a diario más de 25 grupos de WhatsApp (13 de ellos profesionales) y ya va siendo hora de lanzar aquí una serie de consejos sobre cómo usar una aplicación que, lo queramos o no, se ha convertido en nuestro sexto dedo. Si quieres aportar alguna sugerencia o idea, añádela en los comentarios.

1. No satures

Este primer punto no necesita más explicaciones. No seas plasta, que bastante tiempo nos roban los wasaps (sí, ya se puede escribir wasap).

2. El tú a tú, en privado por favor

Lo más odioso de un grupo es que alguien se ponga a conversar con otro alguien eternamente y el resto nos quedemos mirando atolondrados. Se agradece que esos dos alguien hablen en privado fuera del grupo.

3. Pide permiso

Si montas un grupo consulta al menos a la gente si realmente quiere estar. Este uno de los grandes defectos de WhatsApp, que entra en tromba en tu intimidad sin llamar a la puerta.

4. Educación ante todo

Si no quieres estar en un grupo de WhatsApp, sal cuanto antes. Y cuando salgas, te despides. Casi todos lo vamos a entender. Si alguien no lo entiende es su problema y su complejo.

5. Avisa que estás graciosillo

Los textos escritos no tienen entonación ni ojos a los que mirar, por lo cual se pueden malinterpretar siempre. Si lo tuyo es la ironía permanente usa emoticonos sonrientes para que el resto capte que estás graciosillo hoy.

6. Emoticonos, los justos

Poner muchos emoticonos es de horteras y seguro que no quieres que el resto del grupo sepa que eres un hortera integral sin remedio.

7. Todos deseamos que se mejore

Si un niño de un padre/madre del grupo se pone malito no debemos de poner todos “que se mejore”. Con que un par de adultos lo pongan, ya hablan en nombre del resto. Cae de cajón que somos amigos/conocidos y nadie desea que ese niño empeore.

8. Dar las gracias uno por uno: NO

Si te felicitan por tu cumpleaños o por lo que sea, deja que pase tiempo y da las gracias al final, no uno por uno.

9. Respeta los horarios

La franja horaria entre las 23.00 y las 9:00 horas es para descansar y sólo debe admitir wasaps muy importantes. El resto de mensajes y chorradas en horario laboral, por favor.

10. Dosifica

Si tienes una batería de memes o vídeos graciosos do-si-fi-ca-los. No los publiques de golpe en el mismo minuto porque provocarás que muchos del grupo apaguen la pantalla del móvil. Por cierto, lo de poner todo el rato imágenes fuera de tono háztelo mirar.

11. Cállate

Si no tienes nada que decir, calla. Cuando escribas, procura que tus palabras sean mejores que el silencio.

12. Contrólate

Si bebes, no teclees; te puedes arrepentir mucho al día siguiente. Por supuesto, si conduces ni toques el móvil. Mejor ni mirarlo.

13. De privado, nada de nada

Todo lo que tecleas es público. Con una simple captura de pantalla desde el móvil se puede sacar a la luz cualquier conversación o foto de un grupo privado. Cualquier burrada escrita en WhatsApp salta en cuestión de horas del móvil al telediario o a la Guardia Civil.

14. Activa el doble check azul

No te vayas de importante ni de tener una agenda apretadísima. Esa doble marca azul indica que al menos has leído lo que te he mandado. Si no contestas es por tu mala educación, no por tu agenda. Recuerda que las comunicaciones son de doble carril y hay que responder cuando puedas.

15. No hay que wasapearlo todo

Relájate con las teclas, que agotas. De noche y en fin de semana frena en seco tu obsesión wasapera. Tus dedos, tus ojos, tu cabeza, tu cuello y tu entorno sociofamiliar lo agradecerán.

16. Envía frases enteras

No escribas

de esta forma

porque generas

muuuchos mensajes.

Y, claro, la gente se estresa si de repente ve tropecientos mensajes en WhatsApp en un período corto de tiempo. Envía frases enteras, bien escritas y que aporten.

###

Gracias por leer este post. Si te ha gustado puedes menearlo aquí.

###

Descubro que Twitter acaba de lanzar la función de agregar tuits para crear “hilos” automáticamente y aprovecho este post para trocearlo en 16 tuits. La idea está gustando:

En la prehistoria de Internet

Blogosfera, Comunicación, Internet, Redes sociales

En la prehistoria de Internet
📷 Foto de John Stanmeyer vencedora del World Press Photo 2014

###

En la prehistoria de Internet, hace unos 10 años, reinaba la ilusión y las ganas de crear y crecer. Se abrían miles de blogs cada hora. Se creaban nuevas plataformas para publicar on line. Proliferaban los premios y reconocimientos a bloggers. Nacían las redes sociales. Se agitaba el ambiente cada dos por tres con la aparición de revolucionarios dispositivos móviles y gadgets. Había congresos nacionales e internacionales para debatir y conversar. Había hambre por aprender y experimentar. Se ponían en marcha foros y listas de correo para intercambiar opiniones e informaciones. Había mucha comunicación virtual y personal, mucha interactividad…

Todo eso se está perdiendo. Ahora cada uno va a lo suyo. La conversación apenas existe y cuando la hay llega un pelotón de presuntos/as para destrozarla. Ni se lee con detenimiento ni se escucha al que habla. Los blogs han sido los grandes olvidados y se les ha quitado visibilidad y protagonismo desde los medios. Ya no se presume de tener una comunidad bloguera, ya no mola en los despachos. La blogosfera, salvo excepciones, está sin vida, en silencio, plagada de calles sin nombre. Ahora cada uno “bloguea” en su muro de Facebook sin ser consciente de que lo que publica no queda archivado, tiene apenas unas horas de vida y un recorrido muy corto. Ahora hay una obsesión por las cifras de likes, retuits, followers, usuarios únicos y páginas vistas.

Los congresos sobre comunicación digital y redes sociales están desapareciendo por falta de patrocinadores. Los smartphones y las tablets que se presentan como nuevos son evoluciones de lo ya inventado hace años. Apenas se innova ni se da un giro de 180 grados al hardware que ya conocemos. Se ha perdido aquella sal y pimienta on line que nos incitó en su día a conocer y surfear en el mundo digital. Algunos dirán que todo esto es una evolución comunicativa. Yo creo que estamos ante una involución de actitudes bajo una infoxicación que irrita y una saturación informativa que agota.

No sé si a todo esto se le puede aplicar esa máxima de que «cualquier tiempo pasado fue mejor». Lo dudo. Lo que sí creo es que hace 10 años todo era menos interesado, más natural, más tranquilo, más divertido, más edificante y más ilusionante que ahora. Es una sensación, una certeza, una pena. Seguimos en la prehistoria de Internet. Seguimos aprendiendo.

###

Gracias por leer este post. Si te ha gustado puedes menearlo aquí

###

Estreno del canal La Huella Digital en Telegram

Comunicación, La Huella Digital, Redes sociales

Estreno del canal La Huella Digital en Telegram

Estreno hoy en Telegram el canal La Huella Digital para difundir posts propios y otros contenidos interesantes dignos de ser compartidos. Si eres usuario de Telegram sólo tienes que pinchar aquí (https://t.me/lahuelladigital) para sumarte.

Difusión directa sin atosigar

Al ser un canal de difusión directa, no va a depender de algoritmos caprichosos de Facebook o de estar pendiente todo el rato en Twitter de lo que aquí se publique. Tampoco va a atosigar con comentarios, réplicas y contrarréplicas de los usuarios del propio canal. Ello facilitará el consumo tranquilo de información, algo importante en los tiempos de infoxicación que vivimos. Arranca hoy a modo de prueba y espero que os sea útil.