Tevagustar.es Tevagustar.es Tevagustar.es Tevagustar.es
La Voz de Galicia
Blogs de lavozdegalicia.es
Juego de Tronos

«Qué escándalo, qué escándalo, en este Congreso se bebe…» Por el morro

28 de mayo de 2013 a las 12:40
Imagen de previsualización de YouTube

«Qué escándalo, qué escándalo, he descubierto que en este local se juega». Así de alporizado reaccionaba en Casablanca el corrupto capitán Renault (Claude Rains) ante la petición de un oficial nazi de cerrar el famoso local de Rick (Humprey Bogart).  Y de una forma parecida ha reaccionado Twitter a la difusión de la noticia de que el Congreso de los Diputados subvenciona bebidas de alta graduación para sus señorías, el personal de la Cámara Baja y los invitados / visitantes que apoyen el codo en la barra de la cafetería de la institución.

A 3,45 el cubata de Larios. A 6,85 el de Havana 7. Son solo dos ejemplos de la carta de precios que exige el Congreso para adjudicar el servicio de cafetería y restauración para los próximos cuatro años. Evidentemente, son muy diferentes de los de mercado. Y es que estarán subvencionados por un presupuesto que asignará la Mesa del Congreso. ¿Es necesario que los diputados tomen copas, cubatas, gin-tonics, cava, champán…? Nadie ha preguntado a los ciudadanos, pero parece lógico pensar que dirían que no. Y menos si paga el erario público.

Se ha creado un revuelo similar al que en 2007 provocó la retirada de las bebidas de alta graduación del Parlamento de Galicia. La gente puede decir, como Claude Reins en la pelicula, «Qué escándalo, qué escándalo, en este local se bebe… Por el morro». Y no estarían haciendo teatro. Sienten el cabreo de verdad.  Sus señorías deberían de tomar nota,  adaptarse a los nuevos tiempos de recortes y austeridad máxima que imperan en España:  si los niños tienen que ir al colegio con el taper, sus  señorías deberían llevar al escaño la petaca.

General
Escrito por César Rodríguez 4 Comentarios
Facebook Tuenti Twitter Google Buzz Meneame.net

4 respuestas a “«Qué escándalo, qué escándalo, en este Congreso se bebe…» Por el morro”

jose suarez cobas
mayo 28th, 2013 a las 1:17 pm

¡¡¡¡ Esto es lo que faltaba que le financiásemos las borracheras a sus señorías¡¡¡ Pero bueno ¿ no hay alguien que pare esta corruptela? Si quieren tomarse copas que hagan botellon o que las paguen de su bolsillo al precio que hay que pagarlas no exprimiendo mas al que tiene que pagar la cocesion, bastante tiene con hacer frente a los gastos si no que todavía le tiene que bailar el agua a sus señorías

¡¡¡¡ YA BASTO COÑO ¡¡¡¡

[Reply]

 
julio mourelle
mayo 28th, 2013 a las 3:17 pm

este pais no tiene arreglo se me agota la imaginacion saludos.

[Reply]

 
Juan Carlos Ulla Otero
mayo 28th, 2013 a las 5:06 pm

No, si algo así tenía que estar pasando con sus Señorías…….

Solo la promoción del alcohol entre nuestros Diputados /as a bajos precios a costa de nuestros impuestos y sus lógicas y presumibles consecuencias, podría explicar, los escándalos que un día tras otro vemos, ya con resignación franciscana en la prensa y en los programas de TV para colgados, beodos y lelos.
La desvergüenza llega ya a tales extremos, que nada que se nos cuente, nos coge con el paso cambiado y hasta vemos razonable que atravesemos esta etapa de desolación y aniquilamiento en lo que fue un día el estado del bienestar, con la triste, vergonzosa y vergonzante y aun así más que privilegiados y descastaos políticos españoles, salvando, claro está las honrosas excepciones, que no por no conocerlas significa que como las meigas “havelas debe de havelas”
No es de extrañar, que hasta los concejalillos quieran emular a sus envidiados primos del zumosol del Palacio de San Jerónimo y supimos por la prensa, que en un Concello bajo sospecha como es el de Ourense, no dudan algún grupo, muy progres ellos, en pasar facturas para que las paguen los orensanos por ingredientes para paellas y licores de alta graduación y bien merecida fama, para los botellones y fiestorras a tutiplén de estos y otros sudorosos cargos electos. Que poca vergüenza

Con menos escarnio a los ciudadanos de a píe, como las que sufrimos de un tiempo a esta parte, se encendieron inflamables mechas en esta vieja Europa.
Claro que por entonces se llevaban las delgadeces de la miseria y la hambruna que permitían pensar y no las plácidas y acomodadas barrigas, aunque muchas de estas sean ya llenadas por la soliraridad de este pueblo al que esclavizan en comedores sociales.
Y que estos a los que le pagamos hasta las copas, como aquella Directora General le pagábamos hasta las bragas nos hablan de que hemos vivido por encima de nuestras posibilidades.
¿Pero hasta donde van nuestros políticos a poner a prueba la paciencia de los españoles y asimilados?

[Reply]

 
miguel
mayo 28th, 2013 a las 5:26 pm

Si en lugar de tomar los cubatas a 3,45 los tomasen a 6,90, igual decían la mitad de tonterías

[Reply]

 

Deja tu comentario