La Voz de Galicia lavozdegalicia.es - blogs | Inmobiliaria | Empleo | Mercadillo

Centro Niemeyer: análisis rápido

Escrito por Javier Armesto
2 de abril de 2011 a las 22:35h

Una semana después de su inauguración, pero más vale tarde que nunca, ahí va mi opinión sobre el Centro Cultural Internacional Óscar Niemeyer de Avilés. ¿Por qué este proyecto va a funcionar (ya lo está haciendo) en contraposición a otros de similar cariz, como la Ciudad de la Cultura de Galicia? Hasta un simple aficionado como yo puede verlo:

Ubicación. En Asturias hay tres ciudades. Oviedo es la capital y sede del Gobierno regional. Gijón, la más poblada, cuenta con el atractivo turístico de su situación junto al mar. La más pequeña y afectada por la reconversión industrial era Avilés. Un Bilbao (de los 80) a pequeña escala. O un Ferrol. La apuesta estaba clara: vamos a impulsarla, a darle la vuelta a ese futuro que hace menos de una década se veía tan negro como el carbón. Y en ello están.

Escala. En una ciudad de 85.000 habitantes (solo 10.000 menos que Santiago) no puedes meter un macrocomplejo de cientos de miles de metros cuadrados. No puedes romper un monte para volver a construirlo con cemento. No puedes levantar unas estructuras que modifiquen el perfil urbano. ¿Un teleférico? Esto no es Dubai. Superficie total construida del Centro Niemeyer: 16.726 metros cuadrados. Ciudad de la Cultura de Galicia: 141.800. Mejor no hablar de dinero…

Proyecto. Hoy en día cada ciudad, cada pueblo, cada aldea tiene su contenedor cultural. Sobran museos y faltan contenidos. Bilbao tiene detrás una colección fabulosa (y una marca) como es el Guggenheim. Asturias tiene unos premios que atraen cada año a un puñado de eminencias mundiales en sus respectivos campos y que, después de recibir el galardón, vuelven gustosos para presentar libros y películas, dar conciertos, conferencias, participar en seminarios y congresos. La cultura no es un edificio con un millón de libros.

Arquitecto. Si lo que buscas es un nombre, en el panorama internacional de la arquitectura hay unos cuantos y muy buenos. Ninguno es Eisenman. Puedes buscar en el high-tech británico, en la escuela holandesa, en la vanguardia suiza, en la cantera de Japón o, sin ir tan lejos, entre los excelentes profesionales que hay en España y Portugal. ¿Y Niemeyer? Niemeyer es simplemente el último de los cinco míticos arquitectos modernos, junto a Wright, Le Corbusier, Mies van der Rohe y Aalto. Ellos son la arquitectura con mayúsculas. No podían haber elegido a alguien con más prestigio, por eso el centro lleva orgulloso su apellido.

El fin. Avilés no empieza ni se acaba en el Centro Niemeyer. El proyecto forma parte de un plan más amplio que contempla la transformación total de la ciudad a partir de tres ejes: casco histórico, ría y puerto. El motor de esta nueva ordenación será la Isla de la Innovación, que recupera los antiguos y degradados terrenos industriales para dotar la urbe de zonas verdes, nuevas viviendas, equipamientos (oficinas, hoteles, locales de ocio y comerciales, espacios expositivos y de congresos). Una terminal de cruceros y una estación intermodal completan este proyecto integral. Y el Centro Niemeyer es el icono de esta revolución urbana.

Aquellos palacios comunistas

Escrito por Javier Armesto
1 de abril de 2011 a las 21:04h

Obreros construyendo la Torre Zlota 44, en Varsovia, frente al Palacio de la Cultura y la Ciencia, uno de esos edificios de la era comunista por los que yo siento debilidad.

Foto Kacper Pempel. Reuters.

El niño de “Los 400 golpes”

Escrito por Javier Armesto
1 de abril de 2011 a las 20:42h

El actor Jean-Pierre Léaud recibió ayer un homenaje en el Festival Internacional de Cine de Las Palmas de Gran Canaria, donde aseguró que a sus 67 años todavía le ven como al niño de la película “Los 400 golpes”. Léaud reconoció que François Truffaut fue un director fundamental en su vida y le transmitió un enorme amor por el cine con mayúsculas. La nouvelle vague, dijo, sigue sintiendo su ausencia, aunque consideró que “su mensaje perdura”. Pero Léaud ha evolucionado y ya no se identifica con los personajes que interpretó en su juventud. “Hoy no existe Antoine Doinel”, concluyó.

Nueva tienda de A-cero en Madrid

Escrito por Javier Armesto
30 de marzo de 2011 a las 13:31h

El estudio de arquitectura A-cero, que dirige Joaquín Torres junto a su socio Rafael Llamazares, ha abierto un espacio expositivo de venta de mobiliario y decoración en Madrid. La tienda, que tiene una superficie de unos 700 metros cuadrados, está situada en la Calle Castelló 66, en pleno barrio de Salamanca. Allí se puede ver y adquirir el mobiliario y las piezas de decoración desarrolladas por el estudio de origen gallego, todas ellas con un marcado carácter escultórico y con un sentido formal y decorativo.

En este espacio, denominadoA-cero IN, hay sillas, sofás, butacas, mesas de distintos materiales (madera, acero, vidrio, alabastro retroiluminado…), varios modelos de cocina con el sello de diseño de A-cero y acabados lacados, estanterías con formas orgánicas, dormitorios y sofisticados sistemas de iluminación y audiovisuales. “La idea es que los clientes tengan la posibilidad de crear ambientes A-cero sin necesidad de encargar un proyecto global y así poder tener un trocito de A-cero en su casa”, explican desde el estudio.

Premios COAG 2011

Escrito por Javier Armesto
29 de marzo de 2011 a las 19:17h

El Colegio Oficial de Arquitectos de Galicia ha hecho público el fallo del XIV Premio COAG de Arquitectura, cuyo primer premio en la categoría de Nueva Planta se lo ha llevado la Casa Mercedes (foto de arriba), en Ciudad Jardín, A Coruña, de Juan Creus y Covadonga Carrasco.

En Rehabilitación, el primer premio ha sido para Alfredo Sirvent por su actuación en el número 16 de la calle Méndez Núñez de Vigo.

En Planeamiento, Intervenciones y Desarrollos Urbanos, primer premio para Jerónimo Junquera, Liliana Obal y Teodoro de Francisco Antes, por el conjunto residencial Manzana Masso, en Bueu.

En Decoración e Interiorismo, primer premio para Gabriel Santos Zas y Mario de Felice, por el Centro Cultural de la UDC, en A Coruña.

En Espacios Abiertos Públicos, de nuevo Creus y Carrasco, por la remodelación del puerto de Malpica.

En Arquitecturas Efímeras, Patricia Alonso Alonso y Francisco Javier López Rivadulla, por el acto de imposición de manos del proyecto de urbanización del Centro de Atención Primaria de Baiona.

En Arquitectura de bajo coste, Santiago Barge Ferreiros, Mª Belén Bouza Cora y Olalla Barge Ferreiros, por el Instituto del Campo, en Xizo da Limia.

En Obra primera (de arquitectos en el comienzo de su carrera profesional), Faustino Patiño Cambeiro y Juan Ignacio Prieto López, por la farmacia de Cerdeiral, en Salvaterra de Miño.

Enhorabuena a todos los galardonados, incluidos los accésits, que demuestran la buena salud de la arquitectura en Galicia a pesar de la crisis económica.

Acta del jurado

Galería: Souto de Moura

Escrito por Javier Armesto
29 de marzo de 2011 a las 17:26h

Casa en Bom Jesus, Braga. Foto: Luis Ferreira (LF)

Casa en in Serra da Arrábida. Fotos: LF

Metro de Oporto. Fotos: LF

Torre Burgo, Oporto. Foto: Christian Richters

Vivienda para el director de cine Manuel Oliveira, Oporto. Foto: LF

Museo Paula Rego, Cascais. Fotos: LF

Estadio Municipal de Braga. Fotos: LF

Souto de Moura, Pritzker 2011

Escrito por Javier Armesto
28 de marzo de 2011 a las 19:12h

El portugués Eduardo Souto de Moura ha sido galardonado con el Pritzker 2011, a falta de confirmación oficial por parte de la Fundación Hyatt, que tradicionalmente daba a conocer este premio el último domingo de marzo. Souto de Moura es conocido, entre otras obras, por el Estadio Municipal de Braga (foto de arriba), por el que recibió el FAD de Arquitectura 2005. Junto con su paisano Siza (Pritzker en 1992), el premio confirma a la escuela de Oporto como uno de los centros de mayor proyección de la arquitectura moderna en todo el mundo.

En el 2005 tuve la oportunidad de entrevistarlo y, además de explicar cómo se gestó el proyecto de Braga, contaba cosas como esta: “Los edificios tienen que ser medidos según cuanto duran y cuanto cuesta su mantenimiento. La piedra, para mí, es el mejor material que hay para construir, porque tiene dureza, técnica, textura, color, no exige conservación y puede servir de estructura. Con una pieza sola haces todo. Y si el edifi cio está programado para veinte años, la piedra gana siempre”.

Entrevista a Souto de Moura

El plan de Manhattan cumple 200 años

Escrito por Javier Armesto
22 de marzo de 2011 a las 19:25h

El 22 de marzo de 1811 se aprobó el plan urbano de Nueva York: once avenidas que recorren de norte a sur la isla de Manhattan, cortadas en ángulo recto por 155 calles. La propuesta de de los comisionados Gouverneur Morris, John Rutherfurd y Simeon De Witt, que no incluía Central Park (como se aprecia en la foto de la derecha), consideraba que esta era la disposición más económica para edificar y además favorecía la salud pública y la convivencia.

Las cuadras o manzanas resultantes de este plan tienen 76 por 182 metros, las calles están separadas entre sí unos 60 metros y las avenidas, entre 150 y 275 metros. En Barcelona, por ejemplo, el plan Cerdá dejó unas manzanas de 113 por 113 metros. En Madrid, la cuadrícula del barrio de Salamanca es de 80 x 80. Según Amanda Burden, directora de planificación urbana de Nueva York, “las cuadras eran suficientemente cortas como para dar una constante diversidad a los transeúntes”.

Una consecuencia de este diseño reticular es el “manhattanhenge” (analogía de Stonehenge), un fenómeno que se produce unos pocos días al año cuando el punto en que sale o se pone el sol se alinea con la recta que dibujan de este a oeste las calles de la isla. En Manhattan es raro ver el sol en el horizonte porque lo suele tapar un edificio.

En la actualidad, la mayor iniciativa urbanística de Nueva York es la reconstrucción del centro financiero del Lower Manhattan tras los atentados del 11-S, que incluye la Freedom Tower, un rascacielos de 541 metros que estará terminado en el 2011.

Al mismo tiempo, las vías eran suficientemente anchas como para facilitar «la libre y abundante circulación de aire» y evitar así alimentar la propagación de epidemias, una prioridad por entonces, pero que luego también serviría para acomodar el tránsito de automóviles.

La mediateca de Sendai sigue en pie

Escrito por Javier Armesto
15 de marzo de 2011 a las 13:48h

Sendai, una de las “zonas cero” del terremoto de Japón, es conocida arquitectónicamente por la mediateca de Toyo Ito, uno de los edificios más bonitos del siglo XXI. Japón es cuna de grandes arquitectos modernos, como Tadao Ando, Arata Isozaki, Kengo Kuma, Shigeru Ban, Tezuka Architects, SANAA (Kazuyo Sejima y Ryue Nishizawa) o el propio Ito. Construir allí conlleva cumplir un estricta legislación sobre los temblores de tierra y así se explica que, en medio de la devastación, la mediateca de Sendai haya aguantado el intenso seísmo del 11 de marzo:

Imagen de previsualización de YouTube

La mediateca es un cubo transparente de 50 x 50 metros, atravesado desde la planta baja a la última por una serie de pilares-patio tubulares que varían en forma, diámetro, inclinación y dimensión, a la vez que dotan de luz al interior. El espacio resultante es multifuncional, abierto y dinámico, con multitud de micro entornos determinados por un mobiliario que no interrumpe la circulación interior. Es un proyecto brillante.

En este excelente blog lo cuentan todo sobre este edificio:

Mediateca de Sendai en “Mi Moleskine arquitectónico”

Anatomía de una funda

Escrito por Javier Armesto
3 de marzo de 2011 a las 14:52h

Apple presentó ayer la segunda versión del iPad, destinado a convertirse en oro como todo lo que toca Steve Jobs. Hay una creencia generalizada de que la marca y los productos de la manzana no son más que diseño y márketing, y en parte es así, pero nadie puede negar que sus productos también suelen ser los tecnológicamente más avanzados. Me explico: ellos no inventan la tecnología, pero sí son los primeros en incorporarla y ofrecerla al público en un envoltorio práctico y atractivo. Ocurrió con el iPod (el mp3 no despegó hasta que se lanzó ese reproductor-almacenador de música) y años más tarde con el iPhone. La tecnología táctil ya existía cuando salió el teléfono de Apple, a mediados del 2007, pero ¿alguien recuerda cómo eran los móviles en aquella época? Pues lo resumo de forma sencilla: tenían un teclado físico en el que para escribir, por ejemplo, “crisis”, había que pulsar tres veces el 2, tres veces el 7, tres veces el 4, cuatro veces el 7, otras tres veces el 4 y de nuevo cuatro veces el 7. Y como la palabra tuviese tilde, ni te cuento.

El caso es que ahora renuevan el iPad, consiguiendo que sea más delgado que un móvil, añadiendo un procesador más potente, dos cámaras y algunas características nuevas, todo ello por el mismo precio que el anterior. El cambio tampoco es radical (al final sirve para lo mismo) y los que lo compraron hace un año pueden sentir que no han tirado su dinero y seguir perfectamente con él, porque no se ha quedado desfasado. Eso también es márketing y hay que saber hacerlo. Pero yo de lo que quiero hablar es de la funda.

La Smart Cover resume de forma muy gráfica la filosofía de Apple y porqué esta compañía se ha convertido en sinónimo de éxito social y económico (es la segunda empresa que más vale en bolsa, tras la petrolera Exxon). Es útil (protege de forma efectiva la pantalla, la parte más delicada), es simple (se une mediante imanes y apenas añade grosor al dispositivo), es inteligente (se pliega de diversas formas para poder escribir en el iPad o usarlo como marco de fotos y activa el tablet al retirarla, sin necesidad de pulsar ningún botón) y encima es bonita. Eso se llama diseño, y quienes utilizan este término de forma peyorativa no saben lo que dicen.

iPad Smart Cover