La Voz de Galicia lavozdegalicia.es - blogs | Inmobiliaria | Empleo | Mercadillo

Entradas etiquetadas como ‘voto’

“Ese oscuro objeto de deseo”

sábado, febrero 21st, 2009

Sí, refírome o voto emigrante, ese do que case ninguén fala pero todos queren, todos protestan polo seu funcionamento pero ninguén fai nada para arranxalo.

Estes días o blog móvese bastante e por suposto o tema principal non podía ser outro, as Eleccións Autonómicas. Non me gustaría meterme demasiado en loar ou criticar a uns ou a outros, ou en tódalas polémicas e trapos sucios que se están a sacar para perxudica-lo contrario. Por desgracia, as campañas electorais rematan sempre sendo máis unha loita barrio baixeira en lugar dunha loita de ideas. O tema que me está de verdade a interesar e polo que vexo tamén a outros “blogueiros” e “foreiros” é o do voto emigrante. Tampouco me quero meter a criticar o caos e desorganización que case que sempre o protagoniza, senón máis ben a cuestión filosófico – política de si deberiamos votar os Galegos do exterior.

Hai unha tendencia a relacionar a xuventude actual con apatía, non só pola política senón por todo tipo de movementos sociais que requiran pensar, mobilizarse ou protestar. Somos as veces considerados como unha xeración de desinteresados, incluso malcriados, nós non vivimos unha dictadura e parece que todo nos foi máis sinxelo. Non podo estar máis en desacordo, coñezo e detecto moito interese na xente xoven por involucrarse, ou polo menos interesarse polo que acontece no país. Non recordo moi ben cales foron as primeiras eleccións nas que puiden votar, penso que foi no 1997, pero recordo moi ben a ilusión que me fixo, considereino case un deber, se queres protestar e esixir, tes que participar, pensaba eu, e prometinme a min mesmo que eu votaría sempre, sen escusarme no clima, na resaca do día anterior (¡e daquela éranche boas!) ou na desilusión que cando pasan os anos e as sucesivas eleccións un vai acumulando porque todos prometen pero poucos cumpren. O que non sabía eu no 1997 cando comezaba na Universidade era que esa escusa podería ser o vivir noutro país.

Deixei Galicia no 2004 para virme para Escocia, e nas primeiras eleccións que me colleron fóra, fixen todo o posible para poder votar, no 2005, as históricas autonómicas nas que Fraga perdeu o poder, ¡como non iba a eu a colaborar!. Só levaba 9 meses en Escocia, isto parecía máis unha aventura que unha decisión a longo prazo. Cinco anos despois e aquí sigo, feliz no meu traballo e instalado, comprando a primeira vivenda e coche da miña vida despois de estar sempre de prestado na terra dos meus antergos. Non se pode negar que se vai perdendo un pouco o contacto, os correos e chamadas ca familia e amigos vanse espaciando, e non tódolos días pode un sentarse tranquilo e conectarse a Internet para ver que se coce por alá. Cousas que antes considerabas unha estrañeza como conducir pola esquerda, beber unha pinta de cervexa negra ou que berren tanto cando hai un corner no fútbol coma se marcaran un gol, son normais. Fas os teus amigos, empezas a paga-los teus impostos, pides unha hipoteca e berras en Inglés – Escocés por teléfono cos do gas porque non che viñeron a arranxar a caldeira. Vives entre dous mundos, co teu traballo e vida aquí, e aproveitando ata o último día de vacacións para visitar Riveira. Os de alí estráñanse polo de aquí, os de aquí preguntan polo de alí. “¿E que fas en Escocia co bonito e o bo clima que tedes en España?, e “¿cando pensas volver?, ¿non quedarás alí toda a vida?”. Un síntese un pouco apátrida, feliz e agradecido a este país pero sempre cun ollo en Galicia. Ata que un día recibes unha carta da oficina do censo electoral comunicándoche que podes votar nas próximas eleccións ó Parlamento Escocés e o Concello de Stirling. Unha vez máis fíxome a ilusión de 1997, coma se tivera outra vez 19 anos, vou decidi-lo futuro de Escocia, ¿e por que non?. Pero eu é que non podo facer nada sen darlle moitas voltas á cabeza así que empezo a sentir vértigo, ¿quen son eu para votar aquí? Nin máis nin menos que nas eleccións nas que un partido que pode gañar e que en condicións normais, por ideoloxía, eu votaría, pretende convocar un referendo pola ruptura do Tratado de Unión que en 1707 uniu a Escocia con Inglaterra. Demasiada responsabilidade pensei eu. Despois de moita falar e filosofar con amigos Escoceses e Ingleses, case que pedíndolle permiso, decidín votar, eu tamén teño dereito a decidir.

Estamos no 2009 e atopámonos cas mesmas discusións neste tema que fai catro anos. Xente que opina que non deberiamos votar, que xa non vivimos aí, nin pagamos impostos, só os residentes deberían escoller os políticos que terán que aturar. Outros pensan que a condición de emigrante, aínda que sexa permanente, non che ten porque facer perder os teus dereitos de cidadán galego, si, pero ¿que pasa cos galegos noutras comunidades españolas?, din outros.

E un que se sinte aínda máis apátrida, moitos dos da miña terra síntense incómodos ca idea de que os de fóra decidamos unhas eleccións, moitos de aquí aínda máis incómodos con que estranxeiros decidamos as súas. E eu penso, que aquel ilusionado rapaz de 19 anos que votou por primeira vez en 1997 e se prometeu a si mesmo que nunca perdería unha cita terá que ter o seu dereito a voto nalgures, ou que pasa, ¿son de verdade un apátrida?, ¿ou son Escocés?, porque moi contento e agradecido estou, pero Galego son e serei toda a vida.

Recoñezo que nisto vou dando tumbos e cambio de opinión, teño coma un conflicto interno, especialmente despois de ler opinións ben argumentadas como algunhas dos foros estes días. Pode que o meu problema sexa que lle dou demasiadas voltas, así que espero que un asiduo do blog me permita coller prestada e utilizar aquí a frase dun do seu profesor: “philosophy tells you a lot of things -but it doesn’t solve any problems for you” (Sousa-Pousa dixit) e facer o que considero máis correcto sen importarme o que outros pensen do tema porque ó final neste asunto non hai correcto ou incorrecto, un ten que facer o que lle pide ó corazón e a cabeza.

Pode que a pesares de levar xa varios ano fóra (¡e os que quedan!) e de sentirme un pouco apátrida, a pesares de estar contento en Escocia, que me deu as oportunidades que non atopei en Galicia na miña profesión, e a pesares de que aquí teño agora a miña casa,  non deixo de sentir un profundo desexo de intervir e opinar todo o que poida nas cousas de alá, incluso aínda que as veces trate de evitalo porque sinto que xa non me corresponde. Ou pode que si que me corresponda e que o que goberne vaia a mellorar sustancialmente a inversión en I+D para que xente coma eu poidamos atopar traballo aí ou pode que sinxelamente siga estando ilusionado como en 1997 a pesares de que ninguén o fixo e sempre o prometen. O caso é que alí vai o meu voto unha vez máis, esperando que desta vez vala para moito, e cumprindo a miña promesa de nunca poñer escusas para non cumprir co meu dereito (e a miña obriga) de cidadán Galego.

El voto emigrante, desde Suráfrica

jueves, febrero 19th, 2009

Fraga es un hombre a quien, como compañero o como contrincante, como amigo o como enemigo, se le respeta. En una entrevista reciente en la prensa nacional se declaraba galleguista sin ambages. Eso sí, no nacionalista -pero es que don Manuel a todas luces no acepta la acepción sociológica de la palabra y la asocia necesariamente con separatismos. En fin, uno no se mete en batallitas semánticas con Fraga.

Yo no sé si los gallegos que vivimos permanentemente en el extranjero debiéramos o no debiéramos de tener voto en las elecciones gallegas, aunque hoy en día parece que varios tipos de residentes, pero extranjeros al fin, sí lo tienen. Supongo que dependerá de que el derecho al voto se considere un derecho del ciudadano o meramente de los residentes, sean quienes fueren.

Si una vez más este año el Colegio Electoral nos envía las papeletas electorales a los residentes en Suráfrica, un servidor tendrá que decidir por quien votar -y creo que el tema más importante en juego es precisamente el del galleguismo del que habla Fraga. No es que no haya otros que afecten mas la vida cotidiana del ciudadano, sino que estos son temas mayormente exógenos por los que poco o nada pueden hacer los políticos gallegos por mucho que prometan y se compromentan: ya veremos si puede Obama. . Observo además que las diferencias entre ellos con respecto a estos temas son más bien marginales y de matices: no es que unos propongan la nacionalización de la industria gallega y otros la eliminación de los seguros sociales.  Está claro, sin embargo, que la protección, conservación y promoción de la cultura gallega, muy particularmente el idioma, está enteramente en manos de nuestros políticos.

La protección, conservación y promoción del gallego debiera de ser un principio indiscutible de todos los gallegos, sean de derechas o de izquierdas, fachas o sociatas. Es algo que no tiene nada que ver con la política sino con nuestra identidad como pueblo. Dicen los aborígenes australianos que perder el idioma supone perder los sueños. Por supuesto, también hay cínicos para quienes la cuestión de la identidad es una entelequia intelectual. Y ¿qué más da si cambiamos el gallego y el castellano por el inglés? Cada uno tendrá que llegar a sus propias conclusiones.

Pero el castellano es también parte de la realidad de Galicia hoy. Es pues necesario que a ambos idiomas se les dé la misma prioridad. No puede haber escuelas en gallego y escuelas en castellano a gusto del consumidor y en nombre de la libertad y de la democracia: se acabaría con dos tipos de gallegos. Me gustaría ver un partido político que prometiera y se comprometiera a que en una generación todos los gallegos fuesen perfectamente bilingües: esto si es algo que nuestros políticos tienen en sus manos. Ni que decir tiene que los bachilleres debieran también de tener un conocimiento suficiente del inglés, por ejemplo, al nivel del certificado elemental de Cambridge: . existe un mundo más allá de Galicia y más allá de la Hispanidad.

La cuestión ahora es encontrar tal partido.

La victoria de Obama en GG

jueves, noviembre 6th, 2008

Ha pasado ya una semana y la resaca todavía dura. Como en su momento, por algún motivo, esta entrada se quedó en los borradores y no apareció publicada, y el último comentario desde Buenos Aires de Brais Romero no lo hace recordar, la recuperamos. Esto decíamos:

La victoria de Obama también la vivimos en Global Galicia. La histórica jornada la hemos podido seguir casi minuto a minuto, con una perspectiva fresca y directa, gracias a los comentarios que han publicado Gonzalo Rivero desde Nueva York, Soli Sánchez, desde Houston, Maricarmen Canosa, desde Hountington, Esther Diz desde Filadelfia y Carlos Sánchez desde Los Ángeles. En las estadísticas de la web de lavozdegalicia.es ha estado entre las noticias más vistas del día.

Gracias a todos y enhorabuena.

Obama presidente

miércoles, noviembre 5th, 2008

La CNN acaba de confirmarlo, Obama será el próximo presidente de los EEUU. Todavía quedan votos que contar pero la batalla ya está ganada. Los democratas han arrebatado estados tradicionalmente republicanos como Virginia o Iowa alcanzando ya los 270 votos electorales que necesitaban.

La multitud desborda Chicago a la espera de la aparción de Obama. En estos momentos McCain está en Arizona reconociendo la derrota y acatando la decisión del país que esta vez ha hablado alto y claro. Yes, We Can!

Ya voté

miércoles, noviembre 5th, 2008

  Hace media hora que voté E.E.U.U y voté por Obama. Mientras estaba en la cabina para votar pensé el lo que habia escuchado esta mañana, que muchos de los encuestados decian que iban a  votar por Obama por no tener que justificar su decisión pero que a la hora de la verdad votarian por McCain.  Yo espero que Obama gané. De no ser yo mañana ni mando a mi hijo a la escuela ni yo voy a trabajar. Lo digo en serio, que las emociones  aqui están muy caldeadas. Todas las encuestas dan la victoria del voto popular a Obama y la gente que le  apoya  se van a sentir muy defraudados si el voto electoral no les corresponde. Cuando Al Gore cedió en Florida hace 8 años la gente acató la decisión.. Esta vez no seriá  lo mismo.  Si Obama no lleva el voto electoral, yo creo que los afroamericanos y los latinos (que son muchos) se echarán a la calle. A decir verdad ¿quien podria culparlos?.

Mi lugar de trabajo es tambien un lugar de votacion. Esta localizado en una area considerada racialmente diversa.Yo nunca he visto tanta gente a la fila esperando para votar. Ha habido  momentos de que la espera superaba la hora. Desde las 8 de la manana hasta las 3 no ha parado de llegar gente.   El años anteriores la gente venia y votaba pero ni tenian ni que esperar. Esta es la primera vez que veo tanta gente en la fila y sobre todo tanta gente joven y de color.

En estos momentos son las 6:33 dela tarde. Estamos super pendientes de como van a votar Indiana, Ohio, Virginia y Florida que son estados  tradicionalmente Republicanos.  Si se pasan a Obama puede ser una indicación de lo que va ha pasar esta noche.

Election Day: People on the Move!

martes, noviembre 4th, 2008

Estas elecciones son sin lugar a dudas las más participativas que se han conocido en mucho tiempo.  Prueba de ello es que muchos establecimientos han decidido obsequiar a los votantes con regalos para promover el voto de los ciudadanos. Por ejemplo si te presentas hoy en los siguientes establecimientos con prueba de haber votado recibes:

Starbucks: un café gratis (valor $4.20 aprox.)

Ben & Jerrys: un helado gratis (valor $3.50 aprox.)

Krispy Cream: un donuts gratis (valor $2.25 aprox.)

Por otro lado, las entradas en los blogs no dejan de multiplicarse. El que no puede votar, participa en el proceso como puede. Lo importante es implicarse. Estos son algunos mensajes de personas reales a tiempo real esta mañana:

L.L dice: ¿cómo ha terminado mi experiencia al acudir a votar esta mañana? Nadie me dio una pegatina que diga” He votado” así que no podré beneficiarme de todas las cosas gratis que se reparten hoy por toda la ciudad!

P.M dice: he salido a votar. Es la última oportunidad que tienes de unirte a la causa: http://causes.com/election/13090296?m=2751bbdd.

F.R.B dice: esta tarde estaré trabajando en la mesa electora. VOTA!  

W.D dice: no puedo votar  – pero tú no te olvides de hacerlo!

K.T.A dice: he votado esta mañana a las 6.30 am

R.M.L dice: desearía poder ser vigilante de las mesas electorales este año otra vez.

S.D dice: me he levantado temprano para evitar las largas colas. Ahora recuerdo lo mucho que odio la oficina electoral de mi distrito.

F.C.M. dice: voy a estar pegada a la tele todo el día para observar el proceso electoral de cerca. Espero que esta vez contratemos el equipo adecuado…

P.D.S. dice: he donado este estatus  para que todo el mundo vote por Obama hoy. Si quieres hacer los mismo acude a: http://causes.com/election/26674411?m=ad1fd51b.

Stay tunned!

Unha casa dividida

martes, noviembre 4th, 2008

Para un politólogo estas eleccions son fascinantes; para un ser humano decente quedan en emocionantes, e xa bastante é. No caso do primeiro hai unha certa fixación intelectual polas novas estratexias de campaña, polos cambios que se están a producir no voto dos estados do sur, polas circunstancias excepcionais nas que se produce o relevo no despacho oval (si, a crise financeira); no do segundo entendo que é algo da imbricación do americano medio coa politica, nunhas eleccions nas que a mobilización para por ser historica, e con ela a paixón. En España (e Galicia nesto é un paradigma), a vida política esta impregnada da vida do partido político, e dada a reputación destes últimos, dun certo sentimento de repulsión. Pode que por eso resulte complicado entender as eleccións americanas dende o recuncho peninsular: as ideas de capital social, cultura cívica, identificación partidista,… son complicadas de transmitir. A vivencia política do norteamericano é, sen dúbida algunha, un fenómeno único.

Non é momento de facer análises nen prediccións. Dende logo esta campaña foi a que tivo máis repercusión na aldea global da historia recente, mesmo tendo en conta Internet e o desenvolvemento das comunicacións. Os xornais de todo o mundo deron unha cobertura a estas eleccións parella á que lle darían a unhas eleccións locais e todo iso salvando o feito de que en realidade, e por moito que se repita, non van supor un cambio tan grande no panorama internacional. Non obstante, estas eleccións de maña serán históricas: tanto para un politólogo como para un cidadán. Falouse moito da semellanza entre Kennedy e Obama, de seu carisma, da materialización que representaban dos valores demócratas, do pulo popular que souberon xenerar. É eso algo difícil de explicar. Obama é o candidato perfecto e aínda por riba, ten un aquel imposible de describir que fai que, sen ir máis lonxe, algún amigo meu (español, de visita durante un ano) teña ido facer campaña por el a outro estado.

Foi ese o único problema de McCain nesta campaña: un home con sona de independente, intelixente, traballador, cunha imaxe de heroe difícil de criticar (aínda que foi un dos obxectivos obvios da campaña demócrata). A verdade, o único republicano que non consideraría unha desgraza na Casa Branca, enfróntase a un furacán mediático como Obama. Recorrer a Sarah Palin para acompañalo no ticket pareceu unha boa idea (non hai máis que ver a reacción das enquisas un par de días despois da súa presentación) pero xogou un risco moi alto e todo apunta a que fallou: Tina Fey, humorista dun popularísimo programa de televisión, será máis recordada polas súas imitacións que a gobernadora de Alaska mesma.

Que ha pasar mañá? Só unha catástrofe sen precedentes evitaría unha victoria de Obama. O voto racista ten que ser masivo e o voto oculto ós republicanos en estados claves ten que ser histórico para que non Obama non gañe. A comparación cos resultados de Kerry de hai catro anos é de todo inxusta. Nunca houbo tal acordo sobre as posibilidades dun candidato. Obviamente as eleccións son unha lotería e todo pode dar a volta, pero ningún politólogo que eu coñeza da a victoria a McCain. Aínda máis, ningún politólogo que eu teña tratado da un resultado que non sexa case tan abultado como o Nixon-McGovern do 1972. Agora ben, de erros está feita a historia da disciplina. Todo se decide mañá. Crucen os dedos (e as dedas, tamén, non sexa o demo).

Dick Cheney apoya a McCain y Hugo Chavez a Obama

lunes, noviembre 3rd, 2008

McCain en los últimos días. En una de las pocas apariciones públicas durante la campaña, el vicepresidente ha  dado  su voto a McCain. Esto poca ayuda a McCain que lleva toda la campaña diciendo que no es Bush e intentando desvincular su imagen de la pésima administración republicana de los últimos ocho años.

Menos dañinas han sido las declaraciones de Hugo Chávez pidiendo hablar con el “hombre negro” que será el próximo presidente de EE UU.  Poco importan las palabras del dirigente de un  país de America Latina aunque nadan en petróleo, sin embargo, las palabras de Cheney hacen pensar a muchos que un gobierno republicano seguirá  gastando  fondos públicos en  plena crisis económica y  malgastando la vida de muchos jóvenes en lejanos países.

A quien no hemos visto hace tiempo es a Bush ni en los mítines de los republicanos ni dando su apoyo a los candidatos. Todos reniegan de él, ¿por qué será?.

Elecciones con tomate

lunes, noviembre 3rd, 2008

A medida que han ido pasando los últimos días de octubre en esta típica ciudad residencial americana de casitas y jardines con manicura francesa, he podido observar que los cartelitos de afiliación política que la gente planta en sus parcelas sin vallar se habían multiplicado de manera sorprendente durante la noche, cual grenmlin malo de película. El ambiente se caldea, los vecinos  han ido acercando lentamente sus pancartas correspondientes. Las que antes reinaban en mitad del césped, con aire reivindicativo, ahora delimitan las líneas de la propiedades colindantes, amenazadoras y apoyándose en el dorso de la pancarta contrincante del vecino. Una reza: Obama-Badin la otra: McCain-Palin

¿Quién no se ha enterado todavía de cómo está el patio pre-electoral norteamericano después de 21 meses de campaña? Claramente yo no quiero ni puedo hacer una análisis político serio, más bien puedo contar una historia basada en la percepción. En resumen, tenemos por un lado al abuelo veterano de guerra (candidato republicano a la presidencia) armado de coraje y energía durante los debates que se han ido sucediendo a lo largo de los últimos meses gracias a dos elementos fundamentales: unas gotas milagrosas que se pone en los ojos y que le permiten parpadear por minuto más que Betty Boo para ganar un aspecto jovial a sus ochenta y mochos, digo, muchos años; y la jovial señorita Palin, su candidata a la Vicepresidencia con aspecto de institutriz de Heidi pero más joven y guapa, que según las fuentes se ha gastado más de lo presupuestado en mantener el recogido y el maquillaje que la caracterizan, nada menos que 150.000 USD.

De Palin sabemos que es o era alcaldesa de un pueblo de Alaska y que su hija de 17 años se ha declarado recientemente en estado y que la familia del novio y el novio han anunciado públicamente que habrá enlace. Final feliz para una joven de 17 años… No sabemos si esto es algo frecuente o no en los estados norteños, lo que parece obvio es que Palin contribuye al enigma de Alaska.

El abuelo republicano por su parte es un orador elocuente y su veteranía militar le da un tono algo paternalista, sus años en el EJERCITO y su EXPERIENCIA. Atención a las palabras resaltadas pues son las que salen de su boca cada vez que puede y representan la base de su campaña. Su mensaje es claro: “Yo se cómo hacer esto porque tengo experiencia y porque soy un veterano de guerra. Tú Obama, hablas mucho pero no tienes ni idea de cómo hacer lo que quieres hacer llegado el momento. No estarás a la altura de las graves circunstancias en las que nos encontramos. Eres muy joven y como tal, inexperto e impulsivo. Tomarás medidas precipitadas y retirarás a nuestras tropas apresuradamente sin traer victoria y honor al pueblo americano”.

Obama (el demócrata, para no perder a nadie), representa el sueño americano y  parece haberse convertido en el profeta del cambio. Negro, pobre y criado en una casa sin figura paterna, accede con beca a una universidad de la élite del Ivy League, se gradúa en derecho, se casa con una mujer tan o más inteligente que él, también de origen africano, se convierte en senador y en un soplo es candidato a la presidencia de los Estados Unidos. Todo esto antes de cumplir 50.

A estos logros hay que sumar el hecho de que el candidato demócrata y su campaña política hayan despertado el interés por la política de sectores de la población tradicionalmente desconectados con la vida política y con su derecho al sufragio. Otro hecho sorprendente es que Obama haya sido el primero en “convertir” en demócrata un estado como Virgina, de corte tradicionalmente republicano.

El estilo cercano, solidario y su preocupación por los problemas sociales nos hacen olvidar por momentos que las diferencias en materia de seguridad social, seguro médico y sistema educativo todavía se alejan bastante de las  políticas sociales que disfrutamos en Europa y que, en realidad, el cambio social no será tan pronunciado gane uno u otro. ¿Será capaz si gana de gestionar el cambio que nos promete? Eso está por ver, desde luego tal y como están las cosas para el que gane hay que admirar sus ganas de asomarse al puesto.

Por mi parte y debido a las limitaciones que me otorga mi condición de residente legal sin derecho al voto me dedicaré a observar muy de cerca durante las próximas horas (y más desde el punto de vista sociológico), las reacciones de los habitantes votantes que me rodean y a compartirlas lo mejor que pueda con los amigos de GG. Stay tunned!

Pd: Esta mañana, lunes 3 de noviembre, se comenta de nuevo el gran interés que han generado estas elecciones en el mundo y entre personas que históricamente no se han molestado en ejercer su derecho al voto. El desconocimiento del sistema por parte de estos votantes, (la mayoría en zonas menos favorecidas de las grandes ciudades) y la creciente complejidad que parece caracterizar a las urnas americanas ponen en peligro que un elevado número de votantes no pueda o sepa llevar a buen fin su voto. De seguir así, en lugar de un MBA será necesario haber completado un MVA (Masters in Vote Administration) para asegurar el buen trámite de las mismas.