La Voz de Galicia lavozdegalicia.es - blogs | Inmobiliaria | Empleo | Mercadillo

Entradas para la categoría ‘Alemania’

Invierno en la Selva Negra

Jueves, Diciembre 4th, 2008

otono08-0772.jpgMe gusta el clima de mi pueblo. Digo el de mi pueblo porque tenemos un microclima que no tiene mucho que ver con el de dos pueblos más abajo. Estamos en alto y eso se nota. Me gusta que las estaciones sean tan marcadas, me gustan la nieve y el silbido del viento en las ventanas, los árboles congelados y los coches enterrados. Hace un par de semanas que empezó a nevar y en un par de horas todo quedó cubierto. En los últimos días se ha derretido mucha nieve, pero sigue almacenándose en las aceras en montañas más altas que yo, cosa que sigue impresionándome. ¡La nieve es basura! Y además se vuelve negra y fea… Para alguien que siempre ha vivido a nivel del mar, un invierno así puede ser apasionante. Yo no sé esquiar y aunque aquí tenemos varias pistas y es lo más común, no me apetece nada resbalar montaña abajo. Pero hay formas mucho más sencillas de disfrutar del invierno. Por ejemplo me hace mucha gracia pensar que aquí hay que luchar contra los elementos cada día para ir a trabajar. Antes de tener coche iba al instituto a pie, por un camino que cruza una parte del bosque y allí descubrí el ruido de las botas sobre la nieve recién caída y aprendí a escoger la mejor parte del camino sobre la que andar sin resbalar en el hielo –técnica que cobra suma importancia cuando me acerco al instituto y los alumnos me miran llegar, a ver si me estampo-. Claro que lo de caminar por el bosque deja de tener su encanto cuando se hace de noche a las 4 de la tarde. Más de una vez he tenido que iluminar el suelo con la poca luz que da el móvil y canturrear algo para no tener miedo. Pero cuando la tormenta me hace hasta cerrar los ojos y nieva de lado e incluso hacia arriba (única modalidad que le falta a la lluvia coruñesa) y no veo nada y se me congelan las gafas, me acuerdo siempre de los libros de aventuras en la nieve que alguna vez leí, imaginándome que voy en un trineo tirado por huskis o, peor aún, que mi trineo se ha roto y yo tengo que tirar de los huskis, mientras de fondo se escucha el aullido de los lobos que saben que pronto seremos una víctima fácil… Hace un par de días salí con mi novio a caminar por la nieve y él, que iba mucho más rápido que yo, me esperaba a cada poquito para que no me quedara atrás. Me fue imposible convencerle de que le estaba sacando todo el encanto al asunto, que yo me lo estaba pasando bien pensando que era la última de una expedición polar y que por algún percance iba dejando un rastro de sangre y mis compañeros no podrían cargar conmigo y tendrían que dejarme –de nuevo- a la intemperie, pasto de los lobos… Como ven, mi papel es siempre muy trágico.
En cuanto pude me compré un coche y con él descubrí los neumáticos de invierno, gracias a los que no hacen falta cadenas y conducir con nieve no es tan peligroso. Desde entonces el camino a la escuela ha perdido todo el encanto. Eso sí, acertadamente decidí pagar un garaje porque tener que levantarme media hora antes para despejar el camino con una pala es algo a lo que no estaba dispuesta.
Pero un día de abril la nieve se derretirá del todo y florecerá la primavera a lo bestia, las laderas se llenarán de flores silvestres, los árboles resucitarán con verdes brillantes y la gente llenará sus ventanas con miles de geranios. Entonces podré pasarme a la bici, que de momento acumula telarañas en el garaje. Pero aún falta una eternidad para eso y el invierno no ha hecho más que empezar. ¡Disfrútelo quien pueda!

Sobre estar enfermo aquí y ahí

Viernes, Noviembre 28th, 2008

He tardado bastante en escribir porque he tenido mucho, muchísimo trabajo. Pero hoy no les voy a contar nada de mi escuela sino de otra parte de mi vida que me ha ayudado a conocer mejor este país. Hace más o menos un año me fue diagnosticada una de esas enfermedades llamadas raras, es decir, de las que padecen menos de una de cada 2000 personas. La mía es además rarísima porque la sufren menos de una de cada 10000 personas. Pero no se trata aquí de contar mis penas, sino de comparar el funcionamiento del sistema de salud en nuestro país y en Alemania. Por supuesto, hablo basándome más que nada en mi experiencia, pero como comprenderán, para mí es muy valiosa.
Se me ocurrió escribir sobre este tema cuando, hace unos días, estando en el hospital, uno de mis médicos me propuso acompañarle a la universidad y ayudarle en su clase. Acudo con regularidad a este hospital, que es una de las mejores clínicas universitarias de Alemania. Por supuesto accedí encantada. Mi tarea consistía en ir describiendo poco a poco mis síntomas, cómo empezó todo, cómo fue evolucionando y qué pruebas fueron haciendo los médicos hasta llegar a un diagnóstico. La finalidad: los estudiantes aprenden a hacer las preguntas correctas e intentan diagnosticar. Por supuesto ningún alumno acertó en su diagnóstico (eran alumnos de tercero), eso me hubiera dejado de piedra. Pero sí que llegaron –tras unos veinte minutos de explicación por mi parte- a las mismas conclusiones (falsas pero no desencaminadas) a las que los médicos –ya licenciados, ya experimentados, ya jefes de planta, ya talluditos- en España llegaron tras hacerme cientos de pruebas y análisis.
Como se pueden imaginar, para la mayoría de este tipo de enfermos, el mero hecho de lograr un diagnóstico es una auténtica odisea. Se pasa por muchas pruebas, muchas opiniones y muchas manos distintas. Mientras me paseé por consultas y hospitales en España me sentía como una patata caliente. A nadie le gustaba verme entrar porque no sabían qué decirme, porque no sabían cómo ayudarme. La última conclusión que escuché de un médico español fue: “Déjelo usted pasar, posiblemente desaparecerá solo, tal como vino se irá”. Por suerte no le hice caso porque no estaría aquí ahora para contarlo. Por supuesto también hubo médicos alemanes que me hicieron sentir la paciente-coñazo que se desespera y desespera. Al final aterricé, ya en las últimas, en el susodicho hospital. En cuatro días me hicieron todas las pruebas que me habían hecho en España durante casi un año y aún algunas más. Pero lo más importante es que en las mismas pruebas vieron lo que había que ver, vieron lo que los otros no habían visto y pudieron diagnosticarme y darme un tratamiento adecuado. Ésta fue la diferencia fundamental, pero en cada detalle se nota un abismo en la calidad del sistema. Nunca he tenido que estar en ninguna lista de espera ni en una sala de espera más de 15 minutos. Mis médicos están siempre a mi disposición tanto por teléfono como por correo electrónico. Durante la peor época, mientras estuve ingresada, mi familia me visitó y se quedaban pasmados con la actitud y la dedicación de los médicos y enfermeras, por no hablar de los medios de que disponen.
Cuando vivía en Madrid iba a un céntrico Centro de Salud y recuerdo perfectamente cómo en verano los pacientes que esperábamos ser atendidos teníamos que librarnos de las cucarachas a patadas. Yo no sé cuál es el problema en España ni puedo decir que los médicos sean peores, porque no lo sé, pero desde luego yo no me atrevería a ponerme de nuevo en sus manos.
Me gustaría decir también, en respuesta a Ana Puga, que, a pesar de mi enfermedad, trabajo a tiempo completo y pago mis impuestos –que no son moco de pavo- como el que más, mientras que miles de alemanes viven a la sopa boba de las ayudas porque simplemente del Hartz IV (el nivel más bajo de ayudas sociales) se vive mejor que trabajando y hacen más que buenos negocios realquilando las viviendas que el estado les paga. Por otra parte, si Alemania me hubiera negado la residencia por razones de salud, en España ya me hubiera muerto.

Escuela a la alemana

Martes, Octubre 14th, 2008

En la entrada anterior comentaba que un instituto como el mío sería un sueño en España. La principal diferencia entre el sistema educativo alemán y el español es que en Alemania hay tres tipos de escuelas secundarias: la Hauptschule, la Realschule y el Gymnasium. A eso de los once añitos, los profesores y los padres (más bien los profesores, más que nada las notas) deciden a qué escuela irá el chaval. Los que vayan a la Hauptschule obtendrán un título básico y podrán aprender un oficio posteriormente, pero no estudiar. Los que vayan a la Realschule están ahí como en el medio, no son los mejores, pero tampoco se les da por perdidos. Si son buenos, pueden acceder también a la universidad, aunque no como los alumnos del Gymnasium. Éstos son, claro, los más listos, los más rápidos, los más inteligentes, los que más ganas tienen de aprender y, sí, por qué negarlo, también los más guapos. Así que en la escuela en la que yo trabajo los chicos han pasado por un filtro previo para que sólo quedasen los mejores. Por supuesto este sistema es muy criticado e incluso en algunos Länder hay una Gesamtschule (a la que van todos juntos), pero no ha demostrado funcionar mejor. Mis colegas discuten a menudo sobre el tema y creen que no sería buena idea juntarlos a todos. Siempre se preocupan por los buenos (los buenos dentro de los buenos), ¿qué sería de ellos? ¿Cómo iban a alcanzar todo lo que su potencial promete si el profesor tiene que vérselas y deseárselas para poder malamente explicar un poco de su materia? Y tienen razón. Pienso en alguno de mis alumnos como J.K., de dieciséis años, que se me aburre porque sus compañeros van más lentos que ella, y que tira de toda su clase y les empuja a participar y a encontrarle el gustillo a aprender un idioma. Se sienta en la clase y sus ojillos negros me miran expectantes, deseando que le hable en español, deseando que no le hable para nada en alemán, deseando absorber como una esponja y pasárselo pipa por el camino. Como ella hay siempre un par de alumnos en cada clase. Los mejores. Pero detrás de ellos vienen los buenos, que son la mayoría, los mediocres y los vagos, que son los menos. Los chicos tienen bastante claro para qué y por qué están ahí sentados y si en algún momento molestan, hay miles de trucos para hacerles callar. Tienen su mérito, con entre 6 y 10 horas de clase al día y sus actividades en las pausas, mantenerse quieto y concentrado con todas las hormonas revolucionadas no es tan sencillo. Comparando con cómo funciona una clase en un instituto español, los alumnos alemanes son unas ovejitas. Tengo una clase que incluso se levanta cuando entro, me saludan a coro y se vuelven a sentar (yo no dejo de sorprenderme). Eso sí, luego la relación entre profe y alumno es bastante familiar –aunque jamás te tutearán-.
Quizás este sistema es bueno para los buenos y malo para los mediocres y estoy segura de que muchos profes de Hauptschule opinan distinto que mis colegas. ¿Es mejor mediocrizarlos a todos?

Mi primera entrada

Jueves, Octubre 9th, 2008

Hace tiempo que empecé a barajar la idea de participar en este blog, del que soy asidua lectora. Si no me decidí antes fue porque pensé que no tenía nada demasiado interesante que contar ni tiempo para ponerme a ello. Sigo sin tener ninguna de las dos cosas, pero quizá sí le pueda interesar un poco a alguien lo que pueda contar y quizá no me venga mal sacar tiempo de donde no lo hay para escribir un poco en mi idioma, que lo tengo abandonado.
Si no tengo tiempo es porque trabajo mucho. Soy profesora de secundaria en un Gymnasium, en la Selva Negra, y aquí el trabajo de profesor precisa de muchas horas dedicadas a la escuela. Además de impartir mis clases, soy tutora de una clase de la que me tengo que hacer cargo y organizar. Espero poder poco a poco daros una idea de cómo es un instituto aquí –reflejo en muchos aspectos de cómo es este país-. Para empezar diré que no se deja absolutamente nada a la improvisación, todo está milimétricamente reglado y controlado, con lo cual hacer cualquier cosa requiere de una burocracia imposible y agotadora. Pero ellos –los nativos- están acostumbrados y no se dejan llevar por la pereza a la hora de organizar actividades, eventos, excursiones, conciertos, teatro… y, sobre todo, reuniones. Nos reunimos para todo, votamos para todo, discuten hasta el infinito sobre nimiedades… En fin, que nuestra agenda está hasta arriba de citas como si fuésemos personas importantísimas.
Por suerte el trabajo tiene más ventajas que desventajas, empezando por el hecho de que los alumnos son, en su mayoría, estupendos. Con esto quiero también contestar a los comentarios sobre lo mal que está la educación en occidente. Aquí el debate sobre educación también está a la orden del día, pero yo tengo claro que un instituto como el mío sería un sueño en España. Tanto para profesores como para alumnos.
Para acabar de presentarme supongo que debo contar un poco cómo acabé aquí. Ni yo misma lo sé muy bien, un buen día me dio por hacer un curso de alemán y parece que me gustó esta lengua infernal. Como para muchos, la situación laboral en España era pésima, así que me subí al tren de los que se van en busca de trabajo y lo encontré. Casi sin darme cuenta me fui haciendo una vida aquí, y ahora, por diferentes razones, entre las que está la económica, no quiero volver (¡lo que no quiere decir que no reniegue de esto y lloriquee por las esquinas por charlar con alguien en mi idioma!).
Sí, se echan muchas cosas y mucha gente de menos, pero siendo positiva veo también muchas cosas buenas aquí que también añoraría si volviese.
Espero que esto sirva como presentación, y poder seguir contándoos. ¡Un saludo!

A caballo entre Berlín y Líbano. Violencia gratuita????

Lunes, Mayo 26th, 2008

Susana y Javier son amigos, comparten la desgracia o la virtud de ser arquitectos. Despues de muchos chateos comparando los lugares donde viven, se han decidido a ponerlos por escrito y publicarlos en Global Galicia. Por lo que sus posts serán visiones de dos mundos, dos contrastes de un mismo planeta y una misma profesión.

1-kopie.jpg

En Berlín o 1º de Maio e unha festa na rua en toda regla (Straßenfest) no barrio de Kreuzberg. En vez de sardinhas hai bratwurst (tamen kebabs, non olvidemos que é o barrio turco!) e moita cerveza, cómo non. A parte deso, cando a xente de aquí me falaba do tradicional do un de maio berlinés, todos coincidían en resaltar as manifestacións “en contra de todo e todos” e “Stein werfen” (tirar pedras).

A historia empezou nos anos 80 antes da caída do muro, o 1 de maio de 1987,  cando as manifestacións de partidos e asociaciós de esquerda e extrema esquerda acabaron con coches ardendo, barricadas, e batalla campal contra o corpo policial, no sector SO36 de Kreuzberg (Berlin Oeste). En este barrio había moitas casas ocupadas e un numeroso movemento punk, que parece ser non simpatizaba moito coa policía. Ésta non conseguiu calmar as violentas protestas ata a noite seguinte, cando o persoal xa iba canso e non quedaba alcohol nas tendas….

Non quería perderme semellante acontecemento e pasei a mediodía a ver o ambiente: chiringuitos de comida e bebida, escenarios, moitos moitos altavoces ao longo de Oranienstrasse e rúas arredor de Lausitzer Platz…Voltei despois de ir a traballar (si!! o un de maio, qué vergonza!!). Chegamos a eso das 20h á estación de Görlitzer Bahnhof, xusto no medio da movida, e deunos tempo a ver as últimas  manifestacións. A xente pasaba a ambos lados da estación de metro, algúns berrando e algunha xente nova de negro e encapuchada (os que tiran as pedras), por sorte só vín voar algunha botella de cervexa…  esto de tirar cousas ten relación directa co nivel de alcohol do persoal. Tamen pasaron camións con xente tocando música e un número infinito de furgóns de policía.

O da Polizei é increíble. Hai grupos de policias por todas as esquinas. Desde o U-Bahn vimos un solar baleiro que utilizaron como centro de operacións no que había polo menos 20 furgóns aparcadinhos “por si acaso”. Van vestidos como se foran a Irak. (Bueno, eu e que son de provincias e non suelo ver estes despliegues de antidisturbios). Entre un concerto de música cigana e un de punk rock, o meu companheiro de traballo e eu encontramos un grupo de 15 plantados á beira da acera, e ao achegarme vin que a formación en tortuga “protexía” a un par de policias que levaban bombonas (gas pementa???). E todo eso e necesario..?

De todas formas estan ahí sen mais, con caras de aburridos, deixanche que te fagas fotos con eles e responden amablemente ás preguntas de turistas de investigación coma min.

Por fortuna parece que a chuvia de pedruscos debe ser algo puntual ou cada vez mais anecdótico (en 2003 e 2004 ainda houbo protestas violentas). Eso, ou cheguei tarde (por traballar o un de maio xD)

En el Libano el primero de Mayo es un dia muy normal, incluso de extremado aburrimiento. Aquí hay tensión política y sectaria todos los días del año y se han revindicado muchas cosas con violencia durante mucho tiempo. Por lo que lucha de violencia gratuita por el status de los trabajadores no se produce.

En este país comparten el mismo territorio alauitas, armenios ortodoxos o gregorianos, armenios católicos, asirios, drusos, griegos católicos, Griegos Ortodoxos, Ismaelitas, jacobitas o sirios monoteístas, judíos, maronitas, protestantes presbiterianos, protestantes congregacionales, protestantes anglicanos, católicos romanos, sunitas o musulmanes ortodoxos sunitas, chiitas o teóricos del islam, o imán shias. (Son las 18 religiones que la constitución reconoce)

Además a cada uno de ellos debemos separarlos en izquierda y derecha, desde un punto de vista político. Calculando no salen como mínimo 36 subgrupos político-religioso oficiales en el parlamento. Para acabar deberíamos incluir a medio millón de personas “sin papeles” que viven el país con estatus de refugiado, es decir los palestinos; ellos están divididos en unos 3 o 4 facciones político-militares.

Cada facción suele tener su lado político y su componente armado, más o menos presente en la vida social. Todos ellos son parte integrante del Ejército, que para que no se descomponga, debe mantenerse neutral en todas las disputas internas, sean políticas o a tiros de kalasnikof o M16.

Así, la presencia del ejército en la vida diaria es total, con chekpoints en todas las carreteras, controlando a todo el que entre y sale de la ciudad. (también los hay de la policía). Los enfrentamientos se pueden producir de un día para otro, nadie sabe donde saltaran las balas. Aunque hay zonas extremadamente conflictivas, donde es conocido que algún tiro se pegara como diversión de viernes noche. A pesar de todo el país es seguro y la vida diaria se produce con absoluta tranquilidad (se recomienda mucho el uso del móvil y llamar a destino antes de emprender un viaje interior para conocer de antemano problemas de seguridad)

Durante la última crisis armada, era alucinante saber que en tu misma ciudad había disturbios con metralletas mientras uno estaba en un cibercafé en otra zona de la ciudad. Los lugareños estaban fumando su consabido narguile como hacen en sus momentos de ocio y relación social con sus conocidos. Ahora mismo mientras escribo estas líneas, escucho millares de tiros al aire, acaban de escoger presidente para el país, y la gente esta contenta. Después de 6 meses sin presidente y 18 sin poder aprobar ninguna ley en el parlamento, la guerra civil estuvo cerca. Desde hoy domingo 25 de Mayo, la posibilidad de que estalle se aleja en el calendario; pero aún así, los tanques recorren la ciudad haciendo temblar los edificos. Esta vez le siguen centenas de coches pitando y jaleando al nuevo presidente de la nación. La música de fondo es clara y contudente, o así me parecen el sonido de las armas.

Así es Líbano, así es la reivindicación violenta. En Berlín tirar piedras es una fiesta, en Líbano disparar es rutinario y cotidiano. En fin, la violencia es gratuita en casi todas sus manifestaciones.

Quién fue el pintor que dio con su pincel todo el color verde sobre tu piel

Lunes, Mayo 12th, 2008

Quién fue el pintor que dio con su pincel todo el color verde sobre tu piel, quién dibujó las rías de tu paisaje? Quién puso en tu linaje la vida errante del afilador? Solo dios pudo poner el color y la luz que en Galicia se ve. Prudencio Romo no era un visionario, sino un genial plasmador de la realidad de que dios había estado descansando y poniendo sus dedos  aquí para crear las rías gallegas.

Está claro! Pero antes de pasar por Galicia a descansar, Dios pensó e hizo una obra maestra el primer día de la creación: El día 11 de mayo de 2008 entre Munich y El Parque nacional Berchtesgaden en Baviera. Después hizo otras obras muchas tan sorprendentes y otras ya no tan llenas de imaginación y mucho menos geniales. Como digo en este día se reúnen todas las ideas geniales del creador. Munich está desierta, todos se tuestan en la parrilla de los teutones al sol de Rimini y las caravanas de los Vikingos y Nederlandeses pasaron ayer por el cinturón de la ciudad camino del inexorable destino cuasiestival: Italia.

Desde las seis es día y a las ocho ya hace 20°C, aunque no agobia porque sopla una brisilla refrescante. El GPS se alía con el creador y no sigue por la autopista sino que nos lleva por su muestra pictórica más excelsa: Schwarzberg (Montana negra), Weissbach (Arroyo Blanco), Frauenstätten (sí también aquí hay un Vilar de Donas) y campos  peinados antes del alba por el jardinero celestial  con su  tono verde manzana y sus pinceladas de amarillo floral. Casitas de blanco inmaculado con techos de adorno pues parece que nunca hubiese nevado ni nunca más fuese a nevar. Iglesias con una, dos y hasta tres cebollas en su cúpula en función del gusto estético del arquitecto y no sólo con cebollas también con pirulies, cilíndricas o prismáticas pintadas en color pastel. Y cuestas serpenteantes con pendiente del 24%, del 18% del 12%  a gusto del consumidor tanto hacia arriba como hacia abajo, 360 grados a la derecha como 180 hacia la izquierda. Los Alpes como barrera pero también como acompañante estético excepcional: Cresta única aislada, crestas gemelas, tres crestas-dos grandes abrazando a una pequena- en fin, crestas con manto blanco en contraste con el verde primaveral para todos los gustos, incluso los más exigentes.

Y cómo no el Nido del Águila, inescrutable y de funestos recuerdos construido para el Innombrable en el corazon de su patria. Ascendemos en dos horas a pie (ATENCION ES PARA BUSES, ESTA EXPLICITAMENTE PROHIBIDO SUBIR A PIE O EN BICICLETA O CIRCULAR EN COCHE) venciendo  la norma, un desnivel de 700 m  y pasando ocho tuneles por una carretera tan barrida y pulcra que parece la calle real de La Coruña recién acicalada en una mañana de domingo. Arriba todavía dos metros de nieve y la inconmesurable visión de El mar de Piedra (das steinerne Meer) y el Lago del Rey (Königssee). En ambos puso dios especial hincapié y vertió genio y conocimiento: Millones de Metros cúbicos de roca perfectamente dispuestos con gracia y salero, miles de hectómetros cúbicos de agua en sus tres estados para que en el siglo XIX Luis de Baviera se enamorase de ellos y los declarase zonas reservadas, impidiendo la construcción de medios de comunicacion directos desde Salzburgo -a solo 15 km en línea recta- a fin de protegerlos de los turistas.

 Tenemos todavía la boca abierta de la impresión y el asombro ante tan llamativos rincones naturales, pero tenemos que seguir viendo ávidamente y llegamos a Maria Gern, iglesia pintoresca en el paisaje donde las haya, pintada con sumo esmero en el fondo verde, roca y blanco por el creador. Tanta emoción es demasiado, volvamos a la realidad de la autopista y la ciudad porque si no nos viciaremos y no querremos vivir en un sitio que no sea este, y cómo no en las rías de la cancion de Prudencio Romo.

Napoleon y Soult cabalgan de nuevo

Sábado, Mayo 3rd, 2008

Hoy, dia dos de mayo de 2008 a las once de la manana me ha hablado Daniel Gosselin, mi tutor laboral, amigo y companero de trabajo que vive en munich desde hace 22 anos, cinco mas que yo. HOY PRECISAMENTE HOY en el  200 aniversario de la rebelion contra la invasion francesa de 1808.   Daniel es Francés. NO me hablo para decirme que hace 200 anos los invasoren franceses campaban a sus anchas por la peninsula iberica.

Daniel nunca ha estado en lLa Coruna mucho menos en el jardin de San Carlos. Por supuesto no ha visto la tumba de Sir John Moore. Seguro que en un pais con batallas mucho mas recientes ni se acuerdan de Soult ni de Sir John Moore ni de la Batalla de Elviña  ya lejanos  en el tiempo. Daniel , que no es Napoleon ni el General Soult, me atacó amablemente para decirme que estaba sorprendidisimo que en la prensa francesa se habia comunicado que se estaban realizando  o se iban a realizar inminentemente envios de agua desde el río Ródano hacia Barcelona. Siguio su  ataque furibundamente amable  diciendo que en opinion de los franceses la mitad sur de Espana a partir de Madrid para abajo  (traduccion textual  mia) era un desierto y que si no se paraba la desertificacion, la mitad superior del mapa iberico tambien estaria afectada a corto plazo. Realizó Daniel  una excursion en busca de refuerzo a la retaguardia literaria en busca de abastecimientos para sus tropas invasoras comentando que en el sur de Francia donde el tiene una casa de campo pensando en el retiro tambien este ano ha habido por primera vez ,que el recuerde desde hace 50 anos, una sequia imprevista y me dijo que atencion que el agua del Ródano esta contaminada que no tendria sentido transportarla a Barcelona para el consumo humano. Finalmente me asesto un bayonetazo cumpliendo con todas las normas diplomaticas de la guerra incruenta y civilizada diciendo que en el desierto de Almeria en los invernaderos construidos en un parque natural trabajan emigrantes ilegales en estado de sobreexplotacion rayando limites inhumanos.

No puedo ser un general Moore, ni siquiera un alcalde de Cascorro o un Curro Jimenez para defenderme de tamano ataque. Hoy se defiende uno de los ataques extranjeros mostrando los datos fehacientes y creibles que muestren que los ataques son infundados.
Rojo de verguenza me voy a ver el libro blanco de las elecciones pasadas y niente, nada que sea mejor que cuadritos  en un mapa significando desaladoras ,claro sin  fecha de realizacion ni de entrada en funcionamiento, que convierten estos datos del libro blanco en un trozo de libro en blanco, que es tan ridiculo como la promesa del otro lado de plantar diez millones de arboles en no se que tiempo record.

Sin datos que llevarme a la boca y oh verguenza mia con el punzante  presentimiento de que los ataques son fundados, me lleno de verguenza propia y ajena por la actuacion politica de la clase dirigente espanola  (y de su sociedad?) cuando hablo con  mi amigo francés y aunque no se me suben los colores a la cara porque he aprendido a contener mis emociones en un curso de teatro hace muchos anos,  el corazon me duele y si tuviese cara interna esta si que estaria colorada como las cerezas del Valle del Jerte de paseo por la Feria de Peiro das Cereixas.

Esquivo el ataque del cuasi-Napoleon; cuasi-Soult moderno con un movimiento de cadera a lo Kung Fu y dejo que pase de largo, sin hacerme mas mella que la subida de colores  y el dolor de corazon internos,  con la esperanza de que su camino al corazon de Espana llegue a nuestros  generales de tropecientas estrellas como una andanada directa en la que esta escrita : autoridades politicas espanolas despertad ! el enemigo os ataca y os dice que no habeis sido capaces en treinta anos  de democracia de hacer un plan de conservacion de la naturaleza viable que evite la desertizacion en gran parte del territorio espanol.

La segunda andanada tambien rozandome la cabeza pasa de largo con la intencion de  que alcanzar a la mismas autoridades y golpearlas donde mas les duela a ver si se dan cuenta de que se requiere un plan para toda la vida y no simplemente a dos o tres anos vista que resuelva el abastecimiento de agua definitivamente no solo de la costa mediterranea y andalucia sino tambien del interior de la peninsula.

El alcalde de Mostoles os avisa prebostes de la politica, Napoleon cabalga de nuevo, esta entre nosotros desde hace treinta anos avisandonos con andanadas literarias de los peligros que os acechan y vosotros continuais dormidos tirandoos los trastos a la cabeza y dejando que la manzana de la sociedad se pudra no por falta de agua o por la desertificacion de espana (que poco o nada os importan) sino por el  gusano de la financiacion de los partidos (que si os dan de comer) a costa de la corrupcion inmobiliaria  salvaje y deseada.

Quizas no seria tan malo dejar que Napoleon nos invada cada cien o doscientos anos de nuevo en el aniversario del 2 de mayo de 1808 , al menos literariamente, para hacernos ver que el modelo frances de conservacion de la naturaleza  (lease los bosques plantados por el cardenal Richelieu in illo tempore) han dado su fruto muchas generaciones despues.

Pero estemos alerta tambien nosotros probos ciudadanos de segunda, tercera y cuarta, porque despues del dos de mayo vino el tres de mayo y aqui pagaron los pobres y los probos e incluso los llenos de pobruz de turno por los errores de los inutiles  y carisimos prebostes de la politica. 

Paul Valery e o lago de Starnberg

Lunes, Abril 21st, 2008

Pasan corenta minutos do mediodía deste 20 de abril e as tres cerdeiras da rúa indican calladas de frores brancas que hai un mes estamos en primavera. Imos en bicicleta pola veira da igrexa de Santa Cunegunda e o asilo de vellos de San Xosé, e despois chegamos á zona dos chalés cheos de flores no xardín antes de chegar ao río das miñocas chamado Würm aquí.

As paisaxes son de ensoño con bidueiros, castaños de indias, sauces chorós a veira dun río de augas cristalinas descendo dos Alpes. De cando en vez, campos enormes de trigos recén nados e chans como na meseta.

Agora una igrexia con cúpula de cebola e interior barroco. Acola a roda hidráulica dun muiño que xa non moe en aras do progreso, despois unha casa do século dazanove, reconstruida porque na guerra quedou todo arrasado, con dous pináculos invitando as bruxas a vivir nela. Unha hora despois de lenta pasexada entramos no costaneiro val dos muiños. Costa arriba, costa abaixo sempre na compaña de castaños de indias que abrochan con forza, e doutros que están aínda medio calvos sin enterarse que o frío quedou atrás.

Alí na volta número cen quedan dous pescadores de troitas. O camiño esta cheo de ciclistas pletóricos de forzas e de familias que sobre as dúas rodas disfrutan das raiolas de sol que pasan entre das ramas estiradas coma bruxas en danza de nouturnio xa equinocial. Pasamos pola fonte de Perico (Petersbrunnen), cecais ca igrexa barroca máis pequena do mundo, disque amais do cura so cabe un feligrés e ten que estar de pé.

Ao fin do camiño (27 a 30 kilometros) a xoia da coroa, o lago glaciar mais romántico que se poida imaxinar. Imaxínate veleiros e iates a 600 metros de altura sobre o nivel medio do Atlántico. Ponlle un paseo marítimo cheo de xente exótica. Augas límpidas, vívidos e presumidos charráns artigrados asubían máis que piar, cisnes enparellados poñen acentos de conto dos irmáns Grimm á postal de ensoño.

E como trasfondo a impoñente figura do xigante entre das montañas o emperador salvaxe (Wilder Kaiser), que orgulloso mostra a súa figura sobresaíndo sobre dos outros xigantes de pedra cual primus inter pares. Si fora poeta e francés, e para máis siñais se chamase Paul Valéry e tivera xurado desexar ser enterrado en Sète frente aou Mediterráneo e vira desde o ceo esta postal, abxuraría inmediatamente da miña promesa e trasladaría eu mesmo a miña tumba hasta este paraíso na terra para ver os veleiros, os lagos, ao Wilder Kaiser e aos seus irmáns. Nesta tumba non sería o primeiro romántico, xa foi elexida hai unha xeira por o rei romántico mecenas de Wagner, que por incomprendido pasou por tolo, sí o Luis segundo de Baviera.

Desgraciadamente non son francés e moito menos poeta e estou atado como Prometeo encadeado e mórdenme as entranas as aguias de levares na miña sangue escrita a obriga de ser enterrado en plan polígono industrial en Feáns. Deus me colla confesado.

A gaita e o “tracht”

Jueves, Abril 10th, 2008

Un 20 de diciembre de 1990 llena el alma de los valores éticos mamados en casa (hay que ser honrado y trabajador),  siguiendo el sabio consejo paterno “os pais teñen que deixar aos fillos” (que en realidad significa lo contrario: es lógico que los hijos funden una familia y para ello abandonen el hogar paternomaterno) y con las alforjas del mulo mecánico C5070F hasta los topes, emprendí el camino del destierro espiritual.

Atras quedaban 50% de trabajo serio, 50% de cachondeos y risas, juerga y facilidad de resolver los problemas del mundo. Enfrente tenía primero Burgos, donde doña Esperanza de Castilla esperaba y esperaba para emprender a dúo el sendero que seguía luego por Francia y Suiza y tenía como destino la Baviera profunda. ¿Baviera? ¿Profunda? Jolines, Pingüinilandia debían llamarla: 20 a 25 grados bajo cero la primera semana de llegada aquí, con calles convertidas en pistas de patinaje exentas de patinadores: ¿Dónde está la gente en Munich en Navidad? ¿y el día después? ¿y el tercer día de Navidad?

Pero como dice, cada vez con mejor voz, Pucho Boedo: “Los días hacen meses, los meses años, los años siglos y el tiempo va cambiando valles y montes, mares y ríos………” .Y la primavera sigue al invierno, el verano a la primavera y el otoño al verano y al año 90 sigue el 91 y así sucesivamente. Las alforjas de mi mula mecánica se fueron vaciando para llenar una vida aquí que se nutria de recuerdos y buenas imagenes.  Pero transcurridos 17 años que constituyen casi un 35 por ciento de mi vida, me doy cuenta que ya la gaita de Seivane está echando telarañas en el armario de la oficina donde escribo estas letras, que el mar rudo del Orzán se me acuerda cada vez menos y es sustituido con frecuencia por la imagen de la cadena de los Alpes, a 100 km de distancia, que en los días de buena visibilidad contemplo con deleite desde la loma del parque del oeste, conjuntamente con la silueta recortada de una iglesia y un rascacielos, el ribeiro (que a veces parecía matarratas: esto no es una crítica es una anotación cariñosa y se refiere a hace más de veinte años) de los bares de la Galera ha dejado paso a hectolitros y hectolitros de jugo de cebada procedente de las campiñas de la Baviera baja, y hasta el año pasado contra la prohibición expresa de doña Esperanza de Castilla me he comprado un “tracht” (leer trajt), traje tipico bavaro con pantalón corto y chaleco para ir a la feria de la cerveza con los colegas de la ofi.

Que nada, que si en vez de estar aquí casi un 35 % de mi vida, llego a estar un 50% más uno, y aquí concluyo mi divagación, preveo que ni siquiera peregrinaré el 25 de julio al cruceiro del parque muniqués donde la Asociacion de Gallegos en Munich celebra la romeria del Santo matamoros. “Deus me arrede” que decía mi bisabuela Pepa! (transcripción literal de mi madre, que yo a Pepa no la conocí). Hasta la proxima.