La Voz de Galicia lavozdegalicia.es - blogs | Inmobiliaria | Empleo | Mercadillo

Implantes mamarios, embarazo y lactancia

Escrito por Javier Cerqueiro
14 de mayo de 2008 a las 13:12h

Todos los expertos coinciden en señalar que la silicona no tiene afectos en la concepción y desarrollo del  bebé de modo que la lactancia materna es compatible con los implantes mamarios de silicona.

Si la paciente lo desea y secreta suficiente leche, puede lactar con seguridad a su bebé. Muchos especialistas en nutrición infantil recomiendan con vehemencia la lactancia materna por  implicar ventajas para el bebé especialmente en las primeras semanas de vida, entre ellas ventajas de tipo inmunitario.  Esto no quiere decir que el bebé no pueda desarrollarse con total normalidad con leche no materna.

Una consideración paralela, menos importante, pero relevante al capítulo que nos ocupa son las consideraciones sobre la forma mamaria. Es cierto que con el embarazo y la lactancia el volumen mamario aumenta. Con ello la piel  y los tejidos blandos que sujetan la mama ceden.  Al acabar la lactancia el volumen mamario disminuye y el resultado puede ser frecuentemente el descendimiento de la mama y su flacidez. Si esta produce un desequilibrio estético que afecta a la paciente el tratamiento de aumento mamario por si sólo puede ser insuficiente y debe acompañarse de la elevación de la mama, intervención denominada mastopexia.

En el caso de que la mujer sea portadora de implantes antes del embarazo y la lactancia una posibilidad que puede darse es que después de éstas etapas la mama descienda con respecto a la situación inicial y el volumen también descienda. En estos casos puede ser precisa cirugía de revisión para optimizar la forma y volumen mamarios. Este hecho debe ser considerado antes de someterse a la cirugía de aumento mamario ya que algunas pacientes con perspectivas cercanas de embarazo prefieren esperar a completar su familia antes de intervenirse. Debemos no obstante matizar que si existe muy poco tejido mamario antes del embarazo es menos probable que el incremento de volumen sea tan significativo como para inducir al grado de descolgamiento al que hemos hecho referencia. En otras palabras, hay dos grandes grupos de indicación de aumento mamario, el primero es en casos de un desarrollo deficiente en la pubertad y el segundo la involución sufrida después del embarazo y/o lactancia.

La frecuente confusión entre botox y rellenos.

Escrito por Javier Cerqueiro
6 de mayo de 2008 a las 18:01h

La confusión entre botox y relleno es frecuente entre pacientes, seguramente debido a que ambas sustancias se aplican mediante inyección con finas agujas (a menudo con anestesia tópica – crema anestésica. En realidad ambos tratamientos utilizan sustancias bien diferentes y sus mecanismos de acción también lo son.

El botox, vistabel o toxina botulínica se utiliza con fines diferentes al relleno. Lo aclararemos facilmente:

Con el botox buscamos borrar o reducir las arrugas de tipo dinámico que se producen con el movimiento de ciertos músculos faciales, por ejemplo: los músculos que contraen el entrecejo. Reduce así  la contractilidad de ciertas partes del rostro estratégicamente con un fin predominante estético teniendo además otras aplicaciones como mejorar en ocasiones dolores de cabeza tensionales o reducir la sudoración axilar o de las manos.

Los rellenos buscan incrementar volumen en zonas con déficit de tejido blando, en pliegues faciales, zonas deprimidas, siendo una aplicación típica los labios, o las arrugas entre los márgenes de la nariz y los extremos laterales de la boca.

Rellenos: Envejecer y rejuvenecer con naturalidad.

Escrito por Javier Cerqueiro
5 de mayo de 2008 a las 22:29h

Las sustancias de relleno facial son motivo de constantes consultas y preocupación por parte de los pacientes, especialmente por los posibles efectos nocivos a largo plazo. Las opciones menos inmunogénicas, es decir, que pueden provocar menos rechazo por parte del organismo son precisamente las que el organismo reabsorbe. Dos  ejemplos de sustancias seguras son el gel de ácido hialurónico (según el tipo de mayor y menor duración) y la grasa propia procedente de zonas del cuerpo en las que “sobra” grasa (ésta podría mantenerse incluso años en zonas del rostro si el injerto se integra adecuadamente en los tejidos infiltrados).

Tanto el ácido hialurónico como la grasa “autóloga” -del mismo paciente- se han popularizado de forma extensiva tanto como tratamiento único como complemento de otros procedimientos de cirugía plástica facial (lifting minimamente invasivo, lifting facial tridimensional, blefaroplástia o rejuvenecimiento de párpados, etc), esto se debe a que son mayoritariamente predecibles.

El rostro experimenta cambios tridimensionales, en su contorno, con el paso del tiempo. Antes de cualquier  tratamiento para corregir el adelgazamiento o atrofia de los labios, de los pómulos, del tejido blando en el entorno de los ojos (cejas, frente), del mentón, es preciso el análisis de todas las partes del rostro teniendo en consideración su edad, la arquitectura del cráneo del paciente, sus características raciales, su género y expectativas. El relleno excesivo de una parte del rostro puede romper un armónico equilibrio facial, es decir, en lugar de embellecer crea distorsión. Esto también explica que los rellenos permanentes, precisamente por no cambiar en volumen, pueden pasar de ser óptimos en un momento a excesivos después de varios años.

El preciado mercado de la silicona y el respeto a la evidencia científica

Escrito por Javier Cerqueiro
16 de abril de 2008 a las 22:29h


mamas.jpg

En relación al debate sobre la demanda de un cirujano a la empresa corporación dermoestética, es una lástima que por razones de falta de cohesión entre empleado y empleador se lleguen a discusiones que probablemente causen más alarma que ayuda a la población. Todas las marcas de prótesis utilizadas por cirujanos plásticos en España (Mentor, Silimed, McGhan, Sabbin, Eurosilicon, Perthese, etc) están sometidas a exhaustivas regulaciones y están reguladas por la directiva 93/43 de la CEE. La evolución de la constitución de las prótesis ha mejorado con el tiempo y en la actualidad las prótesis de silicona de gel cohesivo son consideradas seguras y fiables. Los estudios sobre encapsulamiento (contractura), infección, etc que hay en la literatura científica especializada arrojan tranquilidad sobre el comportamiento de la prótesis a largo plazo, y ninguna marca de prótesis está libre de la posibilidad de encapsulamiento o de rotura. La incidencia de encapsulamiento, la complicación más frecuente, ronda el 5% y la de rotura es mínima. Además es importante indicar que seguramente igual que las prótesis no son nunca perfectas (son en realidad un cuerpo extraño más o menos inerte como toda prótesis médica), existen factores diferentes a la manufactura de la prótesis que condicionan este tipo de complicaciones.

En la noticia arrojada por El País llama la atención que una paciente declara complicaciones en la forma de las mamas y endurecimiento de las mismas; al respecto conviene hacer dos comentarios. El primero es que la forma de las mamas, o la incorrecta posición de las prótesis responde generalmente, aunque no siempre, a un problema técnico en la creación del espacio que va a ocupar la prótesis. El segundo es que el encapsulamiento se puede dar sea cual fuere la marca de la prótesis utilizada. El encapsulamiento de la prótesis mamaria se puede producir con más frecuencia si 1.- no se ha detectado un hematoma o exceso de sangrado postquirúrgico, 2.- si se ha producido una infección sub-clínica sin síntomas obvios, 3.- si la cirugía se realiza por parte del cirujano con el mínimo trauma para los tejidos en los que se ubicará la prótesis. Todos estos factores afectan en general un resultado óptimo de un aumento mamario. Son muchos los detalles técnicos a tener en cuenta para que el resultado de un aumento mamario sea el óptimo como para enumerarlos en este espacio limitado.

Otra lectura sobre la expansión que se le ha dado a la noticia es que las compañías fabricantes de prótesis o implementos médicos también se benefician o perjudican entre ellas con cualquier noticia que aparentemente deje a unas en entredicho y a otras no. El precio de las prótesis es curiosamente irrisorio cuando se pagan en lotes, en ocasiones con reducciones que llegan al 20-25% del precio original según cuántas se compren. En otros ámbitos, el oro si realmente lo es se vende a precio de oro y no se reduce su precio a la cuarta parte por mucho que los bancos nacionales lo precisen en grandes cantidades. Este es otro dato que tiene en cuenta el marketing y las guerras de precios entre compañías, es decir una cuestión nada científica o relevante a las pacientes. En mi opinión, por tanto, ningún cirujano plástico y menos un representante de una colectividad de cirujanos (tipo SECPRE, etc) debe tomar partido por ninguna marca de prótesis ya que la evidencia científica debe avalarlo y de hecho como cirujanos plásticos nos debemos a la máxima seguridad de nuestros pacientes. Autoridades mundiales en la investigación sobre aumento mamario utilizan una variedad de marcas satisfactoriamente y este tipo de planteamientos y debates no se producen de esta forma en foros científicos internacionales de prestigio.

Mientras tanto, lo realmente importante es que las pacientes portadoras de prótesis de silicona pueden sentirse tranquilas en el sentido de que la FDA (Food and Drug Administration) americana de los Estados Unidos ha investigado exhaustivamente las prótesis mamarias de silicona durante más de una década y no ha encontrado relación causal entre cáncer mamario, enfermedades del tejido conectivo, etc y prótesis mamarias de silicona. El encapsulamiento (se trate de la marca de prótesis homologada que sea) es una posibilidad que todo paciente tiene que conocer antes de ser intervenido porque puede requerir ajustes en el futuro y afectar la forma mamaria.

Una especialidad no siempre bien entendida

Escrito por Javier Cerqueiro
11 de abril de 2008 a las 12:08h

La vocación de este blog es aclarar cuestiones generales sobre la especialidad médica de Cirugía Plástica Estética, y especialmente temas que estén de actualidad.

0007afroditaypansigloiacbellaybestiadiabolica.JPG

La denominación de la cirugía plástica nace de la palabra griega Plastikos, que indica moldear o dar forma. Nuestra especialidad médica ha avanzado hasta la actualidad de forma fascinante, existiendo ya textos egipcios del año 3000 a.C. o sánscritos en la India del año 2600 a.C. que describían operaciones para cambios de la forma facial y corporal. La buena práctica de la cirugía plástica, muchas veces no bien entendida o considerada incluso frívola, ayuda a muchas personas a recuperar y mejorar salud. La Organización Mundial de la Salud (OMS) define salud como un estado de bienestar psíquico, físico y social y no sencillamente como un estado de ausencia de enfermedad. La cirugía plástica estética no está destinada a absolutamente todas las personas que no vivan cómodas con su fisionomía, ya que la indicación de operar o no debe partir de bases psicológicas y físicas óptimas y además las expectativas del paciente deben ser realistas; en otras palabras, ajustarse a los resultados obtenibles con el tratamiento o tratamientos.

Este blog no es una consulta on-line

Cada paciente presenta siempre características que lo hacen único, es por ello que éste blog no es ni puede ser considerado una consulta médica on-line. El único lugar idóneo para poder ser evaluado e informado como paciente adecuadamente es la consulta médica directamente con un médico especialista. Sólo en ese entorno de confidencialidad, confianza y pudiendo dedicar el tiempo suficiente es posible el examen y obtener toda la información aplicable a cada caso en particular. La evolución de la medicina en general, y de la cirugía plástica y la anestesia en particular ha permitido que se realicen con seguridad procedimientos impensables hace pocas décadas. Este blog tratará de aclarar dudas comunes sobre estas técnicas, tanto las propiamente quirúrgicas como las menos invasivas, como por ejemplo las realizadas mediante inyecciones.

Quirófano

Un principio fundamental que rige la medicina es el minimizar los riesgos al paciente

El riesgo existe en el ejercicio de cualquier rama de la medicina por ello es necesario que cualquier persona buscando un tratamiento conozca que riesgos existen y que posibles efectos secundarios se pueden producir, estos riesgos deben ser informados en la consulta médica antes de cualquier intervención. Los profesionales de la cirugía plástica no sólo deben poseer la titulación oficial adecuada de médico especialista en cirugía plástica, reparadora y estética sino que es nuestra responsabilidad actualizar nuestros conocimientos y prácticas de modo continuado. Una importante contribución a ello parte de la Sociedad Española de Cirugía Plástica Reparadora y Estética (SECPRE), que cuenta con programas de formación continuada que complementan los esfuerzos a nivel individual de cada cirujano plástico miembro. Tan necesaria es la correcta formación del cirujano como la idoneidad de los centros sanitarios en los que se realizan los tratamientos o procedimientos. Tanto los centros de carácter hospitalario como las clínicas están reguladas y deben ser autorizados oficialmente. Esta oficialidad exige inspecciones en las que se revisa el cumplimiento de normas que implican una mayor seguridad para nuestros pacientes.